Diario de Sesiones 26/2016, de fecha 9/3/2016 - Punto 4

9L/C-0422 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERO DE PRESIDENCIA, JUSTICIA E IGUALDAD-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO SOCIALISTA CANARIO, SOBRE EL NUEVO PORTAL DE TRANSPARENCIA.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Pasamos a la siguiente comparecencia, del consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca, sobre la agricultura ecológica. (Pausa).

Tiene razón (dirigiéndose al señor consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad, Afonso González), se acumulaban las dos de transparencia. Acumulábamos la del Grupo Nacionalista Canario, al consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad, sobre el desarrollo de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública, y la del Grupo Socialista Canario, al consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad, sobre el nuevo portal de transparencia.

Comienza el Grupo Nacionalista, su primera intervención, señora Beato.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, presidente. Señorías. Señor consejero, buenos días.

En la pasada legislatura este Parlamento aprobó un conjunto de leyes que transforman la organización de las administraciones públicas canarias: la Ley de Municipios de Canarias, la Ley de Cabildos Insulares y la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública. Todas aprobadas por unanimidad y con las aportaciones de todos los grupos parlamentarios de aquella Cámara.

Fue posible entonces aprobar una ley canaria de transparencia que se sitúa a la vanguardia española, pues amplía, de manera significativa, las obligaciones informativas y va más allá de lo establecido por la ley estatal básica. Una norma gestada con más participación que ninguna otra norma de las autonómicas aprobadas en España. Articulada a través de un proceso participativo que se desarrolló en todas las islas y complementado con un despliegue en las redes sociales para recoger y sistematizar más de 3000 aportaciones de ciudadanos y colectivos.

A diferencia de la ley estatal, la ley canaria establece un régimen de infracciones y sanciones e incorpora la figura del Comisionado de Transparencia como autoridad independiente, con funciones de fomento, análisis, control y protección de la transparencia y del derecho a la información, que es designado por este Parlamento con la concurrencia de una mayoría cualificada.

La ley es una buena herramienta, tiene buenos mimbres, pero su desarrollo requiere activar cientos de portales, modificar métodos de trabajo, adecuar la estructura organizativa y procedimental y preparar la información para ponerla a disposición de la ciudadanía libremente, de forma veraz, accesible, reutilizable y gratuita.

La ley se vertebra en un título II, sobre publicidad activa, que entró en vigor en julio del 2015. Queremos que nos explique qué acciones ha desplegado su departamento para el desarrollo de este título II.

Ayer el boletín oficial, antes de ayer, publicaba las declaraciones de bienes de los altos cargos. En estos días se ha puesto en marcha un nuevo portal de transparencia. Queremos que nos cuente cuáles son las novedades del portal, qué medidas tiene previstas para dinamizar esta herramienta que permitan su constante actualización y cuál es el balance de los primeros días de funcionamiento.

Nos gustaría saber también cuántas solicitudes de información se han registrado y sobre qué materias. Un dato que nos permitiría evaluar el grado de conocimiento de la ciudadanía sobre la Ley de Transparencia.

Señorías, la transparencia es una demanda ciudadana, un valor esencial para la democracia y el crédito de las instituciones y las administraciones públicas; un crédito perdido en los últimos años y que entre todos debemos recuperar.

Desde el Grupo Nacionalista Canario queremos continuar contribuyendo a incrementar la transparencia y la rendición de cuentas a la ciudadanía. Hemos solicitado esta comparecencia para propiciar en esta Cámara un debate sobre las medidas ya impulsadas por el Gobierno que nos acerque al objetivo de la consecución de unas administraciones más abiertas, más transparentes y más accesibles al ciudadano.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Beato.

Por el Grupo Socialista, señor Lavandera.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Buenos días. Gracias, señor presidente. Señorías. Buenos días, señor consejero.

La transparencia y el buen gobierno son pautas de actuación pública que cada día adquieren más importancia para el desarrollo de los países y el fortalecimiento de sus democracias. Existe un consenso generalizado en torno a la idea de que la transparencia ayuda a los gobiernos a funcionar mejor. Por ejemplo, gracias a la información que publican, los inversores, productores y consumidores pueden tomar decisiones más eficientes, generando valor a la sociedad. Esta transparencia en los datos públicos ayuda a una mejor coordinación en los procesos presupuestarios y favorece también el diseño y la evaluación de políticas de mejor calidad.

La transparencia también contribuye a reducir la corrupción. Es una potente herramienta de generación de información hacia el electorado, convirtiéndose en un importante elemento de participación ciudadana y calidad democrática. En la España actual, este último aspecto no es baladí: España ha registrado en 2015 el peor dato de percepción de corrupción de su historia, lo que refleja una grave situación de corrupción política, antes vinculada en mayor medida al urbanismo y ahora a la contratación pública. Según el Índice de Percepción de la Corrupción 2015 de Transparencia Internacional, la corrupción en España se sitúa en el puesto 36 de 168 países, con 58 puntos, 2 menos que en el índice anterior. Según Transparencia Internacional también, España se encuentra junto a Libia, Australia, Brasil y Turquía entre los países que han tenido un mayor descenso en sus posiciones en los últimos cuatro años. Nuestro país ha visto reducida su calificación en 7 puntos desde el 2012. Y es una obligación de todos, señor consejero, de todos los poderes públicos, revertir esta situación.

La Ley de Transparencia y de Acceso a la Información Pública de Canarias, impulsada por el Gobierno de Canarias en la anterior legislatura y aprobada por unanimidad en el Parlamento de Canarias en el último año también de la anterior legislatura, trajo la norma más ambiciosa en materia de transparencia del Estado español, situando a Canarias a la cabeza de la fiscalización por parte de la ciudadanía de la acción de gobierno y poniendo las bases para el Gobierno abierto por el que apuesta esta comunidad autónoma.

Con el compromiso por el desarrollo de una efectiva transparencia, el Gobierno de Canarias presentaba, el pasado 25 de febrero, un nuevo portal de transparencia. Un portal del que su consejería le compete la gestión y mantenimiento.

La ley, en su artículo 34, establece la creación del portal de transparencia para facilitar el acceso a la información pública. Y ese es el primer aspecto que queríamos preguntar en el día de hoy: si el nuevo portal mejora la facilidad en el acceso a la información pública.

Además dicho artículo hace una referencia expresa a que la información pública incluida en dicho portal deberá adecuarse a los principios de accesibilidad, interoperatividad y reutilización, por lo que resulta obligado, señor consejero, preguntarle si estos principios están reflejados en el portal.

Siguiendo con los contenidos, señor consejero, la ley relaciona, desde los artículos 17 al 33, un amplio catálogo de información que debe incluirse en dicho portal: información de carácter institucional, en materia organizativa, relativa al personal de libre nombramiento, en materia de empleo en el sector público, en materia de retribuciones, en materia normativa, sobre los servicios públicos y los procedimientos que sigue el Gobierno, información económico-financiera, sobre patrimonio, sobre planificación y programación, sobre obras públicas, de contratos, convenios, encomiendas de gestión, concesión de servicios públicos, ayudas y subvenciones, ordenación del territorio y, por último, información estadística; un amplio elenco de información.

Un ambicioso objetivo de recopilación y publicación de información del que le preguntamos su grado de cumplimiento, siendo conscientes precisamente de que el nivel de exigencia que establece esta ley lo hace difícil, pero, como ya he dicho, es ambicioso y hay que perseguir dicha ambición.

Por último, le pedimos un ejercicio más de transparencia, y es informar de los recursos que se han destinado a la creación de este nuevo portal, si se ha contratado a alguna empresa, el coste de la misma o si, por el contrario, se ha realizado con medios propios por parte de la Administración.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Lavandera.

Para responder, en su primer turno, el consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad, señor Aarón.

El señor CONSEJERO DE PRESIDENCIA, JUSTICIA E IGUALDAD (Afonso González): Gracias, presidente. Muy buenos días.

La de hoy, como habrán podido ver, es una doble comparecencia, donde por una parte me piden que informe sobre el nuevo portal de transparencia y, por otro, acerca de las medidas para el desarrollo de la Ley canaria de Transparencia y Acceso a la Información Pública. Expondré la información sobre ambos asuntos en este mismo orden.

El nuevo portal está operativo desde el pasado miércoles, 24 de febrero, hace escasamente dos semanas. Aunque es evidente la voluntad del Gobierno en su apuesta y compromiso con la transparencia, también he dicho ya que esto no es ni mucho menos el último paso de la política de transparencia del Gobierno de Canarias; es tan solo otro instrumento de la Administración para ser más transparente y que supone una importante mejora en relación con el anterior.

He defendido desde el primer día, y lo sigo haciendo ahora, que el actual es más intuitivo, su diseño es más atractivo y ofrece una mejor experiencia para el usuario. Todo lo que es clave cuando quien lo utiliza no está familiarizado con su contenido. Entre otras cosas, cuenta con un mapa web y un buscador. Se ha diseñado para que todo el mundo pueda consultarlo sin necesidad de ayuda. Siendo más completo que el que había antes, ofrece una distribución mucho más limpia y ordenada de los contenidos, que se reparten entre 16 bloques de temas, que son los siguientes: instituciones, organización, servicios y procedimientos, normativa, altos cargos, empleados públicos, retribuciones, patrimonio, información económica y financiera, contratación, convenios y encomiendas, ayudas y subvenciones, ordenación del territorio, obras públicas, planificación y estadística, aglutinando de esta manera todo el capítulo de publicidad activa comprendido entre los artículos 17 y 33 del texto legal. Además, desde la página de inicio es posible llegar a cualquier indicador en tan solo tres clics, algo que supone todo un reto tanto de diseño como de organización.

Se ha elaborado de manera que puedan emplearlo personas que solo tengan nociones básicas de internet y ofrece un sistema de ayuda de audio para quienes tengan visión reducida o para quienes no puedan leer o comprender textos largos. Lo que no solo beneficia a personas con discapacidad visual sino también de tipo psíquico, con dislexia o los que entiendan el idioma hablado pero no son capaces de leerlo.

Pensamos desde el primer momento de su elaboración que la información del portal de transparencia debía llegar al mayor número posible de personas. Pese a las críticas recurrentes, en las que presumo buena intención, está claro que el Gobierno no tiene voluntad de ocultar nada; sin embargo, ya hay voces indignadas porque han visto algún dato desactualizado, pero deben admitir sin tapujos que ello es posible porque la Administración cumple con el mandato legal, como no podía ser de otra manera, de publicar los indicadores que ordena la norma. Gracias al portal, han averiguado esos retrasos y no al margen del mismo.

Nadie descubre nada cuando dice que se puede mejorar. Para empezar, yo mismo lo dije cuando lo inauguramos. El Ejecutivo trabaja y lo seguirá haciendo en la mejora continua del portal. En este sentido quiero dejar claro que si bien el objetivo final es conseguir publicar el grueso de la información en formato abierto, es decir, reutilizable, todavía hoy hay muchos datos en formatos como PDF que no lo son, por lo que estamos trabajando para cambiar esta situación lo antes posible.

Llegó con retraso, nunca lo hemos negado, pero también he explicado que hubo una razón de peso. El bloque de publicidad activa de la Ley de Transparencia entró en vigor en julio del año pasado, coincidiendo con el momento de la constitución del nuevo gobierno autonómico. Aunque esta materia es prioritaria, cualquier puede entender las dificultades que entraña para todo un Ejecutivo recién nombrado que tenía la obligación de poner en marcha de inmediato la maquinaria de la Administración sacar adelante de forma simultánea este portal y el que diga lo contrario es un demagogo. Vamos a ser serios con este tema.

Les recuerdo que el Gobierno ya tenía un portal abierto con un año y medio de antelación a la fecha indicada por la ley estatal y una ley de transparencia aprobada por el Parlamento de Canarias un año antes del plazo máximo legal establecido. Así que el problema no era que tuviéramos que familiarizarnos con la mecánica de esta materia, que ya conocíamos, sino que los indicadores del portal que desde el mes pasado coinciden con los de la norma canaria eran otros y más numerosos que los que existían con anterioridad y que venían heredados de la ONG Transparencia Internacional. Con todo, creímos necesario ponerlo a la disposición de la ciudadanía cuanto antes, porque estábamos convencidos, y seguimos estándolo, de que es una herramienta mucho mejor que la que había.

Defendí entonces, y esa opción, ante quienes pedían más tiempo para ofrecer un producto mejor acabado y la sigo defendiendo hoy. Y es que para quien todavía no lo tiene claro lo digo de nuevo aquí: el portal siempre estará sometido a un proceso continuo de mejora y actualización. Es un producto en permanente fase beta, que no está acabado y nunca lo estará, sino que evolucionará todo el tiempo, exactamente igual que lo hacen todos los portales de transparencia.

Los cambios no se limitan a lo que se ve. Ahora, siguiendo el espíritu de la ley canaria, cada departamento es responsable directo de subir y actualizar la información que gestiona a través de su propia unidad responsable de información pública, las conocidas URIP que regula el artículo 10 de la ley, que son las estructuras de cada consejería y órganos del Gobierno encargadas de que el portal garantice la transparencia y el acceso efectivo a la información pública. Cada indicador dice claramente quién es el responsable de su actualización. Así que es sencillo saber a quién deben dirigirse.

Además el portal ofrece también la posibilidad de solicitar la información vía telemática, así como por la vía presencial mediante la correspondiente solicitud en cualquiera de los registros de Canarias, lo que garantiza el derecho ciudadano a la información en los términos que indica la ley.

Desde el 24 de febrero, la media por día de visitas se ha multiplicado por cuatro al pasar de 55 en la última etapa del anterior portal a unas 207 en la actualidad. Por otra parte, la media diaria de páginas visitadas se disparó 16 veces: desde las 120 del portal antiguo a las 1946 de hoy en día.

Para quienes quieran saber qué temas despiertan más curiosidad, les informo que hasta ahora han sido, en este mismo orden, el bloque de altos cargos, retribuciones, empleados públicos, instituciones y organización. Me llama la atención porque los tres primeros ofrecen información que ya era pública a través de los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma, que también se publican en internet, en la web del Gobierno, por lo que no se trata de una novedad. Ocurrió lo mismo con el portal anterior, que al principio generó más consultas de este tipo pero que con el tiempo la mayoría fue recayendo en los asuntos referidos a los servicios públicos, las ayudas y subvenciones y otros temas de relevancia. Es probable que en unos meses se repetirá este mismo patrón.

También me preguntan por los recursos invertidos en su elaboración. Lo primero que aclararé es que el portal ha salido adelante con personal propio de la comunidad autónoma, reconociendo aquí, en sede parlamentaria, la labor que han realizado, garantizando así el menor coste posible y la mayor implicación de la propia Administración en su diseño, elaboración y puesta en marcha. Esto implica un gran esfuerzo porque, como ya saben, la comunidad autónoma no puede incorporar nuevos efectivos, nuevos empleados públicos y ha sido necesario asumir esta responsabilidad sin abandonar las funciones que ya venían ejerciendo con anterioridad. Sin embargo, dadas esas restricciones, ha sido ineludible contratar una empresa consultora que prestara asesoramiento a nuestros técnicos en aspectos como el diseño, el análisis funcional de los indicadores y la organización de los contenidos y migración de contenidos del portal anterior al nuevo, tareas que resultaban especialmente complejas y para las que el portal anterior no era un modelo a seguir, ya que queríamos mejorarlo, como, en efecto, conseguimos. Esta asesoría costó 17 900 euros e incluyó apoyo, tanto técnico como tecnológico.

En cuanto al desarrollo de la ley, voy a explicar este punto desde una doble vertiente: por un lado hablaré de los desarrollos normativos y, por otro, de las actuaciones previstas.

En cuanto a lo primero, empezaré por explicar los que ya están en marcha en mi consejería. Así, el propio portal del que vengo hablando será objeto de una orden que fijará, entre otras cosas, las prescripciones técnicas que servirán tanto para recoger su información como para llevar a cabo su actualización. El registro de solicitudes de acceso a la información pública, que está creado por la propia ley, funciona ya según lo estipulado en el artículo 11 del texto legal. Permite, por una parte, hacer el seguimiento de las solicitudes de información y del cumplimiento de resolver las mismas dentro de los plazos establecidos, pero además permite también conocer a toda la ciudadanía qué información se ha solicitado con anterioridad, la información a la que se dio acceso y si se cumplieron los plazos para resolver las solicitudes. Ahora trabajamos en la orden que regulará la organización y funcionamiento.

Por otra parte, también trabajamos ya en la orden que regulará los informes que tendrán que elaborar cada año las unidades responsables de la información pública sobre el grado de aplicación de la Ley de Transparencia en sus respectivos ámbitos.

Además, también estamos elaborando y trabajando en las adaptaciones de la ley para su aplicación a las entidades privadas que perciban ayudas o subvenciones a partir de 60 000 euros o cuando estas representan al menos el 30 % total de sus ingresos anuales, siempre que alcancen como mínimo los 5000 euros.

Asimismo, la Dirección General de Transparencia y Participación Ciudadana trabaja ya en la automatización, en la medida en que esta sea posible, de los indicadores del portal de transparencia y en la formación de los empleados de los registros, oficinas de información y de los responsables de información pública de los centros directivos.

Muchas gracias por la atención.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor consejero.

Volvemos a los grupos no solicitantes. El Grupo Mixto, por tiempo de cuatro minutos.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ: Gracias, presidente. Buenos días, señor consejero.

Agrupación Socialista Gomera reconoce que en los últimos tiempos ha habido avances, de los que son prueba evidente tanto el nuevo portal de transparencia del Gobierno de Canarias como la figura del Comisionado canario para la Transparencia, pero aún falla la concienciación y el convencimiento sobre las ventajas y la utilidad del sistema.

Debemos entender la transparencia como la herramienta para asegurar el derecho a la información que tiene la ciudadanía y que sustenta la democracia, pero por muy obvias que parezcan estas palabras todavía son demasiados los obstáculos. Y compartimos que es mejor que lo que teníamos. Triste sería lo contrario.

Es verdad que nada se consigue en un solo día y que, tal y como acabo de apuntar, está habiendo progresos, pero tenemos que hacer un mayor esfuerzo por la claridad, evitar las imprecisiones y asegurar la información veraz que permita al ciudadano conocer cómo funciona la Administración y qué es lo que se hace con el dinero público. Hay que apostar por la máxima simplificación para que los portales a través de los que brinda la información no sean auténticos laberintos que acaban por aburrir a quien busca cualquier dato. Aunque ya usted ha comentado que mucha de la información está a tres clics, pero todavía sigue suponiendo un gran laberinto para a veces encontrar mucha de la información que queremos.

Y es imprescindible además que se realicen campañas informativas y se difundan entre la ciudadanía las herramientas con las que se cuenta. Tenemos una obligación con aquellos a los que representamos y que nos han otorgado su confianza para que gestionemos el dinero público. Esta obligación pasa, en primer lugar, por facilitar información para que se sepa en qué se está trabajando y cómo se distribuyen los recursos. Pero podemos ir más allá, pues desarrollar la Ley de Transparencia es también dar respuesta a una demanda de la ciudadanía, que no solo quiere saber sino también quiere participar en la acción pública.

Ya la Ley 5/2010, de 21 de junio, Canaria de Fomento a la Participación Ciudadana, arbitraba instrumentos para facilitar la interacción y la comunicación entre la Administración y la ciudadanía. Faltaba, sin embargo, que avanzáramos con un plus de transparencia. Fue este el origen de la legislación estatal básica, la Ley 19/2013, de 9 de diciembre, de Transparencia, acceso a la información pública y buen gobierno, y la Ley autonómica 12/2014, de 26 de diciembre, de Transparencia y Acceso a la Información Pública, que de manera acertada establece un régimen de sanciones por incumplimiento no contemplado en la ley estatal.

Es evidente que estamos dando pasos para, tal y como dijo la vicepresidenta del Gobierno en los medios de comunicación cuando presentó este portal, abrir las puertas de par en par a los ciudadanos. Estas puertas, sin embargo, no deben ser las que dan a la calle, toca abrir también las puertas de los pasillos para poder llegar hasta la cocina.

En consecuencia, Agrupación Socialista Gomera confía en que se vayan incluyendo cada vez más herramientas y se facilite el recorrido por la web, que sé que también es su intención. Todavía queda mucho camino por andar y tenemos que avanzar para acabar con la concepción de opacidad administrativa que tiene el ciudadano.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora Melodie.

Por el Grupo Nueva Canarias, la señora González.

La señora GONZÁLEZ GONZÁLEZ (doña María Esther): Gracias, presidente. Buenos días a todos y a todas.

La transparencia sabemos que debe ser entendida como el derecho a saber acceder a toda la información socialmente disponible y a conocer la verdad de los hechos y el Gobierno, ejecutor de las políticas públicas, tiene la obligación de posibilitar a la ciudadanía saber cuáles son los recursos económicos de los que dispone y cómo se gestiona el dinero de todos; o, lo que es lo mismo, en qué y cómo se gasta el Gobierno el dinero de los ciudadanos.

Hay que reconocer que si algo ha tenido de bueno la crisis económica iniciada en el 2008 ha sido que los recortes sociales, junto con la aparición de numerosos casos de corrupción, han creado auténtica desconfianza en las instituciones públicas, por lo que ha despertado el interés de los ciudadanos en participar en la gestión de los asuntos públicos y querer conocer en qué se gasta el Gobierno el dinero de nuestros impuestos. Por eso cada vez es mayor la exigencia de instituciones y de gobiernos transparentes.

La Ley de Transparencia y de Acceso a la Información Pública de Canarias, aprobada unánimemente por este Parlamento, tiene que contribuir a ese avance de esos imprescindibles objetivos. Y para ello el Gobierno de Canarias tiene en este momento dos herramientas, una de ellas el portal de transparencia.

Respecto a este nuevo portal, que fue presentado el día 24, hay que reconocer que es mucho más intuitivo que el anterior, pero, señor consejero, permítame que le diga, continúa teniendo muchas carencias. Y las justificaciones de que existen carencias, de que hay inexactitudes, yo entiendo que son solo eso, justificaciones, porque, como usted bien sabe, el principio general de publicidad activa obliga a la accesibilidad de toda aquella información relevante, debiendo llevarse de forma clara, estructurada y entendible por los interesados. Y el Portal de Transparencia del Gobierno de Canarias no facilita, o por lo menos no facilita suficientemente, la localización de informes, entre otras cosas porque la información en muchos casos se encuentra dispersa. Y yo le pongo un ejemplo: si usted va al portal de transparencia, en el área temática de Organización, accede a la información en materia organizativa de las sociedades mercantiles y pincha en la empresa Visocan, puede acceder solo a los estatutos y a la composición del consejo de administración. Para poder conocer la plantilla con la que cuenta la empresa, debe ir al área de Retribuciones y para ver su presupuesto o su programa de inversiones ha de ir al área Económico-Financiera. ¿No cree usted que la imposibilidad de acceder a toda la información disponible, en este caso de una empresa pública, obstaculiza el acceso a la información y, por tanto, resta transparencia?

Pero además de dispersa la información no es ni completa ni es correcta, y le vuelvo a poner otro ejemplo. Antes le mencioné que, accediendo a la información en materia organizativa de Visocan, aparecía la composición del consejo de administración, en el que figura como presidenta doña Patricia Hernández. Pues bien, si va al enlace de altos cargos, en el que dice que se detalla la información de las personas que desempeñan altos cargos y los órganos colegiados de los que son miembros, resulta que la información referente a la consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda, esta está pendiente de su cumplimiento, hasta la aprobación del nuevo reglamento del departamento. Yo le pregunto: ¿el reglamento está al día de hoy todavía pendiente de aprobación? Y si es así, ¿cómo es que ya figura doña Patricia Hernández como presidenta del consejo de administración de Visocan?

Además la información en muchos casos tampoco es entendible, y le vuelvo a poner otro ejemplo. Y es en referencia a la información presupuestaria, que solo permite la comprensión a una minoría de expertos. Entendemos que es preciso simplificarla y ponerla al alcance de la mayoría, de forma que la ciudadanía pueda saber lo que se invierte en educación, en sanidad, en servicios sociales, en carreteras... Y hecho sin que tenga que resolver un auténtico jeroglífico. Esto se repite, además, en muchos casos.

Yo entiendo, en definitiva, señor consejero, que la información contenida en el portal en muchos casos es un auténtico galimatías y sé que también me ha dicho que es cada una de las áreas la que es responsable, pero realmente no creo que esto al ciudadano...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora González.

Por el Grupo Podemos, señora Santana.

La señora SANTANA PERERA: Muy buenos días, señor consejero.

En el mismo día en que entraba en vigor la Ley de Transparencia estatal, en diciembre del 2014, el Parlamento de Canarias conseguía aprobar por unanimidad, además cosa que no se consiguió en el Congreso de los Diputados, la Ley de Transparencia y de Acceso a la Información Pública. Esta ley ubicaba al archipiélago en la vanguardia del control ciudadano y de la acción política. Sin embargo, fue pronto cuando surgieron las voces discordantes, no solo sobre el uso que se le estaba dando a la Ley de Transparencia en la comunidad autónoma, sino también especialmente ha sido criticado el portal de transparencia. Entre otros, nosotros hemos denunciado -para comenzar- el evidente retraso que se tuvo en la puesta en marcha del portal y las limitaciones con las que este cuenta. Si bien el nuevo portal de transparencia es, como ya ha dicho la representante de Nueva Canarias, más intuitivo, también nos damos cuenta de que este portal cuenta aún con carencias graves.

Señor Afonso, la transparencia poco tiene que ver con el canal de distribución sino con lo que versa la transparencia es con la información en sí misma. Vendernos que la página web ha mejorado conviviendo esto con la existencia de información incompleta y de mala calidad a nosotros nos parece únicamente márquetin político. Para nosotros no es usted transparente; lo que tiene es un bonito portal web.

La información que se está publicando en el portal de transparencia es información incompleta y sesgada. No aparecen los acuerdos del Consejo de Gobierno, solo aparecen los órdenes del día; ni tampoco se evalúa el grado de cumplimiento de los planes y programas de las distintas consejerías. Solo tres, por el momento, lo están haciendo correctamente.

Por otro lado, en el apartado de Altos Cargos, la información que aparece en lo referente a los estudios nos parece cuando menos imprecisa. Se recurre a eufemismos como que "poseen estudios de". Seamos serios, señor Afonso, les estamos pidiendo a nuestros jóvenes para incorporarse al mundo laboral no solo un posgrado, un grado, a veces incluso un doctorado, y, sin embargo, a los altos cargos de nuestro Gobierno les exigimos "estudios de". Pues esto no nos parece justo con nuestros jóvenes y justos con la sociedad canaria en general.

La aplicación de la Ley de Transparencia en el ámbito local tampoco nos parece demasiado halagüeña. Solo 8 de las web de los 88 ayuntamientos con los que cuenta Canarias han recibido el aprobado en un estudio que ha elaborado la comunidad autónoma, junto y en colaboración con la Universidad de La Laguna.

Nosotros queremos tenderle una mano en aras de mejorar la transparencia en la comunidad autónoma y por eso presentamos el mes pasado nuestra ley de cuentas claras y abiertas, porque entendemos que la ciudadanía canaria, que es quien aporta ese dinero para que se puedan hacer esos movimientos bancarios, tiene derecho al menos a conocer a qué van destinados esos fondos.

Señor Afonso, tiene nuestra mano, vamos a...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora Santana.

Por el Grupo Popular, señor Moreno.

El señor MORENO BRAVO: Muchas gracias, señor presidente. Señorías, señor consejero.

Señorías, el pasado 25 de febrero, como nos ha dicho aquí el señor Afonso, el Gobierno de Canarias presentó a la opinión pública el nuevo portal de transparencia. Y, bueno, no sé si decir el Gobierno o el PSOE -y entrecomillo- engobernado, ya que una vez más asistimos a esa intención por parte del Partido Socialista Obrero Español de apropiarse la política de transparencia en Canarias. La vicepresidenta del Gobierno, acompañada única y exclusivamente por altos cargos socialistas, compareció en esta cita singular para decirnos a los políticos que deberíamos tener los bolsillos de cristal y para decir que la transparencia iba a ser la vacuna contra los abusos y la corrupción.

Tras estas bellas palabras, que no están exentas de buenos sentimientos, el consejero Afonso, que es el que sabe cómo está la cosa, nos vino a decir que el portal de transparencia era exactamente muy parecido al anterior, es decir, que no cumple con las exigencias de la Ley 12/2014, de Transparencia y Acceso a la Información Pública.

Lo primero que hay que aclarar a la señora vicepresidenta, que acompañaba al señor consejero y a su consejero de cabecera, es que la transparencia no se limita en absoluto a un portal en internet, señor consejero, y además un portal en internet que ofrece en modo selva -también entrecomillo- un conjunto frondoso e intransitable de documentos e informaciones. La ley es otra cosa, señorías. El Gobierno, y voy a lo mejor a decir el Partido Socialista Obrero Español, debería dejar de presumir y excusarse, una vez más, por llegar a este capítulo con retraso, sin hacer cumplir la ley. Pues ya sabe usted que la ley mandata no solo al Gobierno de Canarias, a la transparencia, al Gobierno de Canarias, sino también a un conjunto amplio del sector público en Canarias y a quienes mantienen, sin ir más lejos, relaciones económicas con el Gobierno de Canarias. Por eso a mí me gustaría también que me comentase qué ocurre en la transparencia con los 88 ayuntamientos canarios, con los 7 cabildos insulares, con el sector público empresarial de la comunidad autónoma, con las universidades canarias, con las organizaciones empresariales y sindicatos, con los partidos políticos, con las organizaciones no gubernamentales que trabajan con el Gobierno de Canarias. ¿Cumplen las instituciones parlamentarias, este Parlamento, el Consejo Consultivo, la Audiencia de Cuentas, el Diputado del Común, el Consejo Económico y Social, la transparencia? Me gustaría también saber, si sabe usted algo y nos lo puede decir, si el flamante Comisionado de Transparencia en su momento cumplirá el mandato legal de presentar ante esta Cámara el informe anual antes del 1 de abril, antes de que finalice el primer trimestre de este año.

Señorías, reducir la transparencia al portal del Gobierno, las retribuciones de los altos cargos, es no haberse enterado en absoluto de lo que es y para qué sirve la transparencia. Pero, bueno, no me extraña en absoluto, señor Afonso, porque, la verdad, acudir en estas condiciones a una rueda de prensa para hablarnos de la transparencia es burlarse de la ciudadanía y resulta hipócrita cuando la que dirige dicha rueda de prensa, en su condición de diputada nacional, votó en contra de la primera ley de transparencia de este país, que evidentemente no presentó ni apoyó el Partido Socialista Obrero Español, porque esa ley -bien lo saben ustedes- la hizo el Partido Popular.

Nada más y muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Moreno.

Damos la bienvenida al colegio, al curso de 5.º de Primaria del Colegio Escuelas Pías de Tenerife. Bienvenidos al Parlamento, siéntanse ustedes como en su casa.

Continuamos con el grupo solicitante de la iniciativa, el Grupo Nacionalista Canario, señora Beato.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, presidente. Señorías, consejero, buenos días.

La crisis económica ha sido también una crisis de las instituciones que, unida a la lacerante corrupción, ha hecho un enorme daño a la democracia. Las críticas y el malestar evidencian el hartazgo y el hastío hacia la política. Hoy estamos ante ciudadanos que quieren saber cómo y por qué se toman las decisiones y cómo les van a afectar. En Coalición Canaria hemos escuchado el mensaje y nos hemos puesto a trabajar para recuperar nuestro modo de hacer política, fomentando la participación y la transparencia que nos definió en nuestros orígenes en los años 90, desde los pueblos y desde los barrios.

En nuestra conferencia política en octubre del 2014, con nuestra aprobación del Manifiesto Canarias 20 decidimos que la guía de nuestra acción política será esforzarnos en explicar, escuchar, compartir y consensuar las acciones políticas, sobre todo las estratégicas, que marquen el futuro de Canarias. Sin perjuicio de las obligaciones legales, Coalición Canaria ha asumido un código ético tanto para nuestra acción política en el desempeño de responsabilidades legislativas o de gobierno en las distintas instituciones como para todos los cargos orgánicos del partido.

Para recuperar la confianza en la ciudadanía no es suficiente con que la economía crezca y se recupere el empleo. Honestidad, lealtad, integridad, comportamiento ejemplar, austeridad, vocación de servicio público y la defensa del interés general son compromisos que están incorporados en nuestro código ético. Y, miren, en el último informe de Transparencia Internacional sobre evaluación de transparencia de los partidos políticos Coalición Canaria aprueba con nota.

Decíamos en nuestra primera intervención que la ley es un paso de un largo camino en la mejora de los niveles de transparencia como mecanismo que contribuye a evitar la corrupción e incrementa la confianza de los ciudadanos. Todos deseamos más transparencia y mejor información. Por eso valoramos que el Gobierno avance en el cumplimiento de las exigencias de publicidad activa y dé respuesta a las solicitudes de información a través del registro.

Coincidimos con todos en que queda mucho por hacer, porque este es un proceso dinámico que nunca termina. El desafío, señor consejero, es desarrollar un verdadero gobierno abierto, como una forma de hacer política en la que el Gobierno y la Administración sean abiertos, transparentes, donde se creen espacios de participación y de colaboración ciudadana. Un Gobierno abierto que garantice que todos los servicios públicos pueden ser supervisados y, por tanto, estén abiertos al escrutinio de la ciudadanía, porque el Gobierno abierto, tal como nosotros lo entendemos, se sustenta en tres pilares: la transparencia, la participación y la colaboración.

Poner a disposición de los ciudadanos toda la información no es una opción, es una obligación, pero ¿está la información disponible y la organización para trasladarla a la ciudadanía? Es preciso diseñar una política capaz de repensar la gestión de la información desde una perspectiva organizacional para facilitar su consulta.

Porque, señorías, para el Grupo Nacionalista Canario lo importante es la calidad y la orientación de la información, y en esto hay camino por andar. Aspiramos a que los portales de transparencia no sean meros repositorios de documentos medianamente organizados y sin orientación al ciudadano. Un portal no será útil si se convierte exclusivamente en un mero almacén de información; es preciso actualizarlo con frecuencia, verificando su contenido para que aporte valor añadido.

Transparencia Internacional valora los datos de la información publicada en la web en relación con los 80 indicadores, pero pocos estudios hay que evalúen no solo el quantum sino la calidad y la utilidad de la misma.

Habitualmente el debate sobre la transparencia se centra en aspectos relacionados con la actividad de los responsables políticos más que en la necesidad de que los procedimientos administrativos sean transparentes, trazables, confiables para el ciudadano, que aporten un valor para el crecimiento de la sociedad, para el crecimiento de la economía. No ocultamos cierta decepción porque lo más consultado en los primeros días de andadura del portal sean los altos cargos y sus retribuciones. Comprendemos que esta es una información que le interesa a la ciudadanía, pero el portal tiene que servir para algo más que para escudriñar el sueldo de los altos cargos, el personal eventual o los funcionarios públicos. Una tarea de su departamento ha de ser divulgar las potencialidades de esa herramienta para que sea útil para el conocimiento de las políticas públicas. Tenemos el mejor sistema de información territorial, el más transparente de toda España, que aporta un valor a la economía sobre el territorio y pocos lo conocen. Son herramientas que están ahí y que no queremos quedarnos en la nata de las cosas; sacar adelante lo que tenemos para ponerlo en conocimiento de la ciudadanía.

Y además también, no solo hablamos de transparencia cuando hablamos de portal, hay un sistema de información integral, un sistema con oficinas de información, con un sistema telefónico y un sistema telemático. La transparencia ha de ir a todos los canales de la información, como así lo hace el Gobierno.

Byung-Chul Han, pensador coreano afincado en Alemania, autor de La sociedad de la transparencia, señala que la sociedad de la transparencia es una sociedad de la desconfianza y de la sospecha, que a causa de la desaparición de la confianza se apoya en el control. Se muestra crítico con la exigencia de transparencia en la política. Afirma que la transparencia que se exige hoy en día a los políticos es cualquier cosa menos una demanda política. La exigencia de transparencia acompañada del hecho de que el mundo es un mercado hace que los políticos no acaben siendo valorados por lo que hacen sino por el lugar que ocupan en la escena. Se ha diluido la verdad, porque en la sociedad de la transparencia lo que importa es la apariencia. En la actual sociedad del espectáculo domina la importancia del parecer, de la apariencia. Así lo resume Han: hoy el ser ya no tiene importancia alguna; lo único que da valor al ser es el aparecer, el exhibirse.

En la semana pasada, en las jornadas del debate de investidura, asistimos, perplejos, a un lamentable espectáculo de descalificaciones, insultos, broncas, gritos, violencia verbal y extremismo. Parte de quienes se proclaman la nueva política están instalados en una estrategia basada en la apariencia, en la búsqueda fácil de la foto, en el titular o el trending topic, y, señorías, eso también lleva al hartazgo de la ciudadanía. Quienes venían a regenerar la política han volado todos los puentes y, tristemente, la han convertido en un campo de batalla que solo contribuye a degradar aún más la imagen de los políticos y de las instituciones públicas.

Nosotros rechazamos la política basada en el espectáculo, el rencor, la descalificación y la intransigencia. Nosotros apoyamos las políticas transparentes basadas en el compromiso y en la responsabilidad para que Canarias pueda avanzar.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Beato.

Por el Grupo Socialista, el señor Lavandera.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Buenos días de nuevo. Gracias, presidente. Señorías.

Lo primero que le quiero decir al señor Moreno es que estamos orgullosos de ser socialistas, orgullosos de un consejero socialista y orgullosos de un Gobierno donde participan los socialistas. Valoramos positivamente el compromiso de este consejero, socialista; del anterior consejero, también socialista; de este Gobierno, nacionalista y socialista; y del anterior Gobierno, nacionalista y socialista.

Desde luego que la transparencia es algo más que un portal web, también es algo más que borrar un disco duro. En cualquier caso, en Canarias se dan pasos importantes para que esa transparencia sea efectiva.

Señor consejero, otra cuestión que queremos valorar positivamente y que usted ha destacado es la accesibilidad del portal, donde tiene en cuenta a las personas discapacitadas, para ayudar a acceder a la información disponible. Un portal moderno que, como ya se ha dicho, intuitivo, que a la hora de buscar información desde luego facilita mucho las cosas.

La tercera cuestión que queremos decirle es felicidades. No a usted pero sí, que también, pero sobre todo al equipo de empleados públicos que han desarrollado este portal web, que desde luego no es nada fácil llegar a un producto como del que dispone la ciudadanía canaria y cualquier persona en el mundo que quiera acceder a él. Por lo tanto, agradecemos el compromiso de mejora continua y actualización del portal, porque en eso se basa la calidad, en la mejora continua. El compromiso que usted ha adquirido de mejora constante es el que queríamos escuchar y el que deseamos que sea una realidad a lo largo del tiempo.

También queremos destacar desde el Grupo Socialista como algo positivo la descentralización en la responsabilidad de actualizar y nutrir datos del portal. Esa corresponsabilidad por parte de todos los departamentos del Gobierno, esa implicación en la cultura de la transparencia por parte de todos los departamentos del Gobierno, es una cuestión que no solo es práctica y eficiente sino que, como ya le he dicho, lo que hace es hacer transversal la transparencia y la cultura de la transparencia y el buen gobierno.

También queremos resaltar, señorías, que el portal web o la transparencia no es solo una herramienta de fiscalización de la actividad política. Ya lo dije en mi primera intervención: los datos abiertos generan valor a la sociedad. Y les quiero poner como ejemplo la utilidad que puede tener para un emprendedor que pueda realizar un estudio de mercado y tener una previsión de viabilidad de su idea de negocio, el poder disponer de una serie de datos. El que una persona vaya a abrir un negocio y sepa de antemano cuántos negocios de esas mismas características hay ubicados en su zona, pues, le puede dar una idea de si merece la pena o no invertir. Y desde luego este es un pequeño ejemplo pero los datos abiertos desde luego generan riqueza y valor a la sociedad. Ese es un aspecto en el que queremos poner mucho énfasis.

¿Cuál es el dato más objetivo para decir si un portal de transparencia es bueno o es malo? En general, cualquier página web, ¿cuál es el indicador más objetivo y transparente para decir si esa página web realmente tiene utilidad para la sociedad? No es otro que el número de visitas, y usted, señor consejero, ha dicho, ha dado los datos de cómo ha aumentado el número de visitas, y para nosotros ese es el indicador del éxito del portal de transparencia.

Señorías, fuimos ambiciosos y exigentes en la aprobación de la ley y nos congratula observar que se mantiene la ambición por avanzar en Canarias hacia un gobierno más responsable.

Señora Santana, permítame que también me dirija a usted y le haga un par de comentarios, observaciones, desde el máximo de los respetos, a su intervención. Y es que el que todavía existan carencias debe servir de motivación para mejorar la web. En ningún caso entendemos que sea admisible la crítica de que se quiera ocultar o mentir sobre la información del Gobierno de Canarias. Y es que nos parece realmente insano el ejercicio de siempre generar la sombra de la duda, porque, además, este es un ejercicio de ida y vuelta. Yo le voy a poner un ejemplo, podría sacar, le voy a sacar el suyo, pero podría sacar cualquiera de los compañeros de su grupo parlamentario. Esta es la página web de transparencia de Podemos (mostrando un documento a la Cámara). En cuanto a salario, dice -en todos, en los eurodiputados no, pero en su grupo parlamentario sí-: los cargos públicos de Podemos cobran tres salarios mínimos interprofesionales; en la próxima actualización estará disponible para su consulta un desglose completo de sus nóminas y de las cantidades que donan. El hecho de que no esté actualizado no creo que sea justo que yo le tenga que poner aquí en duda si esto es cierto o no. Y ahí es donde quería llegar.

¿Eso es márquetin político? No lo sé. Usted ha acusado al Gobierno de Canarias de hacer un ejercicio de márquetin político. Yo, sinceramente, lo que le puedo decir, y aunque haya una cruz en este cuadro (señalando hacia una de las obras pictóricas que se encuentran situadas detrás de la Mesa de la Cámara, la Fundación de Santa Cruz de Tenerife, de Manuel González Méndez), es que ni esto es un templo ni nosotros mercenarios ni ustedes una divinidad que viene a salvarnos de todos los males.

Por último, aunque ya tocará el debate, aunque lo han hecho tanto en la pasada semana en la Comisión de Gobernación como hoy de nuevo en el pleno, con respecto a su propuesta de ley de cuentas claras y abiertas, que la han presentado en diversos parlamentos, donde en algunos ya se ha debatido, en algunos se ha aprobado, deberían pensar seriamente o deberíamos saber seriamente qué información, qué valor va a tener esa información para la sociedad. Y también le traigo un ejemplo: Comunidad Autónoma de Extremadura, aprobada la ley de cuentas claras y abiertas. Bueno, este es el resultado que ha dado para la sociedad de Extremadura la ley de cuentas claras y abiertas (mientras muestra un documento a la sala). Sí, sí (ante un comentario de la señora Santana Perera desde su escaño). Cuentas abiertas de la Asamblea de Extremadura -he cogido de la asamblea porque solo tiene una cuenta corriente, el Gobierno tiene muchas cuentas corrientes, pero viene a ser el mismo dato repetido infinitas veces-, clase de cuenta, Cuenta General de la Asamblea de Extremadura; denominación, cuenta bancaria de la Asamblea de Extremadura; titularidad, Asamblea de Extremadura. ¡Toda una serie de datos muy importantes para avanzar en esta sociedad! Entidad bancaria y sucursal, Banco Sabadell, SA, oficina principal de Mérida, número de cuenta, tachado por protección de datos. En conclusión, ¿esta información qué valor tiene, aparte del chascarrillo de pensar por qué lo tienen en un banco catalán, una Asamblea de Extremadura?

Sinceramente, señoría, creo que la información -y lo vuelvo a repetir- debe tener utilidad, fiscalizar o generar valor, y desde luego esta información ni genera utilidad ni tiene valor ni sirve para fiscalizar nada.

Es más, se lo quiero poner en contraposición con el artículo 24 de la Ley de Transparencia de Canarias, que entre otros datos -esa que es márquetin político- establece como información -y le voy a decir solo unas cuantas porque son muchas- el límite de gasto no financiero, el proyecto de Ley de Presupuestos, Cuenta General, ejecución trimestral de los presupuestos, créditos extraordinarios, suplementos, modificaciones de crédito, presupuesto de los entes y organismos del sector público estimativo, cuentas anuales, informes de fiscalización, informes de grado de cumplimiento de los objetivos de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera, planes económico-financieros, planes de reequilibrio, planes de ajuste, información básica sobre tributos propios, cedidos, del REF, Fondo de Garantía de Servicios Públicos Fundamentales, Fondo de Suficiencia Global de emergencia, proporción que representa el déficit o superávit sobre el PIB, ingresos fiscales por habitante, gasto por habitante, inversión realizada por habitante, gastos de personal y su porcentaje sobre el gasto total, gasto efectuado en arrendamientos de bienes inmuebles, en campañas publicitarias, en concepto de patrocinios, gastos de distintas políticas, el importe de la deuda pública, operaciones de préstamo, crédito, deuda, operaciones de arrendamiento financiero, etcétera, etcétera, etcétera. Esta es información que sí sirve tanto para fiscalizar como para generar valor a la sociedad.

En definitiva, señorías, yo quiero terminar animando al consejero y a su equipo, así como a todo el Gobierno de Canarias, a continuar en la senda de transparencia y el gobierno abierto que han realizado, porque hoy lo expuesto por el señor consejero, como mínimo, es para estar satisfecho por el trabajo realizado por su departamento.

Muchas gracias.

(La señora Santana Perera solicita intervenir).

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Lavandera.

Señora Santana, dígame.

La señora SANTANA PERERA (Desde su escaño): Haciendo uso del artículo 79 del Reglamento, pues, por faltar al honor y además por un juicio de valor e inexactitudes, me gustaría responderle al portavoz del Partido Socialista.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Tiene usted un minuto.

La señora SANTANA PERERA (Desde su escaño): Señor Lavandera, primero decirle que Podemos es el único partido que actualiza su web cuatrimestralmente. Somos la única organización política, además, que pasamos no solo una auditoría interna sino también una auditoría externa, y una auditoría ciudadana.

Y, por otro lado, en cuanto al uso que se hace de la ley de cuentas claras y abiertas en la Comunidad Autónoma de Extremadura, pídale usted responsabilidades al Partido Socialista, que es quien gobierna.

Muchas gracias.

(El señor Álvaro Lavandera solicita la palabra).

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Santana.

(Rumores en la sala).

Señor Lavandera.

Guardemos silencio, señorías, no debatan entre ustedes.

Señor Lavandera.

El señor ÁLVARO LAVANDERA (Desde su escaño): Gracias, presidente.

Primero decirle a la señoría de Podemos que el Partido Socialista tiene 10 puntos sobre 10 según Transparencia Internacional, en la página web de su partido, frente a los 8,5 puntos de Podemos, y si quiere le paso la información por escrito.

Segundo, en referencia a la ley de Extremadura, no hay una mala aplicación, es la aplicación de la ley tal y como quedó después del proceso de enmiendas, dado que tiene una serie de inexactitudes que si uno quiere aplicar los movimientos bancarios y aplicar la Ley de Protección de Datos se queda en lo que acabamos de ver: el nombre de la cuenta corriente y el banco donde está, punto. Entonces no alardeen tanto de transparencia porque no tiene ninguna utilidad.

Gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Lavandera.

Queda concluido el pequeño debate.

Señor consejero, su turno para finalizar esta comparecencia, consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad.

El señor CONSEJERO DE PRESIDENCIA, JUSTICIA E IGUALDAD (Afonso González): Gracias, presidente. Señorías.

Creo que desde mi primera intervención ha quedado clara cuál es la posición que tiene el Gobierno de Canarias en materia de transparencia y vuelvo a reiterar que evidentemente la puesta en marcha del portal, que viene a sustituir al que estaba vigente o estaba en marcha desde julio del 2014, no supone ni mucho menos la culminación de la política de transparencia de este Gobierno, sino que simplemente es una herramienta más que se pone al servicio de la ciudadanía en cumplimiento, evidentemente, de un mandato legal y que evidencia la voluntad de transparencia del Ejecutivo autonómico.

Quiero empezar agradeciendo las intervenciones y el tono constructivo de las intervenciones de la señora Beato, del señor Álvaro y de la señora Mendoza, que han establecido unas líneas claras, identificando cuáles son, por un lado, los cometidos que hemos venido afrontando desde el Gobierno desde la puesta en marcha de la Ley de Transparencia y, por otro, animando a seguir trabajando con intensidad en un proceso que, como dije en mi primera intervención, va a ser de trabajo continuo y actualización permanente para ir cumpliendo con cada uno de los mandatos que establece la Ley canaria de Transparencia y Acceso a la Información Pública.

Se ha cuestionado en esta Cámara la información tal y como está expuesta actualmente y diseñada en el portal de transparencia. En concreto, la señora González ponía algunos ejemplos que iban ligados a la necesidad que tiene la ciudadanía de desplazarse por distintos bloques para tener la información completa, en algún caso hablaba de alguna empresa pública. La voluntad precisamente de distribuirlo en 16 bloques es para que la ciudadanía pudiera localizarlos, conforme está recogido actualmente en el capítulo II de la Ley de Transparencia, que es la que regula la publicidad activa. Como dije en mi primera intervención, se regula desde el artículo 17 al 33. Estamos hablando de 17 artículos, y esos 17 artículos se han concentrado en 16 bloques, razón por la que el bloque de organización y, por tanto, lo que son los estatutos de una empresa pública los encontramos en un ámbito, los empleados públicos de la misma en otro de los bloques y sus retribuciones en otro. Simplemente es para ajustarlo. Evidentemente lo hemos hecho porque entendemos, con los técnicos de la propia Administración autonómica, que era la forma más didáctica en la que la ciudadanía podía acceder a esa información, respetando el contenido del articulado que se aprobó por unanimidad en esta Cámara por las fuerzas parlamentarias que tenían representación en la VIII Legislatura. Siempre quedará, evidentemente, sujeta a la decisión de esta Cámara si quiere introducirse alguna modificación al respecto.

En relación con los datos que a su vez se contemplan en el bloque de la información, no solo la económico-presupuestaria sino de todos los ámbitos que se recogen en la ley, y que se precisa especialmente por la señora Santana -aunque ahora mismo no esté presente en la Cámara- que no están actualizados, hay que recordar que la ley fue bastante ambiciosa. Recoge de forma exhaustiva en cada uno de esos artículos cuál es la información que tiene que estar publicada en el portal y se hace alusión a algunos datos que yo he reconocido desde el primer momento que hay que seguir trabajando para mantenerlos actualizados; y no se pone de manifiesto toda aquella que sí figura en la Ley de Transparencia, la cual no es poca.

El trabajo que estamos realizando es de total compromiso por parte del Gobierno, implicando, como no puede ser de otra manera, a otros departamentos con la constitución que se produjo a finales del año pasado de las unidades responsables de información pública. Unidades, personas que están al frente de esas unidades, que son funcionarios públicos, que desempeñan una labor de recopilación, por un lado, de la información a la que está obligado cada departamento y que ponen en común cómo debe publicarse en el portal en las reuniones semanales que mantienen bajo la coordinación del director general de Transparencia y Participación Ciudadana.

Esa labor, y ya lo hice en mi primera intervención, lo señalaba la señora Beato, lo señalaba también el señor Álvaro, exige que desde esta Cámara como consejero del área vuelva a hacer un reconocimiento a la labor continua que están efectuando en este proceso que ha emprendido el Gobierno de Canarias y que es irreversible en marcar una línea clara de apertura a la ciudadanía, que marca una nueva forma de hacer política y que tendrá que basarse y que tiene que basarse en tres ejes principales que diseñan lo que es el Gobierno abierto, como es la transparencia, la participación ciudadana y la colaboración ciudadana.

Como decía al principio, contestando específicamente algunas cuestiones que planteaba el señor Moreno, cuando planteaba que el portal que hemos inaugurado el pasado 24 de febrero es similar al que ya existía desde julio del 2014, volver a señalarle que evidentemente no es así. El portal que se publicó por parte del Gobierno de Canarias en julio del 2014, antes de que se aprobara la ley canaria, en diciembre de ese año, los indicadores en virtud de los cuales se publicaba la información estaban adaptados a los fijados por la ONG Transparencia Internacional y durante este periodo lo que hemos efectuado es la labor necesaria para adaptarlos a los indicadores que se aprobaron por unanimidad, vuelvo a reiterar, por las fuerzas parlamentarias de esta Cámara con la Ley de Transparencia, la 12/2014, aprobada en diciembre de ese año en el Parlamento de Canarias, y que exigía adaptar la misma a los parámetros establecidos en los artículos 17 a 33 de la ley, que contempla, en concreto, el capítulo II de la misma, que regula la publicidad activa. Por tanto, hay una diferencia sustancial en cómo está organizada la información, siendo más intuitiva para la ciudadanía y permitiendo un acceso más sencillo, como explicaba también en mi primera intervención, ya que con solo tres clics pueden llegar a aquella información que solicitan y que demandan los ciudadanos.

En cuanto a la cuestión que planteaba sobre el ámbito de aplicación de la transparencia a aquellos sujetos que conforme a la ley están obligados a cumplirla, recordar que evidentemente cuando comparezco en esta Cámara lo hago para informar de cómo va evolucionando el proceso en el ámbito de la Administración autonómica y, como ustedes perfectamente saben, las distintas instituciones que están obligadas por la misma, tanto ayuntamientos como cabildos, tienen autonomía para, evidentemente, dar cumplimiento a lo que establece la ley y si la ciudadanía entiende que no se está cumpliendo con la misma para eso hemos constituido en el ámbito de la misma la figura del Comisionado de Transparencia, que, como saben, depende de esta Cámara, está adscrito a esta Cámara y funciona con autonomía, y la ciudadanía, en el caso de que vean que no se cumple con alguno de los preceptos de la ley en esas instituciones, podrá dirigirse al mismo para que se adopten las medidas pertinentes.

En cuanto a otros órganos, saben que la organización y funcionamiento del comisionado está pendiente de regularse por el propio Parlamento de Canarias, así como el régimen de la publicidad activa, y el acceso a la información en el Diputado del Común, la Audiencia de Cuentas, el Consejo Consultivo de Canarias está pendiente de la regulación que se establezca en sus propias normas reguladoras.

Destacar que evidentemente, en virtud de alguna de las intervenciones que se han efectuado, en concreto el señor Moreno, que el portal de transparencia se limita y se restringe exclusivamente a las retribuciones de altos cargos, evidencia que todavía no ha podido analizar con detenimiento todo el contenido y la información que está publicada en el portal, porque evidentemente los 16 bloques contienen información que puede servir de mucha utilidad para la ciudadanía, no solo para poder acceder a la información del día a día en relación con los servicios públicos que se prestan por la Administración autonómica a los ciudadanos, en el ámbito sanitario, en el ámbito educativo, en el ámbito de los servicios sociales, en materia de empleo, en materia de vivienda, donde pueden acceder a la información que les pueda interesar en virtud de los procedimientos que puedan estarse o verse en curso, sino otras que guardan relación con procedimientos, servicios, normativas, subvenciones, ayudas, etcétera, en los mismos términos que expuse con detenimiento en mi primera intervención.

Para finalizar, reiterarles y señalarles que la política del Gobierno canario es clara al respecto. No se circunscribe a la puesta en marcha de este portal sino este proceso está plenamente claro dentro del Ejecutivo y el mismo lo pondremos en evidencia, o se pone en evidencia... El primer texto legal que el Gobierno autonómico ha impulsado al margen de la Ley de Presupuestos autonómica para el 2016 ha sido el anteproyecto de Ley del Estatuto de Altos Cargos y Buen Gobierno, que precisamente marca la línea que pretende seguir el Ejecutivo autonómico de transparencia y de luchar contra la corrupción y que posiblemente en los próximos meses podremos debatir también en el seno de esta Cámara.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor consejero.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0422 Sobre -Consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad-, sobre el nuevo portal de transparencia.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico