Diario de Sesiones 31/2016, de fecha 13/4/2016 - Punto 5

9L/C-0396 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERA DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO SOCIALISTA CANARIO, SOBRE EL EMPLEO EN EL SECTOR TURÍSTICO.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Continuamos con el orden del día. Pasamos a la siguiente comparecencia: del Grupo Socialista, a la consejera de Turismo, Cultura y Deportes, sobre el empleo en el sector turístico.

Para la primera intervención, la señora Rosa Bella.

La señora CABRERA NODA: Gracias, señor presidente. Buenos días a todos y a todas.

Señora consejera, comparece usted en esta mañana para un tema que desde nuestro grupo consideramos de vital importancia. El empleo en el sector turístico ha sido tratado en ocasiones anteriores en distintas figuras parlamentarias y bajo iniciativas de distinto signo político. Planteamos con esta comparecencia que el Gobierno nos informe sobre las distintas actuaciones que se están llevando a cabo para afrontar el tema que hoy nos ocupa. Pretendemos un profundo análisis sobre cuáles son nuestras debilidades y cuáles nuestras oportunidades para mejorar y qué cambios pueden impulsarse desde el Gobierno de Canarias para que su materialización sea posible en un futuro inmediato.

El turismo es un proceso dinámico, como todos sabemos, y permanente en el que la sociedad en su conjunto está implicada.

Por todo ello, la construcción de una estrategia para el turismo, especialmente desde el ámbito de responsabilidad de las administraciones públicas, no debe reducirse a la creación de un entorno competitivo desde el punto de vista normativo y de servicios e infraestructuras que favorezcan la creación de riqueza sino a buscar modelos a medio y largo plazo que permitan encontrar soluciones creativas y concertadas a las cuestiones de carácter social, económico, físico, laboral y ambiental que afectan al sector turístico y a las colectividades directamente relacionadas con él.

El sector turístico debe afrontar los retos derivados del cambio que ha tenido lugar en la estructura productiva, superar las debilidades generadas en su propio desarrollo y adaptarse a un entorno de mercado extraordinariamente dinámico. En definitiva, el sector turístico debe gestionar aquellos cambios que le permitan seguir creciendo en rentabilidad y valores sociales.

El sector turístico que mejor ha aguantado la crisis es este del que hablamos. En los once primeros meses de 2015 crecieron las pernoctaciones un 4,3 % respecto al mismo periodo de 2014, según la encuesta de ocupación hotelera del Instituto Nacional de Estadística. Sin embargo, esas cifras no han sido suficientes para lograr la diferenciación ni traducirse en medidas adecuadas para la generación de empleo en el sector, ni siquiera en la estabilización y mejora de las condiciones laborales de nuestros profesionales, cuya situación permanece estancada, con menos personas contratadas y en peores condiciones laborales.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora Rosa Bella.

Para su primera intervención, la consejera de Turismo, Cultura y Deportes, señora Lorenzo.

La señora CONSEJERA DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES (Lorenzo Rodríguez): Muchas gracias, señor presidente. Señorías, buenos días.

Según las cuentas Impactur, el turismo en Canarias es responsable del 35,9 % de todo el empleo que se genera en las islas: 24,8 de manera directa más un 11,1 de manera indirecta. A esto haría falta añadir el empleo inducido por las rentas generadas en el sector turístico.

Si comparamos todas las regiones españolas, vemos que es en Canarias donde el turismo aporta más empleo a la economía. Cabe destacar que en Baleares, con una aportación al producto interior bruto muy superior -un 45,5 frente a un 31,4 de Canarias-, el turismo genera un porcentaje de empleo inferior, es decir, un 34,8 %, Baleares, frente al 35,9 %, Canarias. En el 2015, Canarias presentó una ratio de 19,1 empleos por cada 1000 turistas extranjeros recibidos. Y por tener una referencia también con otra comunidad autónoma, en este caso con Baleares, la ratio de Baleares es de 11,9 empleos por cada 1000 turistas extranjeros.

Sin ánimo de aburrirles con todas estas cifras, señorías, quiero recordar que Canarias cerró el año 2015 con 13,2 millones de turistas, a los que podemos sumar los 2,1 millones de cruceristas y el efecto que producen en nuestra economía.

Centrándonos en los turistas convencionales, esos más de 13 millones de personas que visitaron Canarias propiciaron una facturación superior a los 15 000 millones de euros, gracias al mayor número de visitantes -un 2,2 % más-, al mayor gasto diario -en torno a 131,8 euros- y al mantenimiento de la estancia media -en torno a los diez días-. Esto ha tenido su contribución en el empleo, en las ramas características del turismo. El Istac apunta en este sentido que en el último trimestre del año 2015 un total de 183 099 personas estaban afiliadas en este sector, esto es, 27 846 más que el año 2010, por comparar con cifras anteriores. (Se reincorpora a su lugar en la Mesa la señora presidenta).

El sector turístico es sin duda el que lleva desde junio del 2010 siendo el más dinámico en cuanto a la generación de empleo, mientras que el resto de actividades de sectores de la economía de Canarias se incorporaron a este crecimiento a partir del año 2013.

Entre el 2010 y 2015 el número de afiliados totales a la Seguridad Social en Canarias creció el 3,6 %, destacando los afiliados en actividades turísticas, que aumentaron un 15,2 %.

Lejos de la autocomplacencia, sobre todo porque sabemos que en Canarias hoy tenemos 242 888 desempleados, debemos reconocer que estos datos demuestran que no es cierto que el turismo no esté creando empleo. Lo que no puede el turismo es absorber toda la bolsa de desempleados que tenemos en Canarias.

Para las empresas del sector turístico, que son las que al fin y al cabo crean empleo, les es materialmente imposible asumir todo este desempleo. Lo que sí podemos, y es nuestra responsabilidad desde el Gobierno de Canarias, es fomentar las condiciones para que se mejore la empleabilidad del sector y, por ello, en consecuencia, el empleo. En ello estamos trabajando en esta Consejería de Turismo con una hoja de ruta con dos objetivos. Por un lado, incrementar el empleo cualificado y de calidad en el sector a través de un plan de acción de formación y que se ha empezado a definir entre turismo, empleo y educación. He podido dar cuenta de él en la reciente Comisión de Turismo y hoy volveré a dar algunos datos de este plan de formación. Y el segundo objetivo de esta hoja de ruta es posibilitar que no solo se afiancen e incrementen nuestros récords de turistas, de llegada de turistas, sino, lo que es mucho más importante y siempre lo decimos, que el turista, estos turistas que visitan Canarias dejen cada vez más ingresos en el destino, en Canarias, y que por supuesto se mantenga la estancia media en torno a los diez días o que se incremente.

La cuestión es clara: más actividad económica, mayor necesidad de empleo y, por tanto, mejorará el empleo en Canarias.

Debe tenerse en cuenta que el sector alojativo genera solo el 20 % del empleo; el resto se localiza en el entramado de pequeñas empresas del sector: restaurantes, alquiler de vehículos, gestión de actividades turísticas, proveedores de hoteles y restaurantes, empresas de ocio, excursiones, agencias de viaje, etcétera. La oferta complementaria es la que tira con más fuerza del empleo en el sector turístico. Por eso insistimos en que debemos mejorar nuestra oferta precisamente en esta oferta complementaria, para hacerla más atractiva y que genere más negocio, y esto a su vez demandará más empleo.

En este sentido, los esfuerzos promocionales de la Consejería de Turismo, desarrollados a través de su plan de márquetin, están centrados en propuestas y acciones que ponen en valor nuestra amplia oferta complementaria, con el objetivo de mejorar la experiencia de nuestros visitantes y, en consecuencia, el gasto turístico. Siempre partiendo de la marca Islas Canarias como mejor clima del mundo.

El plan de acción de la marca Islas Canarias 2016 está estructurado principalmente en torno a distintas plataformas de comunicación, diferenciadas por segmentos y/o momentos inspiracionales de viajes. Por citar algunas de estas plataformas promocionales diferenciadas, nombrarles: Voy de Belingo -para el turismo interior-, Open 365 -para el turismo activo-, Sí quiero, islas Canarias -bodas y lunas de miel- y Sibaritas Modernos -que busca la exclusividad, la experiencia fuera del circuito tradicional turístico-.

Junto a esta política promocional con la que buscamos afianzar y elevar los resultados del sector turístico, en el resto de los sectores que tiran de forma directa o inducida, esta consejería desarrolla programas que están contribuyendo también a la diversificación de los mercados emisores de turismo y una herramienta que tenemos en marcha que está funcionando, como ustedes conocen, el Fondo de Desarrollo de Vuelos. Con esta herramienta hemos podido establecer catorce nuevas rutas, abriendo nuevos mercados para las distintas islas. Un ejemplo, el último país incorporado, Hungría.

En cuanto a formación, que era el segundo objetivo de esta hoja de ruta para mejorar la empleabilidad en Canarias, en materia de formación esta consejería trabaja con el objetivo, compartido con el sector, de incrementar el empleo cualificado y de calidad en el turismo. En esta línea, se está trabajando, una mesa, turismo, empleo, educación, entre las consejerías con competencia en esta materia y que tendrá participación también de los agentes públicos y privados de otras instituciones y de los representantes de todo el sector. Al respecto, ya se han efectuado las primeras tomas de contacto entre los responsables para definir objetivos comunes, hacerlos partícipes de las acciones que tenemos en cada una de las áreas, a fin de definir acciones conjuntas. Acciones que están dirigidas a reforzar la conexión entre la demanda de profesionales del sector turístico y la oferta de formación. Debemos adaptar la formación a las necesidades del mercado laboral para que se pueda mejorar la empleabilidad de nuestros trabajadores y trabajadoras.

Es objetivo de esta consejería para 2016 poner en marcha un plan de formación y aprendizaje para el turismo 2016-2020, en el que estamos trabajando y pronto vamos a presentar también.

Definición de un catálogo propio de cualificaciones profesionales adaptado a la realidad canaria. Existe un Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales, pero no lo hay, uno propio, de la comunidad autónoma. Otras comunidades sí lo tienen y nosotros lo estamos desarrollando.

Establecer también un modelo de formación profesional para el sector turístico, inclinado hacia el modelo alemán de formación dual. Lo tenemos presente en los hoteles escuela y también vamos a incidir para mejorarlo.

Definición de nuevos modelos de aprendizaje orientados al sector, bajo la premisa de la innovación y la flexibilidad.

Definición de programas de mejora de la cualificación profesional, tanto del personal como de los docentes y tutores y formadores en las empresas.

Y el desarrollo de la internacionalización. Fundamental para la mejora de los idiomas, tanto trasladando a nuestros alumnos fuera a hacer prácticas como a los profesores, y traer también expertos de fuera para que puedan mejorar la formación en Canarias.

En ese empeño de mejorar la calidad, la educación y la formación de nuestros profesionales turísticos y su adecuación a las necesidades del sistema productivo, no hay que olvidar el trabajo que se desarrolla a través de Hoteles Escuela de Canarias, a los que destinamos 2,5 millones. Tenemos veintinueve programas de formación, en los que participan 488 alumnos. Además de esta empresa pública, se ha puesto en marcha el programa de inserción laboral Hecansa Emplea, que hemos podido implicar a 140 empresas y que han publicado 250 ofertas laborales, y también queremos mejorar esta propuesta de Hecansa Emplea.

Es objetivo prioritario del Gobierno el impulso del empleo y todas las políticas están orientadas a esa máxima, pero nuestro empeño está también en dignificar la profesión, habilitando los mecanismos necesarios para fomentar la ilusión de los jóvenes por el trabajo en el sector del turismo, que sea a lo que quieran dedicarse y no lo que se puedan permitir.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, consejera.

Por el Grupo Mixto, Ramos Chinea, señor Ramos Chinea.

El señor RAMOS CHINEA: Buenos días, señorías. Señora consejera. Gracias, señora presidenta.

La situación del empleo en el sector turístico es una cuestión fácil de explicar pero muy difícil de resolver. Se lo voy a describir. Imaginen ustedes una pirámide: en la parte baja de la pirámide encontramos a camareras de piso, camareros, jardineros, recepcionistas, autónomos, que deben aceptar contratos eventuales, largas jornadas de trabajo y bajos salarios; en la escala superior encontramos a pymes y negocios familiares, que deben sobrevivir como pueden con lo que les dejan los que están en el vértice superior; en el vértice superior encontramos a los turoperadores y a las grandes cadenas hoteleras. Y el funcionamiento de esta pirámide es el mismo que en una escala alimentaria, donde en el vértice superior se encuentra el depredador que consume los recursos que encuentra en las escalas inferiores.

A pesar de que año tras año vamos superando registros de visitantes en nuestras islas, 13, más de 13 millones en el 2015, y en lo que va de año las cifras parece que van aún mejor, la realidad es que seguimos con un porcentaje superior al 25 % de parados, lo que supone más de 242 000 personas.

Nos ha hablado usted -y yo también estoy de acuerdo- de que debemos formar a los jóvenes y a los ciudadanos en general para que tengan mayor facilidad para incorporarse al mundo laboral, pero la realidad es que también nos encontramos con directores de hoteles en paro, recepcionistas que hablan varios idiomas en paro, profesionales del mantenimiento también en situación de desempleo y con formación profesional.

Por tanto, como le dije al principio, es fácil de explicar pero difícil de solucionar. La gran parte del pastel se la llevan los turoperadores y si un destino no les es rentable buscarán otro. Les voy a poner un claro ejemplo. En el 2012, con el incendio en La Gomera, los turoperadores no querían arriesgarse a tener reclamaciones por parte de los clientes. ¿Qué hacían?: o pedían a los hoteleros reducir los precios o llevaban a esos clientes a otras islas. Por lo tanto, queda claro que si algo no les es rentable lo desechan.

Señora consejera, creo que usted hace una gran labor y, lo más importante, tiene ganas de trabajar por este sector, y creo que sería importante preguntarnos durante el 2015 qué porcentaje nos visitaron que no tuvieron contratado un paquete vacacional con un turoperador. Creo que eso es importante saberlo porque si el turoperador decide que Canarias no es rentable, esos van a ser los visitantes reales que vamos a tener en un futuro. La realidad es que dependemos de los turoperadores y son necesarios, pero deberíamos buscar fórmulas que no solo sean ellos los que se beneficien sino también las arcas públicas y los ciudadanos de las islas Canarias.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Ramos Chinea.

Por parte de Nueva Canarias, señora Acuña.

La señora ACUÑA MACHÍN: Presidenta, señorías, consejera: buenos días.

Tal y como decía la consejera, el turismo supone el 31,4 % del PIB y, redondeando, el 36 % del empleo. En el año 2007, el turismo arroja 11,5 millones de visitantes y 10 500 millones de euros en facturación y afiliados a la Seguridad Social en hostelería y agencias de viaje, 16 550 afiliados. Año 2015, 13,2 millones de visitantes, aproximadamente 15 000 millones de euros en facturación y 127 436 afiliados a la Seguridad Social. Con lo que solo aumenta, desde el año 2007 al año 2015, el 9,34 % el número de afiliados a la Seguridad Social en Canarias, mientras que la facturación sí aumenta un 42,9 %. Por lo tanto, existe una escasa correlación entre el aumento de turistas y la generación de empleo, y además en un marco de peores condiciones laborales.

Hablando de malas condiciones, tenemos que volver a hablar hoy aquí de las camareras de piso. En Canarias existen entre 15 000 y 20 000 camareras de piso, de las que 2 000 trabajan en la isla de Lanzarote. En algunos casos -y digo en algunos casos porque no son todos, pero sí es verdad que cada vez con más frecuencia-, vemos cómo los hoteleros abusan de contratos precarios a tiempo parcial. La externalización es la evidencia del abuso de contratos precarios a tiempo parcial, que no respetan ni los salarios ni las condiciones de trabajo de las camareras de piso previstos en los convenios colectivos del sector hostelero, que son muy buenos o justos para esas camareras de piso. El problema está en que no se están aplicando esos convenios colectivos. Les pongo ejemplos: contratos de cinco horas y media, hay que limpiar 20 y 21 habitaciones, con servicio de élite más zonas comunes; contratos de obras y servicios sin duración determinada; contratos a través de ETT con sede en Península, con salarios base de 560 euros más los pluses, pero ni el plus de transporte ni el plus de ropa son cotizables. Vamos a ver, esto creo que no se resuelve ni con comisiones ni con planes. Creo que hay que actuar frente a las evidencias y para actuar lo tienen que hacer los que tienen responsabilidades de gobierno, que no solo están y redundan en la consejera de Turismo, sino también en la consejera de Empleo, y sobre todo en los que tienen responsabilidades de gobierno, que ahora mismo es este Gobierno de Canarias, Coalición Canaria y Partido Socialista, que sí tiene competencias en prevención de riesgos laborales, intermediación de relaciones laborales y que solo falta que las...

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Acuña.

Por el Grupo Podemos, señor Márquez.

El señor MÁRQUEZ FANDIÑO: Vamos a ver, uno de los problemas que tenemos es que ustedes creen que facilitando la inversión, aumentando nuestra capacidad alojativa, incrementando cada año el número de turistas, eso se traduce en creación de empleo. No es así. Explique entonces cómo recibimos 14 millones de turistas y tenemos un 26 % de paro. No es así. El capital no regula esto por sí mismo, ¡no lo regula!: abarata costes, busca márgenes de beneficio precarizando, aumentando la carga de trabajo mientras merman las condiciones laborales.

Miren, les traigo aquí un libro de un tal... bueno, de Marta Cantero y José Carlos Mauricio -ustedes seguro que lo conocen en Coalición Canaria-. Se llama Canarias, ¿líder turístico? Muy interesante, pero muy interesante que se lo lean. Entrevistas a los grandes empresarios del sector. No voy a decir depredadores, como dijo el Grupo Mixto antes. Pero, bueno, es muy interesante leerlo porque hay un apartado donde le preguntan a un... Bueno, de hecho varios de los empresarios dicen lo mismo, pero este gran empresario, muy muy conocido, de los que más facturan aquí en Canarias, dice... Le preguntan: "¿cuáles son los principales hándicaps del turismo canario?"; y contesta -porque, claro, su discurso, señora consejera, es muy bonito pero esta es la realidad, esta es la realidad de Canarias-, contesta: "los costes de personal son muy altos en Canarias; si vemos el coste de un maletero -se refiere al que carga las maletas- en mercados competidores como Turquía o Egipto y lo comparamos con los costes de aquí, vemos que el primero, en Turquía, gana 3000 euros al año -dice-, el segundo gana 2500 y el de aquí, 25 000". Dice: "como verá, la diferencia es mucha y las vacaciones son también muy largas aquí en relación con otros países" -se refiere a las vacaciones de los trabajadores-. Pero, mire, la cesta de la compra no se compra con libras egipcias ni se compra con liras de Turquía, se compra en euros. Los trabajadores compran su cesta de la compra en euros. Ese es el problema, que ustedes quieren, ustedes no, bueno, los empresarios y con los que ustedes se reúnen quieren que Canarias compita gracias a la precarización de los trabajadores y no gracias a un modelo sostenible y un modelo de excelencia. Ese es el problema y no podemos estar compitiendo con países como Turquía y con países como Egipto con salarios. Estamos en Europa y tenemos que competir con Europa, porque nuestra cesta -se lo repito- la pagamos en euros, la pagamos en euros. Y estamos en Europa y necesitamos las leyes laborales, que además el Partido Popular ya se ha encargado, en los últimos cuatro años, de destruir. No ha habido un gobierno que más haya destruido los derechos laborales de los trabajadores que el Partido Popular.

Por tanto, le decimos que los esfuerzos los hagan los que más tienen, los empresarios, y no los trabajadores, que somos siempre los que pagamos el pato.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Márquez.

Por el Grupo Popular, señora Hernández Labrador.

La señora HERNÁNDEZ LABRADOR: Gracias, presidenta. Buenos días, señorías.

De nuevo hablamos en este Parlamento sobre el empleo en el sector turístico, más concretamente, como ha citado la diputada socialista, la señora Cabrera, de los trabajadores del sector turístico y su situación laboral.

Tenemos que saber y tener claro que podemos hablar en este Parlamento una, dos, cinco o cincuenta veces de la situación laboral que atraviesan los trabajadores del sector turístico canario, pero no solucionaremos así el problema de calidad de estos miles de trabajadores.

Mi partido quiere dejar claro que queremos vincular turismo a trabajo de calidad, queremos vincular turismo a prosperidad, queremos vincular turismo a infraestructuras adecuadas y que se vincule la esperanza de muchos canarios y canarias que quieren conseguir un empleo en el sector turístico de nuestro archipiélago.

El alojamiento turístico en Canarias está compuesto por unas 960 empresas, que dan trabajo a casi treinta mil personas. Por tanto, la repercusión en el sector es esencial. Solo en la provincia de Las Palmas de Gran Canaria supone nada menos que el 21 % del empleo. El empresariado turístico afronta exigencias continuas por parte de la sociedad para asumir un mayor número de trabajadores y que lidere la creación de empleo en nuestro archipiélago, pero tenemos que contar con que el turismo en Canarias tiene una clara y evidente estacionalidad, donde los establecimientos no cierran en temporada baja, abril-octubre, como sí pasa por ejemplo en Baleares, y que aguanta estoicamente, con la totalidad de sus plantillas, en la mayoría de los casos.

Hay que añadir que la inestable situación de los mercados competidores hace que el sector turístico canario absorba toda esa demanda, pero que precisamente por esa inestabilidad no se transforma directamente en empleo o en expansividad, porque podría desaparecer de forma sorpresiva; sin embargo, ha supuesto el aumento de más de diez mil trabajadores.

El sector echa en falta formación y ahí el Gobierno de Canarias debe hacer mayores esfuerzos. La creación de empleo que necesita Canarias solo se conseguirá cuando haya un crecimiento importante y sostenido de nuestro producto interior bruto.

El empleo lo crean las empresas y no las administraciones públicas. Estas tienen que garantizar un clima de seguridad, involucrarse más en la formación de los trabajadores y de los desempleados. Las carencias formativas lastran la competitividad del turismo canario. Hacer más atractiva la contratación y la promoción laboral de los que tienen en sus plantillas, llevar a cabo políticas de empleo adecuadas a nuestra realidad estacional del sector.

El Gobierno de Canarias debe garantizar la inspección y el seguimiento del cumplimiento de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales por parte del sector empresarial. Esa es su competencia, esa es su obligación en seguridad y salud laboral.

Todo nuestro apoyo a los trabajadores del sector. La patronal hotelera no debe ser ajena a su situación y las empresas que no cumplan con lo establecido en la normativa laboral y el convenio colectivo deben ser demandadas ante la autoridad competente. La contratación en el sector se tiene que llevar a cabo bajo un cumplimiento estricto de las condiciones laborales que dicta la norma vigente y con la supervisión de las autoridades laborales y de los sindicatos a través de los representantes de los trabajadores en las empresas.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Hernández Labrador.

Por el Grupo Nacionalista, señora Calero.

La señora CALERO SAAVEDRA: Gracias, presidenta. Consejera. Buenos días a todos.

Desde el Grupo Nacionalista Canario compartimos la preocupación por el empleo en el sector turístico, como ya hemos venido manifestando en anteriores comisiones y en pleno. La hemos abordado básicamente desde dos puntos de vista: el cuantitativo y el cualitativo.

El cuantitativo es al fin y al cabo el más sencillo de exponer. Los datos del Ministerio de Turismo, al cierre del balance del 2015, demuestran la evolución actual. Los 13,3 millones de turistas con que se cerró el 2015 permitieron alcanzar cifras históricas de empleo en el sector, con una media de unos 127 400 trabajadores dados de alta en la hostelería y en las agencias de viaje o, lo que es lo mismo, casi cinco mil empleos más que en el 2014. En concreto, un 3,4 % más de empleo en los servicios de alojamiento, un 4,7 % más en servicios de comidas y bebidas y casi un 1 % más en agencias y operadores turísticos. Pero esto, evidentemente, no es suficiente.

Y luego está el otro punto de vista, el cualitativo, y ahí no podemos hablar de datos fríos como en el anterior balance. Aquí tenemos que hablar de situaciones muy caldeadas en un sector que no está respondiendo al esfuerzo de mucha gente que ha permitido que las islas se conviertan en un destino turístico privilegiado y competitivo. No podemos seguir permitiendo que, mientras la ocupación media estimada para los próximos doce meses está por encima del 80 %, la externalización y la infradotación de plantillas siga convirtiéndose en norma. Además el fraccionamiento de los contratos es sencillamente indecente.

Y repito lo que ya conté en comisión, que no puede ser que nos preocupemos solo por los datos macroeconómicos y no por la calidad del empleo ni por el reconocimiento de la profesionalidad, y que nos parece un auténtico despropósito que los brillantes récords turísticos de 2015 no hayan tenido ningún reflejo en mejoras laborales en el sector.

El éxito turístico no se está reflejando en un éxito laboral, más bien lo que está siendo es un auténtico fracaso. Además la legislación laboral y la insuficiente actuación de las inspecciones están permitiendo que las condiciones laborales se degraden de forma inadmisible.

Por supuesto, recalco que no se puede generalizar ya que hay dignísimas excepciones entre el empresariado del sector, pero debemos reconocer que el problema va en aumento. Hay que buscar soluciones urgentes, porque estamos hablando del sector más importante de la economía canaria y cuyas condiciones laborales afectan a miles de familias.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Calero.

Continuamos. El grupo proponente, señora Cabrera.

La señora CABRERA NODA: Gracias, señora presidenta.

De lo que no cabe duda es de que el sector turístico tiene una asignatura pendiente, y esa es el empleo. Y con ello entendemos las condiciones de trabajo del personal y la temporalidad del mismo, factores que afectan e influyen negativamente en el trato que reciben los turistas que nos visitan, poniendo en peligro la calidad del servicio que se presta, lo cual es preocupante puesto que la fidelización de los clientes debe ser uno de los objetivos prioritarios que nos debemos marcar, pero debemos ser conscientes de que para alcanzar ese fin hay que fidelizar primeramente al trabajador, quien mantiene el trato directo con el cliente, por lo que dependerá de él casi en exclusiva y en gran medida el éxito de esa fidelización.

Un ejemplo claro de lo que hablamos lo representa el ramo de las camareras de piso, colectivo netamente femenino que representa casi el 30 % de la plantilla del establecimiento turístico, vital para el funcionamiento del sector. Este departamento realiza un trabajo monótono, con una gran carga de trabajo físico durante toda la jornada y una tensión permanente por llegar a sacar la producción. El trabajo de las camareras de piso genera riesgo ergonómico y psicosocial. Se produce todo tipo de lesiones musculoesqueléticas, estrés, ansiedad, lo que en muchos casos genera situaciones de incapacidad temporal que no son reconocidas como enfermedades profesionales y que elevan la cifra de absentismo.

Podemos decir que, dentro de la dureza del trabajo en los establecimientos turísticos, destacando que las funciones de cocina y restaurante también lo son, quizá el trabajo de las camareras de piso se lleva la palma, si me permiten la expresión. En los últimos dos años las camareras de piso han visto incrementado su trabajo, su carga laboral, en un 20 %, mientras que sus salarios se reducen y aumenta la precariedad laboral.

Las personas que realizan su trabajo en este departamento están sometidas a condiciones laborales que provocan la aparición de trastornos, como decía anteriormente, musculoesqueléticos, motivados por posturas forzadas y manipulación de cargas, que se traducen en dolor de espalda, cuello y brazos, por lo que se plantea la necesidad de cambios en los aspectos ergonómicos y organizativos del trabajo y su entorno, así como de los equipos y utensilios que se usan.

Hay un problema de fondo, y ese problema muestra muchas caras, entre ellas una carga desmesurada, reducciones salariales, temporalidad y duras repercusiones sobre la salud de las trabajadoras.

Debemos apostar por que el trabajo de las camareras de piso sea visible en la sociedad y una vez conseguido este objetivo hay que dignificar su trabajo. No habrá turismo responsable y de calidad sin un trabajo de calidad de sus trabajadores y trabajadoras.

Así pues, señora consejera, me alegra la información que nos ha aportado y que nos ha facilitado, porque evidencia que estamos en el camino, y la animo a seguir en esta misma senda.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Cabrera.

(Rumores en la sala).

Por el Gobierno, señora consejera.

Señorías, silencio, por favor.

La señora CONSEJERA DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES (Lorenzo Rodríguez): Muchas gracias, señora presidenta. Señorías.

Tras escuchar todas las intervenciones de los señores diputados y diputadas, estamos todos de acuerdo en que debemos mejorar la calidad del empleo, debemos mejorar la formación de nuestros empleados, debemos mejorar la salud laboral de nuestros empleados, todo ello redundará en una mejor calidad del servicio de nuestra principal industria, que, como ya sabemos, genera la mayor parte del empleo en Canarias.

También es cierto que es una prioridad del Gobierno, y por supuesto de esta Cámara y de todas las instituciones, mejorar el empleo, debido a la situación de las islas Canarias con respecto a otras comunidades autónomas, con una tasa de desempleo tan alta. Es una prioridad, digo que desde las distintas áreas del Gobierno se está trabajando para que sea una política transversal de todo el Gobierno el impulso del empleo, que es una de las prioridades de este Gobierno.

En la parte que le compete a Turismo, pues, insistía en que vamos a trabajar con una hoja de ruta basada, por un lado, en la formación y, por otro lado, en promover la actividad económica, en la especialización hacia la oferta complementaria, que es la que genera el porcentaje mayor de empleo en el sector turístico, diferenciándonos con respecto a otros destinos en esa oferta complementaria, donde hay un potencial tremendo de crecimiento de actividad económica y de nichos de empleo, animando tanto a autónomos como a empresas a esa emprendeduría para mejorar esa experiencia del turista que nos visita. Que el turista actual, como saben, mejor formado y mejor informado, va buscando experiencias únicas en todos los destinos, porque hay muchos destinos competidores con Canarias que tienen buenas infraestructuras, una excelente naturaleza, no todos tienen el mejor clima del mundo como solemos decir. Pero desde luego lo que sí les podemos ofrecer desde Canarias, y por eso tenemos que trabajar desde la competencia que nos toca en esta consejería, para mejorar nuestra oferta, nuestro producto, especializándolo en nuestra cultura, en nuestras tradiciones, nuestros deportes, nuestro patrimonio histórico, poner en valor todo eso que haga la experiencia única del visitante. Eso generará actividad económica, porque todo esto que ofrecemos al turista, esas rutas guiadas por nuestro patrimonio, esos senderos que promovemos o esas actividades en la naturaleza, todo eso, además de poner en valor nuestra cultura, nuestro patrimonio y nuestra naturaleza, genera actividad económica sin lugar a dudas, porque son actividades complementarias al alojamiento.

Y, como les decía, el empleo en el sector turístico, hay un dato que no se suele conocer, que solamente el alojativo es un 20 % del empleo total. Nos enfocamos muchas veces a pensar que el sector alojativo es el que tiene que resolver el tema del desempleo, por supuesto también tiene que contribuir a la mejora de la calidad en el empleo, pero ya digo que donde debemos mejorar nuestra oferta -todos tenemos que hacer este trabajo, desde todas las instituciones, sector público y sector privado- es en la oferta complementaria. Es donde nos puede diferenciar, donde podemos añadir valor y ser más competitivos para cuando vengan épocas de menos turistas, menos llegada de turistas, que en este caso estamos siendo favorecidos, y lo reconocemos, por las circunstancias internacionales, estar en una posición más avanzada de liderazgo que nos permita fidelizar a esos clientes que estamos teniendo ahora.

Con respecto al tema de la correlación de la llegada de turistas con empleo, nosotros lo hemos estudiado y hemos hecho un seguimiento desde el año 2007 hasta el 2015 y hay una tasa del 0,86 % de correlación. Lo óptimo es llegar al valor absoluto 1. Creemos que hay una buena correlación entre llegada de turistas y empleo. Tenemos que reconocer que en épocas de crisis, como la reciente, no bajó el empleo todo lo que, desde el punto de vista del sector privado, podría bajar, porque hay un mínimo de mantenimiento de las plantillas. Y es cierto también, hay que reconocer, que ahora está subiendo la llegada de turistas y el empleo no despega todo lo que debería despegar.

Bueno, pues, entre todos tenemos que hacer este trabajo, como digo, desde las instituciones públicas, desde el sector privado, en las instituciones públicas, no solamente la Consejería obviamente de Turismo, sino todas las consejerías, sector primario, Industria, Comercio, todas deben impulsar el empleo, y en eso estamos, en esa tarea, y por supuesto la consejería de la vicepresidenta, la de Empleo, que estamos en coordinación para políticas activas de empleo, para poder reinsertar la bolsa de parados que tenemos. Que muchos no son, obviamente, del sector turístico. Tenemos en torno a 37 000, de esos 242 888 desempleados 37 000 son del sector turístico, pero pos supuesto que queremos que muchos más jóvenes se animen a dar el paso, a formarse, a cualificarse en las distintas profesiones del sector turístico -para eso tenemos este plan de formación- e incorporarlos a este sector, que vean con ilusión que hay posible un futuro y mejor y una mejor empleabilidad en Canarias.

Para eso estamos trabajando. Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora consejera.

(El señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández, ocupa un escaño en la sala).

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0396 Sobre -Consejera de Turismo, Cultura y Deportes-, sobre el empleo en el sector turístico.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico