Diario de Sesiones 92/2017, de fecha 25/10/2017 - Punto 1

9L/C-1369 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO NUEVA CANARIAS (NC), SOBRE LAS LÍNEAS ESTRATÉGICAS DEL PLAN CANARIO DE VIVIENDA.

La señora PRESIDENTA: Correspondería ahora la comparecencia 1369, a instancias del Grupo Nueva Canarias, a la consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda, sobre líneas estratégicas del Plan Canario de Vivienda.

Para la defensa, el señor Campos, que es el único que está, supongo.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Buenos días, señora presidenta. Señorías. Buenos días, señora consejera.

Usted lleva apenas unos diez meses aproximadamente en el cargo. Los que aquí estamos, la mayoría de los que aquí estamos y el que les habla, pues, en esta ocasión -bueno, en esta y en la única porque es mi primera legislatura-, pues, ya vamos para dos años y medio, y cuando hablamos de vivienda, aunque a usted no le sonará de nuevo por el poco tiempo que lleve, pero le puedo garantizar que desde al menos nuestro grupo político y de quien le habla ha sido una de las constantes durante todo este tiempo. Y una constante precisamente...; lo he dicho en numerosas ocasiones: si hay una política fracasada de este Gobierno y del anterior Gobierno es la de vivienda. Pero, cuando uno reflexiona, para que una política fracase tiene que existir y la realidad es que hay una ausencia total de política de vivienda por parte de este Gobierno. Por lo tanto, la consecuencia lógica, si seguimos con esas deducciones, es que la política de vivienda no ha fracasado; lo que ha fracasado es este Gobierno cuando hablamos de vivienda. Y lo digo porque cuando uno busca indicadores sobre los elementos que pueden indicar si una cosa va bien o una cosa va mal, un indicador absolutamente claro, pues, son los planes, las estrategias, las políticas que un gobierno establece. Y en el caso de vivienda hay un elemento que es fundamental, y es el Plan Canario de Vivienda, y desgraciadamente nosotros tenemos que remontarnos a tiempos casi prehistóricos para encontrar uno -prehistóricos en tiempos políticos-, y es el del 2009-2012.

Tuvimos la oportunidad de elaborar el del 2013-2016. Es cierto que en un contexto de crisis, en un contexto de ausencia por parte del Estado a la hora de definir también sus estrategias, pero en un tiempo de falta de estrategias también por parte de este Gobierno, porque, con independencia de lo que desde Madrid se dicte, de lo que se pueda plantear desde una conferencia sectorial, de los fondos que nos puedan llegar desde Madrid, esa es una competencia que nosotros tenemos que desarrollar y además es una de las necesidades vitales fundamentales en el proyecto de cualquier persona, de cualquier familia, y no ha existido.

Por tanto, ese Plan Canario de Vivienda 2013-2016, que, recuerdo, a la anterior consejera le planteábamos en el 2015 que fuera valiente y estableciera un plan canario de vivienda 2015-2016, que, es verdad, con poco recorrido, con un alcance que no permite transformar realidades de manera profunda pero sí actuar sobre realidades sensibles y necesidades de la gente durante un periodo de tiempo. Y no era nada extraño, porque es que se hizo exactamente lo mismo con el plan canario de salud, para dos años. Y es verdad que ese no es el óptimo ni el deseable, y se dijo en esta Cámara, pero hubo al menos la orientación, la valentía, no la financiación, para desarrollar ese plan canario de salud. Por lo tanto, dejamos pasar esa oportunidad de establecer políticas propias en materia de vivienda y ahora nos encontramos en el periodo 2017-2020, que tendríamos que tener otro plan canario de vivienda. Bueno, el del 2017 obviamente ya no lo tendremos, pero a mí lo que empieza a preocuparme, señora consejera, es, ¿lo tendremos en el 2018?, ¿lo tendremos en el 2019?, ¿habrá plan canario de vivienda?, ¿hay una política de vivienda por parte de este Gobierno? Si hubiera plan canario de vivienda, y ese es el sentido fundamental de la comparecencia de hoy, ¿cuáles son las estrategias, cuáles son las prioridades, cuáles van a ser las políticas que este Gobierno va a desarrollar en el mismo? Si hubiera un marco estatal para desarrollar esta cuestión, ¿cuáles son las políticas en las que vamos a intentar influenciar?

En la etapa anterior el Gobierno estatal priorizó dos elementos fundamentales: el alquiler, pero sobre todo, sobre todo, la rehabilitación y la renovación urbana. En 2014, varios millones de euros venían a Canarias para fomentar el alquiler de vivienda protegida. Desgraciadamente, el mismo día en que se firmaba esto se cambió el sentido de esta orientación y se destinaron todos esos fondos a rehabilitación y renovación urbana. Para mí ese es un indicativo claro de no conocer las prioridades, porque, siendo importante ese aspecto, renovar nuestro parque ya obsoleto, y es fundamental dignificar las condiciones de vida, lo que es fundamental también es que aquellos que ni siquiera tienen vivienda, por tanto, no es que no estén obsoletas, es que no las tienen, tengan posibilidades de acceder a una. Y cogimos ese dinero y lo trasladamos al otro lado.

¿Plan Canario de Vivienda tendremos?, ¿cuáles van a ser las políticas? Y en la segunda parte además me voy a detener en algo que en el día de ayer fue relevante, y es la posible relación, posible no, la relación directa que existe también entre niveles de pobreza y la ausencia o la imposibilidad de mucha gente de acceder a una vivienda digna.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Campos.

Turno ahora para el Gobierno. Señora consejera.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Buenos días, diputados y diputadas, presidenta.

Señor Campos, no se puede negar ni se puede decir que se ha hecho lo que no se ha hecho. En ese sentido usted ha planteado una situación que es real, pero, bueno, es importante recordar cuál ha sido el escenario. Y no estoy yo aquí desde luego para defender lo que otros no hayan podido hacer, pero sí es verdad que el anterior Plan Canario de Vivienda finaliza en el año 2012, en el peor escenario de crisis que recordamos en España en esta etapa de democracia, con importantes ajustes, con una Ley de Estabilidad que priorizaba el pago del endeudamiento y con una serie de convenios y compromisos con la comunidad autónoma que se vienen abajo, convenios y aportaciones que no aparecen. A partir del 2012 todos los compromisos adquiridos, con la Ley de Estabilidad y con la prioridad del endeudamiento, son cubiertos a duras penas con recursos de la comunidad, y los recursos de la comunidad, que con los ajustes hechos no daban, generan importantísimas deudas en materia de vivienda. Yo no voy a entrar a detallar aquí una situación que ustedes conocen y que habrán debatido mil veces, pero ese ha sido el escenario que ha impedido, primero, mayor endeudamiento con cargo a las arcas de la comunidad autónoma y que no se repusieran los acuerdos y convenios que había con el Estado y que se finiquitaron en esos años de crisis.

El escenario con el que nos encontramos es un escenario de deuda importante que decidimos que era prioritario resolver, no solo porque debemos responder a la gente a la que se le prometió una ayuda, también a los promotores, a los que se quedó pendiente el pago y de hecho muchos tuvieron serios problemas para seguir adelante, y luego empezar a trabajar en una nueva estrategia, pero con las espaldas limpias y con las deudas pagadas.

El escenario que tenemos en la actualidad es que la ley de crédito extraordinario nos ha permitido unos fondos para poder liquidar gran parte de la deuda. Nos coloca en una situación distinta, primero porque podríamos hablar, una vez resolvamos todas estas deudas y resolvamos también la deuda que acumula la empresa pública Visocan, esto nos permitiría incluso acudir a endeudamiento para poder adquirir viviendas. Y estoy hablando de diseñar una estrategia en la que Canarias está dispuesta a poner bastante dinero para desarrollar un nuevo plan canario. Eso no significa que no vayamos a pelear y a buscar en Madrid los fondos correspondientes para restablecer los acuerdos que teníamos y que necesitamos.

Ya tenemos un documento, pero tenemos un documento de mínimos que queremos que se construya con la participación de la Fecam y de todos los municipios. Nosotros no podemos hablar de vivienda en Canarias sin contar con los ayuntamientos y sin contar incluso con los cabildos, que, aun teniendo menos competencias, están desarrollando políticas activas en materia de empleo.

Este documento que ya tenemos hecho lo veremos en dos días. El día 25 hemos quedado con la Comisión de Vivienda de la Fecam para enseñarles el documento, empezar a trabajar en esas medidas que nosotros planteamos y en las medidas que la Fecam nos pueda plantear. Pretendemos ir alimentando el documento para luego también trasladarlo a la Fecai y poder hablar con ustedes, con los grupos parlamentarios, de una estrategia consensuada con las principales administraciones, con las que están en el territorio, con las que tienen los problemas sociales, porque, como usted bien ha dicho, el problema de la vivienda es uno de los principales problemas sociales, y que ese documento sea la base del nuevo plan canario de vivienda.

Yo creo que la estrategia podría estar terminada en el 2018 si todos afinamos el trabajo, si con los ayuntamientos, con la Fecai y con los grupos alcanzamos un acuerdo de mínimos para ir a negociar con el Estado la financiación de ese nuevo plan canario. Y soy optimista, soy optimista porque de los contactos que he tenido con ayuntamientos y con cabildos todos estamos en la misma sintonía. Entendemos que esta es una prioridad absoluta y entiendo que aquí vamos a estar todos juntos y vamos a luchar por conseguir la financiación necesaria.

Este documento, que pretende ser la base de esa estrategia, no solo aborda las necesidades de rehabilitación de nuestro parque público, que es uno de los parques públicos más numerosos del Estado. 15 000 viviendas tiene el parque público de Canarias, muchas de ellas con muchas décadas encima, con enormes necesidades. Tenemos que invertir en nuestro parque público. Lo saben muy bien alcaldes que tienen barrios en los que, si no intervenimos, vamos a tener serios problemas también de habitabilidad. Tenemos también que mejorar todo lo que es el estudio del perfil del demandante, tenemos que revisar la ocupación del parque público, tenemos que analizar la oferta de suelo en los distintos territorios, tenemos que hacer un censo mucho más transparente, mucho más claro, del stock de vivienda vacía, tenemos que hacer un claro estudio demográfico y tenemos, desde luego, que hablar y pensar en la movilidad de nuestra población, en la movilidad, por razones de trabajo en ocasiones, que obliga a poder facilitar viviendas en determinadas islas.

Estamos en un escenario muy diferente al escenario de los planes anteriores, y eso nos obliga a hacer las cosas de otra manera y a pensar también en otros recursos, no solo a mejorar las ayudas al alquiler para tantísima gente sino a diseñar esa estrategia, como le he dicho, con el consenso de todas las administraciones y analizando todas las posibilidades. Donde se pueda comprar a un precio razonable, comprar, y donde no se pueda comprar, construir. Revisar la ocupación de esas 15 000 viviendas, eso es un trabajo que vamos a empezar a hacer ya, porque si se han modificado también las condiciones de vida de algunas de las personas que ocupen esas 15 000 viviendas, todas las viviendas que rescatemos para quienes lo están pasando peor y no tienen a donde ir desde luego son fundamentales.

Pero dentro de esta estrategia vamos a incluir también un programa de acompañamiento a las personas que pierden su hogar. Vamos a incluir un equipo multidisciplinar que, además de facilitar un alojamiento alternativo mientras se produce esa situación de desalojo, acompañe a la familia en la recuperación de la normalización y pueda abordar los otros muchos problemas sociales que suelen acompañar a esta situación. En ese sentido estamos hablando de un programa de ayudas a familias en vulnerabilidad que pierden su vivienda y en el que queremos trabajar profundamente con colegios profesionales y con los servicios sociales municipales.

El fomento del parque de vivienda en alquiler ya estaba recogido en la estrategia anterior y creo que es interesante seguir apostando por las ayudas al alquiler y por el fomento de esta solución habitacional.

Pero también tenemos que hablar de mejorar la eficiencia energética de las viviendas, tenemos que hablar de la accesibilidad, y eso supone mucho dinero también, porque ese enorme parque público de 15 000 viviendas que tiene Canarias en un altísimo porcentaje no es accesible, donde viven muchas personas mayores, donde tenemos que instalar ascensores, donde tenemos que hacer importantes correcciones.

Por tanto -como se me acaba el tiempo y luego tengo otra intervención, hablaré de otras medidas-, este es un documento base, un documento borrador, que usted me va a permitir, que la Cámara me va a permitir que vea primero la Fecam, en la reunión que tenemos el día 25, que aporten las líneas que crean que aquí no están y que nos ayuden a empezar a trabajar en esa estrategia que el año que viene podamos consensuar para negociar con el Estado el nuevo plan canario de vivienda. Un plan canario que, si llegamos a acuerdo el año que viene, pueda ir del 2018 al 2021 o, si podemos cerrar los compromisos para el presupuesto del 2019, pueda ir del 2019 al 2022, con las aportaciones que nos corresponda hacer.

Tenemos que revisar la normativa. Luego en la otra intervención continuaré, pero también en materia de vivienda tenemos que modificar normativa que permita un más fácil acceso y un más justo acceso a la vivienda pública.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, consejera.

Turno ahora para los grupos. Comenzamos por el Grupo Mixto. Señora Mendoza, tres minutos.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Gracias, presidenta. Buenos días, señorías. Buenos días, señora consejera.

Señora consejera, es evidente que hay que dar respuesta y búsqueda de soluciones a los más de trece mil canarios que nos solicitan un hogar dado que no tienen medios para afrontar tal inversión en su desarrollo familiar. Por ello debemos gestionar mejor y organizar con objetivos claros el área de vivienda, para que la falta adecuada de planificación deje de ser un impedimento y podamos ofrecer de manera real y efectiva opciones para tantos canarios que necesitan una vivienda.

Somos conscientes de la complejidad existente en materia de vivienda, entre otras cuestiones, aparte de todas las que ya usted ha especificado, porque cada isla requiere de actuaciones diferentes y tiene problemas distintos. Nos encontramos con que, estando en el tercer año de legislatura, aun seguimos debatiendo sobre la estrategia que llevará a cabo el Ejecutivo canario sobre el futuro plan de vivienda. Se traduce en que no hemos hecho nada.

Señora consejera, conocemos las dificultades que tenemos por la escasez de nuestro suelo y lo limitado de nuestro presupuesto, pero la realidad es que hay que dar respuesta a nuestros ciudadanos, ya sea con la construcción de más vivienda, con la adquisición de viviendas vacías u ofrecer alquileres sociales a las familias con menores recursos. La prórroga para 2017 del convenio para la ejecución del Plan estatal de fomento del alquiler de viviendas, la rehabilitación edificatoria, la regeneración y renovación urbana 2013-2016, que supondrá una inversión de casi veinticuatro millones de euros, ayudará indudablemente a mejorar las condiciones de vida de familias que más lo necesitan. ¿Pero es satisfactorio?, sí, es satisfactorio, pero indudablemente es insuficiente para dar respuesta a las necesidades de nuestra isla.

En la última comisión tratamos los problemas que padecen algunas islas no capitalinas con el encarecimiento de la vivienda, auspiciado por el empuje del alquiler vacacional, y los problemas que esta circunstancia ya está provocando en muchas familias de Lanzarote y Fuerteventura para poder encontrar una vivienda a precio asequible. En el caso de la isla de La Gomera ya conoce que el parque público de viviendas es mucho menor, por lo que es imprescindible que se acometan nuevos proyectos para adecuarnos a la demanda existente de vivienda en la isla.

Desde nuestro grupo le pedimos que marque una estrategia firme en materia de vivienda, con perspectiva de futuro y acorde a las exigencias de la sociedad actual, que esté en consonancia con lo que demanda cada isla y que en el menor tiempo posible podamos contar definitivamente con un segundo plan canario de vivienda.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Mendoza.

Turno ahora para el Grupo Podemos. El señor Déniz.

El señor DÉNIZ RAMÍREZ (Desde su escaño): Sí. Buenos días.

Nosotros creemos que es importante la prórroga del plan de vivienda, lo que se ha firmado. Nos parece importante la orientación que se le ha dado desde el punto de vista de fomentar el alquiler social. Además, lo que se ha discutido y lo que se ha afirmado, respecto a las rentas, ¿no?, aumentar las rentas, la posibilidad de que más familias se puedan acoger a esta cuestión, me parece importante, ¿no? (Abandona su lugar en la Mesa la señora presidenta y pasa a ocupar la Presidencia el señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández).

No nos parece tan positiva la posibilidad que se abre de construcción de nuevas viviendas, ¿no?, porque en Canarias, independientemente de que existan unas 15 000 viviendas de parque público, nos parece que es importante el dato, y que lleva bastante tiempo la ciudadanía reclamando, la incorporación o la construcción de un gran parque público y privado de viviendas, donde participen todos los sectores, ¿no?, del mundo privado, del mundo público, las instituciones -como usted bien ha dicho, señora consejera-... Pero nos parece que son alrededor, más de ciento treinta mil, 140 000, según el último censo, viviendas vacías existen en Canarias. Entonces me parece que eso es lo que tenemos nosotros que movilizar. Ya nuestra portavoz, en una propuesta que fue aprobada en este pleno, una propuesta sobre vivienda, una PNL sobre vivienda, reclamó esta cuestión, y a nosotros nos parece que es además una demanda... Dados los problemas que tenemos con el territorio en Canarias, que se tenga en cuenta toda la cantidad de viviendas vacías, no solamente privadas sino también... quiero decir, de particulares sino también del sector privado, que durante la crisis quedaron vacías, y ahí son, que todos las conocemos, edificios enteros vacíos. Entonces lo que nosotros exigimos y lo que lleva bastante tiempo la ciudadanía demandando es, en atención a la sostenibilidad del territorio, no fomentar más construcción, lo cual también tendría que tener un efecto especulativo, sino incorporar ese gran parque público y privado de la vivienda.

Entonces a nosotros nos gustaría saber qué medidas está tomando el Gobierno canario para intentar coordinar todos estos sectores, ¿no?, porque no podemos tener nosotros 140 000 viviendas vacías en toda Canarias, en general, ¿no?, y seguir pensando en más construcción o seguir pensando, ¿no?, en que eso no tiene nada que ver con nosotros, porque además está distorsionando totalmente el mercado, y no podemos nosotros tampoco, digamos, permitir que ahora se fomente otra vez otra ola especulativa, ¿no?, que recuerdo que fue la causante de la gran burbuja inmobiliaria que nosotros hemos padecido. Por lo tanto, creo que esa es la apuesta.

Nos parece que hay cuestiones importantes en la prórroga esta y lo que usted está señalando que se recoge, de acompañamiento para la gente que se ha quedado, ¿no?, o la gente que ha sufrido desahucios, que se les aumente la renta, la posibilidad de optar a un alquiler social, la gente joven, el pago de luz y agua, ¿no?, para la gente que tiene problemas, porque todo esto está asociado también al problema del empleo.

En definitiva, a nosotros nos parece que tenemos viviendas suficientes como para atender a la demanda, pero es necesario que las instituciones se coordinen y se pongan a la creación de ese gran parque público y privado de viviendas.

Gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Déniz.

Turno del Grupo Popular. El señor Estalella.

El señor ESTALELLA LIMIÑANA: Buenos días, señor presidente. Señorías. Buenos días, señora consejera.

Señora consejera, este es uno de esos problemas que en Canarias se han ido enquistando y que no terminamos de dar una solución, yo no digo definitiva sino razonable, al asunto. Pero por los tiempos que corren, con la economía dando evidentes signos de recuperación sostenida, tenemos que ponernos a trabajar, y al frente el Gobierno de Canarias, que es quien tiene las competencias y cuenta con los dos instrumentos para poder hacerlo, que son el Icavi y Visocan.

Por cierto, lo primero que debe acometer, como ya lo ha expresado, es corregir los desequilibrios financieros que aquejan a Visocan y reorientar la misión y los objetivos de cada uno de estos instrumentos.

Es tan grave el problema de la vivienda que no se puede hacer política partidista con este asunto. Pero no puedo dejar de hacer una crítica histórica, porque Coalición Canaria es en un altísimo porcentaje responsable de los pasos positivos que se han dado en este asunto pero también del estado actual de las cosas. Ya hemos pasado el ecuador de la legislatura y aquí estamos, empezando a alumbrar un plan estratégico de viviendas para Canarias, temporada 2017-2020. Estamos en octubre, ¿qué pensaría usted si fuera uno de los demandantes de vivienda? Y no sin razón me dirá usted que lleva diez meses en el cargo, pero las demandas no tienen plazos y la desesperanza no entiende de nombramientos.

El Grupo Popular quiere hacer una oposición constructiva y por ello le planteo que cuenta con el apoyo del grupo si su plan estratégico, como ha venido a decirnos hoy, incide en los siguientes puntos:

Primero, diagnóstico de los usuarios del parque de vivienda público. Hay que depurar esa información y tomar las decisiones que sean necesarias, señora consejera, porque hay picaresca y fraude en los usuarios. No se trata de ir en contra de nadie, se trata de proteger los derechos de todos y sobre todo de los que menos tienen y más lo necesitan. El fraude en la ayuda pública, además de un delito, tiene unos efectos muy perniciosos en la sociedad, genera una frustración en quien, aun cumpliendo los requisitos, no puede acceder a ella, a ojo de los administrados rebaja la fiabilidad de la institución que gestiona los recursos y además nos debilita como sociedad moderna y avanzada.

En segundo lugar, hay que depurar la lista de demandantes pendientes de asignación, porque es muy sencillo solicitar la ayuda, presentar la documentación y, cuando se cambian las condiciones de acceso a la vivienda, por imposibilidad, por mejora de su actividad, no se corrige.

Tercero, un catálogo de promoción de viviendas públicas y un ambicioso plan de rehabilitación de las mismas.

Y en cuarto, y último punto, un programa de futuro que contenga un mix con los siguientes programas: promoción de vivienda pública o compra de semiterminada, promoción privada de viviendas de protección oficial, ayudas al alquiler y, si me lo permite, un plan para conciliar las viviendas cuyos propietarios quieren ponerlas al servicio de los demás a través de la garantía de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Aprovechemos esta oportunidad que nos está dando la economía para poder poner...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Estalella.

Turno del Grupo Socialista. La señora Corujo.

La señora CORUJO BERRIEL: Gracias, presidente. Buenos días.

Señorías, la planificación en materia de vivienda en la última década ha sido un verdadero desastre. El plan vigente es del año 2009-2012, pero el problema no es solo que no tengamos plan, el verdadero obstáculo es que todavía, con cargo al presupuesto del ejercicio del 2017, estamos pagando las ayudas que tenían que haber pagado en ese periodo y las últimas fueron -recordarán- en julio de este año. Las ayudas a inversiones pendientes de pagar del último plan de vivienda han sido una auténtica rémora para desarrollar nuevas políticas en materia de vivienda en el momento en el que la sociedad más lo necesitaba. El Gobierno de Canarias ha estado con las manos atadas por gastos que correspondían a periodos anteriores. Hemos tenido que atender a demandas en sede parlamentaria de numerosos colectivos que venían a exigirnos que les abonáramos las ayudas a las que tenían derecho, por ejemplo los afectados por la Hipoteca Joven.

Cuando el Partido Socialista, como saben, asumió la responsabilidad directa en la gestión de la Consejería de Vivienda, lo hizo con el peso de esa rémora. Aun así nos comprometimos a elaborar, como le dijimos a la consejera, un nuevo plan y paralelamente fuimos buscando soluciones a las demandas más urgentes. Creamos una oficina de intermediación hipotecaria para ayudar a aquellas familias a no perder su vivienda, ampliamos las ayudas al alquiler, desatascamos procedimientos administrativos que parecía que no iban a acabar nunca, el acceso a una vivienda pública dejó de depender, de ser un sorteo y pasar a medirse con criterios objetivos en función de la necesidad. Sabemos que no contamos, este Gobierno no ha contado con la ayuda del Estado, que en ese momento no veía prioritario financiar el plan estatal, y dejamos muchos proyectos en Canarias en el tintero. Cuando empezamos a disponer de más recursos, con la supresión, que ya conocemos, del conocido IGTE, y tan discutido, el Icavi pidió fondos del Fdcan, pero, como recordarán, estos proyectos no fueron considerados prioritarios por parte del presidente.

Señora Valido, necesitamos que empiece a concretar el nuevo plan, que aproveche el trabajo previo, y le exigimos que no al margen del Parlamento, porque después tendrá que financiarlo con las leyes de presupuestos. Comprométase aquí a tramitarlo en la Cámara, como lo hicimos con el Plan de Salud de Canarias, por la vía del artículo 182 del Reglamento. Y, por cierto, hágalo, señora Valido, cuanto antes, porque tiempo no es precisamente lo que les sobra a los que necesitan verdaderas políticas públicas de vivienda.

Gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señora Corujo.

Turno del Grupo Nacionalista Canario, señora Luis.

La señora LUIS DOMÍNGUEZ: Gracias, señor presidente. Señorías, buenos días.

Señora consejera, es indudable que todos los servicios públicos de esta comunidad autónoma se han visto afectados por la crisis que hemos sufrido, que aún no hemos podido superar y cuyos efectos, por tanto, seguimos padeciendo: recortes, disminuciones brutales de la recaudación, pérdidas significativas en la financiación de las competencias transferidas y, por tanto, de la financiación de los servicios públicos esenciales, pérdida de la mayoría de los planes de inversión e incluso de empleo, entre otros. Pero seguramente si hay un área que ha sido especialmente golpeada por las consecuencias de la crisis y los recortes, incluso con carácter retroactivo, esa ha sido el área de vivienda. Otra cuestión es que, como vivimos en la inmediatez, pues, nos olvidamos o preferimos obviar cómo han sucedido las cosas y por qué las situaciones que hoy padecemos en muchos de nuestros servicios públicos son las que son. Preferimos irnos a lo fácil y descargar las culpas en los demás. Y en ese sentido, señora consejera, usted ha tenido que asumir un área de vivienda en una situación realmente complicada, con la mayoría de las actuaciones del Plan de Vivienda 2009-2012 sin abonar a los beneficiarios, con dificultades para compatibilizar las líneas de subvención, que en su momento los beneficiarios se acogieron porque eran compatibles y con esas condiciones hicieron sus inversiones, se ha encontrado con que las secuelas de la crisis han impedido que miles de familias en régimen de alquiler social pudieran hacer frente a los pagos, con lo que eso supone, e indudablemente ha tenido que entender que se han ido aumentando los recursos para vivienda pero no en la misma medida que otros servicios que han sido priorizados, recordemos, sanidad, dependencia, PCI, educación, entre otros.

Sin embargo, se están terminando de encauzar los abonos pendientes, se han podido corregir legalmente los problemas de incompatibilidad que tanto han demandado los afectados, se están acometiendo los problemas financieros y mejorando y clarificando los sistemas de gestión de Visocan, se está llegando a acuerdos con los cabildos y ayuntamientos en materia de vivienda, también con las entidades financieras, entre otras. Pero es indudable la necesidad de contar cuanto antes con un nuevo plan canario de vivienda que ordene, programe y coordine las políticas de vivienda, con el fin de atender las necesidades de vivienda existentes, que, como sabemos, son importantes.

Somos conscientes de que tanto el contenido como el procedimiento para elaborar ese plan no son sencillos, pero nos parece importante que ya se disponga de ese documento de análisis previo, de estudio, del plan de vivienda, que ya es un adelanto importante. Y, como hemos señalado, esperamos que este nuevo plan de vivienda pueda estar cuanto antes, pero sobre todo, señora consejera, esperemos que sea un plan participado no solo por la Fecam, por la Fecai y por todas las entidades que tengan que ver con vivienda, sino también con esta Cámara y con los grupos, y también le pedimos que...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Luis.

Turno del grupo proponente, del Grupo Nueva Canarias. El señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Señora consejera, yo le decía ayer, cuando hablábamos de pobreza, que tras la intervención del presidente, las sucesivas intervenciones del presidente, yo me quedé más preocupado aún que incluso cuando había leído el informe y yo le tengo que decir que me quedo más preocupado que al principio de la intervención. Es cierto que le quedan diez minutos y usted va a establecer, en la segunda parte, como decía, el resto de la estrategia en materia de política.

Y hay una cuestión que sí que nos alegra: por lo menos tiene ya el horizonte de trabajar hacia un plan. Ahora veremos cómo y cuál es el verdadero compromiso, si falla el Estado, de este Gobierno.

Pero usted hablaba del contexto. Vamos a ir al principio de su intervención, porque es real. Ha habido ausencia total de política de vivienda, usted lo reconocía, pero usted intentaba contextualizarlo en un momento durísimo de recortes llegados desde Madrid, de realidad de nuestra economía, y eso es cierto, pero al contexto le faltó otra parte del análisis, otra parte del relato, y es que en paralelo a las administraciones... Esa fue la consecuencia, que en algunos casos decidieron, decidieron, porque se podía haber optado y decidir otra cuestión, aplicar esos recortes y no sustituirlos, priorizarlos en nuestros presupuestos, aplicando otras políticas fiscales también distintas. Pero es que la otra parte del relato es la de las miles y miles de familias que perdieron su hogar y este Gobierno no hizo absolutamente nada. Mire, la primera iniciativa en este Parlamento y en el conjunto de los parlamentos del Estado español sobre los desahucios fue de Nueva Canarias, en el año 2011, recién constituida la legislatura pasada. Porque cuando se prioriza un tema, cuando se cree en él, se intenta intervenir sobre la realidad y desgraciadamente este Ejecutivo, el anterior, no hizo prácticamente nada, y en el que estamos aquella anunciada oficina que iba a intervenir en esta materia al final se quedó en dos espacios, que estaban en la consejería, y una realidad virtual, como la de la ley canaria del deporte que se anuncia para los e-sports. Es decir, que está o no está, y la realidad para muchísima gente es que no está.

Pero vamos a hablar de contexto. El primero y más importante es que la vivienda es competencia exclusiva de este Gobierno, de esta comunidad, y se abandonó durante muchísimo tiempo, y se pudo actuar. Y es verdad que hubo muchísimos recortes que vinieron de Madrid y, por tanto, eso pudo impedir tener el mejor plan canario de vivienda de nuestra historia, quizás, el del 2012-2016. Pero es que la gente no demandaba eso; cuando nosotros interveníamos en el 2015 pidiendo un plan canario de vivienda aunque fuera de dos años, no pedíamos el mejor plan canario de vivienda de nuestra historia, pedíamos intervenir en una competencia exclusiva y en una demanda de la ciudadanía, y no se hizo.

Y es verdad que vinieron recortes pero falta una parte del relato, señora consejera, y es que también vinieron recursos, porque le recuerdo que en el 2015...; y eso es algo que les va a acompañar en esta legislatura y al menos el que le habla se lo va a recordar constantemente, porque desmonta una parte de sus tesis, que son ciertas: Madrid ha maltratado a esta tierra, Madrid abandonó a esta tierra. Pero cuando tuvimos recursos, pudimos intervenir de una manera distinta. Cuando llegó el IGTE, el previo al Fdcan, 160 millones de euros anuales podían haberse dirigido a problemas que teníamos detectados, a planes que eran imprescindibles y a planes que además ya estaban elaborados, y los dedicamos a otra realidad absolutamente distinta, una realidad sobre planes nuevos para transformar el modelo económico, que yo ya dije ayer, en lo que no creo absolutamente nada, y, bueno, no lo cree nadie, nadie, yo estoy convencido de que ni ustedes. Pero esos 160 millones de euros anuales, que obviamente todo no iba a ir a vivienda, porque hay otras realidades -sanidad, educación, políticas sociales-, pero se podía haber empezado a intervenir. ¿Cuál fue la decisión de este Gobierno?: cero euros, ¡cero euros! Por tanto, eso marca al final dónde se prioriza, cuáles son las prioridades en este tema.

Segundo nivel de intervención, porque hay que contextualizar las cosas, cuando uno no tiene recursos, cuando Madrid maltrata y cuando Madrid hace recortes y cuando Madrid deja de enviar dinero, uno tendrá que buscar los recursos necesarios para aplicarlos en lo que es tu competencia exclusiva y en aquello que crees que es importante. Bueno, pues, este Gobierno, en los sucesivos presupuestos, el del año pasado por ejemplo, decidió bajar impuestos. Es que se elimina prácticamente el impuesto de sucesiones y donaciones, que ha tenido una repercusión de 70 millones de euros, y el otro día conocíamos un informe donde no solamente la gente más pobre, esto ha significado que acepte las herencias, es que se ha incrementado el número de personas que renuncian a las herencias, porque, como denunciábamos nosotros, este no es un elemento que va a afectar a los que menos tienen. Que además podíamos entenderlo, nosotros hubiéramos aceptado sin ningún tipo de problema incrementar la base sobre la que podía haber una exención tributaria para aquellos que heredan exclusivamente algo básico como es una vivienda de escasos recursos, pero no para el que lo hereda todo. Y aquí no se discriminó, este Gobierno no discriminó. Y eso ha supuesto 70 millones de euros en materia de impuesto de sucesiones y donaciones y 20 millones de euros en aquella famosa rebaja tributaria de las colonias, los perfumes, que podríamos estar discutiendo durante mucho tiempo. Pero esa fue la realidad. Y son 90 millones de euros menos que dejamos de ingresar y, por la regla de gasto, 90 millones de euros menos que pudimos gastar. Pero es que no aprendemos, señora consejera.

Y ahora ya entramos en este momento, porque he ido al contexto, porque era importante conocer el contexto, y yo le doy la razón, pero el contexto hay que analizarlo en su conjunto: qué nos ha condicionado a nivel global, cómo nos ha maltratado Madrid, pero también cómo hemos actuado nosotros ante una competencia exclusiva y qué pasos hemos dado. Pero estamos analizando el presupuesto en estos días del 2018, ¡más rebajas fiscales!, y es verdad que algunas están relativamente... hombre, al menos ahora, frente, por ejemplo, a la que nosotros decimos, de los impuestos de sucesiones y donaciones, que no discriminaban, o la de las colonias, es que ahora al menos van dirigidas a algunos sectores, porque tienen necesidades. Pero nosotros seguimos diciendo que, en un momento como en el que estamos, no es momento de rebajas fiscales. Es un momento, con los escasos recursos que tenemos, con una política fiscal adecuada, de intentar incrementarlos para poder actuar sobre las políticas necesarias en nuestra tierra, y la de la vivienda es una. Y vamos a bajar impuestos y desgraciadamente, conforme va avanzando la negociación, vamos descubriendo nuevas rebajas: bonificaciones en el IRPF y numerosas cuestiones más. Con lo cual nos vamos a encontrar en un escenario de entre 70, 90, 100 millones de euros menos de ingresos y 100 millones menos de posibilidad de gasto por la regla de gasto. Y luego subiremos aquí y diremos que, con el marco presupuestario que tenemos, es que es difícil poder atender todo. Es que si tenemos problemas en sanidad, si tenemos problemas en políticas sociales, si tenemos problemas en educación, hombre, tampoco podemos actuar en materia de vivienda, competencia exclusiva nuestra. Pues probablemente para lo que no tendremos es para el mejor plan canario de vivienda de la historia de esta tierra, pero sí es necesario ser coherente con nuestras necesidades en los presupuestos, en la política fiscal y de ingresos para poder intervenir en esa vía.

Yo le decía que además quería hacer un apartado especial en la relación que había entre vivienda y pobreza. Cuando conocíamos los datos del estudio de ayer, es verdad que podemos también intentar contextualizarlo en multitud de aspectos. Podemos intentar enmascararlo sobre que estos datos se hacen sobre una realidad europea, pero eso lo puede decir España con respecto al resto de países, pero Canarias con respecto al resto de comunidades no, porque son los mismos criterios. Y hay uno de los indicadores que es fundamental, que es el de la carencia, digamos, de elementos materiales, y son indicadores que podríamos discutir, como no tener una televisión en color, como no disponer de un móvil, por intentar simplificar mucho. Es difícil que alguien que gasta todo su presupuesto en pagar un alquiler de vivienda pueda tener una televisión en color; es más, el que ni siquiera tiene vivienda no tendrá televisor porque no tiene donde colocarlo, vive con sus padres, retornando con sus hijos, como ha sido la realidad de miles y miles de canarios. Y podríamos discutir esas cifras y podríamos discutir ese estudio, pero es que no está aislado; ese es un estudio que, si lo comparamos luego con el resto de los indicadores, donde nos colocan a la cola en materia de percepción del ciudadano sobre nuestros servicios sanitarios... ¡hombre!; cuando los estudios en materia educativa nos colocan también a la cola, ya empieza a tener una cierta coherencia; cuando en materia de dependencia tenemos 12 000 personas en listas de espera y tardamos quinientos días entre que se solicita y finalmente se tiene el PIA, hombre, empieza todo a cuadrar. Y al final aparecen los datos de pobreza y resulta que en ese contexto, pues, ahora empiezan a cuadrar las cosas.

Y por eso nosotros lo que decimos es, es absolutamente necesaria política de vivienda. Usted ha hecho hoy un análisis en la primera parte yo creo que con muchos espacios comunes y, eso sí, con una invitación al diálogo, al trabajo conjunto con las administraciones. Yo le pediría también con las organizaciones de consumidores, también con la PAH, con las organizaciones sociales, que han estado durante mucho tiempo supliendo las carencias de la Administración en muchos aspectos, sobre todo a aquellos que han perdido la vivienda. Espero que también usted tenga contemplada esa parte del trabajo.

Y una pregunta, señora consejera, si finalmente, con este contexto económico que estamos viviendo, con la realidad política que estamos viviendo también a nivel estatal, que puede dar por concluida la legislatura en breve, por lo tanto, nos podíamos encontrar sin gobierno y sin presupuestos; si eso no existiera, ¿este Gobierno, aun así, va a seguir adelante con una política clara de vivienda en Canarias con recursos propios?

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Campos.

Turno para el Gobierno. Señora consejera.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Bien. Voy a empezar por el orden de intervenciones, diciendo a la señora Melodie, de la Agrupación Socialista Gomera, que, mire, desde que llegamos estamos trabajando en este documento. Hemos mantenido reuniones con cabildos y ayuntamientos, tenemos un documento ya que presentar a la Fecam en el plazo de dos días, porque la reunión se había fijado para el 25, y creo que hemos hecho una buena parte del trabajo.

Hemos tenido en cuenta, como usted dice, las necesidades insularizadas. A medida que hemos ido visitando las islas hemos hablado de vivienda con todas las administraciones y hemos visto con claridad que los problemas de vivienda, como otras muchas cuestiones, no son iguales en todos los territorios ni se pueden resolver de la misma manera en todos los territorios.

Por eso este documento, que llevamos después de escuchar mucho para trabajar con todos, tiene que ser un documento, es obligatorio que sea un documento participativo, donde no solo participen las administraciones, también los grupos de esta Cámara, también la PAH, como se ha dicho, u organizaciones de consumidores, porque queremos un documento con el que todos estemos de acuerdo.

He esbozado las líneas estratégicas de ese documento que vamos a llevar, que vamos a empezar a negociar y que vamos a empezar a trabajar. Es solo el esqueleto de lo que queremos construir con todos. No vamos con un documento cerrado, a ver si están de acuerdo o no y si lo enmiendan o no, vamos con una estrategia, con una relación de acciones y de líneas mejorables y modificables, y ahí estoy segura de que vamos a encontrar entre todos una solución de futuro en la que podamos determinar qué es lo urgente, qué es lo prioritario, qué podemos hacer con fondos propios, qué fondos tenemos que conseguir en el Estado.

Antes hablaba de que Canarias tiene un importante parque público, hablaba de 15 000 viviendas, y me dejaba detrás las 4500 de Visocan: 19 500 viviendas.

Comparto con el señor Déniz que debemos evitar la construcción innecesaria, estoy absolutamente de acuerdo, pero, mire, tampoco podemos comprar a cualquier precio. Las viviendas que están vacías en stock tienen propietarios. Muchos son bancos, la gran mayoría, que tienen viviendas en sitios en los que en poquísimo plazo de tiempo van a poder vender al doble de lo que la Administración pública está dispuesta a pagar por esas viviendas embargadas. Estamos trabajando en un pliego insularizado, porque tenemos que insularizar el stock, las posibilidades de compra que tenemos en cada isla, para poder sacar, hacer un primer intento de compra de viviendas vacías en el mercado con las condiciones de la Administración pública. Veremos si en todas esas viviendas en manos de bancos están dispuestos a las condiciones que la Administración pública pone para adquirirlas o si están dispuestos a ponerlas en alquiler social. Ese tipo de medidas está probablemente en la clave de algunas de las soluciones al problema de la vivienda, pero exige un cambio de legislación muy radical que el Estado debe plantearse. Nosotros no lo podemos hacer. Tendremos que acudir al mercado, tendremos que sacar los pliegos y, dependiendo del interés por los precios que nosotros podamos ofertar, ver qué viviendas podemos comprar en cada una de las islas.

Construir lo mínimo, pero es que hay islas en las que no nos va a quedar otro remedio. Hay islas en las que no tienen ningún interés en vendernos, porque la vivienda se ha convertido en una fuente de ingresos importante vía el alquiler vacacional y, desde luego, no podemos pagar los precios que se están planteando. En esas islas, si queremos mejorar y hacer crecer el parque público, tendremos que construir alguna promoción de viviendas que dé salida a la gente que en esas islas no tiene recursos para encontrar un hogar.

Tenemos que revisar, desde luego, el stock y estamos trabajando en ello, pero esa convocatoria y esos pliegos insularizados nos van a dar una información muy valiosa de la realidad de todo ese parque de viviendas vacías del que hablamos, en manos de quién están y en qué situación están, para negociar o para vender.

Señor Estalella, de todos los puntos que usted ha planteado creo que el cien por cien está recogido en el documento base que queremos trabajar. Por tanto, yo no tengo nada que decir a sus propuestas porque las comparto.

Usted ha hablado de Visocan. Comparto su preocupación. Una de las primeras cosas que hice cuando llegué a la consejería fue conocer la auditoría que en el 2016 entregaron a la consejería, con unas recomendaciones en las que ya estamos trabajando. Me encontré esa auditoría, vimos con Hacienda la situación, decidimos que Visocan es una herramienta útil y necesaria y que tenemos que resolver su situación financiera. En eso estamos trabajando, pero además tenemos que hacer esa revisión de la ocupación de las viviendas públicas que usted propone de manera clara. Es más, vamos a empezar ya, porque a través de los fondos de este año podemos empezar a hacer ese trabajo. Con lo cual no tengo mucho que decir a su intervención, salvo que comparto sus preocupaciones, pero además de compartirlas estamos en ello y espero también contar con su colaboración en la redacción del futuro plan.

Quería pedirle disculpas a mi compañera de partido, a Elena, porque ayer en la comparecencia de dependencia se me fue todo el tiempo en tratar de defender mis argumentos y de contestar a todo el mundo y no le contesté a las preguntas que hizo, y hoy aprovecho para disculparme porque tenía el mismo derecho que el resto de diputados y diputadas a que hubiera atendido a sus preguntas.

Insisto -y termino con la intervención de don Luis, proponente de esta comparecencia- en que tenemos trabajo avanzado. Estamos trabajando en el equilibrio financiero de Visocan, estamos empezando la revisión de la ocupación del parque público, hemos logrado un buen acuerdo de ampliación del convenio con el Estado, que nos está permitiendo invertir y hacer muchísimas cosas en materia de vivienda, cerrar con ayuntamientos ARRU, rehabilitación, y tenemos un documento, créanme, importante que recoge las claves para la mejora de la vivienda en Canarias, con el que en poquitísimo tiempo, espero, la directora general de Vivienda pueda sentarse con cada una de las personas delegadas por cada uno de los grupos para terminar de cerrar lo que sea la base del nuevo plan canario de vivienda.

Yo comparto con usted, don Luis, el escenario económico que ha planteado. Usted también ha dicho que lo comparte conmigo y que tenemos que hacer historia, pero al final, en una comparecencia que usted me pide para hablar de las líneas estratégicas del futuro plan, yo no voy a entrar en un debate económico de si reformas fiscales sí, reformas fiscales no. Estamos en un momento de negociación en el que probablemente ustedes, como negociadores, tengan incluso más información que yo. Así que me va a permitir que me limite a hablarle de lo que son las líneas estratégicas de vivienda para el próximo plan.

Estoy de acuerdo con usted y además creo que es fundamental, para que no nos pase lo que nos ha pasado ya con anterioridad, en años pasados, que cuando tengamos la oportunidad de aprobar este plan dejemos negro sobre blanco todas las actuaciones que la comunidad autónoma se compromete a hacer con fondos propios y aquellas que deberán venir del Estado, porque de esa manera, si el Estado no cumple, si de repente aparece otra crisis económica y aparece otra ley de estabilidad y se vuelven a modificar las reglas del juego, y aparecen todas las reformas que han aparecido, entonces quedará también negro sobre blanco quién cumple y quién no cumple y qué cosas no hay por culpa de quién. Así ya no tendremos esas dudas y ese debate continuo, que parece que nadie sabe de quién es culpa que en los últimos años hayamos acumulado las deudas, de tener que pagar cosas que no teníamos que pagar solos.

Por tanto, acepto ese reto o envite que usted me plantea de no solo trabajar la estrategia, no solo que sea participada, no solo mejorarla en lo posible, no solo negociar con el Estado, sino además de comprometernos como Gobierno autonómico a las partidas necesarias para las cuestiones que consideremos entre todos que son imprescindibles y que serán aquellas que afecten a los más vulnerables: la intermediación, el acompañamiento y lo que entre todos decidamos.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora consejera.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-1369 Sobre -Consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda-, sobre las líneas estratégicas del Plan Canario de Vivienda.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico