Diario de Sesiones 18/2015, de fecha 9/12/2015 - Punto 24

9L/C-0286 Comparecencia del Gobierno -consejero de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento-, instada por el Grupo Parlamentario Nueva Canarias (NC), sobre las políticas del sector audiovisual.

La señora presidenta: Bueno, si les parece, comenzamos con la comparecencia solicitada por Nueva Canarias al consejero de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento, sobre las políticas del sector audiovisual.

Tiene la palabra el señor Rodríguez por tiempo de cinco minutos.

El señor Rodríguez Rodríguez: Señora presidenta, señorías, muy buenas tardes.

Hago también un saludo especial para los representantes del Clúster Audiovisual de Canarias.

Señor consejero, el objeto de la comparecencia es hablar de una cosa con la que nos llenamos la boca, que es lo de la diversificación de la economía. Se supone que uno de nuestros problemas estructurales, que dependemos de pocas actividades, y algunas de ellas no dependen de lo que nosotros hagamos sino de variables externas, con lo que parece estratégico, y siempre lo apuntamos, que debemos hacer más cosas, cosas distintas, eso que se llama popularmente no tener todos los huevos en la misma cesta. Eso viene bien en el caso de la economía, porque te da oportunidad de defenderte ante las crisis cíclicas de este sistema económico en el que vivimos.

Y hay un sector que ha sido identificado por este Parlamento y por el Gobierno de Canarias como un sector estratégico, porque yo creo que cualquier observador razonablemente informado concluye que en Canarias hay talento, hay capacidad, hay condiciones geográficas, medioambientales, de proximidad, de seguridad jurídica, de infraestructuras para que el sector audiovisual se convierta en una de las banderas de nuestro sistema económico. Desgraciadamente, desde que se han posicionado instituciones tan relevantes como este Parlamento o el propio Gobierno de Canarias, la evolución de este sector desgraciadamente no ha sido la prevista, ni muchísimo menos. Diríamos que, a pesar del tiempo transcurrido, a pesar del libro blanco, a pesar de las declaraciones, a pesar de algunos intentos institucionales, desgraciadamente este es un sector que sobrevive solo gracias a su talento, porque no ha tenido el apoyo institucional que siempre precisan sectores emergentes, y este lo es.

Hemos repasado los datos de este sector y los del resto de las comunidades españolas, y andamos a la cola en casi todos. Menos en la producción, en colocar en los mercados internacionales contenidos competitivos, y eso a pesar de que la parte institucional no ha estado a la altura de las circunstancias. E insisto, es un sector que por su dimensión, por su valor añadido, valdría la pena prestarle mayor atención.

Ellos son un sector, por tanto, cualificado, organizado a través de este clúster empresarial, y reclaman cosas tan elementales como las ayudas a la producción audiovisual, que están institucionalizadas en el Gobierno de España y que están institucionalizadas en la inmensa mayoría de las comunidades autónomas. Nosotros debemos compararnos con los que lideran, con los que van a la cabeza, y las comunidades punteras en esta materia, desde Cataluña a Galicia, desde Euskadi a Madrid, hacen un esfuerzo de recursos públicos, de ayudas públicas, al sector audiovisual para que este esté en condiciones de poder competir en un mundo también muy difícil como es el de este sector.

Y hemos fallado. La crisis eliminó absolutamente las ayudas a este sector, porque todos los sectores sufrieron la crisis, pero hay algunos que la sufrieron en grado sumo y de facto desapareció cualquier tipo de ayuda.

Y había otro instrumento para ayudar a este sector, que es la radiotelevisión pública. Una de las razones de ser, y luego la legislación básica del Estado lo ha establecido, es que la radiotelevisión pública debe destinar un porcentaje de su presupuesto, de sus ingresos, a este menester. Y ahí también andamos a la cola, señor consejero, y ni le cuento con el recorte de la radiotelevisión pública para el año 2016, que en el poco margen que tiene para comprar productos locales se le ha reducido de manera significativa. Casi el 60 % de los escasos créditos para comprar producción audiovisual propia se ha recortado y, por lo tanto, se va a dañar aún más a un sector debilitado.

Sin embargo, yo creo que la capacidad contrastada que tienen, la voluntad que les anima, el riesgo que les asiste, casi como a las actividades empresariales de orden novedoso, obliga a que hagamos un esfuerzo por parte de las instituciones.

Y hoy nos gustaría conocer qué previsiones, qué análisis hace el Gobierno del sector audiovisual. Sé que se ha abierto una partida de 60 000 euros que se amplía en una enmienda. Nosotros hemos presentado también algunas enmiendas. Es una señal, es una buena señal, pero es una señal insuficiente, como es claramente insuficiente la capacidad de la radiotelevisión pública para contribuir a este tema.

Se trataría en esta primera intervención, señor consejero, de que nos dijera qué valor le da usted a este sector, no solamente en la industria, no solamente en la economía, sino también el impacto que tiene en la cultura, en la identidad y en los intereses colectivos de nuestra comunidad, y qué esfuerzo, además de los 160 000 euros que ahora se consolidan de ayuda, cree usted que se debe y se puede hacer con un sector yo creo que con muchísimo futuro a poco que le atendamos mínimamente.

La señora presidenta: Muchas gracias, señor Rodríguez.

Señor consejero.

El señor consejero de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento (Ortega Rodríguez): Presidenta, señorías, buenas tardes.

Señor Rodríguez, le confirmo que este Gobierno apuesta por la diversificación económica y le confirmo que este Gobierno tiene en cuenta al sector audiovisual.

Y comienzo por aclarar conceptos. La pregunta es "política del sector audiovisual de Canarias". El primer concepto es que debemos separar el apoyo al sector audiovisual en su conjunto de las subvenciones directas a películas y documentales, que hoy están eliminadas y que, como usted bien ha dicho, demandan los creadores canarios. Es que no es lo mismo, porque, aun valorando la necesidad de estas aportaciones a las producciones de las islas, las políticas dirigidas al sector audiovisual son mucho más amplias. Lo digo para centrar un debate en el que abordaré ambos aspectos: por una parte, la relevancia de una actividad emergente que atrae inversiones y genera puestos de trabajo y, por otra, la necesidad de recuperar el apoyo a nuestras producciones locales.

Dicho esto, convendrá conmigo en que Canarias está próxima a alcanzar su minuto de oro. Es decir, nos encaminamos con paso firme a convertirnos en el plató de España y en un escenario natural de Europa. Y no lo decimos nosotros: lo manifiestan las cifras y los proyectos audiovisuales que siguen llegando a las islas, por el interés que despiertan en el ámbito nacional e internacional. Nuestras condiciones son inmejorables: el clima, la diversidad, las buenas infraestructuras, las empresas de servicios audiovisuales profesionalizadas, la seguridad jurídica y, como colofón, incentivos fiscales únicos en este entorno occidental. Incentivos que este Gobierno ha logrado mejorar de forma notable en su negociación del reglamento del REF, que ha sido aprobado recientemente por el Consejo de Ministros.

Rodar en Canarias es muy atractivo, tan atractivo como los veinte puntos adicionales de deducción en el impuesto sobre sociedades fijados para el resto de España. Esto es, una rebaja del 40 % para el primer millón de euros y del 38 % para el resto de la inversión. A lo que se añaden las ventajas de la Zona Especial Canaria y las nuevas posibilidades de la Reserva de Inversiones de Canarias. Unos instrumentos que están posibilitando la captación de un gran número de rodajes y, por tanto, una oportunidad para que los profesionales canarios puedan trabajar.

El impacto en Canarias es considerable: más de 130 millones de euros en los últimos cinco años. Importe que se distribuye en hoteles, restauración, comercio o en servicios que se prestan a nuestro tejido productivo audiovisual, además de una excelente promoción internacional, causas por las que evidentemente tenemos que apostar.

Prestaciones que generan facturación, empleo y nuevas oportunidades de negocio. Razón que hace que incrementemos el esfuerzo en difundir nuestras ventajas competitivas y captar al máximo posible estas producciones. Esta es la tarea que ya viene desarrollando la consejería y la empresa pública Proexca y que se intensificará en los próximos meses, como también impulsa a nuestras pymes audiovisuales de la mano de los empresarios del sector, aglutinados en el Clúster Audiovisual de Canarias. Con este clúster, Proexca tiene firmado el Consorcio de Exportación Audiovisual de Canarias. Su objetivo, entre otros, es mejorar la comercialización de las empresas, tanto como prestadoras de servicios a las compañías que llegan para hacer cine en las islas como de los productos cinematográficos que aquí se generan. Un consorcio que también tiene como finalidad compartir inversiones e infraestructuras y tecnología e impulsar a estas pymes hacia el mercado exterior.

Entre sus acciones destaca la distribución internacional de la obra audiovisual canaria, la búsqueda de coproducciones para sus proyectos o la promoción de mercados y ferias especializadas donde se exponen sus obras y servicios. Con este apoyo, el clúster ha realizado varias misiones comerciales, como por ejemplo en Holanda, importante foro donde se expuso un amplio catálogo de producciones canarias, al que accedieron más de 250 compradores de televisión, agentes de ventas y distribuidores.

Recientemente, Proexca también propició la presencia de empresas audiovisuales en el encuentro 3D Wire, celebrado en Segovia el pasado octubre, o en el American Film Market, de Estados Unidos, en noviembre. Próximamente, y a mitad de este mismo mes, acudiremos al Focus Audio Visual de Londres.

Junto a estas acciones, las políticas hacia el sector se despliegan además desde la Consejería de Turismo, de Cultura y Deportes. En el área de formación, se desarrollan iniciativas como el Programa CreaDoc, para promover la realización de documentales. Por su parte, en el ámbito de la difusión, se lleva a cabo el circuito Islas de Cine, con el fin de llevar la obra hecha en Canarias a todo el archipiélago, y el Programa Canarias en Corto, donde más de setenta directores canarios se han inscrito en festivales nacionales e internacionales. Unas iniciativas que se completan con el apoyo económico a un total de diecisiete festivales y muestras de cine celebrados durante el 2015.

Además de este trabajo específico del área de Cultura, el Gobierno trabaja de forma transversal en una tarea coordinada con la Consejería de Economía, las empresas públicas Proexca y Promotur, la ZEC, las film commissions de todas las islas y el Clúster Audiovisual. Una coordinación que se extenderá en la elaboración de la Estrategia canaria de las industrias culturales y creativas audiovisuales, aprobada por el Consejo de Gobierno el pasado 23 de noviembre y que deberá estar finalizada antes de un año.

Este apoyo también se proyecta desde la Televisión Canaria. Un medio que, a pesar de la reducción de sus dotaciones a la mitad en los últimos años -y se ha hecho para atender otras necesidades-, destina el 75 % de su presupuesto a nutrir su programación con la industria audiovisual canaria. Además dedica un porcentaje específico de sus ingresos publicitarios a proyectos cinematográficos. Según las previsiones, al cierre del 2015 se habrán comprado derechos de antena de 15 largometrajes, además de una serie de animación y varios cortometrajes.

Con todo, señor Rodríguez, y en coherencia con sus mismos planteamientos, donde la atención a los servicios sociales debe ser la prioridad, y con la regla de gasto, que nos condiciona, este Gobierno no solo mantiene sino que aumentará el apoyo al sector audiovisual. Incremento que se verá reflejado en los presupuestos del 2016 en un porcentaje considerable, el 60 %, al pasar de los 353 000 euros actuales a los 565 000 euros del próximo año. Un importe que se distribuye de la siguiente forma: 135 000 euros consignados en la Consejería de Turismo, Cultura y Deportes, destinados a la formación, difusión y colaboración del sector; 90 000 euros, en la empresa pública Proexca para acciones de apoyo al clúster, a la comercialización de la obra canaria y a su promoción; 180 000 euros de presupuesto inicial en Televisión Canaria, procedentes del 6 % de los ingresos previsibles por publicidad para la compra de derechos de emisión de producciones canarias; y 60 000 euros como partida de nueva creación en la Consejería de Economía, cantidad a la que se unirán otros 100 000 euros más, también de nueva creación, incorporados al presupuesto desde la Sección 19, a través de una enmienda presentada por los grupos que apoyan al Gobierno. Ambas partidas estarán ligadas a la concesión de subvenciones directas para producir películas y documentales de creadores canarios. Es decir, desde cero euros a 160 000 euros, para comenzar a recuperar estas ayudas, que fueron eliminadas en el año 2011 y que la Consejería de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento reactivará en breve.

Apoyo que no acaba aquí. Estamos trabajando para abrir una nueva línea de préstamos y avales al sector de la industria creativa y cultural, y particularmente en el ámbito de los contenidos digitales y audiovisuales, por un importe de un millón de euros. Lo que acredita que este Gobierno apuesta por el talento y por los proyectos de calidad de nuestros creadores, que podrán disponer próximamente de financiación en el ámbito de contenidos digitales y audiovisuales, como el cine, la animación, el 3D, los videojuegos, la televisión, la publicidad y el diseño industrial entre otros.

Muchas gracias.

La señora presidenta: Muchas gracias, consejero.

Los grupos. ¿Grupo Mixto? Señor Ramos Chinea.

El señor Ramos Chinea: Gracias, señora presidenta. Buenas tardes, señorías. Es indudable que el sector audiovisual en Canarias es una herramienta para promocionar y dar a conocer Canarias. Puede ser un factor muy importante para incrementar y diversificar nuestra economía, no solo por la economía que genera directamente con puestos de trabajo sino también indirectamente puede ser un buen reclamo turístico.

Las artes audiovisuales son un escaparate perfecto para mostrar fuera de nuestras fronteras nuestros espacios naturales, nuestro paradisíaco enclave, rodeado por el mar, nuestras costumbres, etcétera.

La formación de nuestros jóvenes debe ser una de las prioridades. Deben aprender las nuevas tecnologías relacionadas con la imagen y el sonido para poder aplicar las técnicas más innovadoras, incluso en campos como la animación y los videojuegos.

También tenemos el privilegio de contar con una escuela de actores. Por lo tanto, pedimos el apoyo de las instituciones para dotar de medios a estos centros para que estas personas puedan formarse e incorporarse a los trabajos que genera este sector.

Tenemos que apoyar de una forma clara y efectiva el desarrollo de nuestro propio sector audiovisual. Nuestros profesionales podrán crear luego sus proyectos, como los cortos que se proyectan en los diferentes festivales, o podrán participar y actuar en anuncios y en programas de gran interés para la población que se graban en las diferentes televisiones públicas y privadas del archipiélago. Incluso pueden formar parte de alguna producción cinematográfica. La calidad de nuestros profesionales marcará el prestigio de nuestro sector audiovisual.

Aprovechemos también que Canarias actualmente es una plataforma donde se ofrecen múltiples ventajas para este campo. Nuestro clima, donde prácticamente permite rodar la mayor parte del año; también nuestra diversidad, nuestros escenarios naturales son perfectos para rodar documentales, películas, etcétera; nuestras ventajas fiscales, recogidas en el REF, como son las deducciones en el impuesto de sociedades, los beneficios de la ZEC, la RIC y la diferencia de gravamen del IGIC frente al IVA. Estas ventajas deben ser promocionadas en el exterior, ya que son un reclamo atractivo para atraer la inversión extranjera.

Este apoyo del sector audiovisual debe trasladarse a todas y cada una de las islas, y para eso tenemos las film commissions, por lo que no estaría de más que cada isla tuviese un refuerzo económico para llevar a cabo los proyectos que se generan en ellas. Existen ayudas europeas que se pueden aplicar.

Señor consejero, le pedimos que esté cerca de estos colectivos, directores y centros de producción de nuestras islas, porque este sector tiene un potencial enorme para nuestro futuro. Y pedirle al Gobierno que siga defendiendo las ventajas fiscales que tenemos en Canarias para favorecer la inversión de este sector.

Muchas gracias.

La señora presidenta: Muchas gracias, señor Ramos Chinea.

En nombre del Grupo Podemos, señor Márquez.

El señor Márquez Fandiño: Gracias, presidenta.

Vamos a ver, señor consejero, tenemos que diferenciar entre que Canarias sea un plató de cine de que en Canarias los productores audiovisuales puedan generar su producto. Son dos cosas distintas. Con incentivos fiscales podemos atraer a grandes inversores pero sin ayudas públicas los productores locales no pueden hacer absolutamente nada. Ni siquiera inversores canarios que quisieran invertir en producciones audiovisuales desde Canarias no lo van a hacer, lo van a hacer con proyectos de fuera, porque sí tienen apoyos en esas comunidades, porque sí tienen apoyos de las entidades públicas. Sin esos incentivos, esos apoyos, sin esa financiación pública, no podemos crear productos audiovisuales. Podemos atraer a grandes productores a que vengan a rodar a Canarias, pero nosotros necesitamos crear un relato propio, contar nuestras historias, exportar nuestras historias, nuestra cultura, y eso se hace a través de apoyos públicos directos, no a través de incentivos fiscales.

No me diga que reconoce a este sector como estratégico, ni siquiera desde el punto de vista social o cultural, ni siquiera como industria, tampoco como un sector económico con capacidades bastantes considerables de crear empleo de calidad, de crear empleo específico para el sector. No hay ningún tipo de ayuda por parte de la televisión pública. Incumplen la ley. El 6 % del presupuesto tiene que estar destinado a la financiación de productos audiovisuales, no a la compra; no, no, a financiar, a crear, a posibilitar la creación. Incumplen la ley año tras año.

Le decía: no sirven esos incentivos fiscales sin financiación pública. Mientras sigan ustedes ignorando la cultura, estaremos a años luz de países desarrollados. Que, miren, incluso desde las distancias ideológicas que podamos tener con otros países, con otros gobiernos, sí que reconocen al sector audiovisual y al sector cultural como parte de sus estrategias políticas. Es fundamental el apoyo al sector audiovisual, no es una cuestión de ideología, es una cuestión de conocimiento, de eficacia. Desde nuestro punto de vista, creo que lo que hay en este Gobierno es un gran desconocimiento sobre lo que es el sector cultural, porque ustedes recortan en cultura. Hablan de crecimiento, pero recortan en cultura. ¿Qué le decimos a la gente del sector cultural?, ¿de dónde van a sacar la financiación? Porque el inversor no va a apoyar sus proyectos porque no cuentan con apoyo público en la Comunidad Autónoma de Canarias, que sí lo cuenta en otras comunidades. Miren lo que se está haciendo en Galicia, miren lo que se hace en el País Vasco, en Cataluña, miren cómo trata su televisión pública a los creadores locales, cómo trata el Gobierno a sus productores.

Nosotros no podemos conformarnos con ser un service a las producciones de fuera. Nosotros tenemos que tener la posibilidad de contar nuestras propias historias, de generar nuestros propios productos, de sacar y fomentar nuestro talento. Y creo que en esto tenemos que estar todos de acuerdo, desde el convencimiento de que cada euro que invertimos en el sector se multiplica por diez, y no solo eso sino que se convierte en talento, en empleo y en industria sos-te-ni-ble.

Gracias.

La señora presidenta: Muchas gracias, señor Márquez Fandiño.

Grupo Popular, señor Díaz.

El señor Díaz Guerra: Gracias, presidenta.

Bueno, si esto fuera una proposición no de ley o si esto fuera un debate sobre una ley, yo creo que estaríamos todos de enhorabuena, porque parece que hay unanimidad. Si esto fuera a someterse a votación ahora, estaríamos todos de acuerdo. A lo mejor unos con diferentes maneras que otros, pero todos estamos de acuerdo en el fondo, y eso puede querer decir varias cosas. Yo creo que lo primero que quiere decir es que el sector audiovisual, el clúster, ha estado bien representado. Han hecho bien su trabajo quienes hablan en nombre del sector audiovisual y han llegado a todos los grupos políticos y nos han trasladado su problema y qué es lo que esperan de nosotros para solucionarlo.

Yo creo que uno de los problemas que tiene el sector audiovisual en Canarias comenzó ya en el año 2009, cuando el Parlamento de Canarias determinó que el sector audiovisual era estratégico para Canarias y automáticamente, como suele pasar en este archipiélago, lo que se hizo, lo que hizo el Gobierno fue, "¿esto es estratégico?", "pues vamos a dejar de ayudarlo", y le quitaron las subvenciones, y el sector audiovisual en Canarias empezó a competir en desigualdad con otras industrias de otras comunidades autónomas.

¿Qué tenemos un plató natural inigualable? No hay ninguna duda. Pero no solo por el clima y no solo por nuestros paisajes, también ofrecemos seguridad jurídica, ofrecemos seguridad ciudadana, ofrecemos una infraestructura alojativa que en pocos sitios tienen, pero es que además somos atractivos porque tenemos un régimen fiscal que anima a las empresas a venir aquí. Bueno, estupendo que el REF haga que vengan industrias de fuera, que vengan empresas de fuera a invertir en Canarias, pero nosotros queremos ser algo más que un archipiélago de servicios. Queremos ser algo más que un contrato temporal de unas horas a alguien que viene a trabajar; queremos que la industria local sea la que produzca, que participe y que compita en igualdad.

Desde luego yo querría aclarar que huyo de la ayuda que haga más competitivos a unos frente a otros, pero desde luego lo que sí tenemos que hacer es, si hay comunidades autónomas que están fomentando que su industria audiovisual salga fuera, a otra comunidad autónoma que ya tiene beneficios fiscales como es el REF y vengan aquí y compitan en desigualdad con los nuestros, pues, tendremos que ayudar a que los nuestros también puedan competir con el resto de las comunidades autónomas.

Señor consejero, usted anunciaba ahora unas enmiendas que desconozco todavía y yo sí le pido desde ahora, y al resto del Parlamento, que, bueno, pues, que apoyen la enmienda que ha presentado el Grupo Popular en el capítulo IV, en los presupuestos. Pretendemos que se incremente en un millón de euros, que exista una partida de un millón de euros para subvencionar al sector audiovisual, independientemente de que estamos muy vigilantes -y lo hemos hecho, ya sabe, en la comisión de la radiotelevisión autonómica- para que la Televisión Canaria cumpla con la ley y ese 6 % o 4,5 % de la producción cinematográfica por fin sea una realidad y no simplemente un imperativo legal.

La señora presidenta: Muchas gracias, señor Díaz.

En nombre del Grupo Socialista, señora Corujo.

La señora Corujo Berriel: ...nos ha dejado claro lo que está haciendo desde el Gobierno para apoyar al sector audiovisual canario.

Para el Grupo Socialista, este es un sector fundamental en el tránsito de un nuevo modelo productivo que nos hemos marcado todos como objetivo. Hay que recordar que el sector audiovisual juega un papel muy importante para materializar en rentabilidad empresarial o, lo que es lo mismo, en innovación, investigación y desarrollo que se realiza en la industria del conocimiento. Además genera sinergias que benefician al conjunto del entramado empresarial canario y está siendo un elemento importante en la captación de inversiones mediante la grabación y producción de películas y documentales.

De todo lo que nos ha expuesto el consejero de Economía, además del valor de cada una de las acciones en marcha, quería destacar el objetivo claro que se ha marcado el Gobierno de cara a su coordinación. En ese sentido, ha anunciado que tiene a punto una estrategia canaria de las industrias culturales y creativas audiovisuales. Una estrategia con la que se tratará de darle transversalidad al conjunto de políticas de apoyo que está poniendo en marcha desde los departamentos de Economía, Cultura y Hacienda y desde entes públicos como Proexca, Promotur o la propia televisión pública.

Entre estas líneas específicas de apoyo al sector audiovisual en Canarias destacan las de carácter económico, que alcanzan los 565 000 euros, que todos entendemos siempre como insuficientes, y a las que habría que sumar el conjunto de fondos que por valor de casi 6 millones se canalizan para apoyar a las pymes a través de la Dirección de Promoción Económica, y a las que también todos saben que pueden optar.

Además se está realizando un esfuerzo importantísimo para explicar las ventajas que nuestro régimen especial, económico-fiscal, nuestras empresas y nuestro entorno ofrecen para el desarrollo del proyecto en las islas.

El nuevo marco normativo que prestan los medios públicos en Canarias también está siendo aprovechado por el sector y existe un importante margen de mejora que ya se está desarrollando.

En definitiva, con la estrategia que ha anunciado el consejero entendemos que se abre una nueva etapa para el sector. Son unos objetivos que vendrán definidos y que enriqueceremos con las aportaciones de esta Cámara cuando pase por el propio Parlamento. La apuesta del Gobierno y de los grupos que apoyamos está siendo decidida. Creemos que en Canarias hay mucho talento y que ese talento puede y debe convertirse en oportunidades de negocio y de generación de empleo en Canarias.

La señora presidenta: Muchas gracias, señora Corujo.

En nombre del Grupo Nacionalista, señora Machín.

La señora Machín Tavío: Presidenta... (Sin micrófono).

...gran importancia desde una perspectiva económica, lo cual se debe al fuerte crecimiento que está experimentando su demanda y a la influencia que tiene sobre el resto de los sectores, tanto directa como indirectamente.

Pero más allá de los aspectos culturales o sociales sobre los que se sustenta el mundo del cine, hoy en día escoger un lugar para rodar una película es garantía de promocionar el sitio en el mercado exterior. Aquí, en Canarias, se ha sabido situarse dentro del mercado del cine. ¿Y cómo lo ha logrado? Pues, entre muchas razones, lo principal son los incentivos fiscales que se les pueden ofrecer a las productoras, ya sea por el REF, por la RIC o por la ZEC, que cuentan con los requisitos necesarios para poder adherirse a las ventajas, que les proponen a las productoras. Si a esto también le unimos la deducción por inversiones cinematográficas, que es el impuesto de sociedades, hace que ahora mismo el archipiélago se sitúe en una muy buena posición frente a las deducciones a nivel estatal. Fruto de ello, son todas las producciones cinematográficas que ahora mismo se están rodando en Canarias.

Y, junto con todo lo nombrado anteriormente, un atractivo más a las producciones audiovisuales son nuestros espacios naturales, nuestras infraestructuras, las conexiones con el resto del continente, nuestra seguridad jurídica y nuestro clima, que nos permite tener 3000 horas de sol al año.

Lo que es innegable es que la industria del cine puede llegar a aportar mucho en Canarias si se sigue trabajando en esta línea.

Pero lo que es evidente es que debemos formar a nuestra gente. Para ello debe existir una coordinación con la Consejería de Educación y Universidades para que contemple la posibilidad de extender más allá de las islas capitalinas la formación profesional, basada en la producción, en la realización de audiovisuales, espectáculo, imagen y sonido. De nada nos vale todo nuestro esfuerzo fiscal si no formamos a nuestra gente, si no hacemos el esfuerzo de que el sector esté formado. Debemos ir más allá y aspirar a que gran parte de lo que compone un equipo de rodaje sea ocupado por canarios.

También debemos apostar por producciones audiovisuales cien por cien hechas por canarios. Es decir, apoyar a la gente de nuestra tierra. Sabemos que desde el año 2011, por una cuestión de recorte presupuestario, se dejó de dotar económicamente esta partida y hoy en día sé que el consejero y su equipo son conscientes de que tenemos que apoyar al sector en este momento.

Desde el Grupo Nacionalista Canario, entendemos que el éxito de la industria audiovisual depende en gran medida de la disponibilidad de inversión y subvenciones del Gobierno a las producciones de cine e incentivos tributarios. Y aquí el Gobierno lo ha sabido ver, entender y aplicar. Tampoco debemos olvidar el apoyo que se les debe dar a los distintos sectores del festival de cine, que se hace a través de Cultura en Red.

Todo lo expuesto debemos situarlo en un marco que nos ayude a impulsar la internacionalización de la economía canaria, y para ello también debe existir una coordinación entre todas las consejerías: Economía, Educación y Universidades, Consejería de Turismo, Cultura y Deportes. La industria audiovisual es una cuestión transversal que debemos saber aprovechar para poder sacar el máximo partido y que esto revierta a todos los sectores que componen la sociedad canaria.

La señora presidenta: Gracias, señora Machín.

Grupo proponente, el señor Rodríguez.

El señor Rodríguez Rodríguez: Señora presidenta. Señorías.

Me he explicado mal o usted no entiende lo que le he dicho. Vamos a ver, ninguna duda de que ha sido buenísimo para Canarias, en virtud de los incentivos fiscales, que venga gente de fuera a rodar aquí. Pero yo no le pregunté por eso. Eso está muy bien. El señor Montoro aumentó veinte puntos la bonificación del impuesto de sociedades en esta materia, con un límite, y ha hecho que las productoras hagan cuentas y, como aquí se pagan menos impuestos, vienen aquí. Y eso es una de las claves de nuestros incentivos fiscales. Y eso está muy bien, y están muy bien los servicios que les prestamos a esos que vienen aquí. Por cierto, si vienen de muy lejos, les prestamos algunos servicios; si vienen de más cerca, se lo traen casi todo. Pero eso está bien, eso genera sinergias, genera espacio, da dimensión internacional a Canarias, proyecta imagen y genera recursos económicos.

Pero yo no he hablado de eso. Yo he hablado de los productores canarios, de la industria canaria, de la gente de aquí, de las cosas que debe hacer nuestra gente de aquí y que no han podido porque han estado abandonados. Es que los datos son irrefutables. Vamos a poner una comunidad revolucionaria, Galicia. Sabe usted que manda ahí un partido revolucionario. Galicia tiene 200 000 habitantes más que nosotros -y pongo esto para reconciliarme con los amigos del PP-. Año 2012, 3 500 000; año 2013, 3 500 000; año 2014, 2 500 000; año 2015, 2 500 000. 2 700 000 euros cada año para ayudar a los productores de Galicia, para que cuando alguien idea un largometraje tenga posibilidades de ir a Madrid, al Instituto de Ciencias Cinematográficas, y pedir una subvención. Por ejemplo, en las ayudas del Estado, Canarias solo se ha acogido a ellas en los últimos cuatro años cuando ha tenido ayuda autonómica, porque es un valor para el instituto en Madrid cuando viene avalado el largometraje con una ayuda de su comunidad autónoma. Y esto lo hacen los gallegos, los vascos, los catalanes. Y nosotros en eso les hemos abandonado absolutamente. Es verdad que ahora va a haber 160 000 euros, que espero que sea para esto, para ayudar a las producciones. Es muy difícil hacer un largometraje a pelo. Y hay gente aquí, en Canarias, que sin ayuda, sin un solo euro, ha colocado series de animación a nivel internacional, y hay documentales que se han colocado y han conseguido premios internacionales. Pero no ha habido ayudas al sector durante todos estos años y hay que recuperar las ayudas al sector, porque, si no, no se pueden acoger ni siquiera a los incentivos fiscales, porque hay que tener una masa crítica. De las sociedades de interés económico que se han constituido para aprovechar las ventajas fiscales, que sepamos, no hay ninguna de origen canario, de productor... Hay delegaciones estatales que se ponen aquí para aprovechar el incentivo fiscal, pero de lo que se trata es de que los nuestros, los que idean, los que trabajan, los que producen puedan aprovechar los incentivos fiscales. Y los están aprovechando los de fuera, y está bien. De lo que se trata es de que los nuestros, cuando vayan a pedir ayudas a nivel estatal, tengan el aval de la tele canaria o del Gobierno de Canarias, porque es así como consiguieron, en los últimos cuatro años, cuatro producciones ayuda estatal.

Lo que le estamos diciendo es una política propia para los nuestros. Por supuesto que está bien que vengan... Tengo aquí todos los datos de las producciones, de Estados Unidos... Antes de ustedes llegar, ¿eh?, estaban. Se ha trabajado en los últimos años con los incentivos fiscales y los que manejan los cuartos saben dónde deben ir. Aquí hay producciones norteamericanas, francesas, alemanas, catalanas, madrileñas, gallegas, andaluzas y las canarias son delegaciones, hasta lo que yo sé, de empresas peninsulares. El tejido empresarial canario del sector audiovisual está sufriendo doblemente la crisis y la absoluta falta de política por parte de los gobiernos.

Y en el tema de las teles autonómicas, los datos son, fíjese usted, de la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia. En negativo todos estos años, en negativo, sobre lo que dice la ley.

De manera que yo lo que le estoy pidiendo es que, por supuesto, que la Zona Especial se conozca en el mundo entero, que la deducción por inversiones, la Reserva de Inversiones, todo eso está muy bien y algunos tenemos alguna tradición en relación a ese tema. Eso está muy bien, pero lo que estamos diciendo es que aquí hay 60, 70, 80, 50 empresas de aquí que necesitan ayudas públicas para poder competir en un largometraje, necesitan que la tele canaria dedique, de verdad, el 6 % de sus ingresos a este tema, y los datos de las entidades oficiales es que estamos a la cola en negativo. ¡Le he citado la fuente!

De manera que de acuerdo con usted en la importancia, el valor añadido, lo positivo que es que estemos en el bum del plató, porque tenemos condiciones naturales, infraestructuras. Aquí pueden venir 700 personas de cualquier parte del mundo y estar en mejores condiciones que en su lugar de origen, porque tenemos excelentes hoteles, excelentes instalaciones, seguridad jurídica. Pero no estamos hablando de eso: estamos hablando del sector audiovisual canario, de las empresas de aquí, de la diversificación de los que aquí producen, de la cultura canaria, de la industria canaria, de los productos hechos aquí. Y esos -y no es por usted, que acaba de llegar- los hemos abandonado, y eso hay que reconocerlo, porque si uno no reconoce el problema, difícilmente le encuentra solución. Y hay que decir que o nosotros recuperamos ayudas para nuestros productores o tendrán difícil acogerse a los beneficios fiscales. Tendrán difícil conseguir financiación, tendrán difícil conseguir financiación a pesar del abaratamiento que pueda tener ahora el precio del dinero, y tendrán difícil competir con las producciones andaluzas, vascas, gallegas o catalanas, porque van con el aval de su Gobierno a competir con los nuestros, que van sin ningún tipo de aval.

Cuando uno no reconoce los problemas, mal asunto. Nosotros no estamos haciendo bien la política del sector audiovisual. En los últimos años, rematadamente mal. Los peores, en los datos objetivos. Ahora, había cero y ahora hay 160 000 euros. ¡Oiga!, bien recibidos. Ese es el camino: destinar recursos para que la gente nuestra pueda competir con los gallegos. ¡No hablo de con los norteamericanos: con los gallegos! Que puedan competir razonablemente. Y hemos logrado, ellos han logrado, con talento, con inteligencia, sin ayudas, colocarse en el mercado internacional, y te vas a los festivales más importantes del mundo y hay premios para gente que produce aquí y que hace cosas aquí.

Eso es lo que yo le pido: una política canaria para el sector audiovisual, para nuestras empresas, para nuestros creadores, porque es importante para la diversificación, porque es industria y porque es cultura. Lo decía el señor Márquez: es cultura. Es que este es un elemento decisivo para mantener lo que somos como pueblo. Y los creadores en el mundo audiovisual tienen mucho que decir sobre eso, porque los consumos audiovisuales van a seguir creciendo, querámoslo o no. Y yo lo que le estoy pidiendo es que lidere en el Gobierno una política para este sector, y se lo digo constructivamente, positivamente, porque yo creo que la gente del Clúster Audiovisual, que son pequeños empresarios, están desmoralizados. Hablemos claro: ¡desmoralizados! Sinceramente, como se mueven por el mundo y se mueven por España, ven la respuesta de las instituciones de otros lugares del Estado, que también han tenido crisis, que también tienen paro, que también tienen dificultades en la sanidad. Estamos hablando de cantidades manejables para un sector, insisto, cualificado, diversificador, con alto valor añadido.

Y, por supuesto, cuanto más fuerte sea nuestro sector audiovisual, más aprovecharán la llegada de los que aquí vienen, legítimamente atraídos por nuestros incentivos fiscales, a hacer el rodaje de un spot publicitario o de un largometraje. Pero incluso lo que estas producciones, que vienen aquí por las ventajas fiscales, puedan generar en el ámbito local será más importante cuando tengamos aquí una estructura capaz de aprovechar y prestar servicios. Nos consta de algunas películas de origen español que se lo traen todo, porque creen que no lo van a encontrar aquí, porque no hemos puesto en valor nuestro sector, porque algunos creen que no hay un sector audiovisual en Canarias capaz de prestar algunos servicios.

Y esas son las cuestiones que yo le estoy pidiendo: una política audiovisual, sentarse con el sector, crear un espacio, crear una estructura que supervise, liderar a los cabildos insulares, para que esto sea una política económica importante en eso en lo que, insisto, todos nos llenamos la boca pero a la hora de la verdad nos quedamos a medias, que es lo de la diversificación de la economía. Me refiero a esta parte, no a la de los platós, que está muy bien y que también razonablemente conozco, y que hay que seguir en ello, hay que seguir en ello con esa ventaja en el impuesto de sociedades porque hace que la gente venga. La gente hace números: si en Madrid es el 18 % y aquí es el 38, y no estamos a 7000 km y esto es seguro, atractivo, hay platós, hay buen clima, verano-invierno, hay condiciones naturales, pues, la gente se viene. Y está muy bien porque para eso hemos peleado, por ese diferencial fiscal, para atraer inversión extranjera también en esta materia. Pero yo no le hablaba de eso, le hablaba de lo nuestro.

Muchas gracias.

La señora presidenta: Gracias, señor Rodríguez.

Para cerrar, el consejero, el Gobierno.

Cuando quiera, consejero. Muchas gracias.

El señor consejero de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento (Ortega Rodríguez): Señoría, yo también le hablé de lo nuestro, y le hablé de lo nuestro porque yo parto de la base de que cuando hablo de industria audiovisual y cuando hablo de productores audiovisuales hablo de un producto elaborado en Canarias. ¡Pena que esta mañana no me hubiese oído! Para mí una película hecha en Canarias es un producto elaborado en Canarias, y aplico la misma filosofía. Me mueve algo: generar valor añadido en nuestra tierra. Y se lo dije a los del clúster el primer día: para mí es una fábrica, es una industria, es sector productivo canario. No se generan virtualidades, se genera un producto, una película.

Y partiendo de esa base, me alegra, y tal como decía la señora Corujo, vamos a trabajar en la estrategia de las industrias culturales, creativas y audiovisuales.

Yo le contesté por todo, porque el concepto era general y creí que era lógico colocar los subconceptos. Si no, habría sido poco, 160 000 euros. Sé que es poco, sé que es poco, me gustaría que fuera más, pero es verdad que hay que ser coherente con lo que hemos destinado. Hemos dicho que hay que destinar recursos a políticas sociales. Y es verdad que en esa línea tenemos que ir haciendo, pero lo que es mejor es que hemos empezado a poner dinero. Pero es que además hay algo que también hemos hecho, hemos pintado, desde esta consejería se ha planteado que la Televisión Canaria pinte los 180 000 euros en el presupuesto para que vayan dirigidos a eso, para que no pase lo que dicen que pasaba. Que ahí yo no estaba, o sea, yo he llegado, he analizado las cosas, y con la consejera de Hacienda, y hemos arreglado eso. Hemos dicho: "vamos a pintarlo para que esté".

Pero, en fin, como tendré que justificar lo que tengamos que justificar, vuelvo y repito que audiovisuales, política audiovisual, incrementa en un 60 %. Pero es que los 90 000 euros de la empresa pública Proexca, que se han puesto para el próximo año, en el año 2015, señor Rodríguez, han sido 38 000 euros. Con lo cual hemos doblado también la cantidad ahí. O sea, no solamente hemos actuado en la Televisión Canaria, hemos generado la línea nueva, que es importante, que se podrá ir incrementando en la medida en que el presupuesto lo permita y en la medida en que la regla del gasto no nos lo impida; pero es que además de eso, además de eso, en la partida en Proexca hemos incrementado. Con lo cual, con lo cual, yo creo que si antes no existía dinero y ahora existen 160 000, todos podemos estar contentos, porque se está reconociendo algo que, por circunstancias presupuestarias, por circunstancias anormales, pues, perdieron, perdieron el apoyo que en su momento tuvieron.

Pero a mí me gustaría decir que los 565 000 euros que recibe el sector audiovisual habría que ponerlos en comparación con el millón y medio de euros que recibe el sector industrial completo. Con lo cual quiero decir que casi es un 33 %, recibe el sector audiovisual, con respecto a lo que reciben los otros. Entonces yo creo que es un apoyo suficiente, con lo que tenemos, con las posibilidades que tenemos, pero que, evidentemente, habrá que incrementar el industrial y habrá que incrementar el otro. Hay que repartir.

Yo creo que esos 565 000 euros frente a ese millón y medio demuestran que es un sector estratégico. Pero a mí me decía usted que es bueno que vengan las empresas... Yo le pido que me ayude con el señor Márquez, que antes yo no le entendí, entendí que el que vinieran producciones o no vinieran producciones no es importante. Que vengan a hacer grandes producciones significa oportunidades de trabajo para el sector audiovisual. Bueno, yo me he quedado con la sensación -y quisiera, quisiera, quisiera que me corrigiera en otro momento- de que eso no es importante. Para mí es muy importante. Y además, como importante que es, lo voy a manifestar otra vez, es decir, son oportunidades de que nuestras empresas audiovisuales actúen y tengan capacidad de trabajo, tengan capacidad de aprendizaje, y establecen... (ante un comentario del señor Márquez Fandiño desde su escaño). Bueno, pues, si lo entendí mal, le pido disculpas, pero me he quedado en eso.

La Televisión Canaria incumple con la obligación de financiar la producción cinematográfica. Bueno, pues, habrá sido hasta ahora. Ahora, en este momento, estamos hablando de que el 6 % de los ingresos, 180 000 euros, están destinados. En la medida en que la Televisión Canaria consiga más publicidad, se podrá destinar más, porque es un capítulo que va ligado al 6 %. Y en eso, en eso, este Gobierno va a estar vigilante, y está la consejera de Hacienda, como responsable de esta situación, para vigilarla.

Es que es así, pero hay una cosa que me sorprende. Digo, acabamos de decir que vamos a poner una línea de financiación de un millón de euros para el sector y no la nombramos; o sea, yo no he oído a nadie que la recoja. Entonces, vuelvo, señor Rodríguez, y le digo: si usted me plantea una cosa y me dice que yo no me entero al principio, yo le digo "¡yo le he dicho a usted y usted no me oyó!". El millón de euros como ayuda financiera para que las empresas audiovisuales puedan pedir crédito, pues, yo creo que está bien, yo creo que eso forma parte además...; va en la nueva línea de apoyo a los subsectores europeos. Europa dice: "no vamos a poner todo, vamos a hacer combinaciones". (Manifestaciones del señor Rodríguez Rodríguez, desde su escaño). Vale, perfecto, pues, me alegro, estamos poniéndonos de acuerdo, con lo cual ya tenemos, ya tenemos varios puntos de acuerdo.

Yo la parte de la rebaja del presupuesto de la Televisión Canaria, bueno, pues, es así, ha existido un recorte. Pero es verdad, es verdad que la Televisión Canaria, aparte de lo que estamos hablando, y no lo hemos incluido en las cantidades, el 75 % de su presupuesto lo destina a productoras canarias. No son todas, serán las que sean, pero se destina a producción canaria, y eso está aquí. También significa que hay tecnología, que hay...; bueno, habrá... Eso también es cierto, eso no lo hemos contemplado en el presupuesto.

Con lo cual resulta que al final la consideración de sector estratégico por parte del Gobierno de Canarias es cierta, y le digo que, en la medida en que los recursos lo permitan, iremos incrementando la ficha. Y eso lo sabe el clúster, porque además ya hemos empezado y yo creo que lo importante es poner la pica en Flandes. La hemos puesto y a partir de ahí es ir ganando posiciones. Pero no solamente la hemos ganado con 60 000 euros sino con 160 000, y además todos en la Cámara estamos comprometidos, igual que esta mañana entendí que todos estábamos comprometidos con la defensa de los productos elaborados en Canarias. Con lo cual entiendo que esto es uno más y todos tendremos que apoyar esto.

A mí no me queda más que decirles que espero que el año que viene, en vez de 160 000, hablemos de 360 y sigamos incrementando. Todo vendrá en función de los presupuestos. Pero, lo que es más importante, que a lo largo del tiempo consigamos más producciones hechas en Canarias que hagan mucho más fuerte a nuestro sector audiovisual y además den potencia a Canarias fuera de nuestra tierra.

Gracias.

(El señor Márquez Fandiño solicita la palabra).

La señora presidenta: Muchas gracias, señor consejero.

Dígame, señor Márquez, ¿qué me quiere decir?

El señor Márquez Fandiño (Desde su escaño): Sí, al amparo del artículo 79, por inexactitud, para aclararle al señor consejero, si me permite.

La señora presidenta: Sería por el artículo 81.

El señor Márquez Fandiño (Desde su escaño): 81.

La señora presidenta: Vale, espere un momentito, espere un momentito, espere un momentito. No, porque el 79 es alusiones y él lo que quiere hacer es, claro, por contradicho, rectificar algún dato.

El señor Márquez Fandiño (Desde su escaño): No iba tan desencaminado.

La señora presidenta: Tiene un minuto, porque alusiones son contra el decoro, señor Márquez. Tiene un minuto.

El señor Márquez Fandiño (Desde su escaño): ¡Ah!, muy bien. Gracias, presidenta.

No, simplemente aclararle al señor consejero. No estamos en contra de que vengan a rodar a Canarias Exodus o Terminator; lo que le estamos diciendo es que los canarios podamos seguir teniendo películas como Guarapo o Mararía.

Muchas gracias.

La señora presidenta: Gracias, señor Márquez.

Señor consejero, ¿quiere hablar?, ¿quiere un minuto también, señor consejero?

El señor consejero de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento (Ortega Rodríguez) (Desde su escaño): No puedo decir otra cosa: que se sigan haciendo unas y otras.

La señora presidenta: Muchas gracias, señor consejero. Gracias por la brevedad a ambos.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0286 Sobre -Consejero de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento-, sobre las políticas del sector audiovisual.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico