Diario de Sesiones 109/2014, de fecha 12/2/2014 - Punto 5

8L/PNL-0292 PROPOSICIÓN NO DE LEY DEL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE CREACIÓN DE UN FONDO DE LIQUIDEZ MUNICIPAL.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Pasamos, señorías, a la siguiente proposición no de ley, del Grupo Parlamentario Popular, sobre creación del Fondo de Liquidez Municipal. Para la defensa de la misma, don Jorge Rodríguez, por cinco minutos, tiene usted la palabra.

El señor RODRÍGUEZ PÉREZ: Señor presidente, señorías.

La proposición no de ley que traemos hoy a este Pleno viene a exponer una situación común a muchos ayuntamientos canarios de distinto signo político, gobernados por distintas formaciones... (Rumores en la sala.)

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Sí. Perdón, señor diputado. Señorías, por favor, saben que hay pasillos para hablar y que aquí dentro debemos atender a las intervenciones de los diputados que hacen uso de la tribuna.

Prosiga, señor Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ PÉREZ: Gracias, señor presidente.

Decía que esta proposición no de ley viene a exponer una situación económica que es común a muchos ayuntamientos de distinto signo político, gobernados además por distintos partidos políticos, pero con una situación, como digo, común a todos ellos, que es la dificultad financiera, y especialmente la dificultad de tesorería para atender a los gastos más inmediatos y más demandados por los ciudadanos de cada municipio en particular. Pero, a la vez que estamos dejando constancia de esta común situación, problemática en muchos ayuntamientos canarios, también queremos formular de forma positiva soluciones que, aunque la estimamos parcial, sí que es urgente y que plantea que cada administración, dentro de su ámbito competencial, dentro de su ámbito de responsabilidad, pueda aportar una cuota aparte de solución a los problemas financieros que tienen los ayuntamientos canarios, problemas -digo- que repercuten negativamente en los canarios de esos términos municipales.

Por todos es conocida la situación prolongada de crisis económica, que se caracteriza por una disminución de las actividades económicas y, consecuentemente, con una menor recaudación impositiva local, por tanto de ingresos municipales, mientras que esos mismos ayuntamientos se ven obligados a afrontar un mayor nivel de gastos.

Es verdad que la reforma local que en estos momentos está en pleno debate parlamentario va a resolver muchos de los desequilibrios que actualmente existen, y que, además, racionalizará la estructura local, la estructura de funcionamiento de las corporaciones locales. Pero, ahora mismo, muchos ayuntamientos están, como digo, afectados por dificultades financieras para poder atender sus funciones y prestar con un nivel adecuado los servicios públicos fundamentales.

Por otra parte, el recurso al sistema financiero convencional, el recurso al préstamo bancario, bien lo saben, está cerrado para muchos ayuntamientos por varios motivos. En primer lugar, por una situación de endeudamiento que les impide acudir al mercado convencional del crédito. En segundo lugar, por una restricción general del crédito del sistema financiero no solo a los ayuntamientos, sino, en general, a todas las administraciones, a todas la familias y empresas igualmente. En tercer lugar, por la capacidad de negociación de los ayuntamientos, que son pequeñas estructuras y la capacidad, por consiguiente, de negociación financiera de muchos ayuntamientos, por ejemplo, pequeños, pues la verdad es que les impide esa financiación absolutamente necesaria. También la responsabilidad de pagar, por ejemplo, a tiempo a los proveedores hace que estos mismos proveedores, cuando suministran sus bienes a los ayuntamientos, pues encarecen sus propios productos, sus propios bienes o servicios como consecuencia de saber ya que han de sufrir una demora en la respuesta de pago por parte de los ayuntamientos, con lo cual esos mismos servicios para el ayuntamiento se encarecen y, por consiguiente, el nivel de gasto por parte del ayuntamiento se incrementa.

Bien. Conscientes de todo ello, el Gobierno de la nación puso en marcha varias medidas para afrontar esta problemática. Por ejemplo, un plan de pago a proveedores que se puso a disposición de los ayuntamientos para el pago de facturas atrasadas, y también, como aquí ya se ha hablado en más de una ocasión, el Fondo de Liquidez Autonómico.

¿No consideran sus señorías que el Gobierno de Canarias debería hacer algo para aliviar la asfixia financiera de muchos ayuntamientos canarios? Nosotros estimamos que sí; nosotros creemos que sí. Y si sus señorías así lo estimaran igualmente, esa es la razón de que les pida por consiguiente que voten a favor de esta proposición no de ley. Se crearía con esta, de ser aprobada por parte de esta Cámara, lo que denominamos un fondo de liquidez municipal por parte del Gobierno de Canarias, y, consecuentemente, los ayuntamientos que lo necesiten, y con las condiciones propias que pudiera establecer el Gobierno de Canarias, podrían ver aliviadas sus dificultades de tesorería, sus dificultades económicas y prestar, por consiguiente, adecuadamente los servicios que les demandan sus ciudadanos.

Señorías, este Parlamento no puede, a mi juicio, estar ajeno a las dificultades de los ayuntamientos canarios, mientras sí otras administraciones, como la central, están ayudando en lo que pueden.

El objeto, resumidamente, de esta iniciativa es, como digo, poner a disposición de los municipios, mejor dicho de los ayuntamientos que se encuentren en situación de especial dificultad económica o de tesorería, una medida extraordinaria de apoyo a la liquidez, de carácter siempre temporal y voluntaria, que les permita hacer frente a sus problemas económicos, a sus problemas de tesorería y ayudarles a cumplir con sus obligaciones fiscales y financieras para hacer frente a los pagos y desequilibrios en sus cuentas. Es así de fácil, así de simple.

Es por ello que les pido a los grupos que apoyen esta proposición no de ley, porque, entre otras cosas, este Gobierno de Canarias no puede permanecer sin hacer nada y dejar que el Gobierno de Rajoy se enfrente solo, en solitario, a la lucha contra el paro. Frente a la pasividad, frente a la foto política de este Gobierno de Canarias, a la que se dedica permanentemente este Gobierno de Canarias, digo, aquí tiene una propuesta en positivo, aquí tiene una propuesta que verdaderamente podría afrontar los problemas que los ayuntamientos en estos momentos están padeciendo de dificultad económica, de dificultad de tesorería.

Nada más, señor presidente, muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

Señorías, a esta proposición no de ley no se ha presentado ninguna enmienda por los grupos parlamentarios. Por lo tanto, procede la fijación de posición en relación a la misma. Por el Grupo Parlamentario Mixto, don Román Rodríguez, desde el propio escaño, tiene usted la palabra por tiempo de cinco minutos.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Señor presidente.

Señorías, nosotros no vamos a apoyar esta iniciativa porque no nos parece realista. Porque hay que saber que, de toda la estructura de poderes públicos, quien más dificultades tiene para financiar sus propias competencias es justamente el Gobierno de Canarias. Porque depende de un factor determinante, que es la financiación autonómica, y, como se sabe, la financiación autonómica se negoció mal, se firmó peor y tiene las consecuencias que tiene. De forma que es muy difícil pedirle a una Administración, que además tiene a su cargo los servicios más inflacionistas, especialmente los servicios sociales y la sanidad, que haga un esfuerzo de donde no puede, porque no hay recursos suficientes. Eso no quiere decir que no reconozcamos dificultades en otros ámbitos institucionales, los tienen los ayuntamientos y los tienen los cabildos. Aunque en el ámbito de las corporaciones locales canarias se dan algunas circunstancias casi exclusivas. Hay un fondo de financiación municipal, que tiene mucho sentido para contribuir a financiar competencias transferidas, e incluso impropias; y, además, se da la circunstancia -merecida, porque forma parte de los derechos históricos- de que las corporaciones locales canarias participan de los recursos fiscales del REF.

De manera que, en este contexto y a sabiendas de que el Gobierno de Canarias ha tenido que recurrir, tiene que recurrir, al Fondo de Liquidez Autonómico un día sí y otro también porque no puede ir a los mercados privados y cuando puede el Gobierno español se lo impide, léase el intento de captar recursos en la banca internacional que fue vetado por el Gobierno de España. De manera que no nos parece riguroso, no nos parece realista, pedir a un gobierno que a duras penas mantiene la red de servicios básicos, que se haga cargo de un fondo de liquidez para otros ámbitos institucionales, que aun reconociendo que también pasan dificultades no son más que las que tiene el Gobierno de Canarias. Por ejemplo -insisto en este tema porque luego las consecuencias son para la gente-, el sistema sanitario público dispone de 600 millones menos de lo que precisa para estar homologado a los sistemas sanitarios del resto de España. Con un déficit de financiación tan brutal es fácil concluir que se produzcan colas, problemas en la asistencia, etcétera, etcétera; aunque siempre digo que no basta solo con los recursos económicos para garantizar un buen servicio. Este es un tema una condición necesaria, pero luego hay que saber organizar y gestionar las cosas.

De manera que no nos parece realista ni razonable pedir al Gobierno de Canarias que haga un esfuerzo donde no puede hacerlo. Y, en todo caso, sí parece -porque veo en la exposición de motivos- que si hubiera deudas pendientes por parte del Gobierno -que yo no lo sé si hay deudas pendientes- debe ser la propia Fecam la que exija al Gobierno de Canarias que salde esas deudas.

Pero, sinceramente, creo que el fondo de proveedores, que estableció la Administración general del Estado, pues es una fuente -condicionada, ¿eh?- que limita mucho la autonomía de los ayuntamientos; pero es una fuente que ayuda a la estabilidad financiera, pero es poco razonable que, con el esfuerzo que hace esta comunidad en el fondo de cooperación municipal -que no se llama sí, ¿no?, ¿cómo era? Fondo Canario de Financiación Municipal-, que además tiene una significación cuantitativa muy relevante, y la propia participación en los impuestos del REF, que es un derecho, que no es ningún regalo de nadie, da unas circunstancias que, digamos que, en el abanico de instituciones, quien peor lo tiene es el Gobierno de Canarias, pero sin duda. El Gobierno de España tiene un margen de actuación extraordinario, primero porque no tiene que prestar los servicios directamente y tiene una capacidad fiscal extraordinaria; los ayuntamientos tienen dificultades porque las tienen en todos sitios, pero en el caso de Canarias tiene estas circunstancias; y sí es cierto que los cabildos insulares tienen un problema y es que no tienen capacidad fiscal, que es uno de los asuntos pendientes que debiera resolverse, porque parece que eso de la autonomía política debe ir acompañado por la autonomía fiscal.

(Abandona la Presidencia el señor vicepresidente primero, Cruz Hernández, y le sustituye el señor vicepresidente segundo, Fernández González.)

En cualquier caso, por lo tanto, he aprovechado para hacer algunas referencias al problema global, pero nosotros no podemos apoyar una iniciativa que nos parece que no se sustenta, o que está cargada de buena voluntad, en una lógica racional, pidiendo a un Gobierno, que a duras penas cumple con su deber por las dificultades financieras, que se ocupe otro.

El señor VICEPRESIDENTE SEGUNDO (Fernández González): Gracias, señor Román.

Por parte del Grupo Socialista, señor Mayoral, tiene la palabra.

El señor MAYORAL FERNÁNDEZ (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

La verdad es que esta proposición no de ley que presenta el Partido Popular es bastante poco matizada, ¿no? La verdad es que no termino de entenderla. No sé si lo que pretende creando el fondo de liquidez municipal es incrementar de alguna manera la financiación de los ayuntamientos a partir de una propia contradicción, porque yo creo que lo ha señalado bien el portavoz del Grupo Mixto. O sea, nosotros, como comunidad autónoma, tenemos que acudir a un fondo estatal de liquidez para tratar de resolver los problemas que tenemos de liquidez; pero, a su vez, crearíamos un fondo de liquidez, dada nuestra capacidad, con los ayuntamientos, con lo cual una de dos: o nos sobra el fondo de liquidez estatal, porque con el fondo de liquidez que tuviéramos cubriríamos nuestras necesidades; o mantener esta duplicidad, entraríamos en una propia contradicción. No lo sé.

Segundo. Si de lo que se trata es de incrementar un fondo de liquidez a través de un incremento del endeudamiento -porque al final lo tendríamos que pedir a los bancos para prestárselo a los ayuntamientos y que nos lo devolvieran-, estaríamos disminuyendo la capacidad de los gastos en los servicios esenciales que tendríamos, puesto que no tendríamos la capacidad de endeudarnos, al restarle la parte del fondo de liquidez. Por lo tanto, encontraríamos un problema serio en esas circunstancias.

Yo creo que el Gobierno, a lo largo de esta legislatura, ha dado muestras de intentar entrar en el meollo de la cuestión. Es decir, en la posibilidad de financiar a los ayuntamientos, a los cabildos, a través del REF, en esos acuerdos. Otra cuestión es la liquidez inmediata, la liquidez inmediata para el pago de las deudas o para las transferencias de los fondos que, en su caso, fruto de esos acuerdos, igual tiene retrasos el Gobierno, en cuyo caso lo que tiene que hacer es ponerse al día o producir esas transferencias de los fondos en unos plazos más adecuados de lo que pueda estar haciendo; pero la creación del fondo en sí mismo, como digo, supone introducir un elemento nuevo. Un elemento nuevo que llevaría consigo, de por sí, un incremento del endeudamiento; puesto que si tú pides a los bancos, al final eso tendrá que contabilizar en algún lado, salvo -que por eso dicho que está poco matizada- que lo que se trate es de que se intervenga como intermediario frente a los bancos para conseguir la financiación de los ayuntamientos, lo cual no sería un fondo propio, sino sería una intermediación financiera para tratar que los bancos presten a los ayuntamientos de la comunidad. En ese caso, estaríamos hablando de intermediar, de intentar hablar con los bancos, de crear líneas para que se puedan prestar a los ayuntamientos la financiación; eso sería otro tema. He dicho que no he entendido bien la proposición y, si no es así, me remito a lo que he dicho antes, que me parece que es bastante incongruente por esa situación.

Por lo tanto, la posición del Grupo Socialista va a ser contraria a esta proposición no de ley.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE SEGUNDO (Fernández González): Muchas gracias, señor Mayoral.

Por parte del grupo de Coalición Canaria, señor Ruano.

El señor RUANO LEÓN: Muchas gracias, señor presidente.

Señorías, buenos días.

Señor Rodríguez, don Jorge, en fin, sabe usted que, en su intervención, no sé si deliberadamente, ha confundido lo que son problemas económicos, presupuestarios, de dotación, con problemas de liquidez, es decir, capacidad real de pago de obligaciones contraídas en un determinado tiempo. La propuesta, la proposición no de ley, es la creación de un fondo de liquidez. Y usted sabe, y creo que tanto el señor Rodríguez, don Román, como el portavoz socialista, el señor Mayoral, le han dicho que en este momento -y lo sabemos todos-, el crédito a las administraciones públicas para la generación de liquidez está concentrado en la Administración general del Estado por instrumentos creados en la Ley de Estabilidad Presupuestaria, en la modificación de la Ley de Estabilidad Presupuestaria. Para el caso de las comunidades autónomas, el principal instrumento es el FLA, el Fondo de Liquidez Autonómica, al cual Canarias ha acudido en 2012 con la solicitud de 756 millones de euros, en 2013 con 852, y para 2014 con 671 millones de euros.

A su vez, esa normativa, como se ha señalado cuando en alguna ocasión hemos tenido comparecencias u otras iniciativas aquí en la Cámara, es la que ha producido una concentración del crédito de las entidades bancarias españolas hacia la Administración del Estado, que presta mayores garantías que las pueden prestar las comunidades autónomas o las que pueden prestar lógicamente los ayuntamientos, que son organizaciones menores, en términos económicos, que las comunidades autónomas.

Por tanto, es que no tiene fin ni propósito esta pretensión, instrumentalizada a través de una proposición no de ley, a la vista de que en el marco estatal se han establecido, con un régimen jurídico especial, tanto el FLA como el Fondo de pago a Proveedores.

Respecto de este asunto, la Ley Orgánica de modificación de la Ley de Estabilidad, la Ley Orgánica 4/2012, es bastante clara. Dice lo siguiente, en su exposición de motivos: "la financiación de las Comunidades Autónomas y Entidades Locales, como los anticipos de tesorería de los recursos del Sistema de Financiación autonómico [...] o el Plan de pago a Proveedores -se refiere a anticipos de tesorería- [...] estos mecanismos están contribuyendo a aliviar las fuertes restricciones de acceso al crédito que están sufriendo las Administraciones Públicas y, al mismo tiempo, les facilita poder atender sus necesidades de financiación".

Fruto de esa previsión también se había creado, como señalé antes, el Fondo de pago a Proveedores, que, en este momento, va a pagar respecto del tercer tramo de la tercera de las concesiones realizadas a lo largo de estos tres años, concretamente unos 8.000 millones de euros, al conjunto de las administraciones públicas autonómicas y locales de España. Por lo tanto, el decreto-ley de creación del fondo de financiación de pago a proveedores es el que está dando respuesta en este momento a eso; pero es que además no puede ser de otra manera, porque en la medida en que el Estado los ha creado los ha creado para evitar que las corporaciones locales y las comunidades autónomas se financien a mayor coste que el que el haberlo agrupado facilita a las comunidades autónomas -y por eso es por lo que se ha tomado la decisión por Canarias de acudir al FLA- y a los propios ayuntamientos en el caso del pago de facturas, que, como usted sabe, en unos casos se financia de forma directa, en otros casos se detrae de la propia financiación local. Quiero decir con eso que es absolutamente innecesaria, y a su vez inviable. Porque, aunque fuera posible, desde el punto de vista normativo tenemos dudas, porque en este momento el mercado financiero español está cerrado por la existencia de esos instrumentos de financiación, y acudir fuera del mercado español, como ha señalado don Román Rodríguez, tiene una serie de limitaciones de autorización previa por parte del Ministerio de Economía y por parte del Ministerio de Hacienda. Consecuentemente, no creemos viable esta pretensión.

Y respecto de los instrumentos de financiación, que no de liquidez, con los que cuenta la comunidad autónoma, ya se ha señalado, y lo hicimos mediante una modificación legal aquí, que el bloque de financiación del REF está produciendo recursos en este momento de forma convenida o conveniada entre el Gobierno, los cabildos y los ayuntamientos; y, por otra parte, el Fondo Canario de Financiación Municipal es la herramienta más novedosa, más útil y sin parangón en el conjunto de España -tan solo Galicia tiene un instrumento parecido y con mucha menor dotación-, y por tanto creemos que no existe en este momento necesidad alguna, por otra parte consideramos, como digo, inviable, la creación de un fondo de liquidez como el que pretende su proposición no de ley.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE SEGUNDO (Fernández González): Muchas gracias, señor Ruano.

Termina con esto la PNL y pasamos a la votación (El señor vicepresidente segundo acciona el timbre de llamada a votación.) (Se reincorpora a su lugar en la Mesa el señor presidente.) (Pausa).

El señor PRESIDENTE: Vamos a proceder a la votación de la proposición no de ley del Grupo Parlamentario Popular, sobre creación de un fondo de liquidez municipal.

Comienza la votación (Pausa).

Resultado de la votación: 52 presentes; 21 a favor; 31 en contra; ninguna abstención.

Queda rechazada.

(Ocupa un escaño en la sala el señor vicepresidente primero, Cruz Hernández.)

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/PNL-0292 Sobre creación de un Fondo de Liquidez Municipal.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico