Diario de Sesiones 75/2017, de fecha 9/5/2017 - Punto 29

9L/C-0966 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO NACIONALISTA CANARIO (CC-PNC), SOBRE POLÍTICAS DE EMPLEO PARA LAS GRANDES CIUDADES.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): (Sin micrófono) ...a la consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda, instada por Grupo Nacionalista Canario, sobre políticas de empleo para las grandes ciudades. ¿Sí? ¿Están de acuerdo todos los portavoces? (Asentimiento).

De acuerdo.

Pues tiene la palabra, en nombre del Grupo Nacionalista Canario, la señora diputada doña Socorro Beato.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, señora presidenta.

Señorías, señora consejera.

El desempleo es una de las principales dificultades a las que se enfrentan miles de ciudadanos y familias en las islas, un problema que ha alcanzado cotas extremas en Canarias en los últimos años y que se ha hecho patente como una de las peores manifestaciones de la crisis económica.

El Grupo Nacionalista Canario ha solicitado esta comparecencia a fin de debatir sobre posibles medidas para favorecer la lucha contra el desempleo en una parte del territorio de las islas donde se concentra el mayor número de desempleados. Queremos abordar hoy cómo afrontar algunas soluciones que puedan contribuir a paliar el grave problema del paro en las grandes ciudades de Canarias.

Cuando hablamos de grandes ciudades nos referimos a las de mayor población, en concreto, Las Palmas de Gran Canaria y Telde, en Gran Canaria; y Santa Cruz de Tenerife y La Laguna, en la isla de Tenerife. Hay datos que apuntan que cuatro de cada diez desempleados de las islas viven en esos municipios.

En julio del pasado año se celebraba un encuentro entre el presidente del Gobierno y la entonces vicepresidenta y consejera de Empleo con los alcaldes de las cuatro ciudades. De aquel encuentro se hacían eco los medios de comunicación, y supimos de la propuesta conjunta, presentada por los cuatro alcaldes, bautizada mediáticamente como la propuesta del G4. Los alcaldes hacían patente su preocupación porque el desempleo es un problema común, en todas las islas y a todos los municipios. Sin embargo, destacaban que existen características y condiciones singulares en las grandes urbes que demandan soluciones también singulares, adaptadas a la realidad de esas ciudades. A tal efecto, solicitaban al Gobierno financiación para acometer un plan de empleo específico, con una ficha financiera cifrada en cuatro millones de euros, que estaría centrado en la formación y en la emprendeduría para ser capaz de anticiparse a las demandas futuras de empleo.

En aquella reunión, el Gobierno manifestaba que veía con buenos ojos el proyecto porque, entre otras cosas -decía la entonces vicepresidenta-, ya se estaba trabajando conjuntamente en la Fecam en la línea de territorializar las políticas activas de empleo.

Como conclusión, se sellaba un acuerdo político en el que el presidente del Gobierno se comprometía a crear una mesa de trabajo técnico para estudiar el proyecto presentado por los alcaldes y analizar su encaje con las necesidades de financiación, y donde se pudieran concretar, de manera definitiva, el plan y su articulación en la práctica.

Recientemente, se ha retomado el asunto y usted misma anunciaba, el pasado mes de abril, que en los presupuestos generales de la comunidad autónoma para el 2017 se destinarían 4 millones de euros a financiar el plan propuesto por los cuatro regidores. También manifestaba que se empezaría a trabajar para suscribir los convenios con cada uno de los ayuntamientos. Queremos que nos confirme cuándo podrán suscribirse esos convenios; anunciaba usted que podría ser en torno al mes de septiembre. Si nos puede adelantar también cuál puede ser, a grandes rasgos, el contenido de esos convenios. Esperamos escuchar si tiene ya algunas previsiones acerca de hacia dónde irán orientadas las acciones y cuáles serán los objetivos previstos para este ejercicio.

Nos interesa también conocer su opinión acerca de la voluntad manifestada por los alcaldes de que esta no sea una acción puntual, de que no se trate de un plan exclusivo de este ejercicio, que se desarrolle en este año como una acción aislada, sino que se mantenga en el tiempo para consolidar estas políticas, estas líneas de trabajo, en el futuro. Porque combatir el grave problema del desempleo en las grandes ciudades, por su complejidad, requiere mucho tiempo y planificación; por eso, los alcaldes demandan una política más a largo plazo, que vaya más allá de este ejercicio y que se consolide en el futuro.

Estas son las razones por las que hemos solicitado la comparecencia y esperamos que dé respuesta en la medida en que los trabajos vayan avanzando en relación a cómo se pretende desarrollar el plan en el futuro.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Gobierno, tiene la palabra la señora consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda, doña Cristina Valido García.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Gracias, presidenta.

Efectivamente, como ha comentado la diputada doña Socorro Beato, estamos ante un plan que responde a las necesidades del territorio y a las posibilidades del territorio. Llevamos muchos años hablando de mucho dinero invertido en empleo y parece que todos coinciden, o así lo han hecho en las distintas intervenciones que he tenido la oportunidad de escuchar en la Cámara, en que los resultados no son los esperados. Los resultados no responden a los millones invertidos, luego algo se habrá hecho mal; y tendremos que revisar y que cambiar algunas formas, incluso arriesgarnos a equivocarnos. Porque, desde luego, como no van a mejorar las cifras es haciendo lo mismo.

Para transformar Canarias hay que tomar decisiones valientes, y si el resultado no es el esperado, retomar el rumbo; pero no mantenernos siempre haciendo lo mismo, y además, lo mismo en todas partes: lo mismo en las ciudades más pobladas y en los municipios más pequeños, políticas de talla única para todas las esquinas y rincones. Eso no sirve. Lo dicen los municipios, lo dicen los cabildos, lo dicen los que entienden un poquito de esto. Y, por ponerles un ejemplo, en mi última visita a El Hierro, comprobábamos cómo la Garantía Juvenil, en El Hierro, más que ayudar genera un problema de desmotivación a los jóvenes que hacen un enorme esfuerzo en El Hierro cuando ven que las plazas, las posibilidades, son para aquellos que no han culminado la formación. En lugares tan pequeños, donde además hay dificultades para la inserción laboral, esto es un problema.

Y si hablamos de La Gomera estamos igual. La Gomera tiene la posibilidad de generar el empleo que tiene; por tanto, la población demandante de empleo debe tener algún sentido en su formación y en su promoción, vinculada a las posibilidades, también, de poderse quedar en su isla trabajando y no tener que marcharse a ninguna otra isla. Estos días estaba en Fuerteventura, y cuando veíamos la formación que en Fuerteventura se está demandando para los empleos que se están creando, pues tampoco tienen nada que ver con lo que se solicita en Gran Canaria o con lo que se solicita en Lanzarote.

Déjenme que les diga que este plan no es un plan para emplear personas al estilo del Plan de Empleo Social, este no es un plan de empleo social especial para las ciudades de más población. Este es un plan para actuar, para que los ayuntamientos actúen como verdaderos intermediarios, para que promuevan el desarrollo local, fundamental si queremos generar empleo; apoyando a sus pymes, apoyando a sus pequeñas empresas, apoyando a las zonas comerciales para que se generen los puestos de trabajo que necesitan; interviniendo ante las empresas.

Son esas grandes ciudades las que poseen los mayores polígonos industriales con capacidad para formar, para preparar, para insertar a mucha de nuestra población. Y nadie como esas grandes ciudades y sus equipos de desarrollo local y sus agentes de desarrollo local sabe dónde están las oportunidades de empleo para su gente, y la formación que necesita su gente. Y esto es lo que nos pidieron estas cuatro ciudades. No nos pidieron un trato especial. Nos pidieron apoyo para desarrollar una estrategia nueva, para convertirse en intermediarios, para meterse en medio de la empresa y el demandante de empleo, para ayudar a la empresa y ayudar al demandante de empleo, y conseguir que esta combinación dé los resultados que buscamos.

Miren, Las Palmas de Gran Canaria y Telde tienen el 59,17 % de los parados de toda la isla de Gran Canaria. Santa Cruz de Tenerife y La Laguna, el 42,71. Respecto de toda la comunidad autónoma, Las Palmas de Gran Canaria y Telde acumulan el 25,49; Santa Cruz de Tenerife y La Laguna, el 18,12. Estamos hablando de porcentajes muy importantes. Estamos hablando, además, de zonas urbanas, con un todavía mayor porcentaje de familias en paro. Estamos hablando de barrios con edificios donde la excepción es el que trabaja. Estamos hablando de espacios urbanos que empiezan a convertirse en espacios de exclusión cronificados, donde cada vez es más difícil entrar, donde cada vez es más difícil intervenir.

Por tanto, convencida de que hay que hacer algo diferente, planteé a estos cuatro municipios -que no plantean esto por primera vez, que ya lo plantearon el año pasado- que empecemos a trabajar en un convenio que en septiembre, si se aprueban los presupuestos generales del Estado y contamos con los fondos extraordinarios para empleo que se plantean con el acuerdo del REF, del PIEC y también con el incremento que la Conferencia Sectorial nos otorga hasta 124 millones de euros, podamos financiar todas estas acciones que, insisto, no es dinero para emplear a gente, no es dinero para que estos ayuntamientos contraten. Es dinero para desarrollar una estrategia diferente que voy a leer rápidamente.

Acciones: refuerzo del servicio de acogida, orientación y acompañamiento; universalización del itinerario de inserción; espacios de orientación permanente apoyados en nuevas tecnologías y herramientas 2.0 para apoyo a la empleabilidad; establecer redes de colaboración y coordinación entre entidades de empleo públicas y privadas, para dar cobertura a todo el territorio municipal; puesta en marcha de un programa de lanzaderas de empleo, búsqueda de empleo y emprendimiento solidario basado en grupos de ayuda mutua; lanzaderas especializadas por colectivos, con presencia en el territorio; apoyo psicosocial con desarrollo de habilidades sociales y cognitivas para el empleo.

Miren, esto es fundamental. Con el perfil de demandantes de empleo que tenemos, incluso generando todo el empleo que ustedes quieran, muchas personas seguirán sin insertarse si no les apoyamos y no trabajamos con ellos en la habilidades sociales y cognitivas para el empleo, si no les colocamos en disposición de mantener el empleo, si no subimos su autoestima y les hacemos sentirse capaces de responder a las oportunidades que se les ofrecen y que en muchas ocasiones rechazan, entre otras cosas, porque no se sienten capaces de hacer el trabajo que se les está ofreciendo.

Plan de choque de atención a personas usuarias de los servicios sociales -nadie como los municipios, nadie como esos ayuntamientos conocen en sus servicios sociales a las personas, las zonas y los barrios con los que tienen que trabajar de manera prioritaria-; intermediación laboral y prospección; elaboración y edición de guías de búsqueda de empleo; colaboración con los agentes económicos y sociales; educación y reinserción ocupacional; estudios sobre los perfiles profesionales y competencias que requieren las empresas del municipio. Estas son, entre otras, las acciones y las estrategias que se pretenden financiar con ese dinero.

De alguna manera esperamos que, si los presupuestos generales se aprueban y contamos con los fondos necesarios, podamos estar firmando un convenio allá por el mes de septiembre que ya se empieza a trabajar en mesas técnicas de trabajo para que, a partir de septiembre, con la dotación económica que puedan ejecutar hasta el 31 de diciembre, puedan empezar a trabajar; y el resto de lo solicitado, con cargo al año siguiente, para mantener y seguir desarrollando estas estrategias que, estamos convencidos, pueden dar muy buenos resultados.

(Se reincorpora a la Presidencia el señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández).

Hasta aquí, la información que me ha solicitado la diputada.

Gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora consejera.

Turno de los grupos no solicitantes. Turno del Grupo Mixto, señora Mendoza.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Gracias, presidente. Buenas tardes, señorías. Buenas tardes, señora consejera.

Es una buena noticia que el año pasado se presentara un plan único en el que los cuatro municipios con mayor población -Las Palmas de Gran Canaria, San Cristóbal de La Laguna, Santa Cruz de Tenerife y Telde- se unieran para solicitar líneas estratégicas con el fin de dar un impulso a la empleabilidad en estos municipios. Al igual que también hay que reconocer que es una buena noticia que el próximo mes de septiembre, ojalá, se firmen los convenios con el denominado G4 canario. Y lo más importante es que van a contar con un millón de euros cada uno; esto supone destinar los recursos donde se encuentran más de cien mil desempleados del archipiélago, porque se trata, precisamente, de los municipios donde residen cuatro de cada diez personas que están en paro.

Porque, señorías, a nadie se le escapa la situación que vive Canarias con el paro y la pobreza, una tasa de paro del 26 %, y el 35 % de la población presenta riesgo de caer en la pobreza. Somos la segunda región con mayor tasa de riesgo de pobreza de toda España, y aunque si bien es cierto que el número de parados registrados se redujo el mes pasado en 5000 personas, aún 220 000 canarios buscan empleo. Porque todos los medios y los recursos con los que puedan disponer los ayuntamientos para paliar esta situación son tremendamente beneficiosos para estos municipios y para el conjunto del archipiélago; máxime, siendo los ayuntamientos la institución más cercana al ciudadano.

También quisiera destacar que no podemos olvidarnos de todos aquellos municipios que evidentemente no tienen la concentración de población de capitales de provincia, pero que aún siguen manteniendo altos índices de desempleo. Por eso, señorías, vamos a confiar en que estos convenios, si funcionan, también se puedan extender en un futuro a otros municipios. Y porque entendemos que esta política común de formación y de empleo, centrada en estos cuatro ejes -orientación para el empleo e intermediación, formación, desarrollo o consolidación empresarial y medidas trasversales- es de lo más acertada. ¿Por qué lo creemos? Porque lo más importante es que los ciudadanos que más lo necesitan de estos municipios por fin se van a poder insertar en el mercado laboral. Y que, si bien la temporalidad se va a extender a doce meses, no se pierda de vista la importancia de la calidad en el empleo y la perdurabilidad en el tiempo, pues no cabe duda de que la consolidación en un puesto de trabajo también te la da la experiencia.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora Mendoza.

Turno del Grupo de Nueva Canarias, señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Muchas gracias, señor presidente. Señora consejera.

Desde Nueva Canarias aplaudimos, lo hemos dicho siempre, cualquier recurso que se destine a empleo -desde un euro y, obviamente, 4 millones de euros-. Apoyamos, además, la diferenciación y la contextualización de las políticas activas de empleo municipio a municipio. Nos parece muy bien, además, el formato que se ha planteado; que se realice con una hoja de ruta alternativa, distinta, aunque no necesariamente contraria a que sea complementaria con alguna de las que se han llevado hasta este momento.

Lo que le preguntamos, una vez que hemos aplaudido esto, es para cuándo las políticas activas de empleo para los municipios medianos. Lo que le preguntamos, señora consejera, es para cuándo las políticas activas de empleo para los municipios pequeños. Porque en unos y en otros, adaptadas sus circunstancias, contextualizándolos en su entorno, en cada una de las islas, en cada uno de sus municipios, los desempleados y desempleadas de esos lugares también pasan por las mismas circunstancias graves, como veremos luego, en la próxima comparecencia, para llegar también a final de mes.

Nos preocupa que se haya hecho, sin embargo, señora consejera, sin negociar con la Fecam, bastante molesta con esta intervención. Creo que a usted le consta. Y si no, se lo harán saber en los próximos días. Bastante molesta.

Y, por otro lado, yo creo que esta medida viene a dejar bien claro lo que hasta ahora ha sido el discurso de este Gobierno. Nosotros hemos defendido que era una incoherencia destinar los recursos del Fdcan con la propuesta que ustedes hicieron. Con esta medida, ustedes reconocen que los recursos tienen que ir allí donde están los problemas. Y no digo que en las islas no capitalinas o en municipios pequeños no existan los problemas: ahí tenían que ir también los recursos del Fdcan, adaptados a sus necesidades. Pero están reconociendo que la verdadera bolsa de pobreza, enorme, está en las grandes ciudades; que los principales problemas de paro y desempleo están en las grandes ciudades. Y, sin embargo, la propuesta que se ha hecho a través de ese modelo de diversificación económica -que serán incapaces de gastar durante todo este año y hasta mediados del año que viene- no fue en ese en sentido.

Por tanto, aunque aplaudimos esta medida, creo que en cierta forma viene a reconocer, de manera tácita, que fue un error el planteamiento de la distribución del Fdcan. O es un error esto o era un error aquello.

No obstante, señora consejera, desde Nueva Canarias, con el ánimo de ser absolutamente constructivos, como decía al principio, cuando hablamos de políticas de empleo bien encaminadas -y creo que esta es adecuada-, los recursos, tenemos que ser conscientes, deben ir siempre adonde sean necesarios. Nosotros vamos a aplaudir esta medida. En municipios como Las Palmas de Gran Canaria, Telde, La Laguna y Santa Cruz de Tenerife, obviamente, es donde mayores niveles de desempleo existen y, por tanto, es correcta la actuación.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Campos.

Turno del Grupo Podemos, señora Del Río.

La señora DEL RÍO SÁNCHEZ: Hola, buenas tardes de nuevo a todas y todos.

Señor presidente, señora consejera.

Un poco en la línea de lo que ya ha hablado el resto de mis compañeros, por un lado, nos parece interesante la idea, aunque creo que nos faltan detalles para entender bien en qué va a consistir este dinero que se supone que será, durante cuatro años, un millón de euros para cada una de estas ciudades, ¿no?, proyecto de 2017 a 2020, Telde, Las Palmas, La Laguna y Santa Cruz de Tenerife.

Bien. Es verdad que son las ciudades que tienen más índice, que en total suman el 60 % de los parados de Canarias. Pero nos preocupa, como también han apuntado, qué pasa con las otras, nos preocupan, además, algunas con situaciones muy parecidas como es, por ejemplo, el caso de Arrecife, en Lanzarote, que también tiene un 23,8 % de paro y unas grandes dificultades como zona urbana y como capital de una isla.

Nos preocupa que los fondos se repartan..., que vayan a unos sitios sí y a otros sitios no, en este caso; yo hablo de la isla de Lanzarote porque la conozco. Y nos preocupa cómo se va a enfocar, que nos parece muy interesante que no sea para generar puramente empleo, sino para generar formación, para preparar a la gente para el empleo; que atienda a las necesidades de la bolsa de personas mayores de cincuenta años, parados de larga duración, con grandes dificultades. Todo eso nos parece muy interesante y, además, nos parece urgente trabajar la formación de esos colectivos.

Pero en ese proyecto -que queda muy poco especificado por las cosas que nos ha dicho y por lo que yo por ahí he podido leer también en la prensa- nos preocupa cómo se abordan temas paralelos, como puede ser el acceso a la vivienda; y vuelvo a hablar de ciudades como Arrecife, en Lanzarote, donde encontrar una casa en alquiler es un auténtico drama, porque el crecimiento ha sido desmesurado y porque el alquiler vacacional nos está, también, haciendo que muchísimas casas que antes se alquilaban para residentes ahora estén...

Entonces, es decir, necesitamos solucionar los problemas de empleo, necesitamos solucionar los riesgos de exclusión, de pobreza, que tenemos tan altos en Canarias; pero los planes tienen que ser muy completos y muy globales, porque los trabajadores necesitan un espacio -y las trabajadoras- para vivir, una casa. ¿Cómo se va a trabajar esto en estas ciudades?, ¿qué planes tienen con respecto a todo: formación, vivienda,...?, ¿de qué se vive mientras tanto?, ¿cómo se va a abordar en las ciudades intermedias? Porque sabemos que los recursos son limitados, y que si una parte importante del presupuesto, que nos parece muy interesante, y que aplaudimos, va a estas cuatro grandes ciudades, ¿qué ocurre con esas otras ciudades medianas que están viviendo situaciones realmente difíciles y que llevan muchos años ancladas en un problema de paro bastante profundo y con muy pocas perspectivas de salir adelante?

Esperamos que nos responda a esas preguntas.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Del Río.

Turno del Grupo Popular, señor Jorge.

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

Señora Valido, gracias por su sinceridad y por su valentía en subir a la tribuna de este Parlamento y reconocer el fracaso colectivo del empleo en Canarias; fracaso de destinar, año tras año, cientos y cientos de millones de euros y que tengamos, todavía, unas tasas de paro desorbitadas, de más del 25 %. Esto, en definitiva, no se lo achaco a usted, por supuesto, lógicamente; ni siquiera a la anterior, ni siquiera a la anterior. Es un fracaso colectivo de la sociedad en su conjunto, fracaso colectivo de los responsables y dirigentes políticos, y un fracaso, en definitiva, del que todos tenemos que tomar nota para cambiar en el futuro.

¿Es este el sistema, es este el modelo que tenemos que trabajar en el futuro para bajar sustancialmente las tasas de paro en Canarias o tenemos que cambiar de manera radical? Para centrarme en el tema, señora consejera, está muy bien, 4 millones de euros para los cuatro municipios no más importantes, sí más poblados de Canarias; porque importantes, evidentemente, son todos.

A mí me gustaría hacerle una pregunta: ¿por qué es un millón a cada uno de ellos, cuando las circunstancias y el número de parados es bastante diferente entre unos y otros? ¿Hay algún argumento que usted pueda, después, subir a la tribuna y defender con rotundidad, de por qué se le da, por ejemplo, un millón a Las Palmas de Gran Canaria y un millón a Telde, teniendo Las Palmas de Gran Canaria más del doble de parados que el municipio de Telde? Me quiero circunscribir a Gran Canaria para que no se hieran susceptibilidades...

En segundo lugar, yo también me convierto en portavoz de los 84 municipios restantes: por qué, por qué, por qué esto no se hace con el resto, porque el drama del paro, el drama del desempleo, el drama de las familias desestructuradas, desde luego, son iguales en Las Palmas de Gran Canaria, en Mazo, y en cualquier municipio, en Valverde de El Hierro, en Lanzarote, en Fuerteventura; en fin, en cualquier rincón del archipiélago canario. Ese es el drama: la desestructuración, los riesgos de exclusión, los riesgos de pobreza.

Por tanto, me gustaría que también nos incidiera cuándo su departamento va a tomar conciencia de que no solo a los cuatro grandes municipios, sino al resto de los ayuntamientos de Canarias, tiene usted que dedicarles el esfuerzo que les dedica a ellos.

Nada más, gracias, presidente.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Jorge.

Turno del Grupo Socialista, señor Gómez.

El señor GÓMEZ HERNÁNDEZ (don Héctor): Muchas gracias, señor presidente. Señorías. Señora consejera.

Desde luego, siempre lo hemos trasladado en esta Cámara: todos los recursos destinados a políticas de empleo el Partido Socialista los va a apoyar. Sin embargo, en esta ocasión debemos plantear algunas cuestiones, algunas preguntas directas. Algunas ya las han trasladado algunos de los portavoces de otras formaciones, de otros grupos parlamentarios; pero me gustaría conocer de primera mano por qué la misma cantidad para los municipios que cuentan con características muy diferentes y con un volumen de desempleados también muy distinto.

Y por otro lado, para qué y por qué, para qué y por qué. Ha dado una relación, efectivamente, de funciones a desarrollar o de objetivos a alcanzar con esos recursos económicos, pero desde el Grupo Parlamentario Socialista también entendemos que muchas -por no decir todas- de esas funciones ya se cubren con muchos de los programas existentes y a través del Servicio Canario de Empleo: orientación, asesoramiento, intermediación entre la iniciativa privada y los servicios públicos, los agentes de empleo y desarrollo local, por ejemplo, que tanto costó proyectar con los municipios.

¿De qué manera se articula un programa dialogando con cuatro municipios, con cuatro alcaldes, y no atendemos al Consejo de Empleo de la Federación Canaria de Municipios, fundamental interlocutor para articular estrategias? Desde el Grupo Parlamentario Socialista estamos absolutamente convencidos, y hemos defendido siempre, siempre, la territorialización de las políticas de empleo; sin diferenciar, entendiendo que en estos cuatro municipios es importante intervenir, desde luego, que no quepa la menor duda, lo defendemos. Pero sin olvidar la necesidad de intervenir en el conjunto de Canarias, porque hay aspectos transversales que debemos potenciar, como la movilidad. En la intervención concreta en municipios determinados no solucionamos el paro en el conjunto del territorio, siendo necesario actuar.

Y, por otro lado, hay otro aspecto que a mí me preocupa: ¿en qué medida estamos solapando iniciativas? En el Gobierno, el Partido Socialista planteó un proyecto extremadamente ambicioso dentro de los fondos del Plan de Desarrollo de Canarias, extremadamente ambicioso, que daba cobertura al conjunto de necesidades de los servicios públicos en materia de empleo, para atender necesidades imperiosas dentro de lo que son las actuaciones de las políticas activas de empleo. No con esto estamos en contra de que se desarrollen programas, pero sí consideramos necesario que se haga desde el diálogo; tampoco se ha convocado el consejo general para dialogar y consensuar a propósito de esta iniciativa.

Son aspectos que hay que mejorar, le hemos tendido la mano, pero también vamos a ser extremadamente críticos cuando entendemos que se desarrollan iniciativas que no se fundamentan en el consenso y, desde luego, con el diálogo y con los interlocutores establecidos.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Gómez.

Turno del grupo solicitante de la iniciativa, el Grupo Nacionalista Canario. La señora Beato.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, señor presidente.

Pues miren, nosotros felicitamos a los tres alcaldes y a la alcaldesa de las cuatro ciudades por haber conseguido el objetivo que perseguían de poner en marcha un plan específico, y agradecemos al Gobierno su sensibilidad por haber acogido y asumido el plan como necesario.

Felicitamos también a los alcaldes porque han abierto y consolidado una nueva línea de diálogo y de trabajo conjunto entre los grandes municipios de Canarias; y porque han sido capaces de consensuar un proyecto común, más allá de los colores políticos, abriendo una línea de cooperación que se ha extendido con el Gobierno de Canarias.

Coincidimos plenamente con usted, señora consejera, en que Canarias es un territorio fragmentado y frágil que es la suma de realidades muy diversas. Cada territorio tiene su problemática, sus dificultades y sus singularidades; tienen sus particularidades las grandes ciudades como también las tienen las islas no capitalinas, especialmente La Gomera, La Palma, El Hierro; con economías más precarias y menos dependientes del turismo, por eso precisan también de soluciones singulares adaptadas a su realidad. Unas soluciones que pueden venir de la mano de la ley de las islas verdes para abrir oportunidades de futuro y de progreso en estas tres islas, conjugando el crecimiento económico con la sostenibilidad y la protección ambiental. Es por ello por lo que es tan relevante la decisión de territorializar las políticas activas de empleo para ofrecer un tratamiento singularizado a cada territorio y a cada isla -incluso dentro de cada isla-, en el caso de las islas capitalinas, a las ciudades con mayor población.

Desde el reconocimiento de la realidad urbana de las cuatro ciudades más pobladas del archipiélago, donde se concentra el mayor número de desempleos y los mayores niveles de pobreza, se hace patente la necesidad de poner en marcha actuaciones específicas para afrontar los problemas de estas áreas. Daba usted porcentajes: los datos apuntan a que cuatro de cada diez desempleados viven en estos municipios; pero también radica en estos municipios el mayor porcentaje de posibilidades de creación de empleo en Canarias. Es en estos municipios donde se pueden generar las condiciones para crear empleo para los residentes de esas ciudades, pero también para atraer empleo para residentes de otros municipios.

Las cuatro urbes pueden ser -y de hecho son- tractores del empleo para otros municipios, y dentro de cada una de las islas en su conjunto. Por tanto, los recursos que se empleen para apoyar y para generar empleo en las grandes islas, en las grandes ciudades, pueden beneficiar a otros municipios de esa misma isla.

La pasada semana se daban a conocer los datos públicos sobre el desempleo y se ponía de manifiesto la bajada del paro en las islas en abril; según los datos, el mejor abril de los últimos años comparando la serie histórica. Asimismo, se confirmaba que el archipiélago es la segunda comunidad, después de Baleares, donde más se ha aumentado la afiliación en el último año. Apuntan que la creación de empleo no se está generando solo en el turismo, sino que están creciendo otros sectores como la agricultura, y va remontando también la construcción; según la fuente oficial, más del 13 % de los contratos firmados en abril fueron indefinidos, por encima de la media estatal, que fue del 9,83.

Más allá de los datos estacionales, lo importante es la tendencia, y los datos aportados indican una tendencia que comienza a ser sostenida en el tiempo. Son cifras alentadoras, pero que todavía hay que tomar con mucha prudencia.

Desde el Grupo Nacionalista, no nos conformamos porque aún hay muchas familias con dificultades a las que hay que atender y proteger, y estamos seguros de que el Gobierno tampoco se conforma. Por eso sigue luchando para resolver las necesidades de las 225 000 personas que todavía están inscritas en el Servicio Canario de Empleo para que encuentren el empleo, para consolidar esos nuevos puestos de trabajo que se están creando.

Nos interesa que el empleo que se cree sea de calidad. Y la necesidad de que el Gobierno continúe con sus políticas de intensificar la lucha contra la precariedad, seguir incentivando la contratación indefinida, con el objetivo de favorecer la estabilidad del mercado, dentro de las particularidades propias de una economía como la nuestra, muy tercializada y con una gran dependencia del turismo. Hay que continuar dedicando esfuerzos, sobre todo, desde la Inspección de Trabajo, para vigilar la posible precariedad de algunos contratos y continuar proyectando políticas transversales desde los diferentes departamentos del Gobierno, impulsando medidas que favorezcan el crecimiento económico y la mayor disponibilidad de emprendedores y empresarios para crear empleo.

En Canarias, se han puesto en marcha medidas para la lucha contra el desempleo, algunas de claro corte paliativo, como el Plan de Empleo Social -que ha sido una herramienta imprescindible para paliar los efectos devastadores del paro en los peores años de la crisis-, que ayudó a mucha gente que no tenía ningún tipo de ingresos en sus hogares. Muchos parados de larga duración se han beneficiado de este plan, personas con enormes dificultades para la reinserción. Hay, en esta Cámara, algunos alcaldes y alcaldesas que saben de lo que les hablo, que conocen de primera mano las dificultades que han pasado muchos de sus vecinos, que han tenido problemas, incluso, para comer; y que el Plan de Empleo Social ha sido un balón de oxígeno para esos ayuntamientos y esas familias porque les permitía acceder a un contrato de seis meses y, luego, les permitía acceder a una prestación al terminar el contrato, y con eso se mantenía la familia. Por eso, no consideramos, señor Jorge, que ha habido un fracaso, quizás era lo que se podía hacer en el momento que había.

Por eso, queremos que nos confirme cuáles son las previsiones, en este momento, en relación con ese Plan de Empleo Social.

Ahora que estamos ante la recuperación económica, que las perspectivas están mejorando, es preciso dar un paso más, poniendo en marcha un plan de empleo específico y cualificado en las ciudades donde se concentran las mayores bolsas de desempleo. Con medidas que aporten un mayor valor añadido en el que puedan acometerse intervenciones en las áreas y en los barrios urbanos de mayor vulnerabilidad. En el que se incluyan acciones de formación, de inserción laboral y acompañamiento, orientación y apoyo a emprendedores; que permita ayudar a los parados para que puedan encontrar y consolidar un trabajo estable; ayudar a los que más lo necesitan porque están menos preparados o en peores condiciones de acceder al empleo.

Desde la objetividad de tomar como indicadores las altas tasas de desempleo, el nivel de pobreza y exclusión social, el fracaso escolar o la degradación de las zonas urbanas más deprimidas y donde se concentra el mayor porcentaje de paro estructural para, de verdad, favorecer la inserción laboral.

Un plan que intensifique los esfuerzos para incrementar también el empleo juvenil; y que se cuente con la colaboración y la coordinación de las empresas, de acuerdo con las necesidades reales, detectando las necesidades reales del mercado.

La cualificación profesional es la mejor vía para acceder a un contrato y consolidar el puesto de trabajo; por eso, el plan está bien enfocado con las actuaciones prioritarias que usted detallaba de orientación para el empleo e intermediación, de formación para el empleo, de desarrollo y consolidación empresarial y el conjunto de medidas transversales.

Esperamos que se firmen los convenios en el mes de septiembre y, si las condiciones son favorables y se cuenta con los Presupuestos Generales del Estado, se consolide esta línea de trabajo, para que ese plan que presentan los alcaldes no sea un plan puntual, sino que se consolide en el tiempo, que le dé proyección a esas políticas específicas para las ciudades de gran población, que permita paliar el desempleo en esas ciudades, que permita que sean tractores del empleo en el resto de la isla y convertirlas en motores para la creación de empleo en sus islas.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Beato.

Turno de la señora consejera, para finalizar esta comparecencia.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Señoras y señores diputados.

Yo no sé quién ha dicho que no vamos a trabajar con todos los municipios. Yo no sé quién ha dicho que llegar a un acuerdo -que está por cerrar- con estos cuatro municipios perjudica al resto de los municipios. Yo no sé quién se otorga la representación del resto de los municipios en este momento en el que yo creo que ninguno de nosotros la tiene.

Yo me he reunido en cuatro ocasiones con la comisión de Bienestar Social y Empleo de la Fecam. A fecha de hoy, no he recibido ninguna queja respecto a este asunto; a lo mejor la recibo mañana, pero le voy a decir una cosa: no sé cómo se puede recibir una queja respecto a escuchar la propuesta de cuatro municipios que reúnen a más del 43 % de los parados de toda Canarias. No sé cómo se pueden quejar de eso quienes están pidiendo también programas singularizados, específicos, para sus territorios, en los que estamos trabajando. Cuando los cerremos los anunciaremos. Estamos trabajando con muchos municipios.

Por ejemplo, empleo social. El empleo social donde peor lo tienen es en estas ciudades. En las grandes ciudades, el empleo social no resuelve nada o resuelve muy poco. El nivel de parados que tienen estas ciudades hace que cuando sacas a personas por empleo social, las pocas personas que puedes contratar se te tiren encima, y eso es lo que dicen los alcaldes, y lo creo; multitud de parados de su municipio que no entienden por qué no tienen una oportunidad. Porque ellos tienen que tener una perspectiva diferente ante miles y miles de parados en cada una de esas ciudades. En cambio, en otros municipios, dependiendo de su población, de si son municipios agrícolas, zonas rurales, medianías, costas, turísticos, tienen otras posibilidades, tienen otra formación (Se reincorpora a su lugar en la Mesa la señora presidenta).

Es verdad que el Servicio Canario de Empleo hace algunas de estas acciones que promueven la empleabilidad; pero, a fecha de hoy, los datos de inserción son los que son. Y yo creo que lo que suma jamás perjudica. Y estamos hablando de hacer cosas nuevas para intentar resultados diferentes, y no de seguir haciendo lo mismo.

A nosotros nos han presentado un programa cuatro ciudades que se han puesto de acuerdo para un proyecto común con un coste. No soy yo quien decide un millón para cada uno. Plantean un proyecto común con un coste. Y ahora se inicia el trabajo de la comisión técnica, que es la que tiene que decidir cuál será el coste, para qué acciones, en cuánto tiempo, para que puedan justificar adecuadamente en el plazo y en la forma que se les indique. Por eso hablamos de que en septiembre podríamos tener ese documento.

A partir de ahí, también podemos discutir con otros municipios si esto es un modelo válido también para otros municipios y extrapolarlo. Pero yo no tengo la autoría, los derechos de autor son de esos cuatro municipios y tendremos primero que trabajar el proyecto que ellos nos han presentado. Y si es viable y es útil y vamos adelante, puede que haya otros municipios con quienes también podamos experimentar o pilotar esta nueva experiencia. Estamos hablando, aproximadamente, de ciento cuarenta y cinco millones de euros si se aprueban los Presupuestos Generales del Estado con el dinero que viene negociado por el REF; y en este caso, serán cuatro millones, que tampoco serán para este año, porque cuando lleguen tendremos que adaptarnos a los meses en los que puedan ejecutar gasto, con lo cual, la cantidad será muy inferior.

¿Qué daño puede hacer eso a otros, si lo que estamos viendo es un modelo que a lo mejor podemos pilotar en otros lugares, si estamos respondiendo a lo que en las comisiones de Bienestar Social y Empleo de la Fecam nos plantean de que veamos y revisemos si son seis meses el contrato o pueden ser más, si nos estamos planteando llevar el empleo social a la empresa privada de cada una de las localidades porque no podemos seguir colocando a la gente solo en los servicios públicos, porque a lo mejor así tienen la posibilidad luego de quedarse?

Estamos hablando de revisar los PFAE para que la formación con alternancia en el empleo también se pueda desarrollar en empresas privadas, porque no tiene ningún sentido que Lanzarote tenga que crear una cocina industrial para preparar cocineros para hoteles, teniendo cien hoteles con cocinas industriales. Hay muchas cosas que revisar, y estamos dispuestos a hacerlo, estamos dispuestos a hacerlo. Porque si tenemos margen económico para reforzar las cosas que creemos que son necesarias, probar cosas nuevas y pilotar nuevas experiencias, no nos va a doler, no nos va a doler en absoluto.

Mire, cuando tengamos, con toda seguridad, cerrados los acuerdos con la Fecam, yo traeré aquí todos los acuerdos, y es probable que nos encontremos que algún municipio se quiera sumar a este tipo de iniciativa. Si tenemos los recursos, ¿por qué no poner toda la carne en el asador? Estamos trabajando con los gabinetes sociolaborales, queremos crear unos gabinetes sociolaborales potentes, que trabajen con ese 17,5 % de familias con todos sus miembros en el paro, porque a esas familias no les vamos a resolver el problema metiéndolos con calzador en algún trabajo, porque tenemos que trabajar en la formación, en el apoyo, en el acompañamiento, para que después sean capaces de mantener el empleo. Y porque tenemos que cambiar casi una cultura de vida que se ha instalado en muchas de esas familias y en un entorno psicológico y sociológico que no ayuda a la inserción. Y porque también nos encontramos con que, en muchas de las familias con todos sus miembros en el paro, solo uno es demandante de empleo.

Y tenemos que hacer muchas cosas. Y tenemos que reforzar, estamos viendo, que las nuevas tecnologías..., que la vuelta a la agricultura..., que un repunte de la construcción... Tenemos que ver, en cada territorio, qué es lo que funciona y qué es lo que se necesita, para intentar ofrecer una formación adecuada a las oportunidades que van a tener luego, porque no hay nada más frustrante que ofrecer la misma formación en todos sitios para mercados diferentes. Porque Canarias tiene un mercado laboral diferente en cada sitio. Porque no necesita lo mismo La Palma que Fuerteventura.

Trabajemos en la línea de singularizar, trabajemos en la línea de actuar localmente, busquemos el desarrollo local, reforcemos la economía social, ¿por qué no hacemos una apuesta mayor por la economía social, por las cooperativas y por tantas entidades y fundaciones que generan empleo y que apoyan a las personas que tienen dificultades?

Si algo hace el Servicio Canario de Empleo es trabajar en la inserción social para que la laboral funcione; por eso los resultados tardan en verse, por eso los resultados de los empleos fruto de la intermediación no gustan a los empresarios, porque son pocos, y plantean desde años ha, con mi antecesora y conmigo, que el Servicio Canario de Empleo hay que cerrarlo y cosas similares. La labor que hace el Servicio Canario de Empleo, en materia de formación e intervención social, es insustituible. Y los ayuntamientos podrían hacer también mucho más si les ayudamos, y es este tipo de programas el que puede ayudar a preparar a las personas en todos los sitios.

Y este programa lo presentaron el año pasado, y escuché al señor Augusto Hidalgo muy contento y satisfecho con la respuesta de mi antecesora de que iban a estudiar en comisiones técnicas el asunto. No se llegó a hacer, surgieron problemas políticos, el Gobierno se rompió, ¿no? Esto está aquí, está en las hemerotecas, yo no me lo invento. Esto no me lo inventé yo, ni llamé a los cuatro ayuntamientos para que vinieran, que como va a venir dinero, vamos a repartir unas perritas; no, este proyecto estuvo en la mesa en julio del 2016, y se les respondió que se iba a estudiar. Y las declaraciones de los alcaldes y alcaldesa de esos cuatro municipios fueron de absoluto agradecimiento, no hubo mayor problema.

Yo no lo veo, esto no perjudica a ninguno de los otros municipios, es un proyecto que se puede incorporar y ejecutar en los municipios que lo consideren oportuno, y creo que es una forma para conseguir que la gente consiga un trabajo, que mucha más gente consiga empleo; y ese es el objetivo, entiendo, de todas y todos los que estamos en esta Cámara, eso es lo que tenemos que hacer.

Y si tenemos que arriesgar, vamos a arriesgar; y si nos vamos a equivocar, vamos a equivocar. Pero no estamos aquí para hacer más de lo mismo.

Gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora consejera.

Concluimos esta comparecencia.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0966 Sobre -Consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda-, sobre políticas de empleo para las grandes ciudades.

Facebook Twitter Youtube Google Plus Flickr

Aviso jurídico · Parlamento de Canarias C/Teobaldo Power, 7
38002 S/C de Tenerife
Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400