El Parlamento de Canarias, centro de debate del cambio climático con la presentación de CanBIO

Este proyecto monitoriza la acidificación oceánica, el ruido en el mar y su impacto en los ecosistemas marinos de Canarias. Financiado por el Gobierno de Canarias y Loro Parque, cuenta con la participación de diferentes grupos de investigación de la ULL y ULPGC, además de otros colectivos de voluntariado ambiental como Avanfuer

7/2/2022 Presidencia

Canarias, 7 de febrero de 2022.- El Parlamento de Canarias acogió hoy la presentación de los resultados científicos del Proyecto CanBIO, que monitoriza la acidificación oceánica, el ruido en el mar y su impacto en los ecosistemas marinos de Canarias. El acto, presidido por Gustavo Matos, presidente del Parlamento de Canarias, y organizado por el alumnado de cuarto curso de Periodismo, giró en torno a los resultados obtenidos en los subproyectos que desarrollan la Universidad de La Laguna y la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. CanBIO está cofinanciado por el Gobierno de Canarias y Fundación Loro Parque. Participan también otras ONG ambientales.

En el acto intervinieron, asimismo, el consejero de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial del Gobierno de Canarias, José Antonio Valbuena, el coordinador del proyecto y director de Loro Parque Fundación, Javier Almunia, la catedrática de la Facultad de Ciencias del Mar de la ULPGC Magdalena Santana, el profesor de la Facultad de Ingeniería Industrial de la ULL Fernando Rosa y la alumna del Grado en Periodismo en la ULL Desirée Salazar Páez.

SIN PLAN B

En su intervención, Gustavo Matos expresó el honor que supone para el Parlamento de Canarias albergar este acto informativo, “por la importancia del proyecto y por el momento en que se presenta”. Recordó que recientemente, tuvo la oportunidad de intervenir en la presentación de la Agenda Canaria 2030, un proyecto del Gobierno de Canarias cuyo origen se sitúa, precisamente, en el Parlamento.

“Ese proyecto que viene a adaptar a las circunstancias del archipiélago los Objetivos de Desarrollo Sostenible, con el propósito de garantizar su cumplimiento. Canarias se coloca así a la vanguardia, en esta parte del planeta, en la consecución de esas metas”, dijo.

Matos hizo hincapié en que “somos la última generación que puede hacer algo por evitar el desastre al que el planeta está abocado, un planeta que es este y solamente este, porque no hay un plan B”.

“Seamos ambiciosos en el combate contra el cambio climático. Canarias no se puede entender sin su mar, sin sus costas. Nuestra forma de ser seguirá ineludiblemente ligada al mar; es nuestra obligación cuidar de la salud del océano”.

Por tanto, afirmó que el acto de este lunes “representa un paso más en el compromiso institucional, académico y social con la lucha contra el cambio climático”. Esta iniciativa pionera con la que medir la salud del mar es, agregó, “un acto de responsabilidad y consciencia, pero también un ejemplo de coordinación y de una labor bien hecha”.

Destacó también la calidad e interés del material divulgativo anexo a este proyecto, una exposición elaborada por alumnos de Periodismo de la Universidad de La Laguna. “Enhorabuena por este trabajo. Jóvenes como ustedes son la cara de una generación comprometida”.

El presidente expresó su agradecimiento “por hacer de este Parlamento, una vez más, un lugar donde confluyan ideas y propuestas. “En esta décima legislatura queremos que el Parlamento sea punto de encuentro de ideas relacionadas con el presente y, sobre todo, el futuro de Canarias”.

KILÓMETRO CERO

Por su parte, el consejero regional de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial, José Antonio Valbuena, recalcó el compromiso que mantiene su departamento desde el inicio de la legislatura con diferentes proyectos de investigación relacionados con los efectos del cambio climático en distintos ámbitos, tanto marinos como terrestres, especialmente sobre los ecosistemas de las islas, en los que además se cuenta con la participación de las universidades públicas del archipiélago.

En el caso concreto de esta iniciativa, indicó, el Ejecutivo acumulará ayudas por más de 500.000 euros entre este ejercicio y 2021 de manera exclusiva a CanBIO, “un proyecto fundamental para conocer el sistema del CO2, la salud de nuestros mares y de las numerosas especies que habitan en nuestros fondos”. Valbuena recalcó que Canarias “se ha propuesta ser el kilómetro cero del corredor biológico mundial marino” y añadió que es precisamente el mar el “elemento más frágil del planeta para poder defenderse de los efectos del cambio climático”

Javier Almunia explicó que gracias a CanBio, se ha creado con éxito una red canaria de monitorización oceánica que va a ser esencial para afrontar los retos ambientales que traerá el cambio global y para proteger nuestra biodiversidad marina.

El encuentro continuó con una ponencia sobre la acidificación del océano de Canarias, ofrecida por Magdalena Santana, catedrática de la Facultad de Ciencias del Mar de la ULPGC, quien advirtió de que la tendencia creciente del nivel de acidificación de los océanos “es preocupante”. Subrayó la necesidad de “tomar conciencia y reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera de manera urgente”.

Posteriormente, Fernando Rosa González se refirió a los paisajes sonoros y ruido submarino en Canarias. Con una dilatada experiencia en el campo de la bioacústica marina, Rosa destacó la importancia de medir los indicadores ecoacústicos y aseguró que las exploraciones realizadas durante el desarrollo de CanBIO “demuestran que las islas siguen siendo un lugar repleto de vida marina que hay que proteger y reducir, por tanto, la contaminación por ruido”.

El acto finalizó con la intervención de Desirée Salazar Páez, alumna de Periodismo, quien reflexionó sobre el papel de los jóvenes ante el cambio climático y también sobre el empleo de metodologías activas de enseñanza y aprendizaje durante la formación universitaria. Asimismo, destacó cómo a través de proyectos de aprendizaje por servicio como el que se desarrolla con CanBIO, el alumnado de la ULL aprende haciendo y cómo esta preparación ayudará a una mejor inserción en el mercado laboral.

CanBIO

CanBIO es un programa de investigación medioambiental financiado a partes iguales por el Gobierno de Canarias y Loro Parque con dos millones de euros, que se invierten durante cuatro años para estudiar el cambio climático en el mar y la acidificación oceánica y sus efectos en la biodiversidad marina de Canarias y la Macaronesia. Asimismo, en el proyecto participan diferentes grupos de investigación de la Universidad de La Laguna y de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, además de otros colectivos de voluntariado ambiental como la Asociación Avanfuer.

El proyecto está acompañado por una exposición temporal con infografías sobre los distintos problemas ambientales a los que se enfrenta el océano, maquetas e ilustraciones de los instrumentos de medición del proyecto, así como piezas audiovisuales dirigidas al público en general. Este material ha sido desarrollado mediante un proyecto de aprendizaje por servicio con alumnos del Grado de Periodismo de la Universidad de La Laguna.