Diario de Sesiones 46/2016, de fecha 27/9/2016 - Punto 26

9L/C-0632 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE INCOMPATIBILIDAD DE LAS AYUDAS DE VIVIENDA USADA RESPECTO DE LAS DE HIPOTECA JOVEN.

La señora PRESIDENTA: Por tanto, vamos a ver la comparecencia, también a la vicepresidenta, a instancia del Grupo Popular, sobre incompatibilidad de las ayudas de vivienda usada respecto de las de Hipoteca Joven.

Para la defensa, desde el Grupo Popular interviene la señora Luzardo. Cinco minutos. (Rumores en la sala).

¡Señorías!

La señora LUZARDO ROMANO: Gracias, señora presidenta. Señorías.

En primer lugar permítanme darles la bienvenida a los jóvenes de la Plataforma de afectados por las ayudas de vivienda usada.

Señora consejera, intentaré ser bastante clara, porque parece que no logro que usted me entienda cuando le doy datos. Espero que en esta comparecencia lo consiga.

Mire, después de catorce meses al frente del área social, efectivamente, usted yo creo que se está luciendo, sobre todo porque sigue de fiesta. Ya no engaña a nadie ¿no? No se ría, no engaña a nadie. Los jóvenes lo tienen claro: no se pueden fiar de usted.

Mire, el 19 de febrero de 2015 -usted lo recordará porque era aspirante a la presidencia del Gobierno de Canarias-, se reunió con ellos, hubo fotos, salió en su página del partido, del Partido Socialista, y les dijo: no daré la espalda ni miraré para otro lado; el Gobierno de Canarias debe pagar ya las ayudas pendientes, que se han retrasado más de cinco años por adquirir una casa; la Administración debe cumplir sus compromisos y no puede jugar con la ilusión de una familia, que se sienten estafados. Se lo dije, se lo repito, usted es esclava de sus palabras.

Yo le digo: ¿usted qué siente cuando yo le cito lo que usted les prometió a estos chicos? Mire, cuando esté en la tribuna, les podrá mirar, arriba, porque están, cuando esté en el atrio, y les podrá mirar, porque de verdad ellos están indignados. O sea, no se han podido olvidar primero de su promesa ni tampoco se han podido olvidar de qué es lo que pasa ahora. Para más inri, ya saben que este Parlamento aprobó, en marzo del 2015, una PNL en la que ellos también vinieron a escuchar y se fueron encantados e ilusionados porque por fin se iba a resolver el problema y se iban a pagar las deudas que tenía el Gobierno de Canarias desde el año 2009-2012 con las ayudas.

Pues muy bien, este asunto, le dije en comisión que me parecía que era indecente engañar y jugar con la ilusión de unos jóvenes. Yo creo, señora consejera, que de verdad es inmoral lo que se está haciendo con estos jóvenes. Mire, primero les dijo que sería en noviembre o en diciembre cuando iba a sacar la convocatoria anticipada de las ayudas; luego, efectivamente, no salieron hasta el mes de mayo, o sea, junio, el día 23 de junio, porque en mayo fue cuando aprobó el famoso plan estratégico de subvenciones.

Y de verdad usted, yo le digo, cuando usted se reúne... Sabe que ha tenido tres reuniones, la que ha tenido con usted, más con la señora Mena y con el director del Icavi. Ellos lo único que quieren es que les paguen, que les paguen las ayudas que les deben. Y no entendemos muy bien, y yo no entiendo muy bien, por qué ahora, no sé cuántos años después, parece ser que hay algún tipo de incompatibilidad, cuando lo único que había era una limitación de 18 400 euros. Era el total que podían cobrar por las diferentes ayudas que tenía el programa de vivienda joven canaria.

Mire, son jóvenes, como sabe, de 18 a 35 años, que además cumplen con los requisitos que se establecieron en ese momento, y tenían además la opción, precisamente porque tenían dificultades económicas y porque era una opción para poderse emancipar... Eran ayudas, como sabe, entre 1500 euros y 6400 euros y ahora resulta que, no sé cuántos años después, parece ser, ahora me lo dirá, porque su portavoz les llamó ayer y quedó en decirles -la señora Cruz- qué dice un informe jurídico, que parece ser que es el que ha encargado y el que dice o habla de alguna posible incompatibilidad. Mire, yo creo una cosa: que en política, efectivamente, hay que ser serio y hay, sobre todo, que ser honesto. Y, de verdad, no entendería -y espero que esté equivocada- que unos años después se establece algún tipo de trampa precisamente para cambiar los objetivos de estos chicos y que no puedan cobrar las dos ayudas que se deben: por un lado la de Hipoteca Joven y por otro lado la de la vivienda usada. Mire, cuando usted anunció el día 23 de junio que sacaba las ayudas de vivienda usada, ¿sabe qué dijo?: claro, vamos a dar respuesta a estos jóvenes que están pendientes de estas ayudas. Jamás dijo expresamente el día 23... -por cierto, dos días antes de las elecciones generales, dos días antes de las elecciones del 25 de junio-; y además dijo: hombre, lo que hay que hacer efectivamente es cuanto antes poderles pagar. Bueno, fueron elecciones generales, creo, eso era el día 23.

Mire, nosotros creemos que, de verdad, no se puede jugar con las personas. Yo no entiendo cómo le ha podido plantear a usted el director del Icavi una trampa, es que no lo entiendo. O sea, es que es más: me gustaría saber cómo se puede, a estas alturas de esta película, intentar no cumplir con una obligación y con una deuda que se tiene desde hace años. Porque, además, ahora han establecido en la cláusula -que, por cierto, no anunció en esa nota de prensa- decimoséptima, donde dice: "estas ayudas serán incompatibles con cualesquiera otras con el mismo objeto". Yo le recuerdo que una cosa es hacer un crédito hipotecario para la adquisición de compraventa de una vivienda y otra cosa es hacer unas obras en una vivienda que se ha adquirido de manera usada. Espero, señora consejera, que esto no sea... (Corte del sonido producido por el sistema automático de control del tiempo). Le decía que espero que esto no sea verdad y, si es verdad, que rectifique, porque ya sabe que una rectificación a tiempo es una victoria.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señora Luzardo.

Señora vicepresidenta.

La señora VICEPRESIDENTA DEL GOBIERNO Y CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Hernández Gutiérrez): Gracias, señora presidenta.

Señoría, yo no puedo informar de algo que no se ha producido. Yo no he cambiado las bases. Le puedo hablar de lo que sí estamos haciendo en relación con las dos líneas de subvención que ofrece el Gobierno de Canarias en el marco de las subvenciones para la compra de vivienda usada y de la Hipoteca Joven, pero, repito, yo no puedo hablar de lo que no se ha producido. Yo no he cambiado las bases. No hemos cambiado el criterio de la convocatoria, de forma que ahora diga cosas distintas de las que decía el año anterior o el año anterior de la anterior. Cosa distinta es que esa compatibilidad, o esa incompatibilidad, ya viniera siendo recogida en las convocatorias anteriores y en las de Hipoteca Joven. Se lo explico: las acciones que hemos emprendido desde nuestra llegada han tenido el objetivo claro de corregir situaciones injustas que se habían producido respecto a subvenciones solicitadas por los jóvenes, por las jóvenes, que compraron vivienda usada con la esperanza de recibir después esas ayudas.

Se trataba de dos líneas de subvenciones del Plan de Vivienda de Canarias 2009-2012 y del Decreto 2009 que las desarrollaba; en concreto, las líneas de adquisición de vivienda usada para uso propio y la subvención para la adjudicación, la adquisición o construcción de viviendas libres financiadas mediante la Hipoteca Joven Canaria. Por motivos que he explicado en muchas ocasiones y que tienen que ver con el hachazo del señor Rajoy a las políticas sociales en este país, ya no fue posible atenderlas, o por la... que decidieron los anteriores gestores de la consejería, y jóvenes que compraron vivienda usada con la esperanza de recibir ayuda del Gobierno vieron truncada esa esperanza. Comprendo y comparto esa decepción.

Quiero recordar por qué pasó esto, cómo se llega a esta situación, aunque lo he explicado en diferentes momentos ante ustedes, pero permítanme que lo vuelva a hacer porque este punto es importante. Es importante que la gente no olvide que los recortes presupuestarios castigaron a los ciudadanos de esta comunidad autónoma, hicieron que no se atendieran muchas solicitudes presentadas y volaron el plan de vivienda. No había dinero y tampoco los gestores anteriores -hablo de la legislatura, no de la que se puso en marcha, sino de la anterior de la anterior-, en el frente de Vivienda o en el frente de la Consejería de Hacienda, decidieron no consignar más recursos propios para complementar ese vacío que se había prometido a los ciudadanos que accedían a la Hipoteca Joven o a la vivienda usada, y se sacaban las bases sin una consignación presupuestaria suficiente para cumplir lo planificado. Lo recogía el Decreto 2009: el derecho a esas ayudas quedará, en todo caso, condicionado a las disponibilidades presupuestarias, que eran bastante cortas o no existían.

Además con el Plan de Vivienda 2009-2012 y las normas vigentes esas dos líneas de subvención se sacaban en convocatorias abiertas y de concesión directa, sin concurrencia competitiva. Esto implicó que los interesados presentaban su solicitud y que las mismas se iban resolviendo no por necesidad sino por orden de entrada, una vez que contaban con toda la documentación completa, por lo que se atendían según llegaban, generando situaciones que al final eran injustas, porque cuando se acabó el dinero, o bien se les rechazaban expresamente sus solicitudes o se les denegaban por silencio administrativo sin más. Nada de esto nos parece justo, es que así lo he dicho en alguna comisión o en algún pleno, por cierto, con polémica con mis socios de Gobierno de por medio. Y este Parlamento tampoco ha sido ajeno: en su día también, si lo recordarán, aprobaron una proposición no de ley, en el 2013, que pedían una solución a las demandas de los solicitantes de la línea de subvención de Hipoteca Joven, y en el 2016 ustedes mismos, otra PNL para que se culminara el abono de las solicitudes de la subvención de vivienda usada, que no se habían respondido expresamente o que se habían desestimado por inexistencia de crédito adecuado y suficiente. (Abandona su lugar en la Mesa la señora presidenta. Ocupa la Presidencia el señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández).

Los responsables políticos estamos también para corregir las situaciones del pasado, como las que acabo de describir, que son injustas, y en la pasada legislatura el Gobierno aprobó, en 2014, bases reguladoras para la convocatoria de subvenciones destinadas a adquirentes o autoconstructores de vivienda mediante Hipoteca Joven Canaria cuyas solicitudes no se hubieran concedido por falta de consignación presupuestaria suficiente. Y en los años 2014 y 2015 se convocaron subvenciones específicas para atender, como les digo, a toda esa gente. Sin crítica tampoco de usted, señora Luzardo, porque en este año hemos hablado, 2014-2015, de esas bases y usted lo que me pedía era que en el 2016 pusiera más fondos porque no le parecía que eran suficientes los fondos que estaban en esa convocatoria, tanto de Hipoteca Joven como de vivienda usada, o la diligencia en la tramitación de esas convocatorias, pero no me pidió ningún cambio en las bases, seguro porque entiendo -las mismas bases que en los años anteriores, que usted había aprobado y celebrado, y en las que usted aludía que yo ponía menos fondos-, porque entiendo que, porque entiendo que era difícil presentar una solicitud, una convocatoria específica, diferente, que pudiera afectar de forma diferente, sobre una situación anterior, a los que se presentaron entre 2014 o 2015 o 2016 por una situación temporal y no por una situación de concurrencia competitiva o diferencias de fondos. Es decir, se copian. En 2016 hemos convocado ayudas específicas para aquellos jóvenes que en su día compraron casa, no les llegó lo prometido. A finales de junio pasado entró en vigor la orden por la que se aprueban las bases reguladoras de las subvenciones destinadas a adquirentes de vivienda usada que ostentan la condición de jóvenes cuyas solicitudes, presentadas al amparo del Plan de Vivienda 2009-2012, no se hubieran concedido por falta de consignación presupuestaria suficiente o hayan sido desestimadas por silencio administrativo, y las convocamos.

Y aquí es donde enlazo el objeto de su comparecencia, señora Luzardo. Se ha seguido el mismo criterio de compatibilidad que ya existía en las bases reguladoras de 2014, es decir, nosotros no hemos cambiado de criterio, el criterio es el de la base 17 aprobada entonces. ¿Qué dice? Como bien ha dicho usted, estas ayudas serán incompatibles con cualesquiera otras que con el mismo objeto puedan ser otorgadas por cualquiera de las administraciones públicas. Y esto es exactamente lo que dice la base 17 de la nueva orden, de la que le acabo de hablar, recientemente aprobada y que soporta la nueva convocatoria. Lo reitero para que sus señorías tomen buena nota de que el contenido es idéntico. Estas ayudas serán incompatibles con cualesquiera otras que con el mismo objeto puedan ser otorgadas por cualquiera de las administraciones públicas.

La cosa, por tanto, señora Luzardo, no va de cambio de criterio. La cosa va de trabajar, como hablábamos antes, y de trabajar duro para darles respuesta a los jóvenes y de adoptar decisiones que vayan en esa dirección, por lo que es esencial que todos los responsables públicos nos pongamos manos a la obra, tengamos la responsabilidad que tengamos, también en el Gobierno de España.

Y, por otra parte, también es importante que se tenga claro que estas ayudas, todas ellas, van destinadas a la compra de vivienda con unas características específicas, en las que se destaca -perdón, tengo un constipado hoy...- una especialmente: que se trate de la compra de vivienda cuya finalidad sea construir el domicilio habitual y permanente.

Por eso estas dos líneas de ayudas se consideran incompatibles y esa es la filosofía que subyace en la mencionada base 17, recogidas en las subvenciones anteriores, y, por lo tanto, como se recoge en las bases, se excluyen las unas a las otras.

Con ello se llega a más solicitantes, supongo que ese fue el objeto por el que se hizo en las bases anteriores y a nosotros nos parecía... Nosotros habíamos tenido, como bien dice usted, múltiples reuniones, por parte de mi director general, la viceconsejera o yo misma, por parte del sector, y es más, nos pidieron que las bases fueran iguales. Es verdad que se referían, y esto es verdad, que se referían a que las condiciones fueran las mismas, las fijadas en el momento en el que se presentaron en la convocatoria y demás, bien, pero no pidieron sino que las bases fueran iguales. Incluso algunos se presentaron a las convocatorias anteriores, que, aunque yo cambiara las bases, hiciera esa decisión, la incompatibilidad se hubiera generado con la primera convocatoria. Y, por lo tanto, imagínese usted que los que habían estado esperando y se les concede en 2016 Hipoteca Joven tuvieran unos derechos diferentes que los que se les concedió el pago en 2015-2014.

En fin, yo creo que no se trata ahora de cambiarla o lo decidiremos perjudicando a los que se han presentado en los años anteriores, que esos sí que se generó la incompatibilidad con las bases de Hipoteca Joven de los años anteriores para recibir otra nueva ayuda...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Un minuto, señora.

La señora VICEPRESIDENTA DEL GOBIERNO Y CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Hernández Gutiérrez): Insisto, en las reuniones que tuvimos, de verdad, nosotros aceptamos...; es más, les dijimos que si no había fondos, podíamos hablar de otra nueva convocatoria en el caso de que no se pudieran generar economías para poner lo que... Esa fue la petición que nos realizó la plataforma y creo que a usted al respeto, pero nunca, nunca, nunca, nadie solicitó un cambio de bases en la convocatoria.

Muchas gracias. Gracias, señor presidente.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora vicepresidenta.

Por el Grupo Mixto. Turno de los grupos no solicitantes. El Grupo Mixto, señora Mendoza.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Gracias, presidente.

Bienvenidos algunos de los afectados por la cuestión de la Hipoteca Joven y vivienda usada.

La trascendencia social de este problema es manifiesta. Desde el desarrollo del Plan de Vivienda 2009 a 2012 los jóvenes adjudicatarios han tenido que luchar y reivindicar unas ayudas que aún a día de hoy no han sido resueltas. Sí se ha añadido, en cambio, porque nosotros así lo entendemos, la incompatibilidad de las ayudas de vivienda usada con las de Hipoteca Joven, un cambio que no se acaba de entender.

Para ponernos en antecedentes, partamos de la base del Real Decreto 2066/2008, del 12 de diciembre, por el que se regula el Plan Estatal de Vivienda y Rehabilitación 2009-2012. El anterior Gobierno regional decidió que solo se bonificaría una parte de los importes comprometidos y entendemos que el objetivo era aumentar de beneficiarios. Se publicó entonces una convocatoria, vinculada a la Orden del 26 de mayo de 2014, modificada el 22 de julio de ese mismo año, en la que se aprobaron bases reguladoras de vigencia indefinida para la concesión de subvenciones a la vivienda a través de la Hipoteca Joven Canaria. Se daba también respuesta a las solicitudes que no hubieran resuelto por falta de crédito presupuestario, pero se incorporó después una cláusula de incompatibilidad en la que se indica que estas ayudas serán incompatibles con cualesquiera otras con el mismo objeto que puedan ser otorgadas por cualquiera de las administraciones públicas. Cabe preguntarse, por tanto, a qué nos referimos con los términos "mismo objeto". No olvide usted, señora consejera, que, aunque ambas ayudas pertenezcan al mismo programa, para recibir la ayuda de la Hipoteca Joven se debía aceptar una cláusula de suelo y para recibir la de vivienda usada había que adquirir una vivienda de segunda mano.

La nueva cláusula no figuraba en el Plan de Vivienda del Gobierno de Canarias. Desafortunadamente, se ha añadido con posterioridad a un contrato firmado y sin poner en conocimiento de los interesados. Esta es la información que nos han pasado en todo momento los afectados de la vivienda, de la plataforma.

¿Por qué la Administración no comunicó esas modificaciones? No sé si hay que insistir en que se juega con la ilusión de los jóvenes, que se ven envueltos y perjudicados por una maraña burocrática y que además ahora se encuentran con la sorpresa de no poder acogerse a las subvenciones con las que ya contaban. Los jóvenes depositaron sus ilusiones y su confianza en la gestión del Gobierno, que no está respondiendo como les aseguró. Se siguen cometiendo errores y omisiones heredadas.

Agrupación Socialista Gomera confía en que se solvente la situación que tantos desvelos está provocando a quienes, esperanzados, adquirieron su primera vivienda, su hogar y desde entonces viven un calvario de préstamos que no pueden asumir, ayudas que no les llegan a todos y nuevas condiciones con las que no contaban, señora.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Mendoza.

Por el Grupo Nueva Canarias, señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Muchas gracias, señor presidente.

Señora consejera de Vivienda, anteriormente la felicitábamos por la gestión que hacía en dependencia. Creo que realmente ese trabajo -lo hemos reiterado- ha sido un trabajo serio y concienzudo. Sinceramente se había avanzado. Pero no podemos decir lo mismo en vivienda, ya lo hemos denunciado también en multitud de ocasiones. Probablemente es el área de las que usted gestiona donde la gestión es más nefasta, y lo es, entre otras cuestiones obviamente, por la falta de presupuesto, como suele suceder casi siempre. Hablamos de que en este último presupuesto no había dinero o había 50 000 euros para compra de nueva vivienda o adquisición de la vivienda ya construida. No contamos con un plan de vivienda, desgraciadamente, ese al que usted hacía referencia 2009-2012. Le instábamos en su momento a poner en marcha un plan de vivienda y decían que no, que total para un año. Recordemos que el Plan de Salud se aprueba para un año en algo tan sensible precisamente como es la sanidad. Entendíamos que era una oportunidad para acometer, de forma estructural, aunque fuera durante el periodo de un año, dos años, el ámbito de la vivienda. Tardanza en alquiler de vivienda, el impago también de los beneficiarios, de lo que hoy hablamos, de vivienda usada e Hipoteca Joven.

Incumplimiento, ese es el peor escenario -también lo comentábamos en una ocasión-, el peor escenario en el que una Administración pública puede situarse y es el peor escenario ante el que cualquier político puede situarse, porque estas son las cuestiones que de verdad generan desafección.

Y es cierto que estos compromisos adquiridos en su momento no lo fueron por usted, ni siquiera por el Gobierno en el que usted está, pero sea como sea fueron compromisos adquiridos por el Gobierno de Canarias, que es el que usted representa. Cuando no se cumple con alguien que tiene derecho a algo, lo que se genera es una tremenda desafección, llegar a la situación en la que nos encontramos hoy en día la mayoría de las administraciones públicas y la mayoría de los que estamos en política, y es que la gente deje de confiar, que la gente deje de creer en nosotros. Ya no por una expectativa posible, ya no por algo que dijimos en campaña y luego no cumplimos, sino por algo que en su momento salió publicado, la gente se presentó, tuvo derecho, no se le pagó y sigue así.

Dábamos la bienvenida a los miembros de la Plataforma de vivienda usada, jóvenes, no tan jóvenes ya, algunos, siete más tarde y, por tanto, lamentablemente, con siete años también de demora en el cobro de lo que es un derecho.

Y tendríamos que irnos al principio, es cierto, si se hubiera pagado al principio, probablemente no hubiera existido este problema. Es más, si esa incompatibilidad se hubiera detectado en algún momento, al principio, muchos de ellos, cientos y cientos de ellos, de repente no hubieran dado el paso a una de las decisiones más importantes como es la adquisición de vivienda, desde el punto de vista económico...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Campos.

Por el Grupo Podemos, señora Arnaiz.

La señora ARNAIZ MARTÍNEZ (Desde su escaño): Gracias, presidente.

En febrero defendimos este mismo tema en comisión y seguimos manteniendo la misma postura. Vemos dos graves problemas a los que se enfrenta el Gobierno de Canarias en el ámbito social, y uno es la falta de recursos que se destinan a este campo en los presupuestos y, por otro lado, es la ineficacia y la mala gestión de esta área en los últimos años.

Poniendo el foco concretamente en el área de vivienda, fueron muchos los compromisos rotos por la anterior consejera, Inés Rojas. Usted misma calificó esa gestión como una fiesta sin pagar, pero también es cierto que asumió personalmente el compromiso moral de hacer suyas las deudas que ella tenía, como por ejemplo la que tenía con estos jóvenes que solicitaban esta ayuda.

Los afectados por el impago se tuvieron que organizar en el 2013 para que este Parlamento les reconociera su derecho a cobrar; también en el 2014 se tuvieron que volver a organizar por las ayudas para la compra de una vivienda usada al comprobar que había dificultades para cobrarla; y en febrero del 2015 eran casi 2000 las ayudas aprobadas por la consejería pero, sin embargo, no habían sido abonadas. Ahora es el problema de que estos beneficiarios de las ayudas están pendientes del cobro desde hace ya siete años y no podrán percibir al mismo tiempo las subvenciones de la Hipoteca Joven como se permitía en la convocatoria del Plan de Vivienda de Canarias 2009-2012. Esto es lo que asegura el director general del Instituto Canario de la Vivienda, dice que la percepción de estas ayudas es incompatible desde el 2014. La Plataforma de afectados lógicamente se queda de piedra al conocer la inclusión de esta cláusula, ya que ha sido una cláusula introducida con mala fe y -permítame que le diga- también con torpeza; y decimos que esta ha sido introducida porque es lo que nos dice la plataforma y porque, según usted misma, este mismo febrero reconoció en este Parlamento que ambas subvenciones eran compatibles.

A fecha de hoy la situación, o sea, la realidad es que estas ayudas continúan sin ser abonadas y la causa del retraso es la mala gestión. Con esto pensamos que lo que ha conseguido es frustrar las esperanzas de estos jóvenes, las esperanzas que pusieron en usted, porque yo creo que les ha mentido, igual que les mintió la anterior consejera.

No quiero terminar sin comentarle algo, señora consejera. Recuerde usted que el impago de préstamos hipotecarios es uno de los principales motivos por los que se desahucia a las familias en esta tierra.

Díganos, dígales a ellos, qué piensa hacer al respecto, porque, sea como sea, sea por usted o sea por la anterior consejera, la situación ahora mismo es la que es y ellos están esperando una respuesta y sobre todo soluciones.

(Aplausos desde el palco destinado al público).

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Arnaiz.

Ruego al público asistente que se abstenga de hacer manifestaciones a favor o en contra, según dice el Reglamento. Lo siento.

Por el Grupo Socialista, señora Cruz.

La señora CRUZ OVAL (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

También desde el Grupo Parlamentario Socialista darles la bienvenida a los representantes de la plataforma de vivienda.

Esta comparecencia tiene que invitarnos a reflexionar sobre el grave problema que existe en vivienda en este país y desde luego de lo que no escapa esta comunidad autónoma.

Muchos jóvenes, y ya lo hemos dicho desde el Grupo Parlamentario Socialista en otras ocasiones, muchos jóvenes creyeron las promesas políticas y se aventuraron a la compra de una vivienda usada o asumieron una hipoteca que después no pudieron porque no llegaron los recursos, esos necesarios y deseados recursos.

Nosotros entendemos y nos ponemos de parte de estos jóvenes, que han visto truncado su proyecto de vida. Estos jóvenes que en la crisis económica han perdido sus empleos y, aun habiendo pagado más del 50 % de sus hipotecas, han visto que no podían negociar con la entidad bancaria sus hipotecas y han perdido las viviendas. Jóvenes que hemos puesto en una situación complicada de exclusión social.

Dicho esto, que entendemos perfectamente y nos ponemos de parte de los jóvenes que han sufrido esta situación, no podemos compartir con el Grupo Parlamentario Popular el cinismo político, una vez más, en materia de políticas sociales. Y no lo podemos compartir porque ahora hace uso de los jóvenes en esta situación tan delicada. Entendemos que las administraciones públicas y los políticos, y por ende los empleados públicos, están obligados a hacer un uso adecuado de los recursos públicos. No parece lógico que el Partido Popular, el partido de los recortes sociales, el del déficit, el de los recortes, ahora, también, aquel Partido Popular que impulsó el Plan de Vivienda 2013-2016, que fue el plan que no contempló esta línea de financiación, esté planteando ahora este tema. Y voy a hacer un recorrido para que lo tengamos claro.

En el primer Plan de Vivienda de Canarias 2009-2012, que disfrutaron muchos jóvenes de esta tierra de una subvención, evidentemente no había convocatoria; la pedían y, si cumplían con los requisitos, se les daba. Llega el 2012, los recortes del Gobierno de Rajoy: no había presupuesto. Llega 2013-2016 y el Gobierno de Rajoy consideró que los jóvenes no necesitaban apoyo para adquirir sus viviendas. Llega el 2014 y este Gobierno de Canarias, a través de una previa, una PNL que se había presentado en el 2013, adopta el acuerdo de sacar unas bases indefinidas. Bases indefinidas que en el apartado número 17 incluían esta...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Cruz.

Por el Grupo Nacionalista Canario, señora García.

La señora GARCÍA MARTÍNEZ: Gracias, señor presidente.

También dar la bienvenida a los afectados de la Plataforma de vivienda usada y de Hipoteca Joven.

Desde el Grupo Nacionalista respaldamos el esfuerzo que se viene haciendo desde su consejería para atender una situación tan complicada como la relacionada con la política de vivienda, especialmente con una coyuntura como la que vivimos, en la que a la difícil situación económica de muchas familias se le une una de las restricciones presupuestarias y los recortes derivados de la política estatal. Al Estado dejar de aportar su parte en estos convenios se generó un desequilibrio que obligó al Gobierno de Canarias a destinar recursos de otras áreas a este fin, ya que las aportaciones que hacía las realizaba prácticamente en solitario. Hay que reconocer que a ello se unen dudas o mala información o directamente errores de interpretación en la tramitación de determinadas convocatorias, como es el caso de esta convocatoria de vivienda, de hipoteca de vivienda joven y de vivienda usada joven, donde en su momento se plantearon dudas sobre la compatibilidad o no de ambas, y eso puede haber generado problemas a los solicitantes.

Lo que planteamos ahora ante este problema en concreto es buscar una solución puntual y excepcional que permita atender la situación de estos 78 solicitantes, que son los que se presentaron en su momento -creo recordar- a las dos convocatorias. La situación actual es que, desde finales del pasado mes de junio, la Consejería de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda del Gobierno de Canarias publicó la convocatoria de ayudas para los jóvenes adquirentes de vivienda usada, con una cuantía de 350 000 euros. Esta convocatoria se hizo para los demandantes que hubieran adquirido una vivienda usada destinada a ser su residencia habitual dentro del Programa de Vivienda Joven del Plan de Vivienda de Canarias 2009-2012 y luego hayan visto denegada su solicitud de subvención o bien por resolución denegatoria o de subvención por falta de disponibilidad.

En lo que confiamos, señora consejera, es en que, aclarando posibles dudas en la convocatoria, facilitando el acceso a toda la documentación y convocatorias a través de la plataforma de internet y prestando el asesoramiento necesario a los posibles solicitantes, estas convocatorias y las sucesivas puedan tener la mayor incidencia social posible para llegar al mayor número de familias. Y no nos queda duda de que harán todos los esfuerzos posibles para posibilitar que estas personas que en su momento hicieron una inversión pensando que podían contar con ambas ayudas puedan compatibilizar el cobro de la convocatoria de Hipoteca Joven y vivienda...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora García. Lo siento.

Por el grupo proponente, el Grupo Popular, señora Luzardo.

La señora LUZARDO ROMANO: Gracias, señor presidente.

Señora consejera, yo de verdad que aspiraba a que usted me hubiera dado una solución y yo le hubiera dicho: "pues, mire, pues, la verdad es que le pido disculpas", porque de lo que se trata es de buscar una solución. Lo digo sinceramente. Pero, mire, le voy a dar datos.

Señora Inés Rojas -¿la recuerda?-, su antecesora: "se trata de una subvención compatible con cualquier otra ayuda del Plan de Vivienda". Lo dijo. Señora Isabel Mena, noviembre -a la que yo admiro mucho y quiero mucho a nivel personal-, se reúne con ellos y les dice: esto es muy complicado pero estamos buscando una solución. Pero también se lo hemos explicado. Algunos son beneficiarios de la subvención de Hipoteca Joven, son beneficiarios de ambas subvenciones y no se les pagaron. ¡Hombre...! Claro, vamos a ver... Y no se les pagaron y no les pudo decir: "no, es que no se les puede pagar porque es incompatible". Vamos a ver, yo creo, sinceramente, que en este Parlamento, de verdad, lo que no se pueden quedar las cosas es en papel mojado. Lo dije antes: hubo una PNL que se ha quedado en papel mojado, que fue aprobada por unanimidad y que además dejaba claro que les iban a pagar todas las líneas que se debían.

(Se reincorpora a su lugar en la Mesa la señora presidenta).

Señora consejera, no se pueden cambiar las reglas del juego y, cuando uno quiere buscar una solución, estoy segura de que hay un abogado dentro del Gobierno de Canarias que es capaz de hacer un informe jurídico donde deje claro que los dos objetos no son el mismo. Por lo tanto, si usted quiere, si usted quiere, estoy convencida de que lo puede solucionar.

Pero, mire, le digo más: yo he llegado a pensar por qué, cuando yo le hice esta comparecencia, en el mes de febrero, que lo recordará, porque además para mí fue una comparecencia dura...; yo llegué a la conclusión, cuando la he vuelto a ver, de que efectivamente usted ya en esa fecha sabía algo. ¿Sabe por qué lo digo?, porque, claro, aquí el objetivo está muy claro, se trata de reducir -que esto es duro, ¿eh?-, reducir el número de beneficiarios. Eran 1969: ¿cuántos se han presentado, un centenar?, ¿cuántos? Diga cuántos se han presentado. No, no, lo puede saber, lo tiene que saber porque usted ha sacado la convocatoria. Yo no lo sé, usted sí lo sabe. Mire, yo ahora entiendo por qué en Hipoteca Joven, para el mismo, prácticamente el mismo número de personas que están en lista de espera, Hipoteca Joven, usted ha pasado el año pasado de 2,9 millones de euros a 1,4 millones de euros. Claro, aquí hay cosas que no cuadran, si hay 361 personas que están en lista de espera -¿se acuerdan?, el anexo de lista de espera-, bueno, y aquí resulta que tenemos 350 000 euros... Inicialmente, en el año 2009 y 2012, solicitantes fueron 1969. A mí me dicen los de la plataforma que aproximadamente ellos creen que se han presentado esta vez solo 100 o menos de 100. ¿Pero de qué estamos hablando, de que el 50 % no va a poder cobrar esta ayuda? Mire, yo de verdad que creo que el objetivo no puede ser esto.

Y cuando usted dice, "hombre, tengo que esperar al plan estratégico de subvenciones para que se publique y por eso no voy a poder sacar las subvenciones", ¿por qué no dijo en ese momento que eran incompatibles?, ¿por qué no contó la verdad?

Yo hay una cosa que sí le quiero reconocer, o sea, vamos a ver, cuando una tiene un compromiso... Mire, yo estoy aquí desde el año 2015, igual que usted, no estoy de antes, pero mi vocación de servicio público está por encima de todo y cuando hay que rectificar se rectifica, y cuando nos equivocamos nos equivocamos, y cuando hay que felicitar se felicita, pero nosotros tenemos que asumir el compromiso. Lo que no se puede hacer, siete años después... Estos chicos, que están indignados, porque se han sentido ninguneados, están decepcionados, y con usted también, porque cuando una es candidata, o aspirante a ser presidenta del Gobierno de Canarias, no puede decir, con ellos en un café y una foto: "¡no se preocupen, yo lo voy a pagar!". Usted cumpla con lo que dijo, tenga que hacer lo que tenga que hacer. Seguro que tiene posibilidades de hacerlo. Mire, lo que no puede ser es que dice, bueno, cuando hubo el sorteo de viviendas -¿se acuerda?- dice: "no, es que hay un sorteo de viviendas, lo voy a hacer". Parece que también están pendientes del azar, porque, mire, hay alguien, averigüe, hay alguien que ha cobrado fuera de convocatoria, hay alguien, una ayuda. No, no se ría porque es que hay alguien. Entonces es más sorprendente, porque esto es para llevarlo... (ante un comentario que se suscita desde los escaños). No, 2014, he dicho 2014, pero averígüelo porque usted tiene posibilidades de hacerlo.

Mire, este era un colectivo al que precisamente lo que se les vendió es que iba a ser un colectivo preferente, que lo iban a tener en cuenta, que eran ayudas para emanciparse. Hombre, ahora no nos podemos reír de ellos. Yo tengo la sensación de que les han tomado el pelo. Yo no, porque aquí estoy para defenderlos. Mire, cuando estos chicos en pleno mes de agosto me mandan un mensaje, en el mes de agosto, yo les dije: "no puede ser verdad, estarán equivocados". "No, no, Pepa, el Icavi, el director del Icavi nos ha dicho... porque nos ha mandado un mensaje". Le digo, su director, el señor Gregorio. Ya en las convocatorias de 2014 y 2015 las bases de Hipoteca Joven de vigencia indefinida las declaraba incompatibles y así se ha tramitado en las tres convocatorias publicadas. Pero, hombre, ¿por qué no dicen la verdad, por qué dejan transcurrir los dos meses que tenían ellos para poder haber establecido algún tipo de impugnación, no les avisan para que ellos impugnen y para usted poder luego cambiar la convocatoria? No, no, es que... Mire, estar en la Administración no solamente es salir en fotos -hoy que creo que tienen mucho lío con lo que está pasando, ¿no?-, estar en la Administración es tomar decisiones y es sobre todo solucionar los problemas. Me han mandado un mensaje antes, y dice: "dile, por favor, que nos diga, no que nos cuente la historia, que nos diga cómo lo va a resolver". No cuente la historia. Y luego le voy a pasar también una foto que tengo allí muy importante de la financiación de la comunidad autónoma, que se la pasaré para que se la estudie. Sí, sí, sí, porque yo siempre digo la verdad, de las cosas que he aprendido en política es que la verdad hay que decirla siempre.

Y, mire, le digo más: cuesta tanto tener credibilidad pero se pierde en un minuto. ¿Sabe cuándo se pierde?: cuando se engaña a la gente. O sea, usted ha perdido toda credibilidad con estos jóvenes. Sí, sí, la ha perdido, o sea, si yo fuera usted estaría diciendo, "pero, bueno, tengo que solucionarlo como sea", y si tiene que rectificar lo tiene que hacer.

Y además, mire, a veces en la vida uno puede enderezar el rumbo y también dar esperanza, y sobre todo no engañar, no dar la espalda. Si de lo que estamos hablando es de un compromiso, de una deuda desde el año 2009. Claro, claro, ¿quién lo ha hecho?: el Gobierno de Canarias. Por cierto, el que sacó las bases anteriores, que las cambian, también es su partido político o su pacto de gobierno, porque eran los mismos partidos políticos. Es verdad que era una consejera de Coalición, pero es lo mismo.

Mire, yo creo que la excusa no puede ser que, bueno, que las bases están, porque hay bases que se modifican, y hay veces, las bases no tienen por qué ser indefinidamente las mismas; en algún momento usted podrá cambiar las bases con el procedimiento adecuado.

Yo lo que sí le digo es que a estas alturas cuántas resoluciones ha habido denegando, no esta ayuda, porque esta ayuda nunca se ha presentado. Las primeras que se dieron por incompatibilidad, ¿cuántas se dieron?

La sensación que hay es de que se está actuando con mala fe. Usted está actuando con mala fe, usted está engañando. Sí, sí, está engañando, y además lo que es peor es la falta de rigor, porque cuando uno tiene un problema avisa a las personas implicadas para intentar resolverlo, aunque tengan que establecer o interponer un contencioso-administrativo. Y ellos ahora están desesperados y lo único que tienen es que aquí, en este Parlamento, hemos sido capaces de traerlo para ver si se resuelve. Pero si a estas alturas usted no tiene claro que un objeto era una ayuda para la compraventa de una vivienda habitual y hay otra ayuda que saca el Gobierno de Canarias -y que, por cierto, donde lo pone es precisamente, lo establecen en el decreto del Plan de Vivienda de Canarias-, que era para ayudas para hacer obras, hacer obras en adquisición de vivienda usada, para un colectivo que tiene los años que tiene.

Y, de verdad, yo he mirado su edad, 36 años, y le digo -bueno, yo tengo 53, tengo algunos más que usted-: por qué no se pone en la piel de estos jóvenes, de verdad. Yo creo que no se merecen lo que ha hecho el Gobierno de Canarias. Han tenido una paciencia y una resignación, de verdad, por encima de todo. Yo le digo una cosa: no vamos a parar, mi grupo parlamentario no va a parar y los vamos a defender hasta el final. Y además, no solo eso, sino que yo creo que a estas alturas lo que no es justo es que la partida de 350 000 euros ni siquiera la vaya a ejecutar a estas alturas.

Nosotros lo que le decimos es resuélvalo. Yo sé que usted tiene posibilidades de resolverlo, mueva lo que tenga que mover, pero, por favor, que antes del 31 de diciembre, porque ya estamos en septiembre, ya estamos llegando a octubre, antes del 31 de diciembre resuelva las dos convocatorias... No, yo no tengo ninguna prisa y me queda 00:34. Porque, mire -termino-, y lo pensé mucho, solo les queda una cosa: manifestarse, ellos, no les queda otra cosa ya sino manifestarse en esa casa que usted ha tenido más de un año gratis pero que ellos no han tenido la suerte de disfrutar gratis una vivienda del Gobierno de Canarias.

(Rumores en la sala).

La señora PRESIDENTA: Señora Luzardo, ha acabado.

Señora vicepresidenta.

Ruego silencio, por favor.

La señora VICEPRESIDENTA DEL GOBIERNO Y CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Hernández Gutiérrez): Hay dos cosas que a usted la califican hoy, la segunda esta última frase, y la primera parece que no es solo usted, igual es su partido. Les invito a todos a que vayan al Diario de Sesiones, y dice así: no es posible que no haya un abogado que haga un informe que diga eso, que es compatible, no es posible que ustedes no encuentren un abogado que haga un informe que diga que es compatible porque yo quiero que sea compatible. ¡Esos son los modos del Partido Popular!, ¡esos son los modos del Partido Popular!: ¡vamos a presionar a un abogado para que haga un informe...! ¡Es que lo ha dicho!, es que lo ha dicho, en sede parlamentaria y sin ningún pudor. De forma desahogada ha dicho usted, en sede parlamentaria, que busque un abogado en el Gobierno de Canarias que haga un informe y firme un informe que puede llevarlo a la cárcel. No sé con qué objeto. Sí, señor. Porque los abogados firmarán los informes que ellos crean que deban firmar y no los que los políticos de turno les digan qué tienen que hacer para luego ellos firmar. Discúlpeme, señora Luzardo, yo no sé cómo usted gestionaba en el ayuntamiento, pero a mí por eso no me llevan a los juzgados. Así que hay dos cosas, esto último, en lo que no voy a entrar. Estoy segura de que, cuando salga de aquí, algunos de sus compañeros y compañeras diputadas le afearán, pero yo no voy a entrar en este tipo de debates que usted no ha tenido ni ha dicho a sus compañeros varones.

Usted puede decir lo que le dé la gana, durante el grupo, en donde no le da la gana y en donde tal; ahora bien, que yo diga que a usted la califica la última frase que usted ha dicho y que a usted la califica que diga aquí, no insinúe, que hay que forzar a un abogado, a un letrado de la comunidad autónoma para firmar un informe con un objetivo de hacer compatible lo que el letrado considera que no es compatible, discúlpeme, señora Luzardo, pero yo, desde luego, como yo gestiono, eso no lo voy a hacer. Ahora, usted, cuando gestione usted, haga lo que le dé la gana y dará la cara con la justicia y con quien tenga que dar como... Bastantes problemas han tenido ya ustedes para... Que aquí con desahogo, con desahogo... Es que me ha sorprendido, a mí me ha sorprendido el desahogo con el que lo ha dicho: "oiga, ¿usted no puede buscar algún letrado que le haga un informito ahí pa´que ponga eso, que es compatible?". ¿Pero esto qué es?, ¿pero esto qué es?

Mire, yo en campaña les dije, con los que me reuní, que deben ser dos o tres, tres de los que están ahí, les dije, fíjese: "¿y esa ayuda se daba?, a mí no me gusta -fue a iniciativa de alguno-; ahora, yo la voy a pagar". Pero fíjese que una candidata que pretendía que le gustara el voto... -ahora algunos de los que están aquí ya me conocen-. ¿A quién se le ocurre, a una candidata, decir "¿y esa ayuda se daba?, pues yo no la hubiera dado; ahora bien, ahora bien -en campaña, porque aquí hay que sacar la campaña, que lo cuenten todo de cómo es una-, ahora bien, a usted se le debe, se le va a pagar"? Y la cuestión es que las bases... Oye, podíamos tener un debate jurídico, si se quiere, de las últimas tres bases, es o no compatible. Yo creo que por donde han ido algunos de los portavoces...; alguno incluso de forma inteligente no se ha querido mojar, porque tiene algún concepto jurídico. Pero tú puedes decir, "oye, mira, yo considero que es compatible"; y yo diré: "si es compatible, por supuesto se va a pagar". Si los letrados de la comunidad autónoma consideran que es compatible, no por lo que les presione el político de turno, se va a pagar. Por supuesto, faltaría más, pero no voy a forzar a ningún trabajador público, faltaría más también, vamos, es que... Y lo de decirlo en sede parlamentaria me parece una cosa...

Y después, por otra parte, se puede hablar, mire usted, no puede hacer otra cosa para, aun siendo incompatibles y no perjudicar a aquellos que se presentaron anteriormente, es decir, yo puedo modificar las bases cara al futuro y seguirían siendo...; concluido que es incompatible con las bases que están, quiero decir, concluido que es incompatible con las bases que están, tú puedes modificar las bases cara al futuro, pero habría un agravio entre aquellos que se presentaron, en las bases de 2014 o 2015, con los que puedan presentarse en 2016 o 2017 y no nos parece que esto sea lo que compartimos. Ya que están esperando, no podemos resolvérselo a los últimos, a los que más tiempo llevan esperando, a los que les vemos el rostro, y no a aquellos que ya han cobrado y que se les ha generado esa incompatibilidad por presentarse a esas bases. De manera que tenemos dos opciones.

A mí los abogados de la Secretaría General del Icavi, trabajadora pública, no una política y demás, nos dicen que es incompatible y tienen unos informes que solicitó el director del Icavi en los que se dice que es incompatible. En cualquier caso, yo estoy dispuesta a que, por los Servicios Jurídicos de la Comunidad Autónoma, se diga otra cuestión y que admita la compatibilidad, e incluso en el caso -y eso sí se lo voy a decir- de que esto... hacer otra nueva convocatoria, que evidentemente, señora Luzardo, si se considera incompatible, no podrá ser en esta, pero no para esta convocatoria sino para aquellos a los que se les generó la incompatibilidad y se hayan presentado... Porque imagínese que alguien se presenta en la Hipoteca Joven del año anterior y se le concede, o del año anterior de la anterior, que ya sería la segunda vez, y después de siete años que se presenta, y ya se le generó la incompatibilidad, según los juristas, los letrados de la comunidad autónoma, y al siguiente año lo modifico, de manera tal que quien se presenta en ese año no tiene la incompatibilidad pero los del año anterior sí. Me parece que esa no es la forma de actuar, en la que debemos. Entonces hay que buscar una fórmula. Si bien los Servicios Jurídicos de la Comunidad Autónoma entienden que es compatible y no tengo la menor duda de que luego los del Icavi dicen que no, y no me importa someter esto a una consideración de los servicios jurídicos del viceconsejero del Gobierno de Canarias. Y, por otra parte, en el caso de que se declare incompatible, estudiar una fórmula para aquellos que se presentaron a las dos bases, solo si se presentaron a las dos bases y fue declarado incompatible, lo puedan hacer, pero no modificando unas bases de futuro, como usted ha hablado, que generaría un perjuicio para aquellos que ya se presentaron y que sí generaron esa incompatibilidad.

Y la voluntad está clara, es que esta es la primera vez que se saca después de... (ininteligible) una convocatoria de vivienda usada. Y claro que los entiendo. Ya le digo, si cuando dije aquello de "la fiesta sin pagar" y todo el lío que se montó, fue porque a mí también me genera frustración, pues no tener más dinero, que antes hablaba el señor Campos. Evidentemente que yo necesito más recursos en esta área y no es por limitar a las personas sino por una cuestión de suficiencia presupuestaria. Además la invité en comisión a que pudiera ser modificado. Claro, lo que sí que no se puede hacer es quitar de la Prestación Canaria de Inserción para esto. Yo sé que a mí me critican desde la plataforma cuando yo digo eso. Lo siento pero no lo puedo hacer. Porque hay gente que estaba... y que me lo dijeron, dice, "pues usted quite de un lado y ponga en otro". Es mi área, usted lo sabe, señora Luzardo, son muy sensibles todas las áreas. Y es verdad que necesitamos más dinero en esas áreas, en esas convocatorias. Tal es así que yo dije, si no hay suficiencia presupuestaria y no podemos generar economías para afrontar este año, abriremos otras, y si esa otra se tiene que hacer a dos bandas para afrontar aquellos que se presentaron a ambas y que ya tenían la incompatibilidad, lo vamos a hacer, lo vamos a estudiar, lo vamos a hacer. ¡Si la voluntad es absoluta!

Si yo los entiendo, de verdad que los entiendo. Ahora bien, no se puede mentir y decir que hay alguien, un funcionario, que seguro que no hay en toda la Administración pública... Pero no se puede decir, es que parece que los informes jurídicos los hacemos nosotros, los políticos. ¡Leche!, que es que esto... Hablaban antes de desafección política, pero ¿qué más desafección se puede hacer que, según la voluntad política, podamos forzar lo que diga un señor jurista o una señora jurista -que, por cierto, cada vez son más las que se incorporan a la Administración pública-? Aparte de delito, eso sí que no da ninguna afección de los ciudadanos a la cosa pública, más bien al contrario.

Yo le digo, señora Luzardo, vamos a estudiarlo. Lo elevo, si se quiere, a los Servicios Jurídicos de la Comunidad Autónoma y no a los del Icavi. Lo elevamos, lo hacemos, y en el caso de que nos sigan diciendo que es incompatible y coincidan los informes jurídicos, pues, estudiemos la posibilidad de hacer una convocatoria para aquellos que se presentaron a las dos anteriores.

Muchas gracias.

(La señora Luzardo Romano solicita la palabra).

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora vicepresidenta.

Sí, dígame, señora Luzardo, qué desea.

La señora LUZARDO ROMANO (Desde su escaño): El artículo 79.

Sí, gracias, señora presidenta.

Señora consejera...

La señora PRESIDENTA: Un minuto, señora Luzardo.

La señora LUZARDO ROMANO (Desde su escaño): Muchas gracias.

Vamos a ver, señora consejera, usted ha hecho juicios de valor. Yo lo que le he dicho es que habrá algún abogado, algún asesor jurídico, que pueda dejar claro que el objeto de vivienda usada no tiene nada que ver con el objeto de la compraventa de un crédito hipotecario, que son dos ayudas completamente distintas y que no tienen el mismo objeto. Eso es lo que le he dicho: encargar un informe para que le puedan avalar que no tiene nada que ver una cosa con la otra. Eso es lo que le he dicho. Porque, mire, yo, efectivamente, mi trayectoria política es la que es y ahí está. Yo no sé cuál va a ser la suya, entre otras cosas porque tenemos bastante diferencia de edad.

Y además, le digo más: mire, yo lo que he pretendido, si usted, si su director, les hubiese contestado que este tema se iba a solucionar -tengo un minuto, todavía no he terminado-, yo no planteo esta comparecencia, pero es que no dan la cara, es que no les contestan a las llamadas. Es que están desesperados. Y ahora lo que debería hacer usted es reunirse con ellos, aunque sean las cuatro menos cuarto de la tarde...

La señora PRESIDENTA: Acabó su tiempo, señora Luzardo.

Señora vicepresidenta, un minuto también.

La señora VICEPRESIDENTA DEL GOBIERNO Y CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Hernández Gutiérrez) (Desde su escaño): A mí me parece bien que se rectifique cuando se dice eso, pero se ha dicho lo que se ha dicho y figura en el Diario de Sesiones, y lo que se ha dicho es de tremenda gravedad, de tremenda gravedad. El informe que nosotros tenemos, y los juristas del Icavi -y se le ha dicho y ha sido nombrado, y ha sido nombrado por la señora Luzardo-, alude a la incompatibilidad de esas convocatorias y no voy, por más que se quiera decir... lo que se ha dicho, que es buscar entre los cajones a un letrado que pueda firmar un informe en contrario con eso, que es lo que se ha dicho. Pero de todos modos me remito al Diario de Sesiones.

A las valoraciones de "usted debería hacer o no y a mi futuro político", le diré que eso lo deciden los ciudadanos, señora Luzardo, y a mí me colocaron en primera formación política, en apoyo popular, y a ustedes les llevaron a un batacazo.

(Aplausos).

La señora PRESIDENTA: Gracias, señora vicepresidenta.

Señorías, se suspende la sesión y se reanuda... ¿Les parece a las cinco y media, para no empezar a las seis menos cuarto? ¿Cinco y media, les parece? Cinco y media, señorías. Diecisiete treinta, ¿de acuerdo? Quito diez minutos. Vale, gracias.

(Se suspende la sesión a las quince horas y cuarenta y cuatro minutos.)

(Se reanuda la sesión a las diecisiete horas y treinta y un minutos).

La señora PRESIDENTA: Buenas tardes, señorías.

Para ser, como siempre y como es habitual, on time, con puntualidad, vamos a reanudar esta sesión plenaria.

Como habíamos indicado esta mañana, y con carácter extraordinario en esta ocasión, con las tres preguntas de control a la señora consejera de Educación. Tres, cuatro, bueno, cuatro, cuatro, señora consejera. Las que sean, en cualquier caso, se lo agradezco. Como consecuencia de que esta mañana no pudo estar presente en la sesión.

Si les parece, señorías, comenzamos el turno de preguntas.

Si los servicios son tan amables y me cierran las puertas, si es posible.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0632 Sobre -Consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda-, sobre incompatibilidad de las ayudas de Vivienda Usada respecto de las de Hipoteca Joven.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico