Diario de Sesiones 75/2017, de fecha 9/5/2017 - Punto 31

9L/C-1094 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO NUEVA CANARIAS (NC), SOBRE LOS DATOS PUBLICADOS EN LA ENCUESTA DE CONDICIONES DE VIDA AÑO 2016.

La señora PRESIDENTA: Y continuamos con el orden del día.

Vamos a ver ahora las comparecencias acumuladas, que corresponden tanto al Grupo Parlamentario Socialista Canario como al Grupo de Nueva Canarias.

Empezamos por el primero en su presentación, el grupo... No, la 1099, me acabo de equivocar, ¿verdad? David, era la conjunta ahora, ¿no? La conjunta, estaba bien, sí.

Entonces, sobre la Encuesta -el portavoz socialista me miraba y pensé que me estaba equivocando-, la Encuesta de Condiciones de Vida 2016.

Tiene la palabra el portavoz socialista, por tiempo de cinco minutos, señor Álvaro.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Gracias, señora presidenta.

Realmente, la primera en registrarse fue la de Nueva Canarias; lo que pasa es que la primera en el orden del día es la mía porque estaba a nombre del vicepresidente.

Buenas tardes, señora vicepresidenta virtual. A lo mejor es usted la vicepresidenta en la sombra, como pasa con el señor Narvay y la señora Dávila, que poco a poco le ha ido quitando el puesto de portavoz del Gobierno sin que se haya comunicado tampoco oficialmente.

Pero mire, primero una pregunta y ahora la comparecencia. Un problema, el de desigualdad, la pobreza y la falta de empleo, que hay que abordar de una forma transversal el Gobierno, y también con respeto a los decretos de organización del Gobierno, porque cuando no se respetan las normas, señora consejera, cuando no se respetan las leyes o los decretos, cuando se incumplen, algo no debe ir bien en el Gobierno.

El Decreto 183/2015 deja claro que el comisionado de Inclusión y Lucha contra la Pobreza depende de Vicepresidencia; y el Decreto 6/2017 nombra al actual comisionado, precisamente, a propuesta del vicepresidente, el que se esconde.

Pero mire, vamos a hablar del tema. Los resultados de la última Encuesta de Condiciones de Vida. Podemos destacar que, a nivel nacional, la renta media de los hogares españoles ascendió a los 26 730 euros en el año 2015, lo que supone un incremento del 2,4 % con respecto al año anterior. El porcentaje de personas en riesgo de pobreza se elevó desde el 22,1 % en 2014 hasta un 22,3 % en 2015; y en lo que respecta a la población en riesgo de exclusión social, se pasó de un 28,6 % en 2015 a un 27,9 en 2016.

Es decir, para el conjunto de España, a pesar de que la renta media de los hogares crece, los indicadores sobre exclusión o pobreza se mantienen estables.

Para evitar confusiones, téngase en cuenta que los datos que recoge esta encuesta, en lo que se refiere a ingresos y a los indicadores asociados a los mismos, como riesgo de pobreza, son referenciados al año 2015; mientras que los que dependen de la encuesta a las personas, como riesgo de exclusión social, lo son al año 2016. Por cierto, los del 2015 no tienen margen de error. Se calcula, entre otros datos, con la declaración de la renta, por lo que el que tiene un error en este caso ha sido, una vez más, el señor Clavijo, cuando esta mañana hablaba de ese margen de error.

Estos mismos datos también están disponibles para Canarias. En Canarias, la renta media por hogar creció un 0,8 % entre 2014 y 2015, para situarse en 22 450 euros; esto es el 84 % de la renta media nacional. En cuanto a la población en riesgo de pobreza, los datos recogen una subida desde un 28,5 % en 2014 hasta un 35 % en 2015; mientras que la tasa de exclusión social aumenta de un 37,9 % en 2015 a un 44,6 % en 2016. Otro dato sangrante: el porcentaje canario de hogares que llega con mucha dificultad a fin de mes, un 34,5 %, que no es solo el valor más alto de todas las comunidades autónomas, sino que duplica la media nacional y hasta multiplica por seis el dato del País Vasco.

Nuestra realidad, sin duda, es la peor. Mientras Canarias crece, los indicadores sobre pobreza y exclusión social se disparan; mejoran los indicadores macroeconómicos de Canarias, pero no todos por igual: unas pocas familias se benefician y muchas otras ven crecer las dificultades. Una señal alarmante de la que parece que este Gobierno no se ha dado cuenta, porque ha habido cero reacciones y cero declaraciones con respecto a este asunto.

Por este motivo, el Partido Socialista ha hecho comparecer hoy a este Gobierno, para que nos cuente no solo cómo valora estos resultados, sino para que nos cuente cómo piensan actuar. A la vista de la lectura de estos datos, ¿hay un plan de acción previsto para combatir lo que empieza a convertirse en una lacra terrible para las familias canarias? De inicio, el Partido Socialista espera poco de este Gobierno que parece querer evitar hablar sobre este asunto, que parece no querer hacer análisis. Tenemos la sensación de que para este Gobierno los datos anteriores no son un problema, y quizás sea verdad.

¿Cuáles son las preferencias de este Gobierno? ¿A lo mejor son sus preferencias las pocas familias que están saliendo beneficiadas y reforzadas en esta terrible crisis? ¿Las que ya no pagan donaciones, sucesiones? ¿Serán esas o será la globalidad de las familias?

En cualquier caso, mire, nos parece ya una mala señal que a esta comparecencia no acuda el vicepresidente del Gobierno. Nosotros fue lo que solicitamos, acude usted. Pedimos la comparecencia de la Vicepresidencia, en este caso del vicepresidente, por una sencilla razón: los problemas de la pobreza y la desigualdad no pueden resolverse desde una consejería; es un problema que requiere de una acción conjunta del Gobierno porque la inclusión social y la lucha contra la pobreza requieren de adoptar medidas en Economía, en Hacienda, en Sanidad, en Educación, en Agricultura, en todas las áreas del Gobierno. Es una cuestión que afecta al conjunto del Gobierno y a su principal responsable, por cierto, el presidente del Gobierno.

Por ello le solicitamos, no porque tengamos nada contra usted, pero es que las competencias del vicepresidente del Gobierno son las de coordinación de la planificación interdepartamental y su ejecución. Pero ya vemos que este Gobierno aún no comprende la magnitud del problema, cuestión que nos preocupa; y rebaja la categoría del mismo a una cuestión sectorial, a un análisis parcial. Así se entiende que, después de veinticinco años de Coalición Canaria en el Gobierno, tengamos los resultados que tenemos.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Álvaro Lavandera.

Señor de Nueva Canarias, señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Muchas gracias, señora presidenta.

Ricos cada vez más ricos, pobres cada vez más pobres. Esa es la realidad de nuestra tierra, lo decíamos esta mañana. Y esta afirmación, lamentablemente, no es fruto ni un planteamiento de Nueva Canarias por que estemos en la oposición -porque no nos toca responsabilidad del Gobierno-; sino porque es la realidad de la gente que vive en Canarias. Y esa realidad es la que al final hemos visto en la Encuesta de Condiciones de Vida publicada por el INE para el año 2016, donde es cierto que los datos de ingreso son absolutamente objetivos y se han tomado como referencia los del 2015; pero el resto de indicadores de la encuesta, el resto, cuando se llama a la gente, son del año 2016.

Y yo discrepo con algo de lo que ha dicho el señor Lavandera. Yo no creo que aquí tendría que estar el vicepresidente del Gobierno, creo que quien tendría que estar realmente es el presidente del Gobierno. Porque como demostraremos durante la comparecencia, muchas de las razones por las que los datos de la Encuesta de Condiciones de Vida son los que son, precisamente, tienen que ver muchísimo con nuestro modelo, el conjunto del modelo, el económico, el social, el fiscal; en definitiva, todos aquellos elementos que podrían contribuir a cambiar las condiciones estructurales que nos colocan donde estamos.

Una tasa de riesgo de pobreza del 35 %, trece puntos por encima de la media del resto de España; por tanto, un claro ejemplo de divergencia, después de la crisis, con el resto del Estado español. El 34,5 % no llega a fin de mes, o lo hace con muchísima dificultad, nueve puntos peor que la siguiente comunidad que presenta indicadores más negativos, la Comunidad Valenciana; el 60,4 % de los hogares de Canarias no tienen capacidad para afrontar gastos imprevistos en 2016, ocho puntos peor que la siguiente comunidad con un indicador más negativo, Andalucía; el 56 % de los hogares de Canarias no pueden permitirse ir de vacaciones fuera de casa, al menos, una semana al año, peor que el resto de las comunidades; solo en un caso, solo en uno, no somos los peores, y es en el caso de los hogares con retraso en los pagos relacionados con la vivienda principal. Aquí no somos los últimos, somos los penúltimos, detrás de Castilla-La Mancha.

Los resultados, señora consejera, en definitiva, reflejan muchas cosas. Es cierto que algunas son estructurales y difícilmente podríamos llegar a corregir. Vamos a hablar una vez más, y obviamente es así, de nuestras condiciones específicas en Canarias: las ultraperificidad, nuestros ocho territorios fragmentados, que hacen más difícil que en cualquier territorio continental las distintas intervenciones. Es cierto que ha habido un maltrato, a nivel estatal, en los distintos presupuestos, año a año; con socialistas, pero de manera agravada desde que el Partido Popular llegó al Gobierno; incumpliendo todos los parámetros, los establecidos en el REF y, también, los convenios firmados.

Es cierto que una reforma laboral como la que se aprobó hace pocos años ha contribuido, de manera especial, a que los datos que hoy vamos a analizar sean los que son, pero también reflejan una política económica, fiscal y social fracasada en Canarias; y esa responsabilidad no podemos achacársela a Madrid. La única responsabilidad es la del Gobierno de Canarias, la de este Gobierno y la de años anteriores.

Si no cambiamos las condiciones estructurales, señora consejera, no vamos a cambiar estos datos, lamentablemente.

Usted ha hecho un análisis interesante en la comparecencia anterior: la necesidad de modificar aquellos aspectos, en materia de empleo, que se ha demostrado con los años que no han sido eficaces para sacarnos de los peores datos históricos cuando éramos buenos, o cuando había bonanza económica, o cuando hemos tenido la brutal crisis económica. Ese tendría que haber sido el camino de este Gobierno en muchos otros aspectos. Por supuesto, el Fdcan ya lo decía con anterioridad, pero en la ley del suelo volvemos a incidir sobre un modelo de desarrollo económico donde el turismo y la construcción son el elemento esencial. Los distintos anteproyectos de ley en materia turística que están todavía -y que no han llegado al Parlamento- ahondan, salvo que se modifiquen, precisamente, en esa realidad.

Por eso, señora consejera, nosotros vamos a plantearle una serie de cuestiones y ya abordaremos, en la segunda intervención, de manera mucho más gráfica y detallada, lo que nosotros entendemos que son los verdaderos elementos cuya consecuencia, al final, es la Encuesta de Condiciones de Vida; pero lo que nos gustaría que nos dijera en su primera intervención es: ¿cuál es el plan de actuación de la consejería, después de conocer estos datos?, ¿para cuándo el plan de choque contra la pobreza y la inclusión social, por cierto? El Plan de Inclusión Social y Lucha contra la Pobreza.

Decirle al portavoz socialista: nosotros lo criticamos durante mucho tiempo en la etapa en que ustedes tuvieron esta responsabilidad. La respuesta fue la misma: dos años. Decíamos que era mucho tiempo ante una necesidad tan perentoria, tan importante y de inmediata respuesta. Los dos años se cumplen, probablemente, en el mes de julio o agosto; por tanto, no creo que sea responsabilidad directa de la actual consejera.

Y por último, ¿para cuándo el incremento también de la cuantía básica mensual de la Prestación Canaria de Inserción, aprobada por mayoría en el debate del estado de la nacionalidad pasado?

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Campos.

Turno ahora para el Gobierno, señora consejera, doce minutos.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Señores diputados, señoras diputadas, presidenta.

Oiga, señor Lavandera: que diga usted que rebaja la situación a un asunto sectorial porque intervengo yo me ha dolido en el alma, pero bueno... Ya que rebajamos la situación porque intervengo yo... Hombre, yo no soy el presidente, no soy el vicepresidente, no soy vicepresidenta, pero algo de importancia tengo en el encaje del organigrama.

Mire, yo estoy aquí, fundamentalmente, por respeto a ustedes, por respeto a ustedes porque pasan dos cosas:

Una, que el comisionado no puede intervenir -que sería lo propio, pero no puede intervenir en el pleno-, con lo que ustedes tenían la opción de solicitar su comparecencia en comisión parlamentaria; y yo les invito a que lo hagan porque les aseguro que está deseando intervenir y hablar por sí mismo del Plan de Inclusión Social y Lucha contra la Pobreza, de la situación, del trabajo que ha encontrado o del que no ha encontrado; les aseguro que lo está deseando y yo les invito a que lo convoquen, porque esto de estar hablando por boca de otro a mí me resulta bastante incómodo. Eso por un lado.

Por otro lado, por respeto a ustedes entendemos que, en un tema tan complejo y profundo como este, no podemos venir a leerles algo preparado por el comisionado a un responsable político de Transportes y Obras Públicas; podría haberlo hecho, pero entendimos que de esta manera podía, quizás, responder con más certeza a algunas de las cuestiones que se plantean; y sobre todo, en un turno de réplica, poder responder algo que alguien que viene con un trabajo hecho por el comisionado no podría responder. Hemos entendido que de esta manera podíamos responder ampliamente a lo que ustedes plantearan y por eso estoy aquí. Lamento la decepción. Les invito a que, en la próxima oportunidad, en comisión parlamentaria, inviten al comisionado a comparecer.

Mire, "los ricos cada vez son más ricos y los pobres son cada vez más pobres" lo estoy oyendo desde que yo era chiquitita, chiquitita, y lo estoy oyendo en todo el Estado español, y últimamente lo oigo prácticamente en todo el mundo; y no solo en Europa, también en América, en América del Norte; desde luego, no en América del Sur... Y todo el mundo sabe, los datos económicos están encima de la mesa, que después de esta crisis económica que ha azotado a buena parte del mundo -no solo a Europa-, efectivamente, los pobres lo han llevado mucho peor, han empobrecido, y los ricos han vivido un momento de oportunidad magnífica para invertir y para especular. O sea que eso es absolutamente lógico, mucho más en un territorio como el nuestro, chiquitito, lejano y cerca de África, muy lejos del continente europeo, con dificultades y con carestías que, además, se multiplican cuando no se vive en las islas capitalinas; con muchas, muchas dificultades; y con una inversión del Estado..., que no tengo que repetir, durante muchísimo tiempo.

Y es verdad que los datos de la encuesta son muy duros, son terribles. Yo no se lo voy a discutir a nadie, no se me ocurre, no se me ocurre. También lo son para otras comunidades; usted, además, ha puesto el ejemplo de algunas comunidades que en algunas cuestiones muy serias y muy graves están todavía peor que nosotros, y voy a utilizar dos en las que Coalición Canaria no ha gobernado: Valencia o Andalucía. Porque aquí cada uno tiene que asumir sus fracasos. Entonces va a resultar que lo que se ha hecho mal, lo que hemos hecho mal, todos los que han participado a lo largo de estos años, pues también lo han hecho mal en otros sitios donde Coalición Canaria no estaba. Y no he buscado dos comunidades del mismo signo para no ir contra nadie en concreto, pero son datos a revisar y a analizar, porque todas las encuestas, según se miren, tienen una interpretación.

Es evidente que aunque los datos mejoran -y podría ponerme aquí a dar algunos datos positivos, que los hay y muchos-, yo no quiero que ustedes me digan que me escondo detrás de eso para no reconocer las enormes dificultades por las que atraviesa la población canaria. Aunque hay datos bastante mejores que los del 2005, y no solo en empleo; hay datos que nos han puesto por encima de algunas comunidades, comunidades que teníamos..., bueno, pues, detrás prácticamente nadie; y hoy ya tenemos del orden de tres a cuatro comunidades que presentan peores dígitos que los nuestros. Pero esto no es ninguna excusa, insisto, por eso no voy a ponerme a relatar los datos positivos que puedo plantearles.

Es indudable que, cuando hablamos de salir de la crisis, cuando hablamos de que las cosas mejoran, no mejoran para las economías familiares, que son las que van a tardar en percibirlo. Es evidente que muchas personas llevan ya demasiado tiempo en una situación de pobreza que se ha cronificado, y que son nuestro primer reto. Mucha gente de las antes conocidas como clases medias han entrado en ese sector, personas con tremendas dificultades, tremendas dificultades para volver a recuperar un mínimo de calidad de vida y un mínimo de recursos. Mejora para las empresas, mejora para los empresarios, pero para las familias, en general, ni en Canarias ni en España mejora. La mayoría de las familias siguen mal, muy mal, no solo las canarias. Sí es verdad que en Canarias tenemos mayores dificultades, y eso no se puede negar.

El capital es móvil, las personas no. El capital se va, las empresas se van, se ruedan, se generan economías en otros lugares; pero las personas que tienen arraigo, que están en su sitio, se quedan esperando una recuperación que están viendo, para ellos -no para otros-, para ellos, tarda en llegar.

Mire, el presupuesto que aprobó el equipo que me antecede creció en un 10,3 %. Estamos hablando de más de seiscientos millones de euros dedicados a políticas sociales. Independientemente de todas las medidas estructurales y de planes y de decisiones que hay que tomar, para buscar la eficacia y la eficiencia en la inversión de estos fondos es indiscutible que hay más dinero para dependencia y más dinero para PCI, hay más dinero para ayudas de extrema necesidad y hay más dinero para, en general, todas las políticas dirigidas, por ejemplo, a asuntos como el empleo o como la vivienda, fundamentales para cambiar los datos de los que estamos hablando.

El empleo y la vivienda como base de la calidad de vida, para permitir que muchísima gente se recupere, que sea autónoma y suficiente; para acabar con una sociedad subsidiada en un porcentaje enorme; para empezar a tener personas que no necesiten de la Administración pública porque con el empleo que tienen son perfectamente capaces de resolver sus necesidades y, además, de mejorar las economías familiares. Por eso, la apuesta por el empleo tiene que ser clara.

Y vuelvo a mi comparecencia anterior. Nos podremos equivocar, pero no vamos a seguir haciendo lo mismo para tener los mismos resultados, y por eso vamos a revisarlo todo; y todo aquello en lo que tengamos marco, en lo que el Estado no nos impida tomar decisiones que puedan mejorar, o que puedan flexibilizar las acciones, lo vamos a hacer.

Y si los Presupuestos Generales del Estado se aprueban, contaremos con fondos extraordinarios que nos ayudarán, también, a mejorar PCI, a mejorar dependencia, a mejorar las ayudas no solo a las personas que están en situación de exclusión, sino también a las personas que tienen problemas de vivienda. Tenemos que incrementar las partidas para el alquiler social, tenemos que adquirir viviendas para ponerlas en el mercado, tenemos que pagar: Hipoteca Joven, vivienda usada, VPO, adquirentes... Tenemos que pagar todo eso y empezar de cero, con más parque público y también con apoyo al alquiler social para que quienes tienen problemas tengan posibilidades de alquilar una vivienda y de vivir dignamente.

El nuevo reglamento de la PCI abre, además, una oportunidad a muchas personas que hasta hoy, solo de manera excepcional, contaban con el derecho; y yo creo que esta es una muy buena noticia de la que apenas se ha hablado, y que es una importante oportunidad para personas en situación de desahucio, por ejemplo; o personas sin hogar, personas que están en la calle o personas que conviven o que viven en pensiones o en apartamentos o en pisos compartidos. Yo creo que hoy damos un paso importante con el nuevo reglamento de la PCI para abordar también estos datos de pobreza y de exclusión, porque estas medidas van dirigidas, fundamentalmente, a las personas que están en ese conjunto de ciudadanos y ciudadanas a los que hace referencia esta Encuesta de Calidad de Vida.

Antes les hablaba también de la economía social como un espacio que queremos reforzar; porque creemos que las cooperativas, que las fundaciones, creemos que las entidades y las empresas de inserción laboral tienen un papel muy importante y un espacio muy importante en Canarias. Y pueden hacer mucho.

Hablamos también del acompañamiento, porque como le dije antes en el empleo, también ocurre en vivienda y ocurre en muchas otras situaciones. Cuando damos a las personas una vivienda, cuando damos a las personas un empleo, si no hacemos un acompañamiento para ayudarles a mantener el empleo, si de alguna manera no les ayudamos a vivir de otra manera, no les resolvemos nada, porque a los tres meses volvemos a tener el mismo problema. Necesitamos tener equipos, también, que puedan ayudar a las personas en su rehabilitación social, en su inserción social, para que el resto de las medidas de verdad nos puedan ofrecer buenos resultados.

Hablaré en el segundo turno de otras medidas, porque como el señor Campos me las ha pedido, y no me da más tiempo... Pero tengo un nuevo turno. Prefiero reservar las medidas que me faltan y terminar aquí mi intervención.

Gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señora consejera.

Turno ahora para los grupos. Comenzamos por el Mixto, señor Curbelo, cuatro minutos.

El señor CURBELO CURBELO: Buenas tardes, presidenta. Señorías.

Me alegra enormemente que hoy se haya hablado de los temas que se han hablado aquí, porque la clave de la política, se lo he escuchado decir a algún compañero de esta Cámara, está en la economía; y la clave del empleo está también en la economía. Ahora bien, ¿dónde está el error? En el modelo económico que estamos desarrollando, y hay quienes le reprochan a unos que llevan veinte años y sigue habiendo unos indicadores sociales absolutamente desproporcionados. Pues miren, si seguimos con el modelo económico actual, dentro de veinte años, los que tengan la posibilidad de sentarse en los escaños vuelven a reprochar lo mismo.

Por tanto, yo estoy en desacuerdo con que se hayan activado políticas activas de empleo en el Fdcan, estoy en desacuerdo; estoy en desacuerdo, también, en afirmar que el destinar dinero para empleo es un fracaso. El fracaso no es ese, el fracaso es el modelo. Dinero hay que destinar, de alguna forma, para todos aquellos que lo necesitan, si es que queremos de verdad articular una sociedad justa, ¿no? Por tanto, no me voy a referir a los indicadores, porque los indicadores ya los han expresado algunos aquí, son absolutamente malos, una foto mala.

Ahora bien, ¿cómo se explica la contradicción de que Canarias lidere hoy el crecimiento económico del PIB de las comunidades autónomas de este país?, ¿cómo se explica?, ¿lideramos el crecimiento económico y tenemos unos indicadores sociales absolutamente disparatados?, modelo económico.

Por tanto, yo creo que hay que seguir, señora consejera, hay que seguir invirtiendo. La experiencia de las grandes ciudades me parece excepcional, me parece excepcional, porque debemos dimensionar la formación en función de la isla de la que hablemos. No es igual hablar de la formación para integrar empleo en una isla como El Hierro, con 10 000 habitantes, y para la posibilidad de empleo en una isla como El Hierro, que en una isla como Tenerife o Gran Canaria, o Lanzarote o Fuerteventura, en fin.

Por tanto, yo creo que hay que seguir invirtiendo en empleo para la inserción laboral de los parados de larga duración, las mujeres, los jóvenes... Y, si es posible, con la cooperación de los ayuntamientos y cabildos, y el entendimiento con la Fecam y la Fecai, sin ninguna duda.

Ahora bien, nuestro esfuerzo no debe parar ahí -que aquí viene la clave-. Es imprescindible diversificar nuestra economía. La economía no se puede hacer pivotar solo en el sector turístico. Tenemos que potenciar un desarrollo económico vinculado a la agricultura, a la ganadería, a la pesca, a la industria todavía más para, indudablemente, que cada uno de estos sectores económicos pueda impulsar el crecimiento y buscar la igualdad; para la redistribución de la riqueza que generan cada uno de los sectores y buscar la igualdad, buscar la igualdad, porque, ¿qué sentido tiene que haya 17,5 de nuestras familias con todos sus miembros hoy parados?, hay que buscarle una solución. En segundo lugar, redistribuir la riqueza que se genere, en busca de la igualdad. En tercero, dar respuesta a la inversión privada, que me parece muy importante con las leyes que están en camino y que se ha aprobado alguna. En cuarto lugar, simplificar los procedimientos: hoy tenemos una comunidad autónoma y unas administraciones que le vuelven la vida loca a cualquier ciudadano que quiera crear una empresa para generar empleo. Y por último, también, combatir la economía sumergida, como le decía esta mañana al presidente del Gobierno.

Por tanto, diversifiquemos el modelo y distribuyamos riqueza, y busquemos una sociedad igual para todos.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Curbelo.

Turno ahora para el Grupo Podemos, señora Santana.

La señora SANTANA PERERA: Muy buenas tardes, señoras y señores diputados. Señora consejera.

Desde el Grupo Parlamentario Podemos ya hemos mostrado nuestra preocupación por los alarmantes datos que nos señalaba el Instituto Nacional de Estadística la semana pasada sobre esa tasa de la vergüenza que le decía yo al presidente esta mañana, la tasa de pobreza y exclusión social en nuestra comunidad autónoma. Ya lo hemos dicho, los datos ya alcanzan el 35 %, siete puntos por encima del año anterior, y eso nos preocupa porque esto quiere decir que las cosas, evidentemente, no se están haciendo bien, porque no vamos para adelante sino que vamos para atrás, como los cangrejos.

Además, otra de las cosas y datos que se han conocido en estos últimos días y que también nos preocupa es la Encuesta de Población Activa, que dice que en el primer trimestre del año, Canarias pierde 5800 puestos de trabajo; algo que nos intentó ocultar el señor presidente, Clavijo, esta mañana, cuando nos da que el dato interanual sobre la generación de empleo en Canarias es positivo, pero, eso sí, no sé si de manera casual, nos oculta que en las últimas estadísticas, en los últimos datos, en las últimas cifras de la Encuesta de Población Activa, Canarias lo que hace es perder empleo en el último trimestre.

Y nos preocupa tanto esta situación que por eso nuestra pregunta al presidente esta mañana fue en este mismo sentido, en el mismo sentido que los compañeros de Nueva Canarias y el Partido Socialista han presentado en esta comparecencia, porque queríamos saber si de verdad ustedes se sentían responsables de esta situación. Pero parece que no, que Clavijo, una vez más, tira balones fuera, él no es responsable de nada; los responsables ahora parece ser que somos los canarios, según las palabras del propio presidente, que somos todas y todos los canarios, no quien lleva gobernando o mal gobernando esta tierra treinta años. Es que parece que, según el señor Clavijo, aquí se han repartido las cartas del tarot, ¿eh?, y a Canarias le tocó el ahorcado.

La verdad, señora consejera, esto no me parece nada serio. De verdad, lo que se deberían poner es las pilas. Un paro estructural no puede alcanzar una tasa del 25 %, eso se lo dice cualquier economista, incluso el propio Galbraith decía que cualquier tasa de paro estructural que superara el 7 % era algo insostenible.

Por lo tanto, señora consejera, yo lo que creo que deben hacer ustedes es entonar de una vez por todas el mea culpa, saber que se tienen que poner las pilas, que ya llevan dos años de gobierno y poco o nada han hecho por paliar esta situación; ni siquiera aceptaron esa creación de la comisión de rescate ciudadano que le propusimos desde mi grupo parlamentario, nos dijeron que esto era un tema transversal, que ya se solucionaría desde otras consejerías... Pues mire, no ha sido así y ahí están los datos, señora consejera.

Además, le voy a decir una cosa: yo creo que en esto de ponerse a trabajar no tienen por qué ir ustedes de manera solitaria, yo creo que este es un problema que nos preocupa a todos por igual, indistintamente del color político; por eso, déjese ayudar, señora consejera, no haga gala de la soberbia de la que comúnmente conocemos en el señor presidente del Gobierno.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Santana.

Turno ahora del Grupo Popular, señora Luzardo.

La señora LUZARDO ROMANO: Gracias, señora presidenta. Señorías, señora consejera.

La verdad es que yo creo que es importante que hoy dediquemos una parte del tiempo de este pleno a preocuparnos por las personas que peor lo están pasando.

Mire, yo no voy a hacer mención de todos los datos de la Encuesta de Condiciones de Vida, entre otras cosas, porque ya los han dicho quienes me han precedido en el uso de la palaba y porque estos indicadores yo creo que lo que dejan muy claro es que, en Canarias, uno de cada tres se encuentra en situación de riesgo de pobreza; que además, este 35 %, hay datos de otras comunidades autónomas, por ejemplo Extremadura, que puede ser muy similar a la nuestra, está en un 30,4 %, es verdad que Andalucía es la única que no sube a 35,4 %, pero si a esta tasa de riesgo de pobreza le sumamos la de exclusión social, estamos hablando de un 44 %.

Mire, vamos a ver, usted no puede salir diciendo que la PCI va a llegar a más personas, pero, ¿sabe por qué?, porque la PCI la dotación presupuestaria que tiene es exactamente la misma que ejecutó el año pasado, 52 millones de euros. 45 más 7 del crédito extraordinario. Por tanto, es imposible que llegue a más gente.

Me han dado a mí una respuesta de cada mes. Mire, el año pasado, en el mes de enero, solamente 9302 perceptores recibieron la PCI, pero es que en el mes de noviembre fueron 9810. Me va a decir usted a mí cómo un decreto, o sea el decreto que desarrolla el reglamento, va a llegar a más gente, si no tiene dinero. Porque yo creo que tampoco se puede estar generando expectación a determinadas personas porque luego la realidad es que hasta ahora, que yo sepa, son 9800, ¿cómo va a llegar a más gente? Eso sí, hay que recordar que el presidente del Cabildo de Tenerife dijo hace unos días -a veces pienso que usted sigue siendo consejera-, el día 5, que quería que Clavijo subiera la PCI. Yo también me uno a la petición que hizo Nueva Canarias, ¿cuándo va a subir la cantidad?, porque fue un acuerdo de esta Cámara.

Mire, ayer mi grupo parlamentario presentó una serie de iniciativas, entre ellas, porque usted va a tener 124 millones de euros que ha aprobado el Consejo de Ministros para empleo, ¿y sabe lo que nos tememos?, que no sea capaz, si no lleva a cabo las reformas, de ejecutar las partidas. Porque ahora ya no es que el Gobierno de España no mande, ahora el Gobierno de España manda y tenemos que vigilar si ustedes ejecutan.

Mire, dijo antes que no había ningún dato que estuviese mejor a nivel de toda España; por ejemplo, en relación a los hogares, Canarias ha subido de todos sus miembros en paro de 98 100 hogares el año pasado a 102 000; o sea, Canarias subió en 4000 hogares y el resto de España, afortunadamente, ha bajado en 216 200.

Por lo tanto, señora consejera, si hay algo que me quedó también claro es que el comisionado contra la pobreza no ha servido absolutamente para nada, sino para estar dos años, ya le preguntaré cuánto dinero se ha gastado, porque nosotros pedimos aquí que se mantuviese la estrategia contra la pobreza con una serie de medidas que expiraron el día 31 de diciembre del 2015, y no se nos hizo absolutamente ni caso. Esperemos que ahora...

Usted ha hablado efectivamente de que va a llevar a cabo algunas medidas para empleo, yo le sigo diciendo lo mismo: si lee lo que dice Cáritas y lo que dice Cruz Roja, se dará cuenta de que para mujeres mayores de 45 años, que es el rostro de la pobreza, qué medidas va a llevar a cabo. Ya dijo algo que se iba a hacer con los jóvenes porque está claro que el sistema de la Garantía Juvenil, entre otras cosas, no ha funcionado porque tampoco ha tenido dotación suficiente.

Y termino diciéndole que la dependencia es empleo, usted lo sabe, ¿no?, la dependencia es empleo; por lo tanto, si tiene más fondos para la dependencia podrá también crear más empleo.

Esta mañana dio un dato, cuando nos dio la carta, que me sorprendió, o sea, usted no ha dado de alta a novecientas personas, usted lo que ha dicho es que hay novecientas personas que han pedido, que han solicitado. Son nuevas solicitudes. Eso es lo que dice el documento que nos dio. Y mire, el dato que nos dio es que tiene nuevos beneficiarios, 478; es decir, cada dos días un beneficiario, sí, esos son los datos con respecto a 31 de diciembre.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Luzardo.

Turno ahora para el Grupo Nacionalista, señora Luis.

La señora LUIS DOMÍNGUEZ: Gracias, señora presidenta. Señorías.

Señora consejera, la pobreza es, sin duda, una de las profundas heridas que ha dejado la larga crisis en la sociedad española en general pero, especialmente, en la sociedad canaria. La encuesta pone nuevamente de manifiesto que las graves secuelas de la crisis económica y financiera siguen siendo palpables y que, a pesar de que las variables macroeconómicas continúan mejorando cada trimestre y cada año, está claro que las condiciones de vida de los ciudadanos evolucionan a un ritmo muchísimo más lento.

Esta encuesta aporta información sobre los ingresos medios de los hogares en el 2015, porque hay que recordar que la mayoría de los datos de esta encuesta son del año 2015. Canarias presenta un nivel bajo de ingresos medios anuales por persona: 8702 euros, un 0,71 más que el año anterior.

El resto de indicadores tampoco son buenos, si bien es cierto que todos evolucionan positivamente; me refiero a los indicadores sobre la situación económica de los hogares canarios. Los hogares canarios que llegan a final de mes con muchas dificultades en el 2015 se situaron en el 34,5 %; el año anterior, en el 34,9. Los hogares que no tenían capacidad para afrontar gastos imprevistos, un 60,4 %; el anterior, un 67,7 %. En relación con los hogares que manifestaron que no podían irse de vacaciones ni siquiera una semana al año fueron el 56,4 %; el año anterior, el 57,9 %. Así mismo, el 12,3 % de los hogares canarios sufrió retrasos a la hora de efectuar los pagos relacionados con la vivienda; el año anterior, 18,1 %.

Por otro lado, también se incluye en esta estadística el indicador referido a la población en riesgo de pobreza y el indicador Arope.

En Canarias, la tasa de riesgo de pobreza -ya la han comentado- para el 2016 se situó en el 35 %. Como usted ha señalado, señora consejera, esta situación obliga a realizar todos los esfuerzos posibles y más para aportar soluciones a la realidad de tantas familias que siguen pasándolo realmente mal.

Desde el Grupo Nacionalista Canario tenemos muy claro que la solución pasa por la generación de empleo y por el empleo de calidad; y eso está directamente relacionado con la reactivación económica pero, también, con las medidas que se vayan implantando, orientadas al cambio de modelo económico y productivo en Canarias, a la diversificación económica. Son, evidentemente, las medidas estructurales. Y no cabe duda de que esto tiene que ir acompañado de un conjunto de medidas paliativas, destinadas a atender tantas necesidades inmediatas. Y, desde luego, es fundamental el continuar haciendo esfuerzos e incrementar los recursos para atender, como usted ha dicho, a la PCI, a los planes de emergencia social y, en general, a todas las subvenciones y ayudas de subsistencia contra la pobreza y la exclusión social.

Nos parece muy acertada la decisión que acordó el Consejo de Gobierno de aprobar los perfiles de la PCI, es importantísima esa medida. Y, por supuesto, aumentar la financiación a los municipios para la gestión. Compartimos la necesidad de seguir haciendo esfuerzos en relación con el reconocimiento de las pensiones no contributivas, son fundamentales. Por supuesto, también, en relación -como usted decía- con la economía social. Todo esto es importantísimo, señora consejera, pero quizás sean las políticas de empleo -y concretamente las medidas dirigidas al empleo social- el instrumento más potente de lucha contra la pobreza y la exclusión social; ahora vienen recursos importantes en materia de empleo de los Presupuestos Generales del Estado, que por cierto, estamos en mayo, ahorita a finales de mayo, y todavía no los tenemos. Vamos a ver si nos llegan antes de diciembre.

Es una magnífica oportunidad, señora consejera, para diseñar un conjunto de medidas importantes, específicas, encaminadas a paliar este importante problema.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señora Luis.

Turno ahora para los proponentes. Empezamos el Grupo Socialista, por tiempo de once minutos, señor Álvaro.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Gracias. Señora Valido, gracias. Gracias por respetar a estos humildes parlamentarios y venir a comparecer. Pero usted no ha venido por respeto a los parlamentarios, ha venido porque el vicepresidente se ha escondido. Se ha escondido. A usted la manda el Gobierno porque el vicepresidente se ha escondido.

Y tiene razón el señor Curbelo cuando habla de que lo que hay, el trasfondo que hay, es el modelo económico. Por eso no podemos hablar del asistencialismo, de la asistencia social, ese no es el fondo del problema.

La verdad es que nos ha dejado preocupados que no tengan un diagnóstico, que no tengan un rumbo cierto y, sobre todo, que la señora Elena Luis y usted hayan querido rebuscar dentro de la encuesta datos positivos, ya sea por comparación con otras comunidades autónomas o buscando algún dato de que hay una ligera mejoría de un año con otro. Creo que eso realmente es no hacer frente serio al problema.

Miren, no tienen un diagnóstico preciso y es imposible, de esa manera, obtener respuestas acertadas.

Le recuerdo que el anterior comisionado y la vicepresidenta habían preparado un diagnóstico con las universidades canarias. Les recomendamos, además, que se lo lean. Han tenido ya casi cinco meses para ello usted y el vicepresidente.

Por eso, en la segunda intervención le voy a hacer un relato de lo que entendemos, desde el Partido Socialista, que es el principal reto socioeconómico al que se enfrenta Canarias, así como algunas medidas que propondremos.

Miren, nosotros no nos vamos a quedar mudos, no nos vamos a esconder. Y si teníamos claros los objetivos cuando estábamos en el Gobierno... De hecho habíamos puesto un rumbo, coordinado por el comisionado, bajo la batuta directa de la vicepresidenta, y que aún perdura en el ideario socialista, porque con cada dato que sale no hacemos sino reforzar nuestra visión de que es aquí, en esta materia, donde de verdad tenemos los retos que verdaderamente interesan a los canarios y a las canarias. Unos retos frente a los que el Gobierno ya no puede seguir jugando al avestruz, sino que deben ser encarados con decisión y con valentía, con las ideas claras, aunque ya sabemos que este Gobierno ni ideas claras, sino improvisación y ocurrencias en muchas materias.

Comencemos por el diagnóstico. A pesar del crecimiento de la renta familiar en Canarias, aunque debemos tener en cuenta que crecemos una cuarta parte de lo que lo hace el conjunto de España, la tasa de riesgo de pobreza y exclusión social ha experimentado un crecimiento alarmante. Canarias se ha situado como la comunidad autónoma que lidera muchos de los indicadores más preocupantes de esta encuesta: somos los segundos de España en riesgo de pobreza, los primeros en riesgo de exclusión social y los primeros en porcentaje de hogares con muchas dificultades para llegar a final de mes; y los primeros en austeridad presupuestaria. Y ustedes eso también lo aplauden.

¿Qué explica la extrema debilidad de Canarias con estos indicadores? Para poder dar una respuesta vamos a hablar de los diferentes grupos o colectivos de población, primero los desempleados. El riesgo de pobreza es especialmente elevado en las personas paradas. Aunque el dato desagregado solo lo tenemos para el conjunto nacional, observamos que el 48,5 % de los parados está en riesgo de pobreza, el 14,1 de los ocupados está en riesgo de pobreza y el 11 % de los jubilados está en riesgo de pobreza.

¿Qué se puede esperar de una sociedad cuyo colectivo menos vulnerable frente a la pobreza es el de los jubilados, de una sociedad que ha tenido un pasado mejor de lo que es su presente?

Además, la evolución de los datos indica que el deterioro ha sido especialmente intenso a partir del año 2013, coincidiendo con la reforma laboral del Gobierno de Rajoy y sus políticas presupuestarias, esas que ahora tanto aplauden y animan a aprobar. En esos años, se produjo un incremento de tres puntos porcentuales en la tasa de pobreza de los ocupados y de ocho puntos en la de los parados. Claramente, la reforma de Rajoy cambió las reglas del juego en la negociación colectiva, en contra de los trabajadores.

Asimismo, tenemos que tener en cuenta que los bajos salarios en Canarias explicarían una mayor incidencia de problemas de pobreza en este colectivo. De acuerdo con los datos de la Encuesta de Coste Laboral, el coste por hora trabajada en Canarias es el más bajo de toda España. Los bajos salarios y algunos datos vinculados, como la información suministrada, por ejemplo con Cáritas, sobre las personas que atienden en las islas, donde se muestra que un 30 % de esas personas son trabajadores. Uno de cada dos trabajadores en Canarias cobra menos de mil euros; uno de cada tres trabajadores en Canarias cobra menos del salario mínimo interprofesional.

En cuanto al colectivo de personas desempleadas, es el colectivo que más padece el riesgo de pobreza. Canarias no solo es una de las comunidades autónomas con mayor tasa de paro de toda España, sino que además, tenemos una amplia mayoría de nuestra población parada que no recibe ningún tipo de prestación por desempleo, otra consecuencia más de las políticas presupuestarias del Partido Popular que ahora ustedes aplauden. De los 279 800 desempleados que había en Canarias en el primer trimestre de 2017, 172 000 no reciben ningún tipo de prestación; el 60 % de los desempleados en Canarias no recibe ningún tipo de prestación por desempleo. Eso los deja a merced de sus políticas, de su consejería, de poder recibir alguna medida de inclusión social, alguna ayuda, desde luego, de cuantía mucho más modesta.

No es difícil, por tanto, imaginar las razones por las que Canarias lidera estas clasificaciones; como tampoco debería ser complicado hacer un diagnóstico acertado, que parece que tampoco se han dado cuenta.

Pero miren, solo escuchamos una receta: hay que generar empleo. Por supuesto que el empleo es importante y relevante, los socialistas somos conscientes de ello; por eso pusimos al empleo como prioridad, logrando que el Servicio Canario de Empleo fuera la agencia pública de España con mejores indicadores, según el ministerio, creándose además 62 500 empleos mientras estuvimos en el Gobierno.

Pero también somos conscientes de que el empleo, por sí solo, no es suficiente. Lo hemos dicho: la pobreza, y cada vez con más fuerza, afecta también a las personas ocupadas. Aquí, aquí, señora consejera, preocúpese por aquí, no por América del Norte. Los trabajadores pobres existen y son una realidad cada vez más patente y preocupante; a ellos no les vale conseguir un trabajo porque ya lo tienen, necesitan tener acceso a un trabajo más digno, mejor remunerado. Y para ello se necesita una actuación conjunta de muchas áreas del Gobierno.

Mientras tanto, el Gobierno debe actuar, actuar garantizando que, a pesar de sus carencias salariales, estas personas tienen garantizados -tanto ellos como sus hijos- una sanidad adecuada, una educación de calidad y unos servicios sociales que den respuesta a sus necesidades temporales. El Estado del bienestar, a través de los servicios públicos fundamentales, son la garantía de que mientras no se actúe sobre las verdaderas causas -que no son de su consejería- que generan el problema de pobreza y desigualdad, los afectados no quedan desprotegidos.

Mire, en consecuencia, señora Valido, afrontar este problema requiere una doble aproximación: atender de forma digna a las personas y trabajar para solventar los problemas estructurales que tiene esta tierra. Pero, ¿cómo actuamos sobre las necesidades de las personas que están en situación de pobreza? Reforzando los servicios públicos y fundamentales: la sanidad, para que esté a la altura de las demandas de la salud de las personas; la educación, para que puedan acceder a una buena educación que impulse su talento y sus capacidades, y no en función de los bolsillos de las familias; que dispongan de una buena cartera de servicios sociales. Apostar por los servicios públicos fundamentales con todos los recursos de la comunidad autónoma, priorizando sobre otros usos.

De ahí que no entendamos que se haya destinado dinero a un Fdcan que no solo no está consiguiendo cambiar nuestro modelo productivo reasfaltando las carreteras de Canarias. Eso es repetir los errores del pasado.

La señora PRESIDENTA: Disculpe que le interrumpa, señor Álvaro; disculpe que le interrumpa.

Señorías, he intentado, sin tener que interrumpir al portavoz que está hablando, que guarden silencio, pero me he visto obligada a hacerlo para que presten atención, por favor.

Continúe, señor Álvaro.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Un Fdcan que no apuesta por una política de vivienda ambiciosa que permita a todas las personas sin capacidad económica suficiente poder acceder a una vivienda digna. Un Fdcan y un Gobierno que no apuestan por un cambio de modelo de crecimiento, un modelo que no puede volver a basarse en el cemento, y en este caso, con mucho piche.

Y volvemos a insistir: la prioridad debe ser la educación, tanto primaria, secundaria y superior; pero también la de cero a tres años, como lo hemos reclamado insistentemente y aprobado en este Parlamento. La prioridad debe ser la I+D+i, apostando por las universidades públicas y por los centros de investigación públicos, como el ITC; por la inversión de la empresa privada, incluyendo nuevos instrumentos y programas orientados a reforzar la capacidad empresarial para generar nuevos productos y procesos; diseñando una política fiscal que redistribuya la riqueza, una política fiscal que genere los incentivos adecuados para potenciar este tipo de actividades económicas y prácticas empresariales, y que estimule el cambio de modelo productivo.

Un modelo que facilite las inversiones en sostenibilidad y cuidado del medio ambiente, que sea capaz de ver el cambio climático no solo como un problema, sino también como una oportunidad para generar iniciativas económicas y un nuevo modelo de desarrollo; un modelo que atienda a nuestras personas más débiles, a las personas dependientes, no solo como un mecanismo de justicia social, sino también como una oportunidad de futuro.

Entenderá que a estas cuestiones no se puede dar respuesta desde una sola consejería, y que hay que implicar a todos los departamentos y coordinarlos.

Lamentamos, una vez más, que el vicepresidente haya perdido la oportunidad de dar cuenta a este Parlamento de lo que debe ser su competencia. Ya sabemos el verdadero papel secundario que le ha reservado el señor presidente al señor Rodríguez; pero mire, su posición, señora Valido, nos deja también claro que este Gobierno no tiene la respuesta que Canarias necesita. Les anuncio hoy que el Partido Socialista, lejos de esconder la cabeza, se pondrá al frente de proponer soluciones y medidas que traeremos a esta Cámara para romper la dinámica y poner rumbo a este Gobierno.

Mientras, señora consejera, y dado que usted es la que comparece, nos gustaría que en su segunda intervención fuese capaz de apuntar: ¿qué medidas presupuestarias piensan tomar?, ¿qué medidas tributarias piensan adoptar, aparte de una tasa para las bebidas con azúcar?, ¿qué medidas están tomando para fidelizar el turismo mientras ya empiezan a abrir otros destinos turísticos?, ¿qué medidas se están tomando para mejorar la accesibilidad a la sanidad pública, a pesar de que esconden los datos de lista de espera?, ¿de la educación pública?, ¿qué medidas se están tomando para traer la inversión extranjera directa, para el impulso de la economía circular, de la industria cultural, de la economía y el conocimiento, de los parques tecnológicos, de la acuicultura, de las energías renovables o de las comunicaciones? Estas son medidas de un Gobierno para cambiar la dinámica de la pobreza en Canarias.

Y también le voy a hacer algunas preguntas específicas.

La señora PRESIDENTA: Señor Lavandera, un minuto más y se acaba.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Con respecto a las funciones del comisionado, ese que depende de la vicepresidencia pero que en la práctica no, se lo han quitado, se despacha con usted, lo dijo en la pregunta.

La estrategia contra la pobreza energética fue aprobada en Consejo de Gobierno, ¿cuál ha sido su desarrollo?, ¿se ha hecho el cambio de reglamento de instalaciones en industria?, ¿se ha realizado el convenio con Endesa que se dejó iniciado? Las cláusulas sociales que también lideró el anterior comisionado con cuatro consejerías y que en febrero tenía que haberse establecido una reserva de contrato al tercer sector. No se ha hecho nada.

¿Dónde está la comisión de seguimiento para la aplicación de las cláusulas sociales? ¿Qué pasa con el estudio de sinhogarismo realizado con apoyo de la Fecam?, ¿se ha hecho algo?, ¿hay algún anuncio?, ¿hay alguna acción? Setecientas propuestas recibió este Gobierno para desarrollar el Plan de Inclusión Social y Lucha contra la Pobreza. Tercer sector, colegios profesionales, comité de expertos, universidades, pendientes solo de evaluar económicamente para la redacción definitiva del plan. Por cierto, ninguna del Cabildo de Tenerife, aunque usted era la consejera del área y estaba a través de la Fecai, y dicen que se encontraron los cajones vacíos. Señora consejera, póngase las pilas porque los canarios no esperan.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias.

Señor Campos, por Nueva Canarias.

Espere, señor Campos, a ver si entre una bancada y otra...

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Es fuego cruzado esto.

La señora PRESIDENTA: Sí, puede empezar usted. Venga, ahora, con el fuego cruzado, vamos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Muchas gracias, señora presidenta.

Señora consejera, desde que el mundo es mundo los ricos cada vez son más ricos y los pobres cada vez son más pobres, pero para eso estamos en política, para eso algunos hemos decidido venir a la política, para eso sí están los parlamentos y para eso sí están los gobiernos: para revertir esas situaciones. Pero cuando se desarrollan determinadas políticas, contribuyendo a que cada vez los ricos sean más ricos y los pobres cada vez más pobres, tenemos un problema.

Probablemente usted, y fíjese lo que le voy a decir, ¿eh?, a lo mejor me meto en un problema, yo creo que no. Si usted estuviera sentada aquí, por lo poco que yo la voy conociendo, creo que las cosas empezarían a cambiar. Lo ha demostrado en la comparecencia anterior, creo que tiene una visión amplia de los temas, cree que hay que incidir donde están los problemas, modificar el sistema. El problema es que quien preside este Gobierno, lamentablemente, no actúa, al menos. Yo no digo que no crea, pero no actúa de la misma razón, con los mismos criterios.

Tasa de paro en Canarias del 25,7 %, siete puntos porcentuales por encima de la tasa media del Estado, 279 800 personas desempleadas en la EPA del primer trimestre; el 58 % de los desempleados en Canarias lo son de larga duración; 102 000 hogares con todos sus miembros activos en paro, cinco puntos por encima del Estado; el 53 % de las personas desempleadas registradas en el Servicio Canario de Empleo no recibe ninguna prestación; el 48 % de nuestros jóvenes menores de veinticinco años no tienen empleo. Esto, probablemente, tendrá alguna incidencia en la tasa de riesgo y de pobreza que hemos conocido con la Encuesta de Condiciones de Vida.

Pero vamos a hablar de los que trabajan. Canarias cuenta con el dudoso honor de tener los salarios privados más bajos de España, un empleo con una enorme precariedad, diferencias salariales, lamentablemente, a día de hoy, entre el empleo de un hombre y una mujer. Miles de personas que trabajan siguen siendo pobres. Esto tendrá alguna incidencia en la tasa de riesgo de pobreza, y en que los hogares tengan alguna dificultad para llegar a final de mes, como dice la Encuesta de Condiciones de Vida.

Pero vamos a hablar de sanidad: el acceso a la sanidad en este momento, la situación de las listas de espera, la situación de los servicios de urgencia, ¿sabe a lo que lleva?, a que haya gente pobre en esta tierra que gasta su poco dinero, en muchas ocasiones, para ir a consultas privadas para poder saltarse estas listas de espera. Esto tiene que ver con la Encuesta de Condiciones de Vida, porque cuando hablamos de gastos imprevistos en los hogares esta es la realidad de muchas familias que, desgraciadamente, sin tener recursos, tienen que acudir a esos gastos imprevistos.

Vamos a hablar de educación, por ejemplo, por la nula aportación de este Gobierno a educación infantil de cero a tres años, lo que significa la dificultad para la conciliación laboral y familiar en ocasiones e incrementa, además, el gasto de las familias con niños menores de tres años al escolarizarlos. Esto incide en la dificultad de los hogares para llegar a final de mes.

Vamos a hablar de dependencia: más de trece mil personas en lista de espera. Los peores datos de España. Incluso incorporando a las personas que usted nos anunciaba esta mañana, le puedo garantizar que tiene alguna influencia el hecho de que muchas familias, cientos y cientos de familias, se vean obligadas a realizar un gasto extraordinario; eso influye en la Encuesta de Condiciones de Vida de los hogares. O que muchas de las..., sobre todo mujeres, no puedan incorporarse al mercado de trabajo para atender a sus mayores o a sus dependientes.

Vamos a hablar de política de vivienda en Canarias, señora consejera: ni una vivienda nueva en los últimos años, cero, ¡ni una sola!, o una escasísima aportación en materia de ayudas al alquiler; algo tendrá que ver esto con los datos de la Encuesta de Condiciones de Vida sobre los retrasos en los pagos relacionados con la vivienda. Estamos empujando a muchas de nuestras familias, sobre todo a aquellas que menos recursos tienen, a acudir al mercado privado, desgraciadamente, no todas pudiendo acceder a las ayudas al alquiler. Por supuesto, el acceso a la propiedad descartado, como digo, desde hace años.

Pero hablemos de fraude fiscal: encabezamos los datos en España. Vamos a hablar de economía sumergida, de los peores datos de España. Ambos datos contribuyen a que no pueda existir una correcta redistribución de la riqueza, elemento esencial para corregir los datos que aparecen en la Encuesta de Condiciones de Vida.

Además este Gobierno, señora consejera, sigue con sus rebajas fiscales -impuesto de sucesiones y donaciones- para los ricos que cada vez son más ricos, y es verdad que para los pobres que cada vez son más pobres; ojo, la mayoría de estos no pagaban ni un euro antes, y nosotros defendemos que eso sí era correcto, esa medida era correcta. Pero para los ricos que cada vez son más ricos, que paguen el impuesto de sucesiones y donaciones, y que lo que se ingrese por esa vía se pueda destinar a políticas que contribuyan a paliar la situación de estas personas que aparecen en la Encuesta de Condiciones de Vida.

Las bajadas en impuestos a perfumes y colonia, detrayendo dinero al sistema.

El Fdcan. Mi tema favorito. Señora consejera, señora Elena Luis, el Fdcan no es un modelo de desarrollo para Canarias que, de manera estructural, ayude a revertir la situación, los datos que aparecen en la Encuesta de Condiciones de Vida publicada por el INE; el Fdcan es un plan de reparto puro y duro, de puro clientelismo, y que no garantiza, ni va a contribuir, a cambio económico o a modelo de desarrollo económico alguno.

Esta es la realidad de nuestra tierra. Pero esto no es casual, los datos que aparecen no son casuales, en política nada es casual. Por eso exigimos, de una vez por todas, señora consejera, la presentación del Plan de Inclusión Social y Lucha contra la Pobreza; se lo exigíamos a la anterior consejera y ahora se lo exigimos a usted. Por eso se incorpora en el presupuesto, a nivel estatal, un plan de lucha contra la pobreza de un millón de euros, y nosotros hemos presentado una enmienda incorporando nueve millones de euros adicionales, que esperemos que nos apoye, en ese sentido, el Partido Popular para, de alguna manera y sin ser suficiente del todo, multiplicar por diez lo que ustedes introdujeron inicialmente.

Por eso planteamos, y le felicito por la nueva reforma de la Prestación Canaria de Inserción, incluyendo los nuevos perfiles, necesario; pero es imprescindible incrementar la cuantía básica mensual de la Prestación Canaria de Inserción para aquellos que, no cobrando nada, puedan tener un salario algo más digno, un ingreso algo más digno, del que actualmente reciben. Por eso, señora consejera, desde Nueva Canarias defendemos una política fiscal distinta. Por eso planteamos un modelo económico diferente al que ustedes defienden. Por eso defendemos una política presupuestaria distinta a la que se ha venido aprobando año tras año.

Porque las acciones paliativas son absolutamente necesarias, pero las acciones estratégicas y las estructurales son las verdaderamente importantes, una vez que uno lee la Encuesta de Condiciones de Vida, si de verdad queremos cambiar la situación de estas personas.

Fíjese, un dato: Euskadi tiene más déficit y más deuda que Canarias, pero destina el doble de dinero a este tipo de política con la cuarta parte del problema. En la Encuesta de Condiciones de Vida ya solo tienen el 9 % de su población en tasa de riesgo en el umbral de la pobreza; nosotros, casi el 35. Destinan el doble del presupuesto. Ellos no presumen de ser los campeones, ni de la austeridad en cada uno de sus presupuestos, ni de tener el déficit más bajo, ni del cumplimiento de cada uno de los objetivos que les plantea Montoro. Tienen más déficit y más deuda que Canarias, pero infinitamente menos pobreza. Alguna, alguna influencia, digo yo, tendrá en esto. Por supuesto, por no hablar de su modelo económico.

Hemos sido, señora consejera, desde Nueva Canarias, los que hemos estado defendiendo los últimos seis años, de manera clara, una política distinta; una austeridad contra la austeridad aplicada en los presupuestos de este Gobierno, de este y de quienes les han acompañado en los últimos años. Afortunadamente, en esta legislatura se han incorporado otras fuerzas políticas que han defendido también ese otro modelo, porque es lo único que puede, además de cambiar el modelo económico, la aplicación correcta de un presupuesto distinto, la distribución diferente de los escasos recursos que tenemos en Canarias para atender la prioridad, la máxima prioridad, y es a nuestra gente, sobre todo a aquellos que peor lo pasan.

Quiero terminar con una cuestión, señora consejera. Esta Encuesta de Condiciones de Vida nos habla de una cosa fundamental: si no entendemos eso tenemos un problema, da igual que sea el 35 % o el 31 %, o el 39. Probablemente no le dará igual a los que estén en esa franja, pero lo que quiero decir es que esta Encuesta de Condiciones de Vida nos habla de dos Canarias: la que está integrada y la que está excluida. Y la que está excluida cada vez está más excluida.

Necesitamos políticas distintas, necesitamos modelo económico distinto, necesitamos política fiscal distinta, necesitamos priorizar nuestros presupuestos al servicio, para contribuir al cambio estratégico, pero también para las medidas paliativas, para la gente que necesita esa ayuda ahora y no puede esperar a que se diversifique necesariamente nuestro modelo económico. La referencia de País Vasco, sabiendo que tienen un presupuesto diferente al nuestro, pero la clave no es la cuantía económica, es el porcentaje que destina de su presupuesto a estos temas; destinan el doble del presupuesto que nosotros, cuando tienen cuatro veces menos de personas en situación de riesgo de pobreza.

Muchas gracias, señora consejera.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Campos.

Para concluir esta comparecencia, señora consejera, por doce minutos.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Señor Luis Campos, terminar su intervención comparándonos con el País Vasco, que tiene también unos ingresos históricamente muy muy superiores a los canarios, pues no me parece adecuado. No creo que sean dos comunidades que podamos relacionar, aunque hablemos de población similar. Porque claro, si a población similar recibes cuatro veces más, evidentemente, puedes dedicar el doble.

Y yo no voy a discutir lo obvio. Empecé mi intervención anterior diciendo que no iba a utilizar los datos positivos, que también los había, porque ustedes me acusarían de estarme escondiendo en pequeñas mejorías. La situación es preocupante, pero también lo era hace cinco meses, y lo era el año pasado. Y señor Lavandera, todas esas políticas y acciones que usted me quiere recomendar para arreglar las cosas las pudieron poner en marcha el año pasado. Porque es curioso que todas esas políticas que usted ha mencionado, muchísimas líneas de acción y de trabajo, las propongan ahora y no las propusieran antes.

Yo no creo que estemos haciendo una política asistencialista, pero no desprestigiemos el término; porque, por desgracia, muchas personas en Canarias necesitan de la asistencia de la Administración pública. Independientemente de eso, hay políticas vinculadas por ejemplo al Plan Integral de Atención a la Discapacidad, que hemos empezado a poner en marcha. Hay políticas en materia de empleo, de las que hemos hablado esta tarde, en las que estamos intentando poner en marcha y articular nuevos programas que den nuevas respuestas y mejores resultados; eso no es política asistencialista. Estamos intentando mejorar la situación basándonos, fundamentalmente, en la mejora de las oportunidades de empleo, y le aseguro que estoy convencida de que es uno de los mejores caminos para hacerlo.

Señor Lavandera, cuando a mí me plantearon esta comparecencia para hablar de la Encuesta de Condiciones de Vida, no pensé que usted me iba a preguntar o iba a sacar el diagnóstico de las universidades. No sé qué tiene que ver una cosa con la otra. El diagnóstico que las universidades hicieron, y que es lo único que hemos encontrado un año y medio después del trabajo del comisionado anterior, no es otra cosa que un estudio hecho, un diagnóstico hecho por las universidades y que, desde luego, no es ni un tercio de lo que es un plan de inclusión y de lucha contra la pobreza.

Setecientas propuestas de las ONG no son un plan de lucha contra la pobreza. Hay un trabajo, hay una metodología, hay unos equipos que van más allá de encargar estudios a las universidades; que van más allá, para poder diseñar un plan de inclusión serio. Luego no pueden ustedes pretender que ese trabajo, que tiene que tener una metodología y un plazo, y que no se hizo en un año y medio, se haga ahora en cuatro o en cinco meses, recogiendo las propuestas de las ONG y los estudios encargados. Porque así no se puede hacer un plan de inclusión y de lucha contra la pobreza medianamente serio.

No nos quedamos mudos. Yo creo, sencillamente, que usted perseguía una estrategia política diferente que al comparecer yo no le ha salido bien, porque es evidente que su objeto era el vicepresidente y no yo. Pero bueno, yo estoy convencida de que al final lo que nos une a todos los que han intervenido es la preocupación por la situación de los canarios y de las medidas a poner en marcha, y ustedes están en este pleno preguntando continuamente a la consejera de Hacienda sobre medidas fiscales, al consejero de Economía sobre asuntos de sostenibilidad, en fin, yo me imagino que usted no pretende que a toda esa retahíla de preguntas variadas que usted ha hecho yo me ponga a contestarle ahora. Estoy segura de que no era su intención. Primero, porque no tengo tiempo. Y, segundo, porque prefiero aprovechar el tiempo para decirle algunas cuestiones que hay que poner en marcha y que son muy importantes.

Señora Luzardo, de verdad que yo tengo que confesarle que tengo una frustración enorme, porque cuando uno tiene que acudir al Imserso a que le contesten en una carta las cosas porque no te creen, y ni siquiera con la carta en las manos..., y la carta se utiliza para decir que hay 913 solicitudes -que no altas-, pero no se lee lo siguiente: 478 beneficiarios más que en el mes de marzo, 477 prestaciones más que en el mes de marzo. ¿Por qué se quedó usted en la línea de arriba?, ¿qué fue, un descuido?, ¿o fue interesado?

Yo lo siento, pero yo creo, sinceramente, que no lo merecemos. Creo que no lo merecemos, igual que creo que la directora del Imserso, que se ha llevado una bronca enorme esta tarde porque alguien le ha llamado la atención por mandarme esta carta, no se la merece. Igual una cosa que la otra, y a mí eso me frustra, porque creo que estamos aquí para otra cosa. Y me frustra porque de verdad que quiero contar con usted en un montón de cosas, porque creo que usted es una convencida y tiene muchas ideas muy positivas para salir adelante, pero cuando hace estas cosas, de verdad, no puedo sentir otra cosa que tristeza.

Miren, luchar con la pobreza es un millón de euros que, señor Luis Campos, puede parecer poco, pero es un millón de euros no dedicado para la pobreza en general, sino para la pobreza infantil; es para un trabajo sectorial vinculado a los menores. Luchar contra la pobreza es reordenar los recursos económicos que tenemos distribuidos por todo el territorio en distintas administraciones para trabajar con las familias en riesgo. Y para eso se han convocado ya, lo anuncié hace tiempo, y ya se han producido las primeras reuniones de la interadministrativa y de la sectorial de menores. Eso es luchar contra la pobreza.

Luchar contra la pobreza es tener en cuenta que tenemos 218 961 personas con pensiones no contributivas, de las cuales 77 818 lo son por jubilación, 141 143 por discapacidad. Estas personas necesitan un plan integral de discapacidad -que ya he mencionado- para poder salir de la pobreza: un plan transversal, no asistencialista, en el que ya hemos empezado a trabajar.

Y nuestros mayores, hoy 311 000; en el 2019, 390; 80 000 mayores más, y en el 2030 casi medio millón, de los cuales 100 000 serán grandes dependientes, también necesitan que trabajemos en ellos, y trabajar en ellos no es solo buscar más dinero para repartir más prestaciones, porque muchos de nuestros mayores no resuelven su enorme problema con una prestación económica. Es un plan de infraestructuras sociosanitarias y es un plan de envejecimiento activo. Es sentarnos con los ayuntamientos y con los cabildos y trabajar como si fuéramos una sola administración. Porque los ciudadanos no tienen por qué saber -ni les interesa saber- de dónde sale el dinero, ni quién lo pone. Y estamos en esta tierra acostumbrados a trabajar por separado, para que le quede bien claro al vecino que las perritas son mías y que esto se me ocurrió a mí, y ese es uno de los grandes problemas que tenemos. ¿Hablamos de diagnóstico?, ese es mi diagnóstico.

Hablemos de diagnósticos: tenemos que cambiar de una vez esa concepción de los servicios como un reino de taifas: cada ayuntamiento, "no me toques lo mío"; cada cabildo, "no me toques lo mío"; y el Gobierno, "no me toques lo mío porque es que si no me desaparezco del mapa, me volatilizo si resulta que los cabildos y los ayuntamientos llegan antes a los ciudadanos". Si somos capaces de acabar con eso, y de trabajar como si fuéramos una sola administración, la Administración canaria, y somos capaces de crear un sistema de atención a la dependencia donde las tres administraciones estén involucradas, estén implicadas y estén trabajando, aunque nos cueste más dinero -porque para eso parece que vienen tiempos en los que podemos contar con más fondos- esa es la manera de luchar contra la pobreza, trabajar el envejecimiento activo y asegurarnos de que las personas, el día de mañana, todas estas que les he comentado, reciban, si no pueden una cama residencial, un servicio en domicilio, una vigilancia, un acompañamiento, un plan de envejecimiento completo que además prevea la dependencia y la prevenga, y sea capaz de actuar. Eso también es luchar contra la pobreza.

Mire, estamos a punto, espero, en el plazo máximo de un mes, de enviar la ley de servicios sociales al Consultivo; y aprobar esa ley y desarrollar el catálogo también es luchar contra la pobreza. Revisar nuestro mapa de recursos sociales: qué hacemos, cómo lo hacemos, cuánto cuesta, quién lo paga y cómo lo paga; tener claro cómo son los recursos y cómo tienen que funcionar y dotarlos adecuadamente, porque además eso va a generar empleo y mayor calidad de vida, y unos servicios de muchísima más calidad.

Y también tengo que decirle que ese Plan de Lucha contra la Pobreza, ese plan por la inclusión en el que el comisionado trata de trabajar a marchas forzadas, recién incorporándose, con lo que se ha encontrado..., yo no puedo decirle en qué fecha, pero le aseguro que en no demasiado tiempo estará muy avanzado; y yo les invito, les invito a que soliciten su comparecencia en comisión parlamentaria para que él les dé los tiempos, los trabajos, la metodología y los colectivos o las entidades con las que lo está desarrollando.

Miren, podemos seguir aportando datos y podemos seguir en una discusión política sin mayores conclusiones. Yo creo que lo importante es lo que he dicho antes: que es manifiesto el interés de toda esta Cámara en mejorar la situación de los ciudadanos y las ciudadanas de Canarias; en mejorar estos datos y, desde luego, a eso es a lo que nos vamos a dedicar, a eso es a lo que me dedico y estoy encantada de oír todas esas magníficas ideas que tienen para resolver los problemas de los ciudadanos.

Gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora consejera.

Señorías, suspendemos la sesión y se reanuda mañana a las nueve horas. Descansen.

(Se suspende la sesión a las veintiuna horas y un minuto).

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-1094 Sobre -Consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda-, sobre los datos publicados en la Encuesta de Condiciones de Vida año 2016.

Facebook Twitter Youtube Google Plus Flickr

Aviso jurídico · Parlamento de Canarias C/Teobaldo Power, 7
38002 S/C de Tenerife
Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400