Diario de Sesiones 85/2013, de fecha 25/6/2013 - Punto 21

· 8L/C-1073 Comparecencia del Gobierno, instada por el Grupo Parlamentario Nacionalista Canario (CC-PNC-CCN), sobre el préstamo del Fondo de Liquidez Autonómico para 2013.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): La primera, del Gobierno, instada por el Grupo Nacionalista Canario, sobre el préstamo del Fondo de Liquidez Autonómico para 2013.

El señor Ruano tiene la palabra.

El señor Ruano León: Señor presidente, señorías, señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad.

En el Pleno de noviembre, del 12 de noviembre del pasado año, solicitamos una comparecencia del Gobierno, señor consejero, para informar sobre la acogida al Fondo estatal de Liquidez de las comunidades autónomas para el ejercicio del 2012. Ya entonces, en aquel momento, noviembre del 2012, quedó claro que nos hallamos ante un mecanismo que facilita la liquidez a las comunidades autónomas ante las fuertes restricciones de acceso al crédito que padecen las administraciones públicas y la ciudadanía. Este hecho, el de las restricciones de acceso al crédito, no es cuestión que sepamos solo aquí sino que además el real decreto-ley regulador del Fondo de Liquidez Autonómico, real decreto-ley de julio del pasado año 2012, reconoce expresamente en su exposición de motivos que el nacimiento del FLA, el nacimiento de ese fondo, tiene su razón de ser justamente en las limitaciones de acceso al crédito de las administraciones públicas, y es la conformación de una estructura de préstamos a las comunidades autónomas que no esté vinculada a las condiciones de mejor situación financiera que tienen unas respecto de otras. Es decir, si el mercado fuera un mercado abierto, si no existiera el FLA y las comunidades autónomas españolas hubieran de requerir de las entidades financieras españolas, pues, préstamos para afrontar sus propios presupuestos, las liquidaciones, por ejemplo, de la deuda y demás, tendrían condiciones distintas. Las condiciones de comunidades autónomas como la canaria, que tiene cumplimientos de objetivos de déficit reconocidos y cumplimientos de niveles de deuda, los más bajos del conjunto del Estado, serían desde luego mejores en el acceso al mercado libre del crédito que las que puedan tener comunidades autónomas con altísimos niveles de déficit y deuda pública, por ejemplo, la Comunidad Valenciana, Murcia o incluso Cataluña.

Ese escenario, insisto, es un escenario que motivó la creación del FLA y en el mismo, en ese escenario global español, la comunidad entonces, 2012, requirió un préstamo del FLA para atender sus vencimientos de deuda y el funcionamiento de determinados servicios públicos, a los que me referiré en mi segunda intervención.

Señor consejero, un préstamo, en definitiva, que el Estado concede a las comunidades autónomas que lo soliciten. Para ello, en este año 2013 el Gobierno de España ha previsto no destinar solo 18.000 millones, que era lo que previó, o previno, en el año 2012, sino 23.000 millones de euros, si bien es cierto que en el 2012 se aplicaron tan solo 12.600 millones de aquella previsión.

Entre las condiciones del préstamo, las comunidades autónomas tienen que realizar un plan de ajuste. Comoquiera que la comunidad canaria ya realizó un plan de ajuste, una previsión de plan de ajuste a tres años para el préstamo del 2012, el plan de ajuste está elaborado y, por otra parte, los propios indicadores del Ministerio de Hacienda, como digo, han certificado que Canarias se encuentra en las mejores ratios tanto en niveles de deuda como de déficit público. Ya veremos en mi segunda intervención qué utilidad tiene para los canarios y las canarias ser cumplidores en relación con estos indicadores.

Señor consejero, en el escenario que se presenta, con las dificultades de acceso al crédito que tienen no solo los ciudadanos y las ciudadanas, sino también las administraciones públicas españolas en general, queremos saber cuál ha sido la solicitud formulada por el Gobierno de Canarias al FLA en el 2013, cuánto se ha concedido, finalmente, por el Gobierno de España en el marco de esas previsiones iniciales y a qué se va a destinar el dinero que se obtenga desde el FLA, el dinero de ese préstamo que el FLA realiza, en este caso, a la Comunidad Autónoma de Canarias.

Muchas gracias.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Gracias, señor Ruano.

Señor consejero, tiene la palabra.

El señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad (González Ortiz): Gracias, presidente. Señorías, buenos días a todos y a todas.

Pues, señor Ruano, lo primero, y aunque parezca obvio, habrá que reiterar una vez más que el Fondo de Liquidez Autonómico -el FLA- es un préstamo, es una línea de crédito suscrita por el Gobierno de Canarias, que, como todos los créditos, por lo menos los que firma la Comunidad Autónoma de Canarias, hay que devolverlos con sus correspondientes intereses y en los plazos pactados. Aclarado el concepto, es decir, que lo que no es el FLA es ninguna gracia concedida, es decir, el FLA es un préstamo que Canarias debe pagar puntualmente, y así lo hace. Por lo tanto, y a diferencia de lo que algunos se empeñan falsamente en repetir, a esta comunidad autónoma nadie le paga las facturas ni le sale gratis una operación que tampoco es una prebenda.

Se trata de un mecanismo que estableció en su momento el Gobierno central, motivado por la falta de viabilidad de la marca España, que tuvo como efecto el cierre casi total de los mercados, contagiando con ello a las comunidades autónomas como la canaria con unos índices de solvencia más que acreditados. Esta dificultad de acceso al crédito, junto a un coste inferior en relación con otras posibles operaciones, fueron, por tanto, los principales condicionantes para que Canarias decidiera en su momento adherirse al Fondo de Liquidez Autonómico. Una adhesión que, recuerdo, fue autorizada al cumplir las islas con todas las condiciones que contenían la adhesión al mismo.

Sin embargo, hay que reconocer que este Fondo de Liquidez Autonómico ha desembocado en una acción incompleta que está provocando disfunciones y dificultades en la financiación global que necesitan las comunidades autónomas. Les recuerdo aquí que fue el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas quien asignó las cantidades que de forma unilateral consideró para cada autonomía.

En el caso de Canarias, y con carácter previo a la distribución de estas cantidades, se realizó, digo, con carácter previo a que el ministerio decidiera finalmente estas cantidades, Canarias informó del volumen total de necesidades para el año 2013, tal como se nos había solicitado. Las necesidades en cuanto a la financiación, en cuanto a los fondos, eran de 1.087 millones de euros. De esa cantidad, en torno a 300 venían a cubrir el déficit autorizado; algo más de 340 millones a satisfacer los vencimientos de deuda; otros 170 millones de euros dirigidos a la devolución de las liquidaciones del sistema de financiación y del ITE; y 488 millones de euros que, estando autorizados, no fueron formalizados durante el año 2012. De todo este montante, que, como ya he dicho, supera los 1.000 millones de euros, el Estado solo asignó 421 millones de euros, es decir, menos de la mitad de las necesidades para todo el año 2013.

Por lo tanto, con esta cifra, a finales del pasado mes de abril, la comunidad autónoma y el Instituto de Crédito Oficial formalizamos el contrato de préstamo con un periodo de amortización de diez años, dos años de carencia y un tipo de interés que equivale a 30 puntos básicos por encima del coste del tesoro en el momento de la firma del préstamo, así como a lo largo del periodo del mismo.

Un préstamo que, además, predetermina -les recuerdo- el destino de los fondos, con una distribución impuesta, que fue de 122 millones de euros para vencimientos de deuda y los 289 millones de euros restantes para cubrir el déficit autorizado, hasta el día de hoy, del 0,7% del PIB para este año.

Esto supone, por tanto, que una parte importante de los fondos que se precisan en la comunidad autónoma, esto es, en torno a 666 millones de euros, quedan fuera del Fondo de Liquidez Autonómico. Unos recursos que estamos suscribiendo con otras entidades para sufragar el presupuesto anual dada la más que notable desviación entre las necesidades financieras y los fondos asignados.

Y en este momento aquí, después de todo este proceso, es donde se produce una serie de decisiones absolutamente incomprensibles por parte del Estado, porque dificultan o, lo que es más grave, encarecen las otras líneas de préstamo que tiene que buscar la comunidad autónoma para cubrir esa parte no cubierta por el Fondo de Liquidez Autonómico. Canarias cumple con sus obligaciones, Canarias es solvente y tiene la credibilidad suficiente como para que una de las entidades financieras más importantes del mundo, en este caso norteamericana, se acerque a la Comunidad Autónoma de Canarias y confíe, proponga, un préstamo en torno a 500 millones de euros a esta comunidad autónoma. ¿Por qué?, pues porque Canarias es la comunidad autónoma con menos deuda sobre el PIB, según acreditan los últimos datos del Banco de España, al cierre del primer trimestre; es decir, un 11%, a diferencia del 18% del conjunto de las comunidades autónomas; un 30%, que están endeudadas las que más en este momento; y el 76% del PIB de la Administración General del Estado, por poner una relación de cómo está hoy en día esa distribución de deuda.

Por tanto, son estos indicadores, entre otros, los que nos permiten acceder a otras ofertas crediticias ventajosas ante la insuficiencia de los recursos inicialmente asignados desde el Fondo de Liquidez Autonómico. Pero el Gobierno de España no parece dispuesto a facilitar ni una opción ni la otra. Nos impide de forma absolutamente incomprensible la firma de esta línea internacional, obligándonos a acudir a la banca española con un sobrecoste estimado en torno a 7,5 millones de euros anuales en costes de intereses. Una cantidad considerable dadas las actuales restricciones presupuestarias y las necesidades cada vez más crecientes que las administraciones nos vemos en la necesidad de cubrir. Sin embargo, no son estos motivos suficientes para que el Estado...; que, dentro del límite del déficit y estando autorizada esa deuda por el Consejo de Ministros, nos requiere una segunda autorización, que deniega en su caso para Canarias, para poder realizar esas operaciones en el extranjero. Paralelamente, las exigencias a las comunidades autónomas se incrementan. Es el caso, por ejemplo, de la exigencia sobre los periodos medios de pago, que deberán reducirse a 30 días bajo la amenaza de sanciones. Y estamos de acuerdo con esta situación, es decir, con que las administraciones tengamos que cumplir con todos esos criterios, pero para eso hace falta la liquidez suficiente y por eso hace falta poder acudir a los mercados a obtenerla.

Esa es la realidad y, por tanto, las incomprensibles decisiones que está tomando el Gobierno central. Son una serie de incoherencias que, bueno, parece que tienen más que ver con el deseo de control de las cuentas públicas de las comunidades autónomas y con la recentralización que a toda costa pretende aplicar el Gobierno del Partido Popular. Para ello el Estado no duda en utilizar sus mecanismos para interferir en la autonomía financiera de Canarias, ya que ni facilita los recursos suficientes ni permite la libre elección de préstamos, aunque estos sean más ventajosos para las islas.

En esta continua intención, más encaminada a restar autonomía que a resolver de forma global los problemas de financiación, es donde se pueden enmarcar las actuaciones del Gobierno central. Solo así se pueden entender las limitaciones y contradicciones llevadas a cabo por el mismo.

Como prueba del escaso eco que ha tenido la propuesta realizada por el Gobierno de Canarias, con el objetivo de obtener un mejor y más barato acceso a la financiación, esto es, el Gobierno de Canarias ha puesto su propuesta sobre la mesa... Mire, la propuesta que puso el Gobierno de Canarias sobre la mesa consiste en una emisión conjunta de deuda por parte de la Administración central y de las comunidades autónomas, de forma que la captación de fondos no solo fuese más coordinada sino a un menor coste y con unas exigencias más laxas desde la banca. Con esta fórmula sería posible distribuir el pago de los intereses entre las distintas administraciones en función de parámetros objetivos, como puede ser el cumplimiento del objetivo del déficit, el volumen de deuda o la calificación otorgada por las agencias de rating, y no como sucede ahora con la existencia del Fondo de Liquidez Autonómico y con la negativa a emitir en valores de moneda extranjera, dado que con la situación actual las peor situadas, las comunidades autónomas peor situadas, arrastran a las que tenemos una mejor solvencia económico-financiera.

En el caso de ser aceptado, que hubiese sido aceptado la propuesta que realizó el Gobierno de Canarias, entendemos que todas las administraciones, las comunidades autónomas tendrían acceso a los recursos necesarios para financiar sus presupuestos y atender a los vencimientos de deuda, eso sí, repartiéndose los costes de una forma más justa y equilibrada.

Para las islas esta situación, como usted sabe, señoría, se vuelve todavía más desigual, ya que somos los ciudadanos peor financiados y, por tanto, el déficit viene provocado por las dificultades en cuanto al sistema de financiación.

Entendemos, por tanto, que hay varios elementos sobre los que trabajar. Uno es corregir la situación del déficit autorizado; dos, el sistema de financiación; y, tres, y de forma específica en lo que estamos hablando, el permitir a la comunidad autónoma emitir en valores extranjeros, dado que la adhesión al Fondo de Liquidez Autonómico no impide, no impide, acudir a esas emisiones. Simplemente que requieren autorización del ministerio y es donde, ahí, en el ministerio, no la está otorgando.

Muchas gracias.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Muchas gracias, señor consejero.

Ahora procede la palabra a los grupos no convocantes.

Román.

El señor Rodríguez Rodríguez: Señor presidente, señorías, señor consejero.

Vamos a ver, sobre este asunto es difícil aclararse. Con seguridad la opinión pública está absolutamente despistada con lo que es esto del FLA. Ni la razón de ser ni la lógica ni en qué se sustenta, ¿no?

Por tratar de simplificar las cosas, es decir, en un momento determinado el Estado español, sus instituciones, carecen de crédito en los mercados financieros y, sin embargo, no hay Administración que se precie en el mundo que pueda sobrevivir sin financiación. Pues articula el Gobierno de España un fondo, que a su vez pide al sistema financiero, para facilitar el acceso al crédito a las comunidades autónomas. Préstamos en condiciones de mercado, razonables en este momento.

Lo que no se entiende, desde luego yo no lo puedo entender y difícilmente lo entendería alguien que entienda lo que nos está ocurriendo, es que para el año 13 las necesidades financieras de nuestra comunidad sean de 1.000 millones de euros, que vayas al Fondo de Liquidez y solo te dan 400, que vayas al resto del sistema financiero internacional y consigas que te presten 500 en condiciones más ventajosas que el resto del sistema financiero español y que alguien, aprovechando la adhesión al FLA, te lo prohíba. Difícil de entender, porque aquí solo se perjudica a la sociedad canaria, a sus instituciones, porque comprometes en intereses lo que podías dedicar a gasto, porque es más barato en estos momentos irse al mercado internacional -si te lo prestan, y en este caso te lo prestan- que ir al resto del sistema financiero español, que te pondrá condiciones peores. Parece muy poco razonable lo que nos está ocurriendo, muy poco razonable, y no se puede explicar, suponiendo que se encontrara una explicación racional, sino desde la estrategia de atornillamiento, de control absoluto, a las comunidades autónomas al margen de cómo hagan sus tareas, porque esta situación solo genera daño a esta comunidad, solo nos genera problemas para financiarnos. Nos añade más gasto en intereses cuando debiéramos liberarlos para atender las necesidades ciudadanas.

Parece que no hay título competencial para actuar ahí sino es el mecanismo, el protocolo de adhesión al FLA, que precisa autorización. Pues habrá que pensarse que detrás de cada oferta del Gobierno de España hay una trampa, porque no te prestan lo que le pides pero te impiden que otro te preste lo que ellos no te dan, ¿no?, que es lo que está ocurriendo aquí. Lamentable. Lo único que podía decir es que prestamos nuestro apoyo al Gobierno en esta iniciativa y ustedes deben hacer un mayor esfuerzo en explicar a la ciudadanía lo que esto representa, porque es un atropello más.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Gracias, señor Román.

Tiene ahora la palabra por parte del Grupo Socialista don Julio Cruz.

El señor Cruz Hernández: Gracias, señor presidente. Señorías, muy buenas tardes.

Don Román, yo creo que es de vergüenza, la situación que pasa es de vergüenza. De vergüenza porque no es difícil de entender: el Partido Popular asfixia a esta comunidad autónoma, con la financiación, con los Presupuestos, le establece un mecanismo y la perversión del mecanismo es que además lo controla de tal manera que atornilla, atornilla, atornilla y dice, "oiga, no, usted no se financia en el exterior". Aunque eso suponga que para todos los canarios tengamos que pagar 7,5 millones de euros más al año. Si en un préstamo se está hablando de diez años, estamos hablando, señorías, de 75 millones de euros. Estamos hablando de muchos millones de pesetas. Muchos millones con los que se pueden hacer muchísimas cosas en Canarias. Y, claro, y el Grupo Popular viene aquí y plantea el Partido Popular permanentemente, "oiga, hay que poner más recursos para empleo, hay que poner más recursos para no sé qué", pero, por el otro lado, te atornilla de una manera y con un sistema muy perverso.

Señor consejero, habría que pensarse cuál es el objetivo del Partido Popular y a ver si... A lo mejor fuimos al FLA y nos hemos equivocado, porque nadie pensaba, nadie creía, que el Partido Popular crea el sistema...; sus problemas financieros y sobre todo de sus comunidades autónomas implican que otras comunidades autónomas no tengamos la financiación, que el sistema financiero se resista y se crea el mecanismo. Pero, un mecanismo con 23.000 millones y que a nosotros nos dan solo 421, es que es evidente que el Partido Popular, unilateralmente además, ha decidido, según ha dicho usted aquí... Porque no se convocó al Consejo de Política Fiscal y Financiera, por poner un ejemplo, para distribuir esos 23.000 millones en función de las comunidades que habían cumplido, en función de las comunidades que tenían mejores ratios, no en función de sus necesidades, sino que unilateralmente se distribuye. Y ahora en esos 666 tenemos muchas dificultades. Que el Partido Popular lo impida y nos obligue prácticamente a ir a la banca española, parece que el objetivo del Partido Popular, sus intereses, están claros, están claros en defender a la banca, a la banca en este caso española. El Partido Popular ha inyectado muchísimos recursos en el sistema financiero español, en la banca de este país, y ahora por esta vía pretende que las comunidades autónomas, aunque tengan que pagar muchos más intereses, sigan financiando los beneficios de la banca en nuestro país.

Señor consejero, en el Grupo Socialista es evidente que acordamos y apoyamos la posición del Gobierno, en el sentido de buscar, de desbloquear, esta situación. No puede ser que esta comunidad autónoma pague 7,5 millones de euros más por un préstamo de 500 millones, porque el Partido Popular, porque el Gobierno del Partido Popular se empeña en perjudicar a todos los canarios. No puede ser y, como no puede ser, señor consejero, hagamos todo lo posible, alcemos la voz, para que eso se pueda desbloquear y podamos conseguir el préstamo a mejor financiación.

Gracias, señor presidente.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Gracias, señor Cruz.

Por parte del Partido Popular, señor Rodríguez.

El señor Rodríguez Pérez (Desde su escaño): Gracias, señor presidente. Señor consejero.

Después de oír las palabras de quien me ha precedido diría yo en respuesta que lo que da vergüenza es que el Gobierno de Canarias muerda la mano que le da de comer.

Mire, si algo, si algo no debe ser olvidado es que sin la ayuda del Gobierno de Rajoy, que ha aportado liquidez, liquidez, a la Comunidad Autónoma de Canarias, el déficit del ejercicio 2012 no hubiera sido el que ha sido. Por eso lamento que el Gobierno de Canarias esté llevando una campaña de desprestigio del Fondo de Liquidez Autonómico mientras, por otro lado, no han dejado de pedirlo.

Pero admítase, señor consejero, sin las medidas puestas en marcha por el Gobierno de la nación, la Comunidad Autónoma de Canarias habría colgado el cartel de cerrado, porque, usted lo sabe, tiene una dependencia absoluta del Estado para poder financiarse. De ahí que resulte, de verdad, llamativo oír voces que critiquen los mecanismos que, como el Fondo de Liquidez Autonómico, resultan, en lo que a financiación se refiere, esenciales y determinantes para la Comunidad Autónoma de Canarias. Repito, ha resultado el FLA imprescindible para la financiación de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Y se lo voy a recordar, le voy a decir lo que Rajoy ha hecho por Canarias en los últimos meses. Ha facilitado, no digo que le haya dado, no digo que le haya regalado, sino que le ha facilitado financiación por 1.406,8 millones de euros, entre FLA, pago a proveedores, elevación del techo del endeudamiento y ha prorrogado también el FLA para 2013. FLA para 2013 en 23.000 millones de euros, de los que alguna buena parte la Comunidad Autónoma de Canarias va a obtener y que ha de dedicarla al pago a proveedores casi exclusivamente.

Señorías, el FLA o fondo de rescate no debe ser un mecanismo de financiación de las malas prácticas, de las malas gestiones económicas. La comunidad debe aprender a financiarse con las competencias y las transferencias que el Estado le da. De no ser así, no tendría mucho sentido entonces la descentralización. Recuerde el pago a proveedores para 2013 con el FLA, señor consejero; si usted está acudiendo ahora a mecanismos de financiación externos es porque usted ha obtenido suficiente liquidez y saneamiento a partir del FLA del 2012.

Nada más.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Gracias, señor Rodríguez.

Tiene la palabra el grupo proponente, señor Ruano.

El señor Ruano León: Señor presidente, señorías.

Qué estéril resulta el intentar llevar el rigor como principio al funcionamiento de esta Cámara en determinados debates, que, por otra parte, implican y nos comprometen en todos los demás debates que tenemos cuando hablamos del funcionamiento de los servicios, cuando hablamos de la sanidad, cuando hablamos de una estrategia contra la pobreza... En fin, qué estéril resulta intentar aunar esfuerzos en torno a lo que es un interés común o debería ser un interés común, el de los canarios y canarias que nos sentamos en esta Cámara, y es defender los intereses de Canarias.

Yo, señor Rodríguez, no hice alusión alguna a un planteamiento como el que usted ha realizado respecto del Gobierno de España. Ni siquiera lo hizo el consejero en su intervención, hizo crítica a que detraer del sistema financiero español una determinada cantidad, concretamente 23.000 millones de euros, representa la imposibilidad fáctica de acudir al crédito en las entidades financieras españolas, que ya han prestado a ese sistema, al FLA, su dinero para la Administración pública.

Por tanto, señorías, permítanme que repruebe su frase, esa frase de "quien muerde la mano a quien le da de comer". Creo que francamente resulta lamentable escucharlo, porque más allá de que forme parte del contenido de determinados argumentarios, y debe ser de argumentario lo que usted ha dicho porque, en fin, hasta la cantidad citada por usted la leí el domingo en uno de esos dominicales que algunos de los colaboradores profesionales de su formación política...; concretamente el senador Alarcó, daba este mismo domingo en un artículo de esos dominicales. En fin, es lamentable, porque estamos hablando de un modelo de un sistema de préstamo y no, de verdad, no contribuye a nada el que discutamos sobre si es porque le da de comer o le deja de dar de comer. Porque usted empieza a mezclar otra vez una cosa que no habíamos mezclado todavía en este debate, y era el tema de la financiación autonómica de un lado y el tema de los préstamos que se conceden con arreglo al FLA. Y es verdad, al final al haberlo mezclado lo hace usted porque forma parte del argumentario del Partido Popular, cuando se demanda por parte de Canarias que el Gobierno de España cumpla, mejore, modifique, renueve, reforme, el modelo de financiación autonómica que sitúa hoy a Canarias a 800 millones de euros menos que la media de financiación de las comunidades autónomas. Esta es la realidad.

En fin, yo, señor Rodríguez, creo que usted con eso -me refiero lógicamente a don Jorge Rodríguez- se refiere o ha cumplido eficazmente el argumentario que circula por su partido, pero creo que flaca contribución ha realizado al rigor del debate y fundamentalmente al objetivo que debe sentarnos u obligarnos a todos los que estamos en esta Cámara, y es el interés de los canarios y las canarias, voten a quien voten.

En mi primera intervención, señor consejero, le decía que Canarias cumple. Y hablábamos de este asunto porque en numerosas ocasiones nos preguntamos realmente si no estamos haciendo más esfuerzo del necesario. En alguna ocasión el portavoz del Grupo Mixto lo ha señalado en relación con nuestro grado de cumplimiento. Yo siempre pienso también en el medio y largo plazo y pienso que para los canarios y canarias de mañana, para nuestros hijos, va a ser muy importante la tarea que se está haciendo hoy en relación a no endeudarse más, en relación a gastar en los márgenes que tenemos. Pero lo cierto es que eso nos obliga a hacer severos ajustes del gasto público en la situación actual y eso evidentemente produce incidencia directa sobre el funcionamiento de los servicios y produce incidencia directa, en definitiva, sobre la ciudadanía de Canarias.

La realidad es que si nosotros pedimos 1.087 -creo recordar que dijo usted como cifra- y nos conceden 425, teniendo el grado de cumplimiento, siendo de los mejores alumnos... -esto se utiliza mucho en esta Cámara, esa expresión, ser de los mejores alumnos de la clase-. Pues, mire, en esto por el Ministerio de Hacienda del Gobierno de España estamos acreditados como los mejores alumnos de la clase, en el 1,29 de cumplimiento de los objetivos de déficit en 2012 y en una deuda pública del 11%, frente al 17% de la media y frente a algunas comunidades autónomas españolas con el 30% y el Estado español con el 85% de deuda, 89 ahora, de deuda pública contraída en el año 2012. Esta es la situación. Y mientras tanto, mientras tanto, acudimos a un fondo, que nosotros no criticamos el fondo ni decimos que el sistema no sirva, lo que ha hecho el fondo es agrupar el crédito de las entidades financieras españolas y, al agruparlo, les garantiza a los peores una mejor financiación. Y nosotros, como comunidad autónoma del Estado español, contribuimos por ser de los mejores a que los peores paguen lo mismo que nosotros. Esta es la realidad. Y nosotros no nos hemos quejado de eso, pero de lo que tenemos legítimo derecho a quejarnos, de lo que tenemos legítimo derecho a quejarnos, es de que si pedimos 1.087, porque tenemos que afrontar el cumplimiento de la deuda, el cumplimiento de los objetivos de déficit y financiar los servicios públicos de la Comunidad Autónoma de Canarias, que se nos conceda lo que en derecho nos corresponde. Porque no puede ser que mientras a nosotros al final se nos dan 425 millones de euros de préstamo, otras comunidades autónomas españolas que no cumplen, como, por ejemplo, la Comunidad Autónoma Valenciana, reciban 2.392 millones del Fondo de Liquidez Autonómico. En fin, digo esa, pues, podría citar a Baleares, podría citar a Murcia... En fin, no tiene sentido. Y podría citar también a Cataluña, incluso a Andalucía, señora Roldós, ya que usted es tan avispada en la interrupción continua del orador en el Pleno.

Y yo, en fin, con esta reflexión lo que intento trasladarles, señorías, es que introduzcamos rigor en el debate. Al final no se trata de que el Gobierno sea de un signo político u otro. La situación real es que en este momento tenemos más dificultades de financiación porque no se nos concede la solicitud realizada al FLA cuando nuestros indicadores son los mejores, certificados por el propio Ministerio de Hacienda, y en paralelo se nos impide el recurso al crédito de entidades bancarias internacionales. ¡Esta es la verdad, esta es la verdad objetiva! Se puede después opinar, se pueden hacer chascarrillos, se puede utilizar argumentario, se puede decir "ustedes han recibido, muerde la mano y demás" y utilizar y recibir claqueo en la bancada, pero eso no va a cambiar la situación. La situación es que disponer de menos recursos representa la imposibilidad de cumplir realmente con los objetivos que se presupuestaron, que son objetivos de ingresos y de gastos, y que esos gastos ya están lo suficientemente comprometidos para que no estemos frivolizando con estas cantidades.

No estamos hablando hoy, señor Rodríguez, don Jorge Rodríguez, de financiación autonómica. Podríamos hacerlo, podríamos hacerlo, debemos hacerlo, debemos seguir haciéndolo, porque no se ha solucionado ni existe en el horizonte en este momento una esperanza de que se pueda solucionar y podamos entonces considerarnos tan españoles como los españoles que residen en la Península. Lo cierto, lo cierto, es que en este momento el Fondo de Liquidez Autonómico está dejando de atender por una cantidad superior a los 600 millones de euros las necesidades de los canarios y de las canarias.

Muchas gracias.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Gracias, señor Ruano.

Para concluir, el señor consejero tiene la palabra.

El señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad (González Ortiz): Gracias, señor presidente.

Señor Ruano, pedía usted intentar caminar por la senda del rigor; voy a ver si logro caminar por la senda de la explicación. He intentando, en vano, veo, en más de tres ocasiones que recuerde, explicarle al señor Rodríguez, don Jorge, la diferencia entre la liquidez y el déficit. Vamos a ver, señor Rodríguez, no tiene absolutamente nada, nada, nada que ver el Fondo de Liquidez Autonómico con el cumplimiento del objetivo de estabilidad. ¡Nada!, lo que usted dijo antes. "Es que gracias al Estado usted está cumpliendo los objetivos de estabilidad": ¡no, no, eso es falso! A ver, déficit, diferencia entre los ingresos y los gastos; Fondo de Liquidez Autonómico, como hay una diferencia entre los ingresos y los gastos, tenemos menos ingresos que los gastos, hace falta financiar ese déficit. Para financiar ese déficit, se emite deuda y, para emitir esa deuda, existe un problema, un problema no solo de la Comunidad Autónoma de Canarias, un problema conjunto de las administraciones públicas españolas y del Estado español, con un cierre importante de los mercados, con un cierre importantísimo de los mercados, a finales del año 2012, se lo recuerdo. Porque no solo había un cierre sino el tipo de interés que se pagaba era muchísimo más alto. Espero, señor Rodríguez, después de esta explicación, que logre haberlo convencido de que no tiene nada que ver el déficit con el Fondo de Liquidez Autonómico.

Mire, vamos a ver, a partir de ahí entramos en cómo nos financiamos. Ese déficit en que hay que buscar los fondos, la liquidez necesaria, para poder afrontar los pagos. Tres vías. Hoy lo que se llaman los criterios de ponencia financiera emitidos por el Gobierno central dicen: "los criterios para adherirse al Fondo de Liquidez Autonómica son que usted paga un tipo de interés de 30 puntos básicos por encima del coste al que se financia el tesoro", y cada mes, pues, se va emitiendo la resolución pertinente para saber a qué tipo de interés pagamos cada uno de los meses. Muy bien, el último, en mayo, 3,64; 3,34, el coste de la financiación del tesoro, más 30 puntos básicos, 3,64.

Segundo análisis de los criterios de ponencia financiera, mire usted, cuando usted quiera emitir en valores extranjeros o con bancos extranjeros, su máximo son 100 puntos básicos por encima del coste del precio del tesoro; y si usted, por el contrario, lo hace con banca española, puede llegar a pagar hasta 250 puntos básicos por encima del coste del precio del tesoro. Si el Gobierno central planteara desde el principio que los 1.087 que hemos planteado los pone en el FLA, le aseguro que la decisión más lógica que propondría este consejero y también este Gobierno es acudir todo al FLA. ¿Por qué?, porque sería más barato y lo que no está este Gobierno es dispuesto a pagar más intereses a los bancos para detraer recursos del gasto. Eso es lógico y natural. ¿Qué pasa?: que con impedirnos acudir a la financiación extranjera, por tanto, llegarnos aquí a la banca española, 250 puntos básicos frente a 100 puntos básicos: 150 puntos de diferencia, y ese es el sobrecoste que estamos pagando. Porque, repito, no hay una sola condición que impida, por adherirse al FLA, la emisión con entidades extranjeras, ¡ni una sola!, simplemente que tiene que tener una autorización, y de lo que me quejo y denuncio es que no recibimos esa autorización. ¿Y sabe por qué no la recibimos? Mire, por un tema muy sencillo: porque la emisión de las comunidades autónomas compite con las emisiones del Estado, en palabras textuales por parte del ministerio. Y, claro, ¡cómo van ustedes a competir y drenar recursos! Pero si es que es una decisión además completamente equivocada. Estamos hablando de las restricciones al crédito en la economía española. ¿Pues sabe lo que están haciendo las decisiones estas del Gobierno central?: incrementando las restricciones para que fluya más el crédito a empresas y familias. ¿Y sabe por qué?, porque está impidiendo que una comunidad autónoma como la canaria acuda a pedir dinero prestado que viene de fuera y detrayendo los recursos de las entidades financieras españolas y, por tanto, disminuyendo la capacidad de las entidades financieras españolas a prestar crédito a familias y a empresas. Y esa es una decisión exclusivamente que están tomando ustedes de forma absolutamente incomprensible.

Es más, es más, dice usted: "es que todo depende de la credibilidad". ¿Credibilidad? Mire, el Gobierno de Canarias es de las pocas comunidades autónomas a las que el principal banco español ha incrementado su nivel de endeudamiento para este año 2013. ¿Sabe por qué?, porque somos solventes, porque somos solventes. Luego, a partir de ahí habrá que estar atentos a otras consideraciones muy distintas de las que se han puesto sobre la mesa. Y por eso digo: ¿no habrá otro tipo de intereses en todo este proceso? Porque desde el punto de vista económico no tiene lógica que drenemos recursos del sistema financiero español para ser prestados a familias y empresas cuando estamos diciendo que uno de los principales problemas de la reactivación económica en España es que no fluye el crédito. Luego, decisión desde el punto de vista económico equivocada. A partir de ahí, ¿por qué ese freno?: ¿no será que lo que quieren es intentar seguir estrangulando para continuar en el proceso de recentralización en el que han entrado?, ¿será ese uno de los motivos?

Por lo tanto, simplemente seamos serios en el debate y tengamos claro dónde está ese proceso, porque lo que parece evidente, señor Rodríguez... La diferencia sabe cuál es, que usted entiende que alguien nos da de comer y nosotros entendemos que nos sentamos todos juntos en una mesa, porque así se ha configurado el Estado español, sentados todos en una mesa, con la diferencia entre las competencias que tienen las comunidades autónomas, el Estado y los ayuntamientos. Esa es la diferencia entre lo que ustedes entienden y lo que entendemos otros de cómo hacer la política en el Estado español. Es una clarísima diferencia de lo que ustedes están haciendo desde el principio. Por lo tanto, señor Rodríguez, Román, evidentemente debe esconderse alguna otra estrategia en todo este proceso por parte del Gobierno central.

Evidentemente, señor Cruz, el Gobierno seguirá denunciando, por activa y por pasiva, desde el principio y hasta el final, un planteamiento que consideramos a todas luces ilógico. Lo hemos hecho y lo seguiremos haciendo. En la reunión del próximo Consejo de Política Fiscal y Financiera, que tendrá lugar este jueves, volveremos a hacerlo nuevamente: la necesidad de tratar a Canarias como se merece. En la necesidad de acometer, eso sí, los ajustes necesarios que tengamos que hacer, pero dentro de la racionalidad más absoluta, sabiendo, primero, que a Canarias no le da lecciones nadie de cómo hacer sus cosas. A las pruebas nos remitimos, hemos sido absolutamente cumplidores. Para adherirnos al FLA, hemos cumplido nuestro plan de ajuste, para adherirnos al FLA hemos cumplido nuestro plan de ajuste. Hemos hecho nuestra tarea, hemos tomado decisiones duras, con el convencimiento de no seguir cargando a las generaciones futuras con los intereses de decisiones que estamos tomando hoy, con un convencimiento de que podemos, podemos en este momento, llevar a cabo decisiones que nos permitan estar en una mejor situación para, en la reactivación económica, mejorar la situación, pero denunciando, eso sí, las dificultades, las piedras en el camino que se ponen para limitar esa situación, denunciando que no es comprensible que tengamos que pagar más intereses por la deuda cuando tenemos ofertas, en virtud de qué, de que hemos sido solventes y hemos cumplido con nuestras obligaciones.

Señor Ruano, evidentemente nosotros creemos que el rigor sirve para algo, que el rigor sirve para poder acreditar nuestra solvencia, que el rigor sirve para que, como dije antes, la entidad financiera principal de España incremente su endeudamiento con la Comunidad Autónoma de Canarias, sirve para que esa empresa, entidad financiera norteamericana, ponga sobre la mesa una oferta para financiarnos en la comunidad autónoma. Creemos, sinceramente, que ese rigor sirve para eso. Creemos firmemente, por tanto, en cumplir un objetivo, que es poder pagar nuestras facturas en tiempo y forma, y por eso necesitamos atender a las necesidades de liquidez para no tener retrasos en el pago. Entendemos fundamental tener esa liquidez para poder no generar más dificultades en la economía real y en nuestros pagos con empresas y autónomos. Para eso estamos trabajando, la pena es que decisiones de forma unilateral hacen limitada esa acción, nos impiden llevar a cabo una política acertada. Le puedo asegurar que el Gobierno de Canarias no tiene ningún problema en aceptar el Fondo de Liquidez o cualquier otro sistema de financiación que se ponga sobre la mesa para mejorar la liquidez; lo que no entendemos son decisiones de forma unilateral que son equivocadas desde el punto de vista económico y que lo que vienen a hacer es perjudicar al conjunto de los ciudadanos y ciudadanas de Canarias.

Muchas gracias.

El señor vicepresidente segundo (Fernández González): Gracias, consejero.

Se suspende la sesión hasta las cinco de la tarde.

(Se suspende la sesión a las catorce horas y treinta y cinco minutos.)

(Se reanuda la sesión a las diecisiete horas y cinco minutos.)

El señor vicepresidente primero (Cruz Hernández): Buenas tardes, señorías.

Se reanuda el Pleno.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/C-1073 Sobre -Gobierno-, sobre el préstamo del Fondo de Liquidez Autonómico para 2013.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico