Diario de Sesiones 62/2017, de fecha 8/2/2017 - Punto 8

9L/C-0767 Comparecencia del Gobierno -consejera de Educación y Universidades-, instada por el Grupo Parlamentario Nueva Canarias (NC), sobre financiación de las escuelas infantiles.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Seguimos con la siguiente comparecencia, de la consejera de Educación y Universidades, sobre financiación de las escuelas infantiles, promovida por el Grupo de Nueva Canarias.

Señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Muchas gracias, señor presidente. Señora consejera, buenos días. Las cosas de la edad y, bueno, nos vamos convirtiendo en cegatones y para algunas cosas es imprescindible tener las gafas para ver con claridad (refiriéndose a que, al comenzar su intervención, tuvo que volver a su escaño a buscar las gafas, que había olvidado). En más de una ocasión se las recomendaría a este Gobierno y a su consejería, señora.

Hablamos una vez más, y no va a ser la última, de educación infantil 0-3. Yo, cada vez que meto una iniciativa de este tipo, son numerosos los diputados y diputadas: "¿pero otra vez vas a meter algo sobre educación infantil 0-3 años?" Pues sí. Y me temo mucho que lo vamos a seguir haciendo durante algún tiempo más, porque estamos hablando, sin duda, de la gran asignatura pendiente en materia educativa de este Gobierno. Y del anterior Gobierno también, porque fue el responsable de retirar, como ya hemos denunciado en numerosas ocasiones, las aportaciones -escasas, por cierto- que se hacían para sostener el sistema público, de calidad, educativo en materia de 0 a 3 años y, como hemos denunciado, hubo un momento en que, tomando esa decisión, dejó solos a ayuntamientos y familias en esa etapa educativa.

Pero llegó el nuevo Gobierno y en esa forma, repetida tantas veces, de hacer las cosas distintas, pues resulta que no, que en esto, pues, ha continuado haciendo las cosas exactamente igual, y en el presupuesto de 2016 y en el presupuesto de 2017 volvíamos a contar nuevamente con cero euros para apoyar a ayuntamientos y familias en una etapa educativa absolutamente fundamental.

Por tanto, para nosotros, en esta etapa nueva, en materia educativa este es el gran fracaso de este Gobierno. Y, señora consejera, es el gran fracaso de su consejería. No hemos tenido reparos en reconocerle algún éxito, por supuesto. Por ejemplo, entiendo que están haciendo una labor muy buena, con una muy buena orientación, en materia de formación profesional. Pero hoy no hablamos de formación profesional, hoy hablamos de educación infantil 0-3 años y en eso, señora consejera, le puedo garantizar, al menos desde nuestra opinión, desde la opinión de Nueva Canarias, que es la gran asignatura pendiente y el gran fracaso de su consejería a día de hoy.

Voy a hacer también aquí el recorrido histórico-artístico de cómo ha ido produciéndose, en los últimos tres meses exclusivamente, cuando hablamos de financiación y el porqué solicité yo esta comparecencia, que lo hice en el mes de noviembre. ¿Y sabe por qué lo hice? Lo hemos comentado en alguna ocasión: porque la Fecam -esa que también todos respetamos, cuando nos interesa, pero, cuando no nos interesa, no lo hacemos- solicitaba en aquel momento a la consejería recuperar la financiación a las escuelas infantiles en el presupuesto del año 2017. Vimos como en el borrador del anteproyecto de ley no aparecía ni un solo euro a escuelas infantiles, incumpliendo lo que se planteaba desde la Fecam; vimos como logramos, a través de una enmienda de Nueva Canarias, incorporar a través de la ponencia de Presupuestos, en concreto a las partidas del Fdcan, 80 millones de euros a servicios públicos, en concreto, 12 a Educación y, de esos 12, 5 para recuperar las partidas a Educación Infantil 0-3 años. Por cierto, cuando logramos esto... lo digo porque algunos o algunas se rajan las vestiduras cuando suben a este estrado e incluso llegan a decir que insultamos a cabildos cuando planteamos que algunos no van a ser capaces de gastar todo el dinero comprometido, y lo reitero, no van a ser capaces. Esto no significa hablar de la incapacidad como insulto, sino como capacidad de gestión en un momento determinado cuando llegan algunos recursos y veremos, tiempo al tiempo.

Por cierto, no fui capaz de escuchar ni un solo reproche a algún dirigente de su partido cuando, de manera democrática en este Parlamento, conseguimos cambiar el destino del Fdcan en esos 80 millones de euros e incluso llegó a decir, por ejemplo, y eso sí es un insulto a la democracia, que eso era un golpe de Estado a las instituciones. Pero como eso ya quedó atrás, cuando logramos incorporar el dinero, esos 5 millones, en el presupuesto, volvimos a perder, de manera legítima, esa es la democracia, y se consiguió que ese dinero se volviera a destinar a aceras, asfalto, farolas y parquin.

Por tanto, este Gobierno y esta consejería son responsables de la situación de la educación infantil 0-3 años, y hablaremos un poco de eso en la segunda parte, pero, sobre todo, y poniendo en evidencia esto y exigiendo al Gobierno que de una vez por todas recupere ese dinero, yo voy a intentar en esta comparecencia aportar un elemento nuevo.

Tenemos enfrente el pacto social y político por la educación, en breve, a nivel estatal y, fruto de ese pacto, si todo sale bien, podríamos tener una ley de consenso. Y ahí es donde yo hago un llamamiento a todo el Parlamento para ver si somos capaces de ponernos de acuerdo y desde aquí lanzar un mensaje, en muchas cuestiones Nueva Canarias lo hará, pero al menos en esta materia, de exigir una educación infantil 0-3 años universal y gratuita en todo el Estado y, obviamente, en Canarias. Y sé que tiene que ser allí, por ley, y, además, por financiación, porque Canarias no podría asumirlo.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Campos.

Para su primera intervención, señora consejera de Educación y Universidades.

La señora CONSEJERA DE EDUCACIÓN Y UNIVERSIDADES (Monzón Cabrera): Buenos días, señorías. Buenos días a todos.

Le agradezco, señor Campos, la oferta de las gafas -creo que me las ofrecía, no se oye muy bien a veces desde el escaño-, pero yo tengo las mías y, bueno, en este caso, aquí la mayoría de las veces no las necesito, pero le agradezco su oferta.

Señoría, usted terminó su intervención contestando a la cuestión que usted mismo plantea. La educación infantil es una asignatura pendiente, pero si es una asignatura pendiente es del propio Estado, que regula la educación infantil en dos ciclos. Uno de ellos, que es el que tenemos asumido, el de 3 a 6, no es obligatorio pero sí es gratuito, y por eso los niños de 3 a 6 años están escolarizados, y la etapa de 0 a 3 ni es gratuita ni es obligatoria. Por lo tanto, más allá de lo que reconozcamos y de lo que todos estemos de acuerdo, que lo hemos hablado en muchísimas ocasiones, que todos estamos de acuerdo en que es una etapa fundamental y que es una etapa educativa porque lo reconocer la ley, otra cosa es cómo afrontamos y qué instituciones tienen que afrontar y qué competencias.

Por lo tanto, ha terminado usted perfectamente: hay que plantear una batalla a nivel de Estado. Cuando el Estado plantee que la educación infantil es obligatoria y es gratuita, tendremos... y que ponga los recursos, evidentemente. Muy bien.

Como sabe, la configuración actual de la educación infantil en todo el Estado deriva de la LOE, que definió un modelo que apostaba por adelantar con carácter general la edad de escolarización del alumnado con el argumento de lograr así un sistema más exitoso y con menores tasas de abandono. Un argumento que, por cierto, recoge la propia ley canaria de educación no universitaria y que no cuestionamos, sino todo lo contrario.

Por eso, señoría, trabajamos en el cumplimiento de nuestra competencia legal, que es la planificación y la promoción de nuevas plazas de educación infantil, de manera que se vaya incrementando de forma progresiva la oferta a disposición de las familias para esta etapa de la educación que, aun siendo importante en todas las normativas, desde la estatal a la autonómica, repito, se sigue considerando no obligatoria y no gratuita.

Y como en todo trabajo serio, señoría, lo primero que hemos de hacer es conocer el grado de implantación de la enseñanza que queremos promover, saber cuál es su distribución geográfica y dónde debemos fomentar un crecimiento de plazas; incluso debemos evaluar dónde existe un exceso de oferta para educación de 0 a 3 años. Por lo tanto, no queda más que remitirnos a alguna cifra oficial, por ejemplo, el padrón del año 2015.

Según los datos del Instituto Canario de Estadística, la población empadronada de 0, 1 y 2 años, que es la que compone el primer ciclo de Educación Infantil, era de 48 337 posibles alumnos y alumnas. Para atender a esta demanda, contamos en las islas en estos momentos con 12 580 plazas, que están abiertas, operativas y a disposición de las familias para la atención de niñas y niños de 0 a 3 años. Si atendemos a esas cifras, y a expensas de conocer el dato oficial de población del 2016, la cobertura actual de escuelas infantiles en las islas es del 26 %. Es decir, que hay más de una plaza abierta por cada cuatro menores. Por lo tanto, hemos de tener claro que no existe una situación de desasistencia total a este colectivo. Es una situación mejorable, por supuesto, como todas en educación. Es una materia en la que trabajamos, pero en la que no podemos ser alarmistas y transmitir la imagen de que no existe atención a esta etapa en Canarias.

El Plan Sectorial de Escuelas Infantiles de Canarias del año 2006, basándose en recomendaciones europeas, fijó el número de plazas mínimo para dar respuesta a las necesidades de la sociedad en un 20 % de la población objetivo. Por otra parte, el informe de la Unión Europea de mayo del 2013, sobre la actualización de la Estrategia 2020, aprobada en Barcelona, habla de un objetivo del 33 %, pero en todo momento se refiere a plazas de guardería, incluso llega a hablar de clubes infantiles. Y todo porque las referencias al respecto se han generado en la Unión desde el punto de vista asistencial para menores de 3 años y sobre todo con el fin de conciliar la vida laboral y personal. De hecho, en el informe 2013 se llega a poner de ejemplo la evolución de Francia en la cobertura, cuando su sistema de cobertura se basa en los asistentes maternales, es decir, cuidadores particulares.

Por otro lado, al margen de estos centros operativos, en la consejería tenemos ya 59 solicitudes para centros de nueva creación, que estamos tramitando en estos momentos, por lo que es previsible superar en mucho ese porcentaje en poco tiempo, y eso simplemente con la actual situación.

Pero es que, además, estamos ultimando un plan para esa etapa educativa que contendrá acciones concretas para aumentar aún más la dotación de la etapa, como la localización y puesta en marcha de inmuebles públicos vacíos que puedan ser reconvertidos o la flexibilización, en lo posible, de toda la normativa que permita mantener puestos de trabajo y cualificar al mayor número de trabajadores y trabajadoras al nivel que exige la normativa de escuelas infantiles.

Porque no olviden, señorías, que la disposición adicional decimonovena de la Ley Canaria de Educación no Universitaria, en su apartado 4, establece que: "El Gobierno desarrollará un plan que facilite el acceso a la titulación de los trabajadores y trabajadoras que, durante años, llevan impartiendo estas enseñanzas, ofertando la formación necesaria para que puedan completar los módulos profesionales precisos para obtener el título de técnico superior en Educación Infantil, sin que estos procesos generen inestabilidad laboral injustificada, priorizando la puesta en marcha del procedimiento de reconocimiento de las competencias profesionales adquiridas a través de la experiencia laboral y aprendizajes no formales, especialmente dirigido a las personas que han trabajado en centros de 0 a 3 años que no tienen la cualificación profesional requerida, con el objetivo de garantizar la cualificación necesaria para facilitar el mantenimiento del empleo y la continuidad de los proyectos empresariales y/o de emprendeduría". Y el esfuerzo por ese mantenimiento del empleo se traduce, señoría, por ejemplo, en el trabajo continuo que realiza este departamento con las personas y municipios responsables de antiguas guarderías que no han terminado su reconversión a escuelas infantiles y a las que prestamos apoyo continuo para que culminen los expedientes iniciados antes del fin de 2014, la fecha límite fijada inicialmente para iniciar esa conversión.

Es el caso, por ejemplo, de 20 centros municipales que se vieron afectados por la Ley de Racionalización de las administraciones públicas del 2013, y el endurecimiento de los informes y condiciones exigidas para mantener esta actividad. Con ellas colaboramos activamente con la expedición de informes justificativos de que no existe duplicidad con otros servicios del entorno y en otros trámites administrativos. Desde el año 2014, hemos tenido que cerrar 27 expedientes cuyos promotores no los pudieron llevar a buen término, 10 de ellos de conversión de antiguas guarderías. Por otro lado, mantenemos 26 centros en proceso de conversión, que suman 1556 de las plazas existentes hoy en día. Este, señorías, es uno de los aspectos en los que la consejería colabora y trabaja codo con codo para mantener y expandir la oferta en primer ciclo de Educación Infantil.

Otros aspectos fijados en la normativa señalan cómo debemos elaborar un mapa de educación infantil en Canarias, así como un plan para atender las necesidades de escolarización en esta etapa. Dos documentos a los que ya me he referido. Además, se establece que el Gobierno regulará la oferta de ludotecas y locales para uso infantil y asegurará el cumplimiento de la normativa vigente, de tal manera que se respeten los requisitos, programas y horarios adecuados para garantizar la idónea atención a los niños y niñas que atienden, sin que ello suponga sustituir las escuelas infantiles.

Y, señorías, en estas referencias a la normativa, permítanme que vuelva a remitirme una vez más a las competencias específicas que esa normativa sitúa en el ámbito de las comunidades autónomas y no solo a Canarias, que es incrementar, promover el incremento progresivo de la oferta de plazas públicas en el primer ciclo.

En definitiva, señorías, reitero que las competencias de la materia asignada directamente a la consejería autonómica por la legislación vigente son las de planificación y de gestión. Puede dar por descontado que esta consejería trabaja para esta y para todas las etapas educativas y que cumple con su obligación y con las competencias que la ley le atribuye.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, consejera.

Turno de los grupos no solicitantes. Por el Grupo Mixto, señora Mendoza.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Gracias, presidente. Buenos días, señora consejera.

Nuestro considera fundamental la educación de la etapa infantil de 0 a 3 años, pues es el momento en el que se produce el desarrollo inicial del niño. (Se reincorpora a su lugar en la Mesa la señora presidenta).

La escolarización en esta etapa es importantísima, no solo para el menor y su desarrollo personal, social, cognitivo o afectivo, sino también para muchas familias para las que representa la única vía para que sus hijos obtengan una educación integral, además de una alternativa a la necesidad de la conciliación entre la vida familiar, laboral y personal.

En Canarias es elevado el porcentaje de familias que dependen de las escuelas públicas, un recurso esencial que requiere mayor financiación. Tenemos que evitar que los niños con menos recursos se queden sin opción a una educación, a socializar con otros niños, a aprender determinadas conductas o a adquirir competencias y destrezas. Hablamos, en definitiva, de un desarrollo completo que solo se obtiene en la escuela y especialmente en edades tempranas.

Si tenemos clara la importancia de la educación, empecemos por la base, creemos más plazas, creamos más plazas públicas para los alumnos de 0 a 3 años, con la que, estamos seguros, mejorarían los índices de abandono escolar y se generarán más puestos de trabajo en el ámbito educativo.

Hasta el momento, ha habido serias dificultades y un gran esfuerzo por parte de los ayuntamientos para lograr el mantenimiento de algunas escuelas; todos sabemos lo escasos que son los recursos actualmente de los ayuntamientos. Por tanto, la situación es límite en muchas corporaciones y se teme el cierre de más centros.

Tenemos entendido que, de las 221 escuelas infantiles públicas que dependen de la Consejería de Educación, ninguna es cofinanciada por el Ejecutivo regional. Señora consejera, ¿cuándo se prevé publicar el reglamento de gestión de estas escuelas?

Con base a lo expuesto en la Ley 16/2014, Canaria de Educación no Universitaria, y el Decreto 201/2008, y tras lo abordado por la Fecam, consideramos con la máxima prioridad debe asegurar un sistema educativo estable, apoyado en un amplio consenso social y sostenible desde el punto de vista financiero, un modelo que, sin embargo, no parece estarse dando en las escuelas infantiles.

Debo de subrayar que nuestro grupo parlamentario aplaude la creación definitiva de cinco escuelas infantiles en Tenerife, Gran Canaria, Fuerteventura y La Gomera, que hasta el pasado julio, momento de la aprobación, operaban de manera provisional y que supondrá 307 plazas más para el alumno de 0 a 3 años.

Confiamos, además, en que esta sea la dinámica general, de modo que se promueva un incremento progresivo de la oferta de las plazas públicas en este primer ciclo, que haya más cooperación y que se atribuya un papel destacado en esta materia a las corporaciones locales, pues de otra manera difícilmente podrán asumir los costes que conlleva la oferta educativa para las edades más tempranas.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Mendoza.

Turno ahora del Grupo Podemos, señora Del Río.

La señora DEL RÍO SÁNCHEZ: Señora presidenta, señorías.

Volvemos a hablar, coincido con el compañero Luis Alberto, de un tema que es súper importante. Y la LOE, pese a no contemplar la gratuidad de la etapa de 0 a 3, sí específica en su artículo 15 que las administraciones públicas promoverán un incremento progresivo de la oferta de plazas públicas en el primer ciclo.

Con respecto al ciclo de 0 a 3 años, esta etapa ha sido cubierta en buena parte por los municipios que han desarrollado centros de titularidad pública o han realizado convenios con escuelas privadas complementados por la red de centros de la comunidad autónoma. Tener una red sólida de 0 a 3 años es fundamental por muchos motivos. Citamos algunos defendidos por colectivos como la plataforma por la defensa de la etapa infantil de 0 a 6 años:

Primero, es por un derecho de las niñas y niños a recibir una atención educativa pública. Por ello es necesario concebir la educación de 0 a 6 como etapa educativa única, no fragmentada en dos ciclos que muchas veces suponen una ruptura metodológica.

Segundo, como instrumento de políticas de igualdad. Los cuidados a la infancia en el ámbito familiar siguen recayendo de forma mayoritaria en las mujeres. La existencia de una red pública de escuelas infantiles permitirá una mayor incorporación de la mujer al mundo laboral. Y tampoco hay que olvidar el esfuerzo de muchas familias y especialmente las abuelas y abuelos. Que las administraciones no pueden dejar una tarea exclusivamente suya como un asunto privado o familiar.

Tercero, para que sea efectiva esta etapa es fundamental defender la gratuidad y universalidad de la misma, así como su carácter público. Es necesaria una planificación que permita ordenar toda la etapa y hacer crecer la oferta de plazas públicas en estrecha colaboración entre ayuntamiento y comunidad autónoma, dando prioridad al desarrollo de centros de titularidad pública frente a los conciertos.

Cuarto, la coordinación institucional es fundamental para evitar contraste entre las ordenanzas de los centros educativos de los diferentes municipios. Y un caso reciente ha sido, por ejemplo, la modificación de la ordenanza de Santa Cruz para incluir el copago que fue paralizada por la presión de los vecinos. O la denuncia de colectivos como Queremos Movernos a las ordenanzas de escuelas infantiles en distintos municipios que permiten la exclusión directa de niñas y niños con discapacidad.

Son razones que nos deben hacer reflexionar sobre la necesidad de unos criterios que eliminen aspectos excluyentes y aboguen por una educación infantil inclusiva, gratuita y universal. Tenemos dos ejemplos que nos duelen especialmente. Las 119 familias que aquí en La Laguna se quedaron sin plaza y la situación de las escuelas de Telde, de Jinámar, Las Remudas y La Herradura, que siguen estando paralizadas por falta de recursos. Quizá habría que invertir mejor, no solamente hace falta más dinero, sino invertir mejor y a lo mejor menos cemento y más en educación, por ejemplo, en los fondos del ITE.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Del Río.

Turno ahora del Grupo Popular, señora Luzardo.

La señora LUZARDO ROMANO: Gracias, señora presidenta. Señora consejera.

Señor Campos, estamos totalmente de acuerdo, como ya sabe, que en ocasiones lo hemos comentado, en que se recuperen las ayudas lo antes posible a los ayuntamientos porque los ayuntamientos están con una carga que es injusta, y es verdad que, cuando hay mucho dinero para una serie de cosas, lo que no se entiende muy bien...

Le voy a poner un ejemplo, y además quiero que me conteste: ¿cuándo va a firmar el convenio con el Ayuntamiento de Arucas para terminar la escuela infantil que está cerrada, terminada y donde hubo una inversión? ¿Cuándo va abrir, cuándo va a firmar el convenio con el ayuntamiento para abrir la que también está en la isla de La Palma, que la acaba de comentar mi compañera, El Paso? El presidente del Gobierno de Canarias acaba de estar hace unos días en el municipio de Telde, lo cual está muy bien porque va hacer un plan integral, ¿cuándo va a llevar a cabo la reapertura de la escuela infantil de Jinámar?

Yo creo que aquí lo que hay que hacer es decir las cosas; usted acaba de dar los datos, que son tremendos. Nosotros, como grupo político, le presentamos una enmienda precisamente para intentar, ya que es mucho más difícil y mucho más caro construir y gestionar directamente una serie de escuelas infantiles, ¿por qué no llega a un acuerdo con las escuelas infantiles y sacan plazas concertadas? O sea, aquí de lo que se trata es que, efectivamente, primero, la educación del niño y que la familia pueda conciliar su vida laboral. Lo único que hizo el Gobierno de Canarias, la ley... además lo establece el artículo 29 de la ley, la Ley 6/2014, de 25 de junio, que dice, bueno, que "Las administraciones públicas promoverán un incremento progresivo de la oferta de plazas públicas". Desde que se aprueba esta ley y está en vigor, ¿cuántas plazas se han cubierto bien o vía cooperación o vía convenio?

Mire, yo creo que aquí es un tema de voluntad política y de tomar decisiones, porque cuando se presentan las enmiendas no se presentan solamente para que sean rechazadas, sino, si hay voluntad política, de buscar una solución. Los ayuntamientos, usted lo sabe muy bien, que están al límite, y lo que no se entiende es que este Gobierno de Canarias..., usted tuvo que devolver 7,2 millones de euros porque no se cumplieron con el plan de los suelos para poder llevar a cabo los proyectos y sacar las plazas. Yo creo que aquí deberían intentar, primero, ver cuánto sale una plaza, cuánto cuesta una plaza en la privada y cuánto cuesta en la pública, que la diferencia es total. De la misma manera que tenemos en la educación obligatoria plazas concertadas, ¿por qué no cogemos y sacamos a concursos plazas privadas para concertarlas e intentar, sobre todo lo más importante, conciliar la vida familiar y también la atención del niño?

Usted acaba de dar que hay tres niños que no son atendidos. Uno de cada cuatro, por lo tanto, hay tres niños que no son atendidos. Bueno, póngase a solucionarlo de la vía más rápida y de la vía menos costosa, que yo creo que es también ayudando a la iniciativa privada, porque lo que quieren normalmente las madres es poder trabajar y llevar...

La señora PRESIDENTA: Se acabó su tiempo, señora Luzardo, muchas gracias...

La señora LUZARDO ROMANO: (Sin micrófono).

La señora PRESIDENTA: Señora Luzardo, se acabó su tiempo, por favor. Después de que se lo digo no insista.

La señora LUZARDO ROMANO: (Sin micrófono).

La señora PRESIDENTA: Pues controle usted el tiempo, no yo, para que las palabras le quepan y no se quede a la mitad. Yo intento hacerlo lo mejor que puedo, no siempre acierto, pero también pido la colaboración de sus señorías, que siempre también la dan.

Grupo Socialista, señora González.

La señora GONZÁLEZ GONZÁLEZ (doña Ana): Gracias, presidenta. Señorías.

Las escuelas infantiles han sido puestas en marcha mayoritariamente por nuestros ayuntamientos. No por capricho de las administraciones locales, sino porque son los ciudadanos los que tocan a las puertas de estos ayuntamientos y son los que demandan este servicio. Un servicio que fomenta la conciliación laboral, señora consejera, un servicio altamente importante desde el punto de vista educativo.

La etapa de 0 a 3 años es esencial en la educación de un niño, por lo tanto, creemos que el esfuerzo que han puesto los ayuntamientos en homologar la mayoría de las escuelas infantiles tiene que tener una solución y no lo podemos permitir. Y eso es lo que le pedimos desde el Grupo Parlamentario Socialista, que se cierre o que se ponga fin a este servicio tan necesario que desde hace años está prestando nuestra comunidad.

Todos sabemos que ni ahora ni en legislaturas pasadas ha existido partida presupuestaria destinada a escuela infantiles, lo que sí existió pero que concluyó en el año 2010 fue un convenio de colaboración con los ayuntamientos para financiar o gestionar las guardería municipales, en donde las consejerías de Sanidad y de Asuntos Sociales planteaban un programa de financiación, pero que, repito, desde el 2010 ninguna consejería ha aportado nada desde el punto de vista financiero. Pero esto no quita que, por ejemplo, en la legislatura pasada se haya estado trabajando y colaborando con los ayuntamientos cuando se tuvo que hacer la transición de guardería a escuela infantil, o también la de cualificación del personal que ya estaba trabajando y que tenía riesgo de no cumplir con la titulación que la normativa le exigía.

Señora consejera, tenemos claro que la Lomce no obliga a las consejerías de Educación de las comunidades autónomas a hacerse cargo de esta modalidad de nivel educativo de 0 a 3 años, pero la ley señala que las administraciones deben promover política públicas para que exista el número de plazas necesaria según la demanda.

Por eso, señora consejera, le planteo como reto: si esta comunidad autónoma y su consejería se plantean, desde el punto de vista de la oferta educativa, la universalización de la oferta de 0 a 3, ¿tiene recursos nuestra comunidad?, ¿podrá tenerlos? ¿Y cuáles son los obstáculos con los que usted se ha encontrado para que las escuelas infantiles sigan teniendo en el limbo la financiación? Desde el Grupo Parlamentario Socialista creemos que este es el debate que tenemos que tener delante.

En otro orden de cosas, señora consejera, anunció el pasado 19 de enero del 2016 que presentaría al Parlamento un mapa de la educación infantil en Canarias, así como el plan para atender las necesidades de escolarización del primer ciclo de Educación Infantil, y todo esto lo haría en un plazo no superior a un año. Señora consejera, la tarea, de momento, no está hecha. El año ha pasado ya y lo que vemos es un incumplimiento de la Ley Canaria de Educación. ¿Para cuándo? ¿Dónde está ese plan? ¿Dónde está ese mapa?

Viendo cómo van transcurriendo los trabajos y que los objetivos que se pretenden alcanzar no se han iniciado es por lo que el Grupo Parlamentario Socialista ha traído a este pleno la proposición no de ley sobre la educación infantil, que tendremos oportunidad de debatir en los próximos momentos, que esperemos que la consejería la tome en consideración y no caiga en saco roto.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora González.

Grupo Nacionalista, señora García.

La señora GARCÍA MARTÍNEZ: Gracias, señora presidenta. Señora consejera, señorías, buenos días.

Como decíamos, una vez más volvemos a debatir en este Parlamento sobre la financiación del primer ciclo de Educación Infantil, y me gustaría empezar recordando algunas cuestiones sobre esta etapa según lo que nos dice la Ley Canaria de Educación 6/2014, del 25 de julio, a que la consejera también hacía referencia, elaborada en consenso por todos los sectores de educación siendo consejero el señor don José Miguel Pérez.

Primero, la educación infantil tiene carácter voluntario, es decir, la familias pueden matricular o no matricular a sus hijos. Eso es algo genérico para todo el Estado español; la Lomce mantiene lo que decía la ley anterior, la LOE. También la Ley Canaria de Educación, el artículo 29 en su punto 8, como bien decíamos, dice que "las administraciones públicas promoverán un incremento progresivo de las ofertas de plazas públicas en el primer ciclo". En su punto 9 lo que dice es que "el segundo ciclo de la educación infantil será gratuito"; el segundo ciclo, de 3 a 6 años. En Canarias están escolarizados todos los niños de 3 a 6 años en los CEIP, en los centros de infantil y primaria. Por lo tanto, del primer ciclo de 0 a 3 años no se habla de gratuidad.

Ya en anteriores sesiones del Pleno, y también en comisiones, se ha expuesto el compromiso del Gobierno de Canarias en la planificación y promoción de nuevas plazas, e incluso creo recordar que hace ahora justo poco más de un año la consejera hacía una exposición de objetivos y un balance de lo realizado con anterioridad, y nos hablaba de inversiones de hasta siete millones de euros solo en las últimas anualidades. Pero también recordaremos todos que es necesaria la colaboración y coordinación con ayuntamientos y cabildos no solo para definir las inversiones, sino hasta para planificar las necesidades reales y prever su evolución. No olvidemos que en este curso escolar 2016-2017 contabilizábamos hasta 2044 alumnos menos matriculados en educación infantil.

En este sentido, consejera, desde el Grupo Nacionalista Canario nos gustaría que profundizara en la explicación sobre las gestiones que se vienen realizando con las instituciones locales en materia de colaboración en torno a las necesidades de educación infantil. Somos perfectamente conscientes de que la distribución de estas plazas de educación infantil es muy desigual, no se responde con exactitud a las que serían las demandas razonables de la población, pues hay municipios que carecen de estos centros. Y también nos gustaría que nos diera las previsiones y los plazos del plan sobre el primer ciclo de Educación Infantil, en el que sabemos que su consejería ha hecho...

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora García, se acabó su tiempo.

Grupo proponente, Nueva Canarias. Señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Señora consejera.

Señora portavoz -voy a empezar por el final- de Coalición Canaria, del Grupo Nacionalista Canario, por supuesto que en este instante no es obligatoria, yo tampoco aspiro a que lo sea, ni siquiera en este pacto del que hablaré con posterioridad, y explicaré también por qué. Por supuesto que no es gratuita actualmente, también lo entendemos. Por eso la necesidad de este pacto a nivel de Estado, siendo coherentes y siendo conscientes de las capacidades financieras de cualquier territorio y obviamente el de Canarias. Por eso no le pedimos a la consejería que financie el cien por cien, no lo hemos hecho nunca, nunca. Pero entre financiar el cien por cien y poner cero euros en el presupuesto creo que hay una ligera diferencia. Y eso sí que lo exigimos, recuperar al menos las partidas, lo decía con anterioridad, insuficientes, más que insuficientes, pero que constaban en el presupuesto de esta comunidad hace apenas unos cinco años. Por eso, nosotros, en esa distribución alternativa al Fdcan que planteábamos hace escasamente un mes y medio poníamos cinco millones de euros. Insuficientes, claramente insuficientes, pero que serían importantísimos para muchos ayuntamientos y para muchas familias, para desahogar las arcas municipales y para poder facilitar algunas de ellas el que sus chicos y chicas pudieran acceder a esta educación infantil 0-3.

Usted habla de 48 000 niños y niñas en edad escolar, en esa edad teórica de incorporación, y solo 12 000, lo expresaba claramente doña Josefa Luzardo, uno de cada tres. Esto demuestra una clara carencia, que no se va a solucionar solo aportando un poco de dinero por parte de la comunidad, es un plan mucho más extenso de creación de más plazas y, además, en todo el territorio. Y esa es otra de las asignaturas pendientes.

Contamos, además, con un sistema multidiverso. Un sistema donde tenemos servicio público, donde no hay servicio, donde, en su momento, se cerraron escuelas cuando se abandonó la financiación, donde algunos, además, decidieron privatizar estas escuelas infantiles. Por tanto, no estamos hablando ni de la garantía del acceso en las mismas condiciones a un niño o una niña en esta tierra en función de donde se encuentra e incluso, una vez que accede, en el servicio que se le presta ya vemos la multiplicidad de factores.

Por eso, por todas estas cuestiones, y nosotros vamos a seguir exigiendo que este Gobierno de Canarias de una vez por todas incorpore en el presupuesto las partidas que son necesarias al menos para ayudar a familias y ayuntamientos a los que abandonaron, y no me cansaré de repetirlo, y lo haremos durante todo este año. Y si hay incorporaciones al presupuesto a través de crédito y si vemos que hay capacidad de financiación, vamos a seguir insistiendo, porque somos conscientes, además, de que no es obligatorio, lo decía con anterioridad. Pero es que tampoco es obligatoria la educación 3, 4 y 5 años, y es, afortunadamente, en este instante gratuita y se asume. Y tampoco es obligatoria la de Bachiller, y se asume al cien por cien. Y tampoco es obligatoria la universidad, y se asume al cien por cien. Pero, reitero, yo no le pido para esta etapa educativa la financiación al cien por cien, soy coherente y soy consciente de que no es posible, pero, reitero, una vez más, entre eso y la nada, un abismo. Por tanto, pedirle que empuje una vez más a este Gobierno, a este presidente, a la consejera de Hacienda, a que tenga en cuenta esta faceta.

Y paso ya al otro elemento que yo quería abordar. Probablemente, yo, si esta comparecencia, como yo la solicité en aquel instante, se hubiera abordado en diciembre y hubo que retirarla por consenso en el debate de presupuestos por los problemas que tuvimos, me hubiera centrado exclusivamente en la parte de financiación. Ya di antes mi opinión sobre los destinos del Fdcan, hubiera insistido más, pero no voy a introducir ese tema nuevamente.

Pero estamos en un momento distinto, y la exigencia y la reivindicación la vamos a seguir manteniendo, vamos a seguir hasta que no nos demuestren lo contrario, que es el gran fracaso en materia educativa de este Gobierno y de su consejería. Pero estamos ante una nueva oportunidad, y ahí es donde quiero centrarme a partir de ahora.

En breve se va a celebrar ese pacto social y político en materia educativa. Es una oportunidad histórica, a nivel estatal, de ponernos de acuerdo todos los partidos con el conjunto de la comunidad educativa, sería un error no tener en cuenta eso. Por eso, el consenso es social y no solo político, y cuando hablamos de comunidad educativa hablamos del profesorado, hablamos de las familias, hablamos del alumnado, es muchísimo más amplio que solamente la visión ideológica de hacia dónde debe de ir la educación. Es una oportunidad histórica porque, si, además, atendiendo al mensaje que las urnas han dado, los ciudadanos en este país, en esta tierra, estamos obligados a ello, y el resultante al final va a ser -y esperemos que sea- una nueva ley de educación, con capacidad y con vocación de permanencia, más allá de quién esté o de quién vaya ganando las elecciones cada cuatro años.

Esa debe ser la aspiración inicial y primera de este pacto social y político en materia educativa, la primera, que derive de él una ley con vocación de continuidad..., yo no sé si doce, dieciséis, veinte, veinticuatro o cien años, no lo sé, porque todo evoluciona, pero que el elemento fundamental no sea estrictamente el ideológico, y eso lo conseguiremos si somos capaces de renunciar todos a algunas de nuestras posiciones iniciales. No será mi modelo educativo, probablemente no será el suyo, ni tampoco el de otras fuerzas políticas, presentes en esta Cámara o no, pero tenemos que ser capaces de consensuar un modelo educativo que de alguna manera nos represente a todos, que dé seguridad y garantía al docente cuando esté en las clases y, sobre todo, a las familias y al propio alumnado y que no estén constantemente variándoles todos los itinerarios, los currículos, las acciones formativas.

Y dentro de ese proceso, como le decía, tendremos oportunidad, Nueva Canarias va a presentar una batería de medidas importantes de cara a este aspecto. Pero como hablamos hoy de educación infantil, en la etapa de 0-3, ese va a ser uno de los aspectos esenciales, y para nosotros, iba a decir irrenunciables, parece que si digo vamos a ser capaces todos de ceder en algo, y luego digo que es irrenunciable, pues, poca capacidad de maniobra voy a ceder...

La señora PRESIDENTA: Disculpe un momento, señor Campos, que lo interrumpa.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Pero entiendo...

La señora PRESIDENTA: Disculpe, disculpe un momento, señor Campos.

Cierren la puerta, por favor.

Continúe.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Pero entiendo que en esto quizás podríamos ponernos de acuerdo absolutamente todos.

Hacer de la educación infantil 0-3 algo que ya se hizo en su momento con la de 3, 4 y 5 años, que también generó discordia, que también generó incredulidades, que también se abordó la cuestión de si obligatoriedad o voluntariedad, que también se abordó la incapacidad del sistema educativo para poder financiarla. Hoy en día para nosotros es algo totalmente asumido, no es obligatoria, pero, yo no tengo los datos, me atrevería a decir que más del 95, si no rozando el 100 %, de nuestros chicos y chicas están escolarizados en esa etapa.

Por tanto, la propuesta de Nueva Canarias es llegar a un consenso todos los partidos que estamos en esta Cámara en esa reunión que tendremos en breve con usted para consensuar los temas para llevar a esa reunión sectorial, para llevarlo a ese pacto educativo y que la educación 0-3 años sea universal y gratuita. Porque somos conscientes que tiene que venir desde arriba, porque somos conscientes que la financiación tendrá que venir también de allí.

Por cierto, y vuelvo un poquito atrás, es verdad que no es obligatoria, es verdad que no es gratuita, pero es verdad que eso tampoco lo es en algunos lugares. Tampoco en el País Vasco, por ejemplo, y ya este sistema está implantado desde hace tiempo; por cierto, se imparte también dentro de los centros educativos la etapa de 2 años. Lo fueron haciendo progresivamente, igual que lo hicimos con 3, 4 y 5, y puede ser el camino. Primero se implantó la de 5, luego la de 4, luego la de 3. Hoy en día tenemos los resultados que tenemos.

Estamos ante una oportunidad histórica de demostrar que en materia educativa somos capaces de ponernos de acuerdo. Me lo habrán escuchado decir en multitud de ocasiones, probablemente lo más urgente, lo más necesario en este instante en materia de financiación autonómica es la sanidad, sin duda; nosotros al menos lo tenemos clarísimo, ustedes creo que no tanto. No voy a decir que no lo consideren importante, obviamente, hay una partida enorme en el presupuesto, pero las cuestiones se demuestran con hechos puntuales y cuando han tenido ocasión, cuando ha llegado financiación desde Madrid, ya ustedes saben a qué la han destinado y qué defensa hemos hecho nosotros y qué destino tendrían que tener.

Pero si la sanidad es lo más urgente, no hay nada más estratégico que la educación, no hay nada más importante en el desarrollo de cualquier tierra que la educación y como nacionalista, además, le garantizo que para nosotros es un valor fundamental incluso para la construcción nacional de este país. Y en ese sentido vamos a seguir trabajando...

Creo que llevo... tres minutos cero ocho... unos tres minutos cero ocho segundos, por tanto...

La señora PRESIDENTA: (Sin micrófono).

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Ya, me acabo de dar cuenta.

La señora PRESIDENTA: Disculpe.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: No voy a ocupar todo el tiempo.

La señora PRESIDENTA: Se lo agradezco.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Vuelvo a reiterar esa necesidad de consenso, esa necesidad de llegar a un acuerdo para implantar esta educación, esta etapa educativa en Canarias y en toda España de manera universal y gratuita.

Veremos cómo se hace, yo coincido en que no debe ser obligatoria. Los padres y madres tienen la capacidad de decidir en edades tan tempranas si acceden a un proceso de escolarización, pero no olvidemos los tres factores fundamentales que hay detrás de esta etapa. El primero, el pedagógico; el segundo, la oportunidad, y, de hecho, uno de los elementos fundamentales, de detectar muchas de las carencias, déficits que tienen muchos de nuestros niños y niñas con personal profesional en estos centros; y el tercero, otro elemento esencial, la conciliación laboral y familiar que podría permitir y podría favorecer la implantación de este sistema.

Señora consejera, termino. El gran fracaso en materia educativa de este Gobierno y de su consejería es esta etapa educativa, siendo consciente de que, precisamente, no estamos hablando del mejor modelo educativo de toda España, con lo cual el fracaso es doble. Le he reiterado que hay cosas que se están haciendo bien en materia educativa, lo decía en anterioridad, por ejemplo, la formación profesional. Le he reiterado que no aspiro al cien por cien, pero usted está obligada a recuperar y a devolver a ayuntamientos y familias algo del poco dinero que se daba con anterioridad en esta etapa. Pero lo más esencial, porque en esto yo seguiré insistiendo, lo más esencial en el día de hoy por la proximidad de ese pacto al que nos vamos a enfrentar en poco tiempo es llegar a muchos consensos en materia educativa y este, desde nuestro punto de vista, debe ser uno de ellos. Espero que sea el de todos los grupos políticas que aquí estamos, que sea el del Gobierno y que la consejera esté también en esa tesitura.

Muchísimas gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Campos y disculpe por el reloj.

Cierra el Gobierno, señora consejera.

La señora CONSEJERA DE EDUCACIÓN Y UNIVERSIDADES (Monzón Cabrera): Gracias, señora presidenta, yo también quiero quince minutos.

Bueno, en primer lugar, agradecerles a todos una vez más el tono de sus intervenciones, pues, como suelo decir en esta tribuna, porque, cuando hablamos de educación en Canarias, hay consenso, con diferencias, pero hay consenso. Intento responder algunas de las cuestiones que se han planteado por cada uno de los portavoces.

En primer lugar, en el caso de la diputada por la Agrupación Socialista Gomera, simplemente aclararle..., o sea, coincidimos en su reflexión, pero, simplemente, aclararle que las 221 escuelas infantiles que hay en Canarias no dependen de Educación. O sea, son escuelas infantiles que están autorizadas por Educación porque tiene la competencia para autorizarlas, pero no dependen de Educación. Por lo tanto, el que no tengan financiación responde a la propia situación de regulación de las escuelas infantiles. Y que no es necesario elaborar un reglamento porque es de aplicación directa el Decreto 201/2008. Por lo tanto, no hay necesidad de esa regulación, están reguladas ya con decreto.

Hablamos de financiación y con esto contesto, o intento contestar, a todos los portavoces que han planteado el tema. El señor Campos, en primer lugar. Una vez más, usted pregunta y usted se contesta, y tiene esa batalla yo creo que interna.

Yo creo que usted hoy aquí ha planteado o quiere plantear que el fracaso de este Gobierno es la educación de 0 a 3. Y con ese objetivo de plantear que es el fracaso de este Gobierno, pues, intenta reflexionar hasta llegar a la necesidad de un pacto por la educación. Usted lo ha dicho y todos lo hemos dicho: Canarias es ejemplo del pacto por la educación. Canarias es el ejemplo de la unión de la comunidad educativa no solo para elaborar ese pacto en el seno del Consejo Escolar, sino para aprobar una Ley Canaria de Educación, que finalmente no fue con el consenso de todos porque no fue aprobada por todos los partidos o por todos menos por uno, pero sí es verdad que existe ese consenso y ese consenso es el que vamos a llevar el día 27 a la comisión del Senado en la que tengo que participar para hablar del pacto por la educación. Y es un consenso que, además, podremos concretar en esa reunión que vamos a tener antes de ese día.

Y en ese pacto por la educación estoy convencida de que se hablará de la educación de 0 a 3. Y ahí las comunidades autónomas, cada una, planteará cuál es su situación y cuáles son los objetivos que quieren, y no sabemos si quedará tal y como está ahora, no gratuita y no obligatoria, o quedará como la de 3 a 6 que es no obligatoria, pero es gratuita. Porque usted también ha dicho que, al no ser obligatoria, hay familias que no tienen intención de que sus hijos de 0 a 3 años se escolaricen, no la tienen, ni tienen la necesidad ni tienen la intención. Por lo tanto, estoy convencida de que seguirá siendo no obligatoria.

¿Estamos de acuerdo en que es una etapa importante y que todas aquellas familias que quieran escolarizar a sus hijos deben tener la posibilidad? Sí, lo tenemos claro. Lo hemos dicho cien veces en esta Cámara y lo seguiremos diciendo otras cien veces, a instancia suya, a instancia de cualquier diputado o de cualquier grupo, o a instancia de esta consejera cuando traiga el plan de educación de 0 a 3, que está el plan elaborado. Aquí tengo mucho avance, pero ni siquiera le voy a decir porque, además, vamos a contarlo en próximas comparecencias.

Pero un plan, señoría, que tenía que haber estado hecho antes, en la legislatura pasada, y que nos encontramos que no había ni un dato ni un papel, por lo tanto, hemos tenido que hacerlo... Sí, la herencia, efectivamente (ante un comentario que se efectúa desde los escaños). Hemos tenido que hacer no ese plan, sino el resto de planes que contiene la Ley Canaria de Educación. Y los estamos haciendo y los traeremos aquí... (Se produce un comentario desde los escaños). Cuando estén. Si quiere que le traigamos los borradores le traeremos los borradores. Pero usted no preguntó en la legislatura pasada qué pasaba con los planes. Ni una sola pregunta hizo usted. Ahora las hace usted y las vamos a responder, y los planes van a venir. Y van a venir lo más consensuados posibles con la comunidad educativa porque no va a ser un plan que elabora el Gobierno o la Consejería de Educación, va a ser un plan que tenga elaboración y que tenga participación.

Por lo tanto, de financiación, señorías, claro que tenemos que hablar. Aquí se ha puesto el ejemplo del Educa3, un dinero que vino de Madrid para hacer escuelas infantiles. Se tuvo que devolver, pero las escuelas infantiles se hicieron. (Se produce un comentario desde los escaños). Las escuelas infantiles se hicieron. Efectivamente, y solo una está en funcionamiento. Porque eso responde a una realidad, y es a que ni los ayuntamientos lo pueden asumir ni el Gobierno lo puede asumir, porque, además, no tenemos la competencia de asumir, tenemos la competencia de promover plazas. Y tenemos que colaborar con las entidades privadas, que están haciendo también un gran esfuerzo para mantener la educación infantil de 0 a 3 años. Y tenemos que apoyar a los ayuntamientos, que sí pueden, y algunos no pueden por una restricciones que puso el Estado, el Estado. El Gobierno de Madrid puso unas restricciones para que las escuelas infantiles no pudieran ser gestionadas por los ayuntamientos, y por eso nosotros tenemos que estar con convenios y tenemos que estar con informes jurídicos para que los interventores, las interventoras de los municipios puedan ver o puedan entender que sí las pueden gestionar. Y por eso se siguen abriendo escuelas infantiles en los municipios, porque se están salvando muchas de esas cuestiones.

Y seguimos hablando de financiación. Efectivamente, ¿hace falta dinero en el Gobierno de Canarias para ayudar a esa promoción de las plazas de escuelas infantiles? Sí. Pero es que en las propias enmiendas que han presentado los grupos en este presupuesto y en el anterior, les cuesta mucho quitar dinero de una partida para ponerlo en escuelas infantiles: 50 000 euros de publicidad y propaganda; qué hacemos con 50 000 euros para escuelas infantiles... 50 000 euros de los viajes de esta consejera, que a lo mejor entonces se queda en Fuerteventura y no viaja, para escuelas infantiles... El señor Campos, Podemos y algún grupo más, el Partido Popular planteaba dos millones y medio y que hiciéramos las modificaciones presupuestarias que conviniéramos. O sea, no se atrevieron ustedes a quitar un euro del Presupuesto del 2017 -no usted, el Partido Popular (dirigiéndose al señor Campos Jiménez, ante un gesto que hace desde su escaño), no se atrevieron ustedes a quitar un euro, a cambiarlo. Planteaban que fuéramos nosotros los que modificáramos, hiciéramos las modificaciones.

El señor Campos y otro grupo más planteaban el Fdcan. Bien. El debate del Fdcan, que yo no lo voy a reproducir aquí, efectivamente, no lo voy a reproducir. El Fdcan se decidió que era para lo que era y ahí está. ¿Va a venir dinero de Madrid para las escuelas infantiles o se va a poner en marcha una nueva política de hacer escuelas y construir escuelas cuando no se soluciona cómo se mantienen?

Por lo tanto, efectivamente, señoría, en ese debate, en el que nos tenemos que centrar ahora..., y recojo el testigo y espero al diputado de Nueva Canarias en primera línea en esa reunión y en esa apuesta por el pacto por la educación. Porque Canarias debe llevar a Madrid el ejemplo de lo que hemos hecho en Canarias, en el que la comunidad educativa está de acuerdo en trabajar por la educación.

Por lo tanto, quedamos emplazados, si les parece, a esa reunión antes del día 27 y les aseguro que el plan de educación infantil estará lo antes posible y en él se recogerán, pues, en primer lugar, las competencias que tenemos en estos momentos, y la colaboración, por supuesto, para la promoción del incremento de plazas en escuelas infantiles.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, consejera.

Hemos terminado, señorías, el cupo de comparecencias, porque la siguiente, como bien saben, la 897 -ya les dije-, había sido aplazada.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0767 Sobre -Consejera de Educación y Universidades-, sobre financiación de las escuelas infantiles.

Facebook Twitter Youtube Google Plus Flickr

Aviso jurídico · Parlamento de Canarias C/Teobaldo Power, 7
38002 S/C de Tenerife
Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400