Diario de Sesiones 92/2017, de fecha 25/10/2017 - Punto 6

9L/PNL-0469 PROPOSICIÓN NO DE LEY, DEL GRUPO PARLAMENTARIO NACIONALISTA CANARIO (CC-PNC), SOBRE LA GANADERÍA DE COSTA DE FUERTEVENTURA.

La señora PRESIDENTA: Pues entonces iríamos a la PNL-0469, del Grupo Parlamentario Nacionalista Canario, sobre la ganadería de costa de Fuerteventura. (Rumores en la sala).

Para su defensa, el señor Cabrera.

Señorías, silencio, por favor.

El señor CABRERA GONZÁLEZ: Muchas gracias, presidenta.

Agradecer a los portavoces poder alterarlo.

Y, bueno, esta iniciativa que presenta mi grupo realmente es una iniciativa que recogemos de las preocupaciones que en muchas de esas apañadas nos transmiten los ganaderos, los comisionados, bueno, con la preocupación que se suele ver una actividad que lleva cientos de años practicándose y que, bueno, siempre está esa preocupación de que pueda desaparecer, que no tenga mucho futuro, con lo que ha significado. Veíamos al inicio de esta sesión plenaria ayer como el silbo gomero puede ser un magnífico ejemplo de que, a través de la educación, de la difusión, del conocimiento y de la insistencia en que los más jóvenes puedan conocer nuestras raíces, pues, se pueden mantener costumbres que tienen cientos de años en Canarias.

El objetivo es conseguir una triple vertiente, que nos permita, por un lado, el reconocimiento, el conocer y el reconocer la labor de esta actividad tan ancestral, conocerla en profundidad, asegurar su mantenimiento en el tiempo, su preservación en todos los componentes culturales que tienen mucho que ver con toda nuestra identidad cultural; y sobre todo también regularla, porque es necesario no confundir lo que es el ganado de costa con el ganado muchas veces incontrolado y que se quiere confundir con una actividad que, en el caso de Fuerteventura, empezó hace más de dos mil años, con toda probabilidad. Nos decían ayer que el silbo lleva como mil cuatrocientos tres años, podemos estar hablando, estamos hablando de actividades prehispánicas que se siguen manteniendo vivas en Canarias.

Es un modelo de ganadería extensiva o semiextensiva que tiene muchas referencias documentales, hay muchas referencias documentales, que posiblemente lo que encontraron, cuando la colonización europea lo que encontraban es, lo que hoy llamamos ese ganado de costa es lo que posiblemente se practicaría, no solo en Fuerteventura sino en muchas islas.

De esta manera la suelta del ganado para que sobreviviera de forma extensiva se fue convirtiendo en la forma de funcionar, de subsistencia, de una isla árida como Fuerteventura. Sin aportes de alimento, el ganado, controlado por las zonas del mancomún, por las zonas donde estaba definido, pues, fue generando esa economía de subsistencia durante muchos siglos en Fuerteventura.

Y en torno a esa economía propia se fueron generando costumbres y prácticas que se han ido manteniendo como una cultura singular a lo largo de todos estos tiempos. Miren, existe la figura de los comisionados de costa, existen los usos asociados a los terrenos que se denominan "mancomún", tenemos la conservación y transmisión de las gambuesas, muchas de ellas, pues, desde su estado original, la organización y desarrollo de las apañadas -que les invito, si sus señorías lo tienen a bien, a que vivan una apañada, porque es vivir algo de nuestras raíces, algo de nuestra identidad; vivirla, no ir, sino vivirla con intensidad-, las técnicas de pastoreo, el tema de los batidores, la participación vecinal, las marcas, que es todo un tema hereditario, el tema de los teberites, apasionante. Y, bueno, la apañada, la apañada en sí como una actividad comunal, de participación de todos los vecinos, que al final de lo que se trata es de recoger ese ganado, el que está en esas zonas de mancomún, para llevarlo a la gambuesa, poderlo identificar, seleccionar los ejemplares que se quieran, bien para carne o bien para la renovación genética, seleccionar los mejores, los mejores machos, y sobre todo atender al ganado, ordeñándolo, despiojándolo, marcándolo, etcétera.

Ligado a esto, viene una serie de infraestructuras, como las gambuesas, los corrales del concejo, muchas veces ya desaparecidos; ligado también a las gateras, a los socos de los ganaderos, etcétera.

No obstante, tenemos que reconocer también, como les decía antes, que asociado al ganado de costa muchas veces ha habido ganado en los interiores, que daña, que no respeta los cultivos, pero ese no es el ganado de costa que hoy estamos trayendo aquí para defender y mantener.

Esta problemática la tenemos que ir mejorando y ese es un trabajo que harán también nuestras corporaciones locales, porque está muy claro y muy definido dónde tiene que estar y dónde ha estado siempre desarrollándose este ganado de costa. Mire, en ese sentido cabe recordar que existe toda una tradición de normas de uso y casos en los que, a partir de los denominados corrales del concejo y los alcaldes pedáneos, se ha ido avanzando en todos estos siglos a lo largo de nuestra historia.

Fuerteventura cuenta con una amplia tradición asociada a las marcas, que se heredan de padres a hijos, y que hoy existen marcas originarias registradas en muchos de los municipios de la isla de Fuerteventura.

En el plano positivo, igualmente valorar la importancia que la denominada ganadería de costa nos ha mantenido en la isla de Fuerteventura, su conservación y valorización genética de la raza de la cabra majorera. Según expertos, el ganado de costa es el que nos ha permitido mantener la raza propia de la cabra majorera, que saben ustedes que tiene un alto rendimiento lechero, una cualificación y adaptabilidad al terreno árido como ningún otro animal.

Estas actividades se han ido convirtiendo también en un importante complemento económico, que cuenta con un gran potencial para poner en valor el aprovechamiento, de una forma especial, de la calidad de sus carnes, en un momento en que vivimos la industrialización o la ganadería industrializada poder contar con carne cien por cien ecológica, con carne de alta calidad, también pone una parte importante de su valor.

Por todo esto, desde el Grupo Nacionalista, desde Coalición Canaria, lo que planteamos es una serie de medidas, una serie de propuestas, que nos pongan en valor esta actividad ancestral, que ayuden a la difusión y conocimiento de sus características y que contribuyan a su ordenación a partir de unos criterios de sostenibilidad y compatibilidad con el ecosistema natural.

La propuesta -me queda tiempo- que le traemos a la Cámara para si lo tienen a bien es instar al Gobierno de Canarias a:

Primero, proceder a la declaración de la ganadería de costa como de interés regional, con todos los efectos que eso tiene.

Segundo, poner en marcha medidas oportunas para favorecer su conocimiento y valorización a través de los contenidos canarios. Ayer teníamos un magnífico ejemplo de cómo desde la educación los más pequeños son capaces de convertirse en auténticos transmisores. Bueno, pues, a través de los contenidos canarios, unidades y recursos didácticos específicos, después de muchas tesis que hay hechas por expertos, tendríamos la información necesaria para que pudiese entrar en nuestros colegios, pudiese difundirse el patrimonio material e inmaterial que hay en torno a las gambuesas, en torno a las apañadas, con todas las características del entorno natural, el conocimiento de los alumnos sobre el entorno geográfico, la historia ganadera de Fuerteventura, que fue nuestro propio origen de desarrollo, la relación que los mahos tuvieron desde el ganado con la propia actividad económica y la importancia que siempre ha tenido este sector para una isla como Fuerteventura.

Impulsar medidas de colaboración con colectivos ganaderos e instituciones para asegurar esa sostenibilidad ambiental. Seguimos, repito, hablando de ganado de costa, que está muy bien definido. Estamos hablando del mancomún, de la zona de malpéi, de zonas no productivas donde siempre se ha ido manteniendo esta tradición.

Valorar, conservar y difundir las infraestructuras ganaderas, las que les decía antes, tanto las gambuesas, los corrales de concejo como las gateras.

Estudiar, recuperar y difundir las marcas tradicionales de identificación del ganado de Fuerteventura, así como la tradición oral, que es muy rica actualmente, relacionada con las capas y las descripciones de los ejemplares.

E impulsar acciones para un mejor estudio y difusión de los valores patrimoniales materiales e inmateriales de la ganadería de costa de Fuerteventura.

Gracias, presidenta.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Cabrera.

Hay una enmienda del Grupo Parlamentario Socialista. Para su defensa, la señora Cabrera.

La señora CABRERA NODA: Gracias, señora presidenta. Señorías, buenos días.

Hablamos de la cabra. La cabra, animal cuasi mitológico, al servicio siempre de la supervivencia del majorero y que quiere seguir ejerciendo como guardián de ese cacho de desierto lanzado al mar que es Fuerteventura. Así dice el cantar y así reza el sentimiento de los majoreros y majoreras hacia el ganado caprino, que ha sido referente en la isla de Fuerteventura a lo largo de la historia hasta nuestros días.

La condición humilde de la mayor parte de las familias de Fuerteventura influyó en que pasaran gran parte de su vida dedicándose a sacar fruto de la tierra que habitaban, y es aquí donde cobra relevancia el ganado caprino, puesto que ha sido la base de la economía ganadera de nuestra isla, destacándose el ganado de costa por su importancia numérica y social.

La cabra de Fuerteventura siempre ha sido y es un animal muy apreciado, por su resistencia y por su condición agreste, como la tierra majorera. Las características de la cabra y la isla se asemejan y se complementan. La gran capacidad de adaptación a diferentes hábitats, la buena producción de leche y carne durante periodos de escasez y el rápido poder de reproducción hacen de dicha población caprina... que sea la mejor ganadería que puede tener la isla de Fuerteventura.

La importancia histórica de las cabras en la economía y cultura de las islas queda de manifiesto, entre otros factores, en el hecho de que actualmente en el archipiélago se reconocen varias razas caprinas. En Fuerteventura contamos con la muestra de dos poblaciones con características diversas. Por un lado están las cabras de Esquinzo, en Pájara, que no muestran diferencias con respecto a otras poblaciones, por lo que se puede deducir que su origen es reciente, mientras que el ganado de Ajuy, al oeste de Fuerteventura, tiene diferencias, por lo que probablemente tiene su origen en una población ancestral prehispánica.

Como ya se ha comentado, existen actualmente tres tipos de explotaciones o manejos del ganado, que son el intensivo, que es el estabulado; el extensivo, el ganado de costa; y el semiextensivo.

Es en Fuerteventura el único sitio del archipiélago donde se mantiene, se encuentra activo, el sistema extensivo, que es el ganado de costa, donde periódicamente, como ya ha comentado el proponente, se realizan las denominadas apañadas. Se recoge el ganado, se administran los baifos nacidos durante el año y se castra a los machos. Una parte de ese ganado se captura especialmente para el aprovechamiento de su carne, ya que cuenta con calidad, autenticidad y valor gastronómico demostrado y declarado, lo que debemos tener presente para seguir desarrollando acciones que incentiven la demanda de carne de cabra de costa. Y esto pasa por incentivar la calidad de la producción para lograr una mayor identificación del producto, favorecer nuevos canales de comercialización y lograr incorporar cada vez más este producto a la restauración de calidad.

Teniendo en cuenta las cualidades de la carne de cabra de costa y el paso importante que supone este hecho para dar a conocer la gastronomía y los productos canarios es por lo que desde el Grupo Parlamentario Socialista hemos planteado una enmienda de adición que consiste en estudiar la viabilidad de fomentar la constitución de una denominación de origen en torno a las producciones ganaderas vinculadas a la ganadería de costa de Fuerteventura.

Nada más. Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Cabrera.

Para fijación del grupo, de la posición del grupo, el grupo proponente, señor Cabrera.

El señor CABRERA GONZÁLEZ (Desde su escaño): Sí, aceptamos, porque plantea estudiar esa posibilidad y será una opción que dirán los propios sectores.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Cabrera.

Seguimos. El Grupo Mixto, señor Ramos Chinea.

El señor RAMOS CHINEA: Gracias, señora presidenta.

Desde nuestro grupo indudablemente vamos a apoyar esta iniciativa, porque la ganadería de costa de Fuerteventura es un sistema pastoril aborigen que se mantiene en la actualidad y que se ha ido transmitiendo de generación en generación. Indudablemente merece la consideración de interés autonómico a todos los efectos.

Debemos apoyar este sistema de ganadería ancestral y a los ganaderos que practican este sistema de ganadería, un sistema de apañadas, mancomún y comisionado que controla las cabras que pastan en el litoral. Sin ir más lejos, el mancomún del municipio de Antigua, que son zonas eriales y sin interés agrícola, acoge a más de cuatro mil cabezas de ganado, principalmente cabras, y a unos 80 ganaderos, siendo la más importante de Fuerteventura. Mostremos, por tanto, nuestro máximo respeto y admiración a la labor que realizan los ganaderos del mancomún, día a día, mes a mes y durante el transcurso de los años, manteniendo una tradición que forma parte de nuestra cultura y que es muestra de identidad y de arraigo, cuestiones tales que forman parte integrante de los intereses canarios. Y recordemos, señorías, que precisamente la defensa de los intereses canarios es, según el artículo 1 de nuestro Estatuto de Autonomía, formando parte de su título preliminar, una de las tareas supremas que asume nuestra comunidad autónoma, junto con la solidaridad entre todos cuantos integran el pueblo canario, del que emanan sus poderes, el desarrollo equilibrado de las islas y la cooperación con otros pueblos. A lo que debe añadirse que en el artículo 5.2, letra b), nuestro Estatuto establece lo siguiente: "Los poderes públicos canarios, en el marco de sus competencias, asumen como principios rectores de su política la defensa de la identidad y de los valores e intereses del pueblo canario".

Es nuestro derecho y nuestra obligación defender la identidad de nuestras islas, velar por los valores e intereses del pueblo canario y defender de esta forma la ganadería de costa de Fuerteventura como parte de nuestra tradición y nuestro arraigo, cuestión que cobra aún más importancia con el contexto en el que vivimos, en el que se hace esencial dar un impulso a todos y cada uno de los motores económicos de Canarias y en el que la diversificación de la economía es la aspiración a alcanzar a fin de conseguir un desarrollo sostenible e integrador que sea capaz de crear riqueza y también de redistribuirla.

Es fundamental recuperar las gambuesas o corrales, algunos de ellos centenarios, acometer el arreglo de bebederos, así como recuperar fuentes y manantiales naturales. Es imprescindible, sin lugar a dudas, hacer a todos partícipes de esta tradición de Canarias.

Y es por todo lo anterior y por nuestro compromiso con Canarias por lo que la Agrupación Socialista Gomera apoyará la presente proposición no de ley.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señor Ramos Chinea.

Turno ahora para el Grupo Nueva Canarias. Señor Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ PÉREZ (Desde su escaño): Gracias, presidenta. Buenos días a todos. Señorías, señores consejeros del Gobierno.

El historiador Abréu Galindo, cuando se refería a los animales que poblaban la isla de Fuerteventura, resaltaba la gran cantidad de cabras existentes en dicha isla, resaltando las cualidades lecheras de las mismas que en el presente se conservaban.

Fuerteventura es una isla, por su pasado, presente y tendencias de futuro, fundamentada en la explotación caprina. Básicamente hay dos tipos de gestión: una dirigida a una producción económica y otra basada en perpetuar el uso tradicional de la cabra salvaje, por medio de su manejo en batidas, por zonas, en lo que denominan apañadas, para ser posteriormente liberadas. Esta dinámica de gestión ha generado la existencia de un tipo de cabra de intensivo o semiextensivo y la denominada de costa o guanil en caso de no tener propietario.

Es cierto que en los últimos años se han realizado avances en la cría, mejora genética y difusión de la raza majorera, pero debemos ir un paso más allá en la formación y conservación de esta raza de cabra autóctona, así como para mantener el libro genealógico de la raza caprina en Fuerteventura.

Según los datos del Istac, del 2014 al 2016 se ha disminuido en casi dos mil cabezas de ganado caprino y debemos tener en cuenta, señorías, que esto afecta también a la Denominación de Origen Protegido Queso Majorero. De ahí la importancia de esta proposición no de ley que presenta el señor Cabrera y que nuestro grupo, el Grupo Nueva Canarias, va a apoyar, porque, por un lado, propone la declaración de la ganadería de costa de Fuerteventura de interés autonómico; por otro lado, pues, propone divulgar su valor e historia en el ámbito educativo; el impulso de la colaboración con los colectivos ganaderos para alcanzar un equilibrio con la agricultura y la sostenibilidad ambiental; por otro lado, reconocer y poner en valor las importantes infraestructuras ganaderas asociadas a esta actividad; y, cómo no, también recuperar y difundir las marcas tradicionales de identificación del ganado, que actualmente está en retroceso.

Sin olvidar, señorías, que lo imprescindible para el sector ganadero canario es resolver la problemática de la legalización de las explotaciones ganaderas, que desde la Consejería de Agricultura se está trabajando, y el beneficio...; porque todos sabemos el beneficio, de la regularización, que esto tiene, además de para el propio ganadero, también para el interés general al exigirse como condicionante para su legalización en plazos razonables la mejora sanitaria, ambiental y paisajística de las instalaciones.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Rodríguez.

Turno ahora para el Grupo Podemos. Señora Monzón.

La señora MONZÓN NAVARRO (Desde su escaño): Sí, buenas tardes.

Con esta PNL, evidentemente que nosotros también vamos a apoyar, sí quería hacer algunas puntualizaciones. Aquí se ha hablado -que es verdad- de que es una actividad que se remonta desde antes de la conquista, donde se soltaban todas esas cabras -ha sido explicado por el proponente-, donde se apañaban, se hacía una comida y además es mancomunada, la solidaridad de todos los vecinos, y el aprovechamiento principalmente de la carne, que es donde estas cabras de costa, más que la leche realmente lo que se aprovechaba y se aprovecha es la carne. También como reservorio genético, son razas duras, adaptadas al terreno, que muchas veces, incluso en la actualidad, hay gente que tiene cabras de costa pero también tiene cabras estabuladas, es decir, en explotación intensiva, las tienen en sus establos, y muchas veces estas propias cabras, para reponer, digamos, las cabras estabuladas, pues, se reponen muchas veces, en esas apañadas, se utilizan cabras de costa también para reponerlas. Y también ese reservorio, decíamos, cuando puede haber algún tipo de daño sanitario sobre las cabras, alguna enfermedad, pues, también sirven de reservorio para poder establecerlas o restablecerlas más rápidamente.

Esta tradición, como decía usted, no solamente es en el tema de las cabras sino en las estructuras, como las gambuesas, que usted comentaba antes. También los perros, los perros en las apañadas, esa tradición de ver perros pastores, como trabajan en Canarias a la hora de regular ese ganado, como ayudan a los pastores. Hay un miembro, que ha sido miembro de esos comisionados que usted comentaba de cabras, que comentaba que esta tradición la compara con como queda ahora el salto del pastor, que queda como algo, si me permiten, anecdótico y deportivo, a la hora de exhibirlo como algo de antaño pero que se va perdiendo, y que evidentemente esto es lo único que queda todavía con actividad productiva y que nos toca conservarlo y preservarlo. Aunque es verdad que hay puntos a lo mejor de controversia, por ejemplo el marcado, en el que puede haber daño al ganado, y evidentemente esto es algo que tenemos que ver y que tiene que adaptarse a la normativa para evitar que haya daño a los animales.

Otro problema que tienen es la adaptación a la normativa europea para que puedan regularse las ayudas, para que estén en el registro del REGA, la identificación del ganado, el tema de los crotales, hay algunos que sí han crotado también a estas cabras de costa, pero evidentemente eso es un problema que tenemos que resolver y buscar fórmulas para que desde la Unión Europea entiendan otras formas también de producción. Y quizás una de las soluciones sea que el aprovechamiento de carne, pues, sea a través de los mataderos, que se registren a través del peso del ganado y así puedan tener ayudas las personas que se dedican también a esta actividad. Es algo que hay que ir avanzando, que hay que ir estudiando, que hay que promover precisamente la salvaguarda de esta actividad.

Y por supuesto, como decía, no solamente conocerla sino promoverla y preservarla para que siga manteniéndose.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Monzón.

Y para concluir esta PNL, el Grupo Popular. La señora Montelongo.

La señora MONTELONGO GONZÁLEZ: Gracias, señora presidenta. Señorías, ciudadanos de Canarias.

Nosotros nos vamos a sumar a la aprobación de esta proposición no de ley. Lo que también queremos manifestar es nuestra sorpresa por cómo, después de doce años de presidente del cabildo, nunca hizo ninguna de estas propuestas. Aunque es verdad que casi que mejor, porque hubiese quedado como promesa, como lo del silo del millo, que iba a abaratar la comida de los ganaderos, y quedó en promesa; o por ejemplo la ocurrencia de las máquinas expendedoras de leche de cabra, que quedó en ocurrencia; o aquella red de riego que se vendía a los ganaderos cada año en la inauguración de Feaga. En fin.

Yo, señor consejero, teniendo en cuenta que está usted presente hoy aquí, no quiero desaprovechar esta oportunidad para pedirle que por lo que hay que luchar seriamente es por el sector ganadero de Fuerteventura. La ganadería de Fuerteventura pasa por uno de sus peores momentos. El año pasado se redujo en un 50 % la producción de leche, y eso significa que ha mermado el sector ganadero. Yo les pido hoy aquí que tenemos que pelear por la legalización de las explotaciones ganaderas -¡eso sí es un problema!-, que les prometieron con la Ley de Medidas Urgentes, luego con la Ley de Armonización y ahora con la Ley del Suelo. Hagámoslo una realidad, señor consejero. O las ayudas, que se cobran con retraso, con mucho retraso, y que obligan al ganadero a tener que autofinanciarse para poder soportar la explotación ganadera. Hagámoslo como en sectores como el plátano, donde las ayudas se dan por anticipado y de esta manera tendremos igualdad de condiciones en los sectores.

Yo lo que quiero plantear es que la ganadería de Fuerteventura es el gran sello que distingue a nuestra isla. El queso majorero es el gran sello que distingue la denominación de origen de Fuerteventura, por la que nos distinguimos. Ya el propio Tribunal Superior de Justicia de Canarias ha tumbado también una denominación de origen paralela que el propio señor Cabrera propuso en su etapa de presidente. Y no hagamos más experimentos; entre todos lo que tenemos que hacer es defender, apostar y poner todas nuestras energías en que ese producto maravilloso que es el queso de Fuerteventura, que es el más premiado allá donde va, incluso en ferias internacionales, siga teniendo garantías de subsistencia, siga teniendo todos los elementos necesarios para que no sea un sector que desaparece año tras año sino que sea un sector boyante, con la ayuda del Gobierno de Canarias.

Nada más y muchísimas gracias.

La señora PRESIDENTA: Gracias, señora Montelongo.

Señorías, llamamos a votación (suena el timbre de llamada a la votación). (Pausa).

Señorías, ocupen sus escaños. Vamos. Ocupen sus escaños, señorías.

Comienza la votación.

(Pausa).

Señorías, 49 votos emitidos: 49, sí, ningún no y ninguna abstención.

Aprobada por unanimidad de los presentes, señorías.

(Aplausos).


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico