Diario de Sesiones 65/2017, de fecha 7/3/2017
Punto 17

9L/PO/P-1234 PREGUNTA DE LA SEÑORA DIPUTADA DOÑA ÁGUEDA MONTELONGO GONZÁLEZ, DEL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE GESTIÓN DEL SERVICIO DE URGENCIAS DEL HOSPITAL GENERAL DE FUERTEVENTURA, DIRIGIDA AL SEÑOR CONSEJERO DE SANIDAD.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Siguiente pregunta: de la señora diputada doña Águeda Montelongo González, sobre gestión del Servicio de Urgencias del Hospital General de Fuerteventura, dirigida al consejero de Sanidad.

La señora MONTELONGO GONZÁLEZ (Desde su escaño): Gracias, señora preºsidenta.

Señor consejero, ¿cuál es el estado y situación actual de la gestión del Servicio de Urgencias del Hospital de Fuerteventura?

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo) (Desde su escaño): Señora Montelongo, bueno, decirle que la demanda que soporta el Servicio de Urgencias de Fuerteventura viene siendo, en el cierre del año 2016, de 39 419 urgencias. Esto para una población de 107 000 habitantes, que se mantiene estable en los últimos años, parece una demanda razonable, incluso inferior a otras islas, con una media de 4,5 urgencias por hora y con un aumento del 2,5 % respecto del año anterior, lo que se considera, en el comparativo, que además tendrá en el plan de urgencias, una cantidad razonable para la isla.

Decirle que respecto, por ejemplo, de la presión de urgencias en Fuerteventura tenemos un índice ligeramente inferior, un 7 % inferior a la media del resto de las islas, que es un 75 %, y que, por otra parte, se dispone de cuatro puntos de asistencia de urgencias extrahospitalarias, que en el caso de Fuerteventura son especialmente eficaces, puesto que ven 56 900 urgencias, de las que solo derivan 1094 al hospital.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Señora diputada.

La señora MONTELONGO GONZÁLEZ (Desde su escaño): Gracias, señora presidenta.

Señor Baltar, usted nos ha expuesto su visión particular del estado en el que se encuentra el Servicio de Urgencias del Hospital de Fuerteventura, pero yo le tengo que decir que para aplicar un buen tratamiento usted debe saber que tiene que haber un buen diagnóstico y resulta que, en lo que vamos de legislatura, la situación del Hospital de Fuerteventura es crisis tras crisis. Primero la dimisión de la gerente, después la dimisión de la directora de Enfermería y 23 supervisores, luego la dimisión del jefe de Urgencias, ya en su época, el 24 de febrero, los médicos solicitan el cese del jefe de Urgencias del hospital y, por si esto fuera poco, hasta el nombramiento del director insular de Salud usted publica un nombre en el Boletín Oficial de Canarias, luego dice que fue un error, luego se anuncia otro y parece que hoy ha nombrado al señor Rodríguez, que si eso es así le felicito porque ha acertado en la decisión.

Lo cierto es que a fecha de hoy el personal sanitario de Urgencias en el hospital de Fuerteventura no da más de sí. Junto a turnos infernales, tienen que aguantar las quejas, además con razón, de los familiares de los pacientes, que esperan horas y horas para ser atendidos. Esta gente suele ser gente mayor y niños, que se desplazan de lugares muy lejanos al Hospital de Fuerteventura para ser atendidos.

Mire, señor consejero, usted es consciente de ello porque estuvo en Fuerteventura y allí se lo dijeron las autoridades majoreras y los pacientes majoreros. La situación es bastante crítica, por no decir dramática. Tenemos un Servicio de Urgencias colapsado. El propio presidente del Gobierno, el señor Clavijo, lo reconoció y dijo que esto es evidente, y que daba un plazo de un mes y medio para tener resultados. Estamos hablando de que antes de Semana Santa usted tiene que arreglar la situación.

Y yo lo que vengo a pedirle hoy no son palabras sino son hechos. Lo que vengo a decirle hoy es que la población de Fuerteventura le pide auxilio, señor consejero, y le pide auxilio porque parece que no se asigna el personal necesario para atender las urgencias y se habla de una deficiencia, más que cuestionable, de la gestión por parte del coordinador. Hasta se habla, parece ser, de quejas de posible mobbing laboral.

Señor consejero, todo esto tiene que tener una respuesta cuanto antes. Como digo, hasta el propio presidente del Gobierno, señor Baltar, ya a usted le ha puesto fecha. Yo solo le pido que cumpla, porque si no nos veremos obligados -el Grupo Popular- a venir a esta Cámara, como hemos hecho en otras ocasiones, a reprobar su gestión.

Nada más y muchísimas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Señor consejero.

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo) (Desde su escaño): Señora presidenta.

Señora Montelongo, como usted bien dice... (interrupción del sonido) es un correcto diagnóstico, pero no confundamos el diagnóstico. Agradezco que me felicite por el nombramiento del señor Rodríguez, yo creo que es una magnífica elección también. (Se reincorpora a su lugar en la Mesa el señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández, quien asume la Presidencia).

Yo lo que quiero trasladarle es que no podemos extrapolar un conflicto con un jefe o con un responsable de servicio o una necesidad de personal, etcétera, etcétera, que en este caso en la realidad de Fuerteventura a día de hoy no se contempla como tal, ¿vale?

La realidad es que, como siempre, las verdades tienen dos caras y en este caso el servicio de Fuerteventura reduce el número de reclamaciones, reduce el tiempo de espera y lógicamente la dirección, en concreto esta consejería, cuando nosotros tomamos posesión del cargo, paralizamos determinadas acciones porque se entendía que en algunas indicaciones de turnos laborales podía no cumplirse la legislación vigente. Es lo único que se ha hecho hasta ahora. La dirección del centro tiene en su mano ahora evaluar la evolución del servicio y ellos aportarán el plan funcional correspondiente.

Gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor consejero.