Diario de Sesiones 41/2016, de fecha 30/6/2016 - Punto 10

9L/PNL-0242 PROPOSICIÓN NO DE LEY DEL GRUPO PARLAMENTARIO MIXTO, SOBRE PROTOCOLO DE SUSTITUCIÓN EN LA ATENCIÓN ESPECIALIZADA SANITARIA DE LAS ISLAS NO CAPITALINAS.

La señora PRESIDENTA: Vamos, señorías, a la última PNL del día de hoy, la 242, a instancia del Grupo Mixto, sobre protocolo de sustitución de atención especializada sanitaria en las islas no capitalinas.

Para su defensa, el señor Curbelo.

El señor CURBELO CURBELO: Muchas gracias, presidenta.

Esta proposición no de ley que traemos a debate y votación versa sobre un problema que viene de antiguo pero al que no se ha buscado una solución definitiva, más allá de actuaciones puntuales. Yo creo que ya todos hemos escuchado hablar ante esta Cámara, durante varias veces, del problema que hay respecto de las islas no capitalinas, y lo conocemos, inclusive lo hemos vivido muy directamente respecto de algunos especialistas que causan baja y que tienen que ser trasladados por alguna razón como funcionarios.

Pero esta no es una iniciativa para cambiar el modelo sanitario actual ni la política de concentración de los recursos en los grandes complejos hospitalarios de las islas. Esta es una propuesta coherente, meditada y en consonancia con actuaciones que se pueden llevar a cabo por parte del Gobierno para solucionar este problema concreto que afecta a tantos ciudadanos en muchas de las islas. Una propuesta que viene avalada con cifras y datos que busca o intenta buscar soluciones en el conjunto de los distintos grupos parlamentarios presentes en la Cámara.

Cuando en noviembre, en una sesión plenaria, alertamos de que faltaba el traumatólogo en el Hospital Nuestra Señora de Guadalupe, en la isla de La Gomera, el único de toda la isla, con el grave riesgo que suponía tener una isla de 21 000 habitantes desasistida en esta especialidad, el señor consejero de Sanidad, con buena fe y la evidente preocupación, no me cabe la menor duda, nos decía que en una semana estaría cubierta la plaza. Debe ser el tiempo que él calculó para los trámites administrativos. Pues bien, señorías, en este caso, cuando se estableció ese plazo en el tiempo, se erró, porque cuando trató de solucionar la ausencia se dio cuenta de que en la sanidad pública canaria no se tiene nada previsto para actuar de forma inmediata o a la mayor brevedad posible en caso de que falte un especialista, a pesar de que sea de un área sensible o tan importante como la traumatología u otras.

En las islas capitalinas no existe este problema, porque simplemente se trasladan de centro o les atiende otro de tantos especialistas, pero en muchas de nuestras islas el especialista es solo uno. Nadie más puede atendernos a menos que decidamos coger el barco. Entenderán que cuando se pone de baja el viajar se convierte en la única solución y cuando el asunto es grave debemos recurrir al traslado urgente en helicóptero.

Y voy a referirme a algunos datos. En el año 2015, por referirme a alguna isla, concretamente en La Gomera se trasladaron 2247, traslados desde el Hospital Nuestra Señora de Guadalupe al de referencia, Nuestra Señora de la Candelaria -esto supone el 10 % de la población de la isla, más, algo más del 10 %-, y 87 traslados en helicóptero de urgencias, que tuvo un coste superior a los 226 000 euros.

Señorías, lo limitado de la atención especializada en La Gomera nos hace acumular listas de espera también. No piensen que es un problema exclusivo de los grandes hospitales de Canarias. De hecho, esta falta de especialistas obliga al traslado y a saturar los hospitales de referencia. Y, como les decía -y volviendo al dato que nos ofrece la misma consejería-, el 31 de diciembre de 2015, 599 gomeros, por ejemplo, estaban a la espera de su primera consulta de atención especializada.

Y si les hablo de La Gomera es porque es la isla en la que vivo, pero no solo gomeros sino también herreños, palmeros, majoreros y conejeros tienen este problema. Esto merece una reflexión, por tanto, sosegada de la dimensión que adquiere el problema y de las posibles soluciones.

Hace unos meses se presentaba el primer borrador del Plan de Urgencias Sanitarias de Canarias. En este se contemplaba realizar varias actuaciones, es cierto, pero alguna necesita replantearse para aumentar su eficacia. Como actuación significativa para bajar las listas de espera, se explicaba que se necesitaba tener centros de diagnóstico radiológico y de análisis en las poblaciones de más de 25 000 habitantes o en las que, por razón de su lejanía a los centros hospitalarios de referencia, fueran necesarios. Bien, pues, por la lejanía no se comprendía ni a El Hierro ni a La Gomera, y eso es algo que el diputado que les habla no llega a entender. Conociendo la dimensión del problema de sus habitantes, ahora que se tiene previsto hacer esa inversión, merece la pena que de tantos equipos de diagnóstico -que ya se sabe hasta el número- alguno esté donde más se necesita para ayudar a la atención especializada en las islas no capitalinas.

La solución que les plantea mi grupo parlamentario hoy es tener un protocolo de sustitución en caso de baja de un especialista y, como sé que estamos hablando de funcionarios, de forma pactada con el especialista de que se trate, sin vulnerar ni poner en riesgo los derechos de los funcionarios y especialistas correspondientes. Quiere decir, por tanto, que si un traumatólogo no llega porque la especialidad, el número de traumatólogos es corto... No podemos dejar a una isla sin traumatólogo: pactemos con alguno que quiera ir. Y esa puede ser una solución, y se lo damos hecho al área. Es más económico para la sanidad pagar el traslado de un especialista, aunque sea en guardias de turnos rotativos, de forma pactada, que el traslado de cientos de personas, como acabo de señalar. Es racionalizar el gasto público de manera más efectiva. Lo que se propone en esta iniciativa es que se tenga previsto alguna medida para que no sea la población la que tenga que asumir costes y sufrir lagunas o improvisaciones en la atención sanitaria de nuestras islas.

Hay experiencias piloto como los traslados periódicos de especialistas a Lanzarote y Fuerteventura para que en estas islas se reciba atención en las especialidades médicas que no tienen en sus hospitales insulares, que puede ser reconducida la situación temporal ante una baja. Si ya hay especialidades que se trasladan puntualmente a islas no capitalinas por otras cuestiones, que no nos cueste implementar un protocolo de sustitución y mandar al especialista oportuno que haga falta. Se trata de no importunar a nuestros médicos especialistas, que nadie dude de su profesionalidad y reconocimiento. También existe la experiencia piloto en las consultas online de atención especializada que se efectúan actualmente en La Palma con grandes resultados.

En su día el señor consejero cuando le pregunté en comisión me dijo que poner en marcha los dispositivos y medidas para la consulta online tenía que estudiarse por su coste; sin embargo, en la respuesta escrita que la misma consejería nos dio a nuestro grupo parlamentario al respecto del coste de este servicio se nos dice que es gratuito por ser un concierto entre el Servicio Canario de Salud y otros organismos y empresas privadas. Y tener cobertura en todas las áreas de atención especializada sin tener que hacer ni el traslado de pacientes ni de especialistas en caso de que el titular se ponga de baja, gracias a los avances de la tecnología y de la ciencia médica, es una muy buena situación y solución que merece, por tanto, ser estudiada.

Pero también me permitirán que solicite para las dos únicas islas no capitalinas que no tienen ninguna de estas experiencias piloto, La Gomera y El Hierro... El Grupo Parlamentario Socialista me plantea, indudablemente, no sin razón, que Lanzarote y Fuerteventura, no hay ningún problema para incluirlas en la propuesta que se plantea, que tampoco hay, ni las consultas online ni las visitas periódicas de especialistas, que sean las primeras donde se implante; es decir, que se implante allí donde está la necesidad, si la necesidad está en Lanzarote, y tiene lógica porque tiene una mayor concentración demográfica y, por tanto, más probabilidades de que haya pacientes que demanden esa especialidad, pues, mejor.

Y, por tanto, esta iniciativa, termino pidiéndoles a todos los grupos parlamentarios que apoyen la misma, porque solventaríamos una cantidad de problemas a los pacientes de las islas no capitalinas y además -lo que es también importante- nos ahorraríamos muchísimos recursos en traslados de urgencia en helicóptero o en traslados de otra naturaleza. Racionalicemos y pongamos cordura, que simplemente es racionalidad para atender con mayor eficacia a nuestros pacientes.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Curbelo.

Esta PNL tiene una enmienda del Grupo Nacionalista Canario. Para la defensa, la señora García.

La señora GARCÍA MARTÍNEZ: Gracias, señora presidenta.

Desde el Grupo Nacionalista Canario señalar que compartimos íntegramente el problema expuesto por los compañeros del Grupo Mixto, porque muchos de nosotros y nosotras lo vivimos de forma cotidiana. No se trata solo del traslado de pacientes desde las islas no capitalinas a los hospitales de referencia, lo que se expone es el problema derivado de la bajas temporales prolongadas de especialistas que prestan sus servicios en las islas no capitalinas y que puede llevar a la saturación de los servicios e incluso al cierre de los mismos.

Me atrevería a decir que la problemática va incluso más allá de la que se expresa en la moción. Hablamos de plazas de especialistas que se ofertan pero que no se cubren porque no se encuentra personal interesado en residir en una isla no capitalina; o bien de la inestabilidad en estas plazas, precisamente sujetas al cambio de residencia de especialistas en apenas, que duran un año o dos viviendo en la isla y que rápidamente optan por el traslado a otro punto de la geografía nacional. Precisamente venimos de una época en la que en ocasiones los únicos especialistas que se conseguían para trabajar en estas islas procedían del extranjero. Sin querer menospreciar por ello para nada su formación o cualificación profesional, pero sí reconociendo que ello implica una adaptación al sistema de salud de Canarias y en ocasiones hasta el idioma, que requería un tiempo.

Por eso decía que la problemática es mucho más diversa y compleja, hasta el punto de que quizás cabría replantearse si no hay que realizar la contratación de especialistas de forma centralizada y que presten sus funciones independientemente de la isla asignada o al menos estableciendo condiciones que requieran la prestación del servicio en las islas no capitalinas, en determinados días de la semana o durante determinadas épocas.

Esto no es nada nuevo. Actualmente en la medicina privada ya es habitual que en los centros sanitarios pasen consulta determinados días de la semana especialistas que se desplazan esa jornada desde otras islas o incluso desde la Península. En fin, es algo que debemos tratar con mayor profundidad y que solo quería dejar apuntado.

Con respecto a los desplazamientos de pacientes desde las islas no capitalinas a los hospitales de referencia, ya en su momento desde el Grupo Nacionalista Canario realizamos un planteamiento al consejero para estudiar la necesidad de aumentar las dietas a los acompañantes y, sobre todo, agilizar los ingresos a las mismas, cosa que el consejero ya se comprometió a revisar.

Pero también hemos planteado diversas cuestiones sobre problemas que pueden resultar menos importantes pero que tienen una fuerte incidencia y demuestran las carencias que hay: las rutas y el horario de la guagua que recoge a los pacientes en el aeropuerto y los traslada a los centros hospitalarios, que muchas veces obligan a los enfermos y a sus acompañantes a optar por el taxi, las dietas para el alojamiento de acompañantes, la tramitación anticipada de estas dietas para personas con escasos recursos.

En definitiva, el objetivo de todo ello es que los canarios, independientemente de dónde vivamos, tengamos el mismo acceso a los servicios sanitarios y que sea la Administración, y en concreto el Servicio Canario de Salud, la que se adapte a la realidad insular y no los pacientes de las islas no capitalinas los que tengamos que añadir a nuestra patología particular las consecuencias derivadas de las carencias del sistema organizativo.

También se ha comentado reiteradamente la posibilidad de desarrollar algunas de estas atenciones por especialistas a través de servicios de teleconsulta, vistos los buenos resultados que están teniendo en el Hospital de La Palma, aunque es cierto que solo se centran en especialidades muy concretas.

Desde el Grupo Nacionalista Canario hemos presentado una enmienda de adición al punto 1, porque, aunque sabemos lo que se pretende con el mismo, entendemos que no está de más dejarlo bien claro.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora García.

Grupo proponente, para fijar posición respecto a la enmienda presentada por el Grupo Nacionalista, señor Curbelo.

El señor CURBELO CURBELO (Desde su escaño): No hay ningún inconveniente, porque la enmienda del Grupo Nacionalista Canario es una enmienda de adición al primer punto de la proposición no de ley, en el que hay que incluir "trasladando el personal necesario desde el hospital de referencia, si fuera necesario, para evitar así los desplazamientos de los pacientes fuera de su isla de residencia".

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Curbelo.

Continuamos. Grupo Nueva Canarias, señor Rodríguez. Tres minutos.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Bueno, pretende la proposición no de ley resolver un problema puntual que expresa bien lo que significa un territorio como el nuestro. Conozco razonablemente la problemática y siempre ha sido así y no será fácil encauzarlo todo.

La práctica de la medicina, sobre todo a altos niveles de especialización, necesita casuística. Un traumatólogo en un territorio en el que haga veinte intervenciones al año a la vuelta de tres años será cualquier cosa menos un traumatólogo. Necesitamos organizar los servicios para que roten. Esta es la única manera de mantener la calidad y que los profesionales se presten a ello. A la gente de Fuerteventura, ya tiene una dimensión de más de cien mil habitantes, o de Lanzarote, con casi ciento cuarenta mil habitantes, la masa crítica es lo suficientemente amplia como para que se puedan establecer, de forma determinada y con estabilidad, determinados profesionales, pero islas como La Gomera o El Hierro necesitan organización eficiente, dinámica; incentivada, porque, si no, no van. De manera que eso se puede organizar desde el servicio.

No va a ser más barato. Las cosas bien hechas en sanidad no son más baratas, pero consiguen mejores resultados.

De manera que lo que tiene que hacer el dispositivo sanitario -y las nuevas tecnologías hoy contribuyen a ello- es organizar los servicios teniendo en cuenta la masa crítica que representan 20 000 habitantes o 10 000 habitantes. Y eso hoy se puede mejorar. Este es un viejo problema que nunca tendrá una solución perfecta pero desde luego se puede mejorar.

Desde luego no tiene sentido que a los pacientes que se trasladen no se les cubran los gastos ocasionados. Esto sí que tiene solución, esto no tiene nada que ver con la técnica, tiene que ver con el presupuesto.

De manera que a nosotros nos parece oportuna la iniciativa, bien la mejora. Y lo más importante es que esto es una tarea estrictamente gubernamental donde hay margen para seguir mejorando. Insisto en que, en el caso de las islas de El Hierro y de La Gomera, es muy importante organizar, con los profesionales adecuados, la rotación, porque, insisto, no hay masa crítica para algunas áreas de conocimiento, para tener, con perspectiva de años, a esos profesionales y por eso se van. La gente siempre procura mejorar. Pero hay posibilidades de que esto se organice, yo creo que la PNL lo pretende y concreta propuestas, y lo importante ahora es que el Gobierno gestione esto de manera eficiente e incentivada. Los profesionales se prestarán a esto. Lo hemos hecho en otras épocas. Si les interesa, lo que no puede ser es una penosidad para ese profesional, tiene que haber incentivos.

Por lo tanto, de acuerdo con la iniciativa y la apoyaremos en todos sus términos.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Rodríguez.

Por el Grupo Podemos, señor Márquez.

El señor MÁRQUEZ FANDIÑO (Desde su escaño): Gracias, presidenta.

Miren, estamos en el siglo XXI, en un territorio diseminado como Canarias, y en una época en la que tenemos acceso, por tanto, a herramientas telemáticas, también en materia sanitaria, que nos permitirían conectarnos y trabajar de manera simultánea entre varias islas. Por eso nos preguntamos cómo es posible que en Canarias, en el siglo XXI, no tengamos esos recursos necesarios, que necesitamos, para que un paciente, con una prueba, por ejemplo, radiológica, no pueda ser atendido de manera virtual, ¿verdad?, online, por un especialista en un hospital público de una isla capitalina. Sinceramente no lo entendemos. Por tanto, no podemos buscar soluciones con medidas del siglo XX a retos que tenemos en el año 2016.

Es cierto que en Canarias, donde lógicamente el coste de la sanidad es mayor que en el territorio continental, tenemos que aprovechar la tecnología que en este sentido pueda mejorar la atención pública, y de hecho mañana también tenemos el debate sobre el Plan de Salud de Canarias y tendremos oportunidad también para hablar sobre la planificación sanitaria en esta materia.

Mire, no tiene ningún sentido que, cuando se están marchando los jóvenes de Canarias con una mano delante y otra detrás a buscarse la vida, también personal sanitario, en el extranjero, digamos aquí que uno de los problemas que tenemos es que hay gente que no se quiere trasladar a las islas no capitalinas a trabajar. Eso no es cierto, eso no es cierto. Saquen las plazas, abran las listas.

Hablemos de la OPE. ¿Hablamos de la OPE que ustedes hicieron unos meses atrás y de cómo se organizaban esas listas, que quedaban cerradas durante meses y donde no había acceso? Evidentemente que eso no ayuda.

Otro elemento a tener en cuenta, y apuntaba el señor Curbelo, es el ahorro que supone la falta de especialista en estas islas no capitalinas y que se suple con transporte aéreo y en muchos casos transporte en helicóptero, que es carísimo, desde las islas no capitalinas. No es cierto. Es más caro trasladar a esos pacientes que cubrir unas plazas y reforzar el sistema sanitario en las islas no capitalinas.

Por tanto, nosotros, como no podría ser de otra manera, apoyaremos esta proposición no de ley.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Márquez Fandiño.

Continuamos. El Grupo Popular, señor Díaz.

El señor DÍAZ GUERRA (Desde su escaño): Gracias, presidenta.

Señorías, hace unas semanas en la ponencia técnica del Plan de Salud el portavoz del Grupo Mixto traía una iniciativa en este sentido. Pretendía introducir en el Plan de Salud, en la redacción del texto definitivo, una mención precisamente a la introducción de los protocolos de sustitución de especialistas en islas no capitalinas. En principio fue una sorpresa para el resto de los ponentes porque entendíamos que después de más de un año hablando de los problemas de especialistas en islas no capitalinas ya estaría solucionado, pero la sorpresa se tornó lógicamente mayúscula al comprobar que no había sido así, que el Servicio Canario de Salud no había adoptado ningún tipo de iniciativa en este sentido y que los problemas y el maltrato a las islas no capitalinas en materia de especialistas seguían persistiendo. Instamos en ese momento al portavoz del Grupo Mixto a traer una proposición no de ley, independientemente de que la propuesta se incorporara en el texto definitivo del Plan de Salud, y afortunadamente así lo ha hecho y hoy estamos tratando este tema.

El maltrato -decía- a las islas no capitalinas en este archipiélago por parte del Servicio Canario de Salud es mayúsculo. Usted nombró unas cifras antes, señor Curbelo; yo voy a abundar con otras que van a incrementar su tesis, y la que todos estamos defendiendo hoy, de este maltrato.

Las islas no capitalinas concentran un 17 % de la población del territorio de toda Canarias, pero un 36 % de las personas que están esperando por una cita con un especialista están en islas no capitalinas. Fíjese, solo un 17 % de la población; en cambio, un 36 % de las listas de espera está en islas no capitalinas. Eso es muy significativo. Desde luego muestra un deterioro y un mal funcionamiento del sistema.

Le voy a poner algunos ejemplos: en la isla de La Palma se concentra un 30 % de las personas que están esperando por la cita con un neurólogo, en la isla de La Palma se concentra un 40 % de todos los canarios que están esperando por una cita con un especialista en digestivo; en La Gomera, pese a tener tan solo un 1 % de la población del archipiélago, se concentra un 13 % de las personas que están esperando por la cita con un hematólogo; en Fuerteventura, que tiene un 5 % de la población canaria, está un 24 % de los que esperan por la cita con un rehabilitador; y en Lanzarote, teniendo un 6 %, un 11 % de los que esperan en toda Canarias por una cita con el nefrólogo.

Por lo tanto, consideramos muy oportuno que se haya traído esta proposición no de ley. Esperamos que le sirva al Gobierno como acicate, que cuanto antes se elaboren esos protocolos que sorprendentemente a día de hoy no existían y que las islas menores se vean beneficiadas, o por lo menos compensadas con el resto del archipiélago, en cuanto a las sustituciones de los especialistas.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Díaz.

Para concluir, el Grupo Socialista, por parte del señor Hernández.

El señor HERNÁNDEZ GUILLÉN: Gracias, presidenta.

Lo hago desde aquí porque además quiero entregarle las enmiendas transaccionales que se han pactado.

Yo no voy a establecer aquí un debate catastrofista como el que se ha planteado. Ayer el consejero nos respondía, a una pregunta que planteaba yo mismo, con respecto al traslado de especialistas a los hospitales, fueran de los hospitales de referencia a las islas menores. Y, por tanto, esa experiencia que se ha puesto en marcha está precisamente enfocada y orientada a mejorar la asistencia sanitaria y, por tanto, a ofrecer un servicio de mayor calidad.

Dicho esto, claro, entendemos, y yo que soy de una isla menor, una isla no capitalina, entendemos perfectamente el sentido de la propuesta. Por eso lo que hemos hecho ha sido incorporar algunas sugerencias, que yo agradezco que se tomen en consideración, para mejorar el texto de esta proposición no de ley.

Dicho eso, islas que no contamos, es verdad, con toda la cartera de servicios de que se dispone en los cuatro grandes complejos hospitalarios de referencia, tanto en las islas de Tenerife como Gran Canaria, pero, por otro lado, es que es razonable que así sea, porque nuestra realidad archipielágica -no voy a insistir en ello- lo condiciona todo, lo condiciona todo, y, por tanto, a nuestro servicio sanitario. Eso no es nuevo. Por tanto, desde esos cuatro centros de referencia para las islas no capitalinas trabajan tanto a efectos de urgencias y de hospitalización como de apoyo y especialidades para la atención de patologías que sobrepasen el nivel de recursos ofrecidos en dichas áreas. Así viene determinado cada año en el Programa de Gestión Convenida que se establece, cada una de las gerencias de Atención Especializada y Servicios Sanitarios.

Uno de los factores decisivos a la hora de planificar la ordenación sanitaria de Canarias es la insularidad. El Decreto, en su momento, el 63/1987, ya incorpora un tratamiento especial para Canarias, ya que considera como tales también a cada una de las islas no capitalinas y a pesar de no contar con los índices de población previstos por la Ley General de Sanidad. Las islas no capitalinas, aunque conjuntamente solo suponen el 16,83 % de las tarjetas sanitarias, en todas ellas es necesario mantener una infraestructura sanitaria que dé respuesta a los problemas de salud más frecuentes. Esa es una realidad y con eso está trabajando la consejería. Por tanto, también tiene que dar respuesta a esa cobertura a las bajas temporales. De acuerdo en que hay que dar cobertura a esas bajas temporales. Esa es una de las propuestas que también el Grupo Socialista plantea. Pero yo creo que vamos a ser también justos, y en el poco tiempo que tenemos, para decir que las distintas especialidades que se han incorporado a la cartera de servicios de los hospitales de las islas no capitalinas, a partir del desplazamiento programado y periódico de especialistas desde sus hospitales de referencia, han ido aumentando con el tiempo. Eso también es otra realidad.

Y en el proyecto de teleconsulta, que, por cierto, los palmeros saben perfectamente de lo que estamos hablando, que ha tenido un éxito maravilloso, lo que planteamos también en esa transaccional es extender, hacer extensivo, al conjunto de las islas que así no lo posean; por tanto, para seguir mejorando los servicios de calidad.

Así que esa es la propuesta que lanzo, que dejo también aquí a la Presidencia de la Mesa para que lo...

La señora PRESIDENTA: Entiendo que hay unanimidad de todos los grupos para presentar esta enmienda in voce. Y este es el texto tal cual quedaría, ¿sustituye al actual, a la actual redacción?, ¿sustituye en su totalidad a la actual redacción?

(El señor Curbelo Curbelo solicita intervenir).

Sí, señor Curbelo, dígame.

El señor CURBELO CURBELO (Desde su escaño): Si me permite, como yo soy el proponente, pues, algo... independientemente de que hemos hablado de algunas cosas, ¿me permite que finalmente...? Es decir, la proposición no de ley tiene tres puntos. En el primero de ellos, el primero de los tres puntos, hay una adición que plantea el Grupo Parlamentario Socialista, cuando se plantea el protocolo, "pactado con cada especialista que se demande en cada caso".

Y el mismo punto tiene una enmienda de adición, del Grupo Parlamentario de Coalición Canaria, que leo: "trasladando el personal necesario del hospital de referencia, si fuera necesario, para evitar así los desplazamientos de los pacientes fuera de su isla de residencia".

El segundo se mantiene tal cual y en el tercero solo hay que incorporar a la isla de La Gomera y El Hierro "Lanzarote y Fuerteventura", y queda tal cual.

La señora PRESIDENTA: (Sin micrófono).

El señor CURBELO CURBELO (Desde su escaño): Es exactamente el mismo, ¿no?

La señora PRESIDENTA: (Sin micrófono) si me lo permite...

El señor CURBELO CURBELO (Desde su escaño): Creo que es exactamente eso.

La señora PRESIDENTA: Yo el texto, si no me equivoco, su proposición no de ley, señor Curbelo, dice: "poner en marcha las experiencias piloto de visitas periódicas de especialistas o consultas online en islas que no cuentan con ellas, como La Gomera y El Hierro, para añadir más atención especializada a las islas no capitalinas". Ese es su texto. El texto que han pasado de transaccional dice: "siguiendo el modelo implantado para la isla de La Palma, extender el proyecto de las consultas online en las islas que no cuenten con ellas". Son redacciones diferentes.

Y cuando vienen transaccionales de esta índole entiendo que es que estaban pactadas, por eso lo pregunto.

El señor CURBELO CURBELO (Desde su escaño): Vamos a ver, es que en el punto 3 que plantea el Grupo Parlamentario Socialista, lo único que hay que incorporar, independientemente de la redacción que se haya planteado, portavoz, es que se incluya "Lanzarote y Fuerteventura" en el texto del punto 3.

La señora PRESIDENTA: Dígala tal cual para que los servicios de la Cámara puedan saber cómo queda la redacción, porque al final siempre la acabamos liando.

El señor CURBELO CURBELO (Desde su escaño): Claro, es que el señor Marcos le pasó en el punto 3 "siguiendo el modelo implantado para la isla de La Palma, extender el proyecto de las consultas online en las islas...", estaba La Gomera y El Hierro, y hay que... "Poner en marcha las experiencias piloto de visitas periódicas de especialistas o consultas online en las islas que no cuenten con ellas, como La Gomera, El Hierro, Lanzarote y Fuerteventura, para añadir más atención especializada a las islas no capitalinas". Es exactamente lo mismo.

La señora PRESIDENTA: Esos términos, esos términos que usted acaba de decir son diferentes a los que han... como texto transaccional, pero es la última versión que usted acaba de dar. ¿Están de acuerdo los grupos? (Asentimiento).

Muy bien. Pasamos a votar, señorías. (La señora presidenta hace sonar el timbre de llamada a la votación). (Pausa).

Señorías, ocupen sus escaños. Comienza la votación. (Pausa).

Señorías, 49 votos emitidos: 49 síes, ningún no y ninguna abstención.

Queda aprobada por unanimidad.

Hemos concluido el orden del día de hoy.

Se levanta la sesión, señorías.

(Se levanta la sesión a las catorce horas y veintidós minutos).

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/PNL-0242 Sobre protocolo de sustitución en la atención especializada sanitaria de las islas no capitalinas.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico