Diario de Sesiones 83/2017, de fecha 18/7/2017
Punto 25

9L/PO/P-1486 PREGUNTA DEL SEÑOR DIPUTADO DON ROMÁN RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ, DEL GRUPO PARLAMENTARIO NUEVA CANARIAS (NC), SOBRE LA DECLARACIÓN UNILATERAL DE MARRUECOS DE AMPLIAR SUS AGUAS TERRITORIALES, DIRIGIDA AL SEÑOR PRESIDENTE DEL GOBIERNO.

La señora PRESIDENTA: Continuamos.

Siguiente pregunta, del señor diputado don Román Rodríguez Rodríguez, del Grupo Parlamentario Nueva Canarias, sobre declaración unilateral de Marruecos de ampliar sus aguas territoriales.

Señor Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Señora presidenta, señorías, señor presidente.

¿Qué valoración hace su Gobierno de la decisión unilateral del Reino de Marruecos de delimitar las fronteras marítimas entre ese país y el archipiélago y la anexión de las aguas saharauis a sus aguas territoriales?

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Rodríguez.

Señor presidente.

El señor PRESIDENTE DEL GOBIERNO (Clavijo Batlle) (Desde su escaño): Gracias, presidenta. Buenas tardes, don Román.

Nosotros hemos hecho el seguimiento de los medios de comunicación, no nos consta ninguna comunicación oficial, es una declaración de un portavoz del Gobierno, y no sabemos de límites; con lo cual, la valoración es preocupante -o sea, la que podemos hacer-, pero, desde luego, todavía es muy indeterminada.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor presidente.

Señor Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Señor presidente, lo que conocemos es que el Gobierno de Marruecos ha decretado, de manera unilateral, la definición de sus aguas en relación con el archipiélago; y, además, que incorpora las aguas del Sáhara Occidental como aguas territoriales. Eso está en los medios, está en la discusión. Y un Gobierno que se precie se tiene que ocupar de estas cuestiones y preguntar. Habrá que preguntar al Gobierno de España qué sabe de este asunto y qué va a hacer. Porque esto, de confirmarse...

Que Marruecos tome esta decisión unilateral no tiene eficacia jurídica, pero significa cosas, significa cosas. Significa que un país ribereño, vecino nuestro, se toma la justicia por su mano; decide que las aguas del Sáhara Occidental, territorio ocupado, bajo litigio internacional, pendiente del derecho a la autodeterminación, están siendo anexionadas sus aguas por un Gobierno extraño.

Pero, además, sabemos que en esta polémica están los minerales del subsuelo al sur del archipiélago. España tomó una iniciativa -y la comentamos aquí- de solicitar la ampliación de la plataforma continental al sur del archipiélago. Con una buena iniciativa que valoramos.

Pues, Marruecos pretende colisionar con estos intereses canarios y españoles en esta zona del mundo. Y parece razonable que el Gobierno de Canarias -y más, presidido por un nacionalista- se preocupe y se ocupe. Y reclame: primero, respeto a la legalidad internacional. No pasa nada por decir esto. Segundo, defensa de los intereses económicos del archipiélago. Y, de manera yo creo que solidaria, y por razones legales, pues, reclamar el respeto a la legalidad internacional. Compete a los saharauis decidir su futuro, y existen resoluciones de Naciones Unidas que han sido apoyadas por este Parlamento de manera reiterada. Echo de menos más claridad del señor presidente en un asunto de interés estratégico para el archipiélago. Por lo menos, aclarar ante la opinión pública cuál es nuestra posición. Y en eso, hasta ahora, hemos visto el silencio por norma. Y creo que toca hablar.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Rodríguez.

Señor presidente.

El señor PRESIDENTE DEL GOBIERNO (Clavijo Batlle) (Desde su escaño): Muchas gracias.

No lo puedo resistir, señor Rodríguez. ¿Es que aquí habla la gente cuando usted decide que le toca, o no podemos hablar los otros, cuando estimemos conveniente, por prudencia, qué decir?

En este caso, este presidente ha hablado. Le recuerdo que, en Casa África, estuvo el ministro de Asuntos Exteriores; que tuvimos una reunión con el ministro de Asuntos Exteriores; que estuvimos casi una hora hablando sobre el asunto; que se hizo una rueda de prensa, con posterioridad, por parte del ministro de Asuntos Exteriores y el que les habla, y donde se dio buena cuenta. Pero es que seguimos al día, en este caso, con el contacto.

Ahora mismo, no hay ningún proyecto sobre la mesa. Se ha hablado de la intención. Y, en estas cosas, uno tiene que ser prudente cuando representa a una comunidad autónoma, cuando representa a un Estado. Que bien sabe que no tenemos competencia en delimitación de aguas internacionales.

Con lo cual, los dos Gobiernos -el de España y el de Marruecos- están hablando. Y, en este caso, la información que tenemos de primera mano, del día de ayer, con el señor ministro, es que no va a haber ningún posicionamiento unilateral; porque, como usted bien ha reconocido, carecería de toda validez jurídica. Totalmente. Con lo cual, lo que va a haber es, en este caso, una delimitación técnica -o eso es, al menos, lo que nos dice el ministro-, pero que se hará de mutuo acuerdo con España y estará sujeta a las normas de derecho internacional. Como no puede ser de otra manera.

Lo otro, lo otro: ya es bien sabida la posición del Gobierno de Canarias, y la posición de los distintos partidos políticos respecto al conflicto del Sáhara Occidental. Y usted sabe, y este Gobierno se ha pronunciado en multitud de ocasiones.

Con lo cual, yo le pediría, en este caso, a la Cámara, primero, prudencia, prudencia, para no levantar ningún tipo de -y más en una comunidad autónoma que vive del turismo- dificultades y alarmas innecesarias. Segundo, este Gobierno se está ocupando, pero se está ocupando de primera mano, el presidente con el señor ministro. Y, si tenemos que hablar con el presidente del Gobierno de España, se hablará. Y, más allá de eso, el resto son especulaciones, es política ficción.

Y yo, permítame que cuando hablo, y hablo en nombre del Gobierno de Canarias, pues, tengo que ser prudente en asuntos tan delicados como este.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor presidente.