Diario de Sesiones 124/2018, de fecha 27/6/2018 - Punto 4

9L/PNL-0604 PROPOSICIÓN NO DE LEY, DEL GRUPO PARLAMENTARIO SOCIALISTA CANARIO, SOBRE LAS 35 HORAS SEMANALES DEL PERSONAL AL SERVICIO CANARIO DE LA SALUD Y DE LAS ADMINISTRACIONES PÚBLICAS.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Finalizada la comparecencia pasamos a ver la PNL, instada por el Grupo Socialista Canario, sobre 35 horas semanales del personal al Servicio Canario de la Salud y a las administraciones públicas.

Para su defensa el señor Hernández, don Marcos.

El señor HERNÁNDEZ GUILLÉN: Gracias, presidente. Buenos días, señorías.

Hoy les quiero emplazar a un gran anhelo. Iré desarrollando ese anhelo a ver si coincidimos el conjunto de la Cámara en el mismo.

Muchos han sido los años de disputa entre Gobierno y comunidades autónomas que han intentado restablecer la jornada laboral de 35 horas semanales en la sanidad pública.

Allá por el año 2012, y con fecha 20 de abril, se estableció vía real decreto-ley aquello que eufemísticamente llevaba el rimbombante eslogan de "Medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y mejorar la calidad y seguridad de sus prestaciones".

Bajo ese eufemismo la realidad iba aparejada a tristes y lamentables noticias desde el Ejecutivo central. De una sola tacada, en nombre del sostenimiento del sistema, quedaron fuera de ese mismo sistema sanitario 900 000 personas; un real decreto que acabó de golpe con el principio de universalidad de la sanidad española al retirar la tarjeta sanitaria a las personas sin papeles que residían en el país. Pero no solo, lamentablemente, no solo acababa con la universalidad de la sanidad sino que, además, llevaba aparejada, durante el tiempo de aplicación, la pérdida del conjunto del Estado en actividades sanitarias de unos dieciséis mil puestos de trabajo, hay quien lo cifra incluso en pérdida de diecinueve o veinte mil puestos de trabajo.

También llevaba aparejada una pérdida de derechos laborales, entre ellos la elevación de la jornada laboral a treinta y siete horas y media en la Administración pública. ¿La excusa? La de siempre: ahorro de gasto y contención del déficit público; ¿la respuesta por parte de los afectados?: como no podía ser de otra forma, rechazo frontal a tal medida.

Señorías, las 35 horas semanales eran un derecho para los trabajadores y trabajadoras públicos, implantado principalmente en ayuntamientos, cabildos, mancomunidades, diputaciones, comunidades autónomas..., y que se nos usurpó en el año 2012. El anhelo, ahora, es pretender que se recupere en estos ámbitos y se entienda o se extienda a la Administración general del Estado.

Los próximos meses, y años, podían ofrecer un nuevo escenario en el sector público de la Administración en su conjunto. Así se han pronunciado los distintos sindicatos ante la posibilidad que se nos abre.

Y querría hacer una mención especial al papel de los sindicatos. Quiero poner en valor el papel decisivo que han jugado los sindicatos, que están jugando y que seguirán jugando en esta y en otros elementos en relación a la recuperación de derechos laborales. Pero, en este caso, porque han tenido un papel, repito, activo y, desde luego, propositivo para alcanzar y recuperar los derechos perdidos durante la recesión económica.

Pero, además, quiero incorporar otro elemento a este debate. Un elemento, en este caso, positivo, un dato prometedor, que tiene que ver con la paralización de la judicialización del asunto. Después de los recursos judiciales que el Gobierno ha presentado ante el Tribunal Constitucional, ante diferentes medidas autonómicas que intentaban sortear, de alguna forma, la jornada mínima de 37 horas y media que impuso el Ejecutivo. Castilla-La Mancha, Extremadura, Andalucía, Madrid, Castilla y León... fueron algunos ejemplos de quienes empezaron a mover algunos hilos en este sentido.

Pero hay otro dato positivo, lo he incorporado al debate después de escuchar las dos PPL presentadas por el Grupo Nacionalista Canario, escuchando a la señora Beato, escuchaba a la señora Ventura Rodríguez, hablando de los derechos de la igualdad entre hombres y mujeres. Y es que este es otro elemento clave y fundamental en este asunto. La recuperación de las 35 horas semanales que, además, es la posibilidad de la conciliación de la vida familiar y laboral de los trabajadores y trabajadoras, y esto, desde luego, estarán conmigo que no es asunto menor. No voy a insistir en él, porque creo que el debate que se suscitó anteriormente se entró en profundidad en el mismo, y creo que, además, de forma muy acertada para el objetivo que se perseguía.

Pero el principio de acuerdo entre el Ministerio de Hacienda y los sindicatos, que devuelven la capacidad de negociación colectiva a las comunidades, se abre la oportunidad para aquellas que lo acuerden con los sindicatos y que cumplan con los objetivos de estabilidad presupuestaria puedan irla implantando de nuevo.

Y quiero hacer una especial mención, no se rajan las vestiduras, y miro en este caso a la portavoz del Partido Popular, el señor Montoro hizo un trabajo de apertura con la negociación colectiva, se sentó en muchas ocasiones con los sindicatos, fue capaz de ponerse en el lugar de aquellos que venían reclamando durante mucho tiempo, no solo el Partido Socialista, que lo ha hecho desde el principio, sino también organizaciones, por supuesto, sindicales, laborales, sociales... que reclamaban, en justicia, esa recuperación. Se pusieron las bases, y es importante resaltarlo, decirlo aquí abiertamente, se pusieron también las bases por parte del Ministerio de Hacienda y, en ese momento, quien era su titular el señor Montoro. Hoy esa negociación sigue abierta, yo no sé si con mayor fluidez, pero, desde luego, sigue los cauces para alcanzar el objetivo que inicialmente nos habíamos propuesto.

Señorías, Andalucía, junto con Extremadura, son dos de esas comunidades que han solicitado que se inicien las negociaciones para que se aplique esta jornada, y que en el caso del País Vasco también están expectantes.

Y aprovecho que está el señor Baltar aquí, entre nosotros -aunque está entretenido en otra conversación-, pero aprovecho para que, en el caso de Canarias, fue el propio señor Baltar, allá por marzo, concretamente unas declaraciones del día 13 de marzo del año 2018, donde vino a decir, abro comillas: ha llegado el momento de devolver a los profesionales los derechos perdidos. Cierro comillas. Además entre ellas hacía referencia a esta jornada laboral. Bienvenido señor Baltar a esta propuesta, a esta recuperación de derechos laborales, porque creo que entre el conjunto de las fuerzas políticas de este arco parlamentario podemos alcanzar ese objetivo.

¿Qué pretende el Partido Socialista?, porque luego, en la siguiente intervención, bueno, la siguiente intervención... lo voy a explicar casi todo en esta. Pero, ¿qué pretendemos con las enmiendas? bueno, perdón, con la enmienda... con la propuesta del texto resolutivo. Mire, algo tan sencillo como recuperar esos derechos de las 35 horas semanales. Para ello lo que queremos es, básicamente, que esa negociación colectiva de los sindicatos con la comunidad autónoma se produzca, que se abra ese frente, tal como se está haciendo, y que se va a generalizar en el conjunto del Estado. Esa es una máxima que ya está extendida, por tanto, Canarias no debe quedar al margen y, por tanto, ponerse al frente de la misma.

Y por otro lado, instar al Gobierno de España que desbloquee de forma definitiva, vía la negociación colectiva, las 35 horas semanales del personal del servicio de las administraciones públicas. Porque yo creo que esto tiene un recorrido mucho más allá del ámbito estrictamente sanitario. Están afectados otros trabajadores y trabajadoras de Administración pública que han perdido ese derecho. Como portavoz en la materia, me he centrado en el ámbito sanitario, pero, lógicamente, desde el Grupo Socialista, queremos hacer extensivo a que esa negociación colectiva se produzca también en otros ámbitos de la propia Administración.

Y como me quedan tan solo dos minutitos, quería decir a la señora Beato, que ha presentado enmiendas, que no voy a aceptar las dos enmiendas. En primer lugar, quien puede derogar es el Parlamento español y no deroga el Ejecutivo, las leyes no las deroga el Ejecutivo, las deroga el Gobierno..., no las deroga el Gobierno. Pero además recordar que en la disposición derogatoria cuarta, contenida en el informe de presupuestos del Senado, que ha salido del Senado recientemente, ya está incluida la derogación de este precepto; presupuesto que el día de mañana puede ser aprobado definitivamente y, por tanto, tener otro elemento a favor.

Y en la segunda enmienda, con respecto a la financiación, siempre hablamos de instar a la financiación del Estado para... mire, le voy a recordar que cuando se aplicó en Canarias la universalidad de la sanidad no hicimos referencia a la financiación, sino a la voluntad política de la aplicación. Voluntad política, y miro para el señor Baltar también ahora, de aquellos que venimos reclamando la carrera profesional, y que ya en estos presupuestos de la comunidad autónoma del año 2018 están contemplados. Y no hablamos de financiación del Estado, sino de la voluntad política del Ejecutivo regional para ponerlo en marcha.

Por tanto, como estamos hablando de voluntad política, yo creo que solo corresponde a la Cámara que esa voluntad política sea extensiva al conjunto de los grupos. Por tanto, desde el Grupo Parlamentario Socialista, nos sentiríamos muy satisfechos si, por parte del resto de las intervenciones de sus señorías, fuesen en la misma línea. Creo que los trabajadores públicos lo agradecerán, y además, quiero, en estos 20 segundos, decir otra cosa:

Hacer más horas de trabajo no implica mayor productividad, y no lo dice este diputado, lo dicen muchos informes que han analizado los pormenores de esa jornada de trabajo, y donde vienen a concitar una, en este caso, un, bueno, un acuerdo unánime... (El señor vicepresidente primero le concede un minuto más).

Gracias, presidente, y finalizo. Donde hay un acuerdo unánime de esos estudios, donde, efectivamente, contemplan que la jornada de 35 horas, no solo incentiva más al trabajador, no solo permite mejorar la conciliación de la vida laboral y familiar que, repito, elemento fundamental, sino que la productividad aumenta. Y yo creo que en la Administración pública nos interesa mejorar la productividad. En eso creo que debemos estar todos empeñados, y esa es la voluntad de la propuesta del Grupo Parlamentario Socialista que planteamos a sus señorías.

Muchísimas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Hernández.

Esta proposición no de ley tiene una enmienda del Grupo Nacionalista, para su defensa, la señora Beato.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, señor presidente. Señorías. Señor proponente.

La ley de presupuestos del 2012 estableció la jornada general de trabajo en el sector público que no podrá ser inferior a 37 horas y media semanales, en trabajo efectivo de promedio, en cómputo anual. Esta disposición, de carácter básico, a día de hoy, continúa vigente, a pesar, incluso, de los recursos de inconstitucionalidad interpuestos por los gobiernos de Cataluña y el País Vasco. Por tanto, hasta que no sea expresamente derogada o modificada, resulta inviable la negociación colectiva para la recuperación de esa jornada de 35 horas.

El objetivo del Gobierno de Canarias es dar respuesta a esta reivindicación, y se están dando pasos para ello. Este mismo mes, el Gobierno acordó fijar la jornada semanal para los funcionarios de la Administración general en 37 horas y media, que hasta ahora estaba en 40 horas semanales. Con esta reducción, se acerca a las 35 horas de facto, descontando el periodo de cortesía, una jornada que ya viene disfrutando el personal laboral.

La recuperación de las 35 horas para el personal del Servicio Canario de la Salud, es también un objetivo del Gobierno de Canarias, que está plasmado en el compromiso para la mejora de la sanidad pública de Canarias, suscrito por todos los agentes del ámbito de la salud.

Está incorporado en la agenda pactada con los sindicatos, y también la propuesta de incrementar el personal, el número de profesionales. Además, está el personal docente, que pasaría de 20 horas a 18 horas lectivas. Pero, en ambos casos, se requiere contratar más personal, porque, señorías, el servicio hay que seguirlo prestando sí o sí.

Es verdad que el proyecto de ley de presupuestos hace unas matizaciones, pero las 37 horas semanales siguen vigentes en la disposición adicional 132.ª del proyecto de ley de presupuestos. Y es verdad que matiza, y abre la puerta a recuperar la jornada de 35 horas y la negociación colectiva, pero condicionada a cumplir unos objetivos de estabilidad presupuestaria, de deuda pública y regla de gasto. Y, demás, pone trabas también a la contratación de personal, limitando al 8 % el personal temporal.

Por tanto, hay una contradicción en esta disposición adicional. Mantiene la jornada de 37 horas y media, abre la negociación colectiva, pero limita la contratación de personal, ¿y cómo vamos a mantener los servicios sin contratar más personal? Eso hay que analizarlo.

En Canarias se están recuperando derechos, claro que se están recuperando derechos. Los presupuestos de este año incluyen el incremento retributivo, incluyen la recuperación de la carrera profesional, incluyen los sexenios en el ámbito docente, y en Andalucía el Tribunal Constitucional anuló la jornada de 35 horas, y las 18 lectivas para el personal docente, lo anuló el Tribunal Constitucional. Y en Extremadura, hable usted con los sindicatos, porque los sindicatos están acusando al Gobierno de una operación de maquillaje, porque no es legal, porque no tiene competencia, y porque no han previsto la contratación de más personal.

Lamentamos que no acepte nuestras enmiendas. En cualquier caso, apoyaremos esta proposición porque es nuestro objetivo -también es el objetivo del Gobierno-. Pero nosotros no creemos en los brindis al sol, no creemos en las operaciones cosméticas ni en generar falsas expectativas, por encima de todo dependemos del interés general, y habrá que contratar más personal, y en algunas especialidades habrá dificultades para encontrar profesionales que cubran esos horarios.

No vamos a arriesgar que por reducir la jornada se incrementen las listas de espera, y no vamos a arriesgar la continuidad de los servicios públicos esenciales. En esta misma línea, de no dañar el servicio público, está la Consejería de Sanidad, el consejero y todos los profesionales que han suscrito el compromiso para la mejora de la sanidad en Canarias.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Beato.

Señor Hernández, aunque ya lo ha hecho en el atril, pero para que quede constancia si acepta o no la enmienda.

El señor HERNÁNDEZ GUILLÉN (Desde su escaño): Presidente.

No la acepto por los argumentos que di anteriormente y creo que quedaron manifiestamente claros.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Hernández.

Turno de los grupos no solicitantes de la iniciativa. Por el Grupo Mixto, señor Ramos Chinea.

El señor RAMOS CHINEA: Muchas gracias, señor presidente.

Buenos días, señorías.

Agradecer la presencia del señor consejero de Sanidad en esta iniciativa.

Y, señor Hernández, desde nuestro grupo lo tenemos muy claro, nuestro grupo siempre va a estar al lado de las personas, al lado de los trabajadores, y por tanto vamos a apoyar su iniciativa.

De hecho, nuestro grupo se alegró de que el 9 de marzo se llegara a ese acuerdo entre los sindicatos y el Ministerio de Hacienda para intentar recuperar esas 35 horas laborales, que habían sido ampliadas en el año 2012 a 37 por cuestiones de la crisis y era una manera de ahorro y de mantener la estabilidad presupuestaria en nuestro país. Bueno, es una medida que algunas comunidades autónomas tacharon de antisocial, como fue Castilla-La Mancha o incluso también Andalucía, y supuso un litigio con el Estado.

Este acuerdo de marzo permite recuperar los derechos laborales de aquellos trabajadores de las administraciones que cumplieran con la estabilidad presupuestaria. Ahora, que ha habido un cambio de Gobierno a partir del 1 de junio, esa moción de censura que ha permitido que un Gobierno socialista esté en el Estado, sería hora de ir un poco más allá y que sean todos los trabajadores los que lleguen a conseguir ese derecho que perdieron en el año 2012.

Esperemos que con Montero nos vaya mejor que con Montoro, ya, de hecho, es una mujer la que está al frente; nosotros, los hombres, siempre hemos sido, para cuestiones de dinero, o muy derrochadores o muy ahorradores; creo que las mujeres, en este sentido, saben gestionar más el dinero y nos puede ir mucho mejor.

Además, también es un compromiso que el Partido Socialista asumió, que es la recuperación de esas 35 horas laborales, pues ¿qué mejor momento que este, ahora, para conseguirlo? y ustedes, que tienen línea directa ahora con el Estado, pues mejor todavía.

Pero en Canarias no debemos quedarnos simplemente ahí, pienso que debemos ir mucho más allá. No solo recuperar este derecho laboral, también tenemos que seguir incentivando a nuestros profesionales que, a pesar de que se les haya incrementado esa jornada laboral, han seguido cumpliendo y ejerciendo con eficiencia su trabajo y, ahora, esta reducción no va a significar que esa calidad en el empeño de su trabajo vaya a disminuir. Todo lo contrario. Además, esas horas se pueden, ahora, llenar con nuevas contrataciones que hemos manifestado desde nuestro grupo continuamente, que debe... ese apoyo a la sanidad pública canaria debe incrementarse, cada vez tener mejores profesionales y, en ese sentido, la Agrupación Socialista Gomera siempre va a apoyar este tipo de iniciativas.

Muchísimas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Ramos Chinea.

Turno del Grupo de Nueva Canarias, señora González.

La señora GONZÁLEZ GONZÁLEZ (doña María Esther): Gracias, presidente.

Señor Hernández, desde Nueva Canarias, como no puede ser de otra manera, aplaudimos que por fin se haya recuperado, se pueda recuperar en España, la negociación colectiva entre, en este caso, las comunidades autónomas de todo el Estado y los sindicatos. Negociaciones que, además, entendemos que nunca debían haberse perdido ni por mor de la crisis ni por mor de ninguna otra justificación. Ahorrar gastos y contener el déficit público podría haberse hecho sin necesidad de capar la negociación colectiva, podría haberse hecho conjuntamente entre la Administración, entre los gobiernos y entre sindicatos.

Pero bueno, dicho esto también me gustaría decir, o me gustaría plantear, que lo primero que debe hacer, en este caso el Gobierno de Canarias, es cuantificar el coste de esta medida y valorar si existe, si tenemos capacidad -o no- para asumirla y además no solo tener en cuenta a los trabajadores del Servicio Canario de la Salud para asumirla sino tener en cuenta a todos los trabajadores públicos, porque a todos los trabajadores públicos les corresponde ese derecho; y, vamos, entiendo que no podemos poner en duda que lo van a reclamar, porque es que de no hacerlo así, de no cuantificar, en primer lugar, si tenemos o no esa capacidad, pues podría darse la situación de que pasáramos, en este caso la Comunidad Autónoma de Canarias, pasara de ser una comunidad autónoma que cumple con los objetivos de estabilidad fijados por el Ministerio de Hacienda, a pasar a ser una comunidad incumplidora. Entiendo que lo primero que hay que hacer es tener claro cuánto va a costar y si tenemos capacidad para asumirlo.

En todo caso, decirles que nosotros, Nueva Canarias, vamos a apoyar esta iniciativa. También compartimos el apartado primero de la enmienda que ha hecho Coalición Canaria. Cierto que no es el Gobierno sino es el Parlamento, pero bueno, el Gobierno de Canarias siempre debe instar al Gobierno de España y que el Gobierno de España inste a quien corresponda.

Pero solo estamos de acuerdo con el primer punto. El segundo punto lo entendemos bastante demagógico, porque no olvidemos que la financiación estatal a la comunidad autónoma ya contenía, antes del 2012 y después del 2012, la financiación del personal. No la redujeron por el hecho de disminuir o de aumentar de 35 a 37 horas y media la jornada laboral, entonces decir ahora que para poderlo poner en marcha es el Gobierno de España quien tiene que incrementar esa financiación de verdad que entendemos que no ha lugar.

No obstante, como ya el portavoz o el proponente ha dicho que no la va a aceptar, nosotros, en cualquier caso, sí vamos a aceptar la proposición no de ley, pero ese primer punto creo que sería bueno aceptarlo, en cualquier caso.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señora González.

Turno del Grupo Podemos, señor Marrero.

El señor MARRERO MORALES: Buenos días y buenos días.

Agradecer la presencia del señor consejero también en esta proposición no de ley.

Estoy sustituyendo al compañero Juan Márquez, que me trasladaba esta mañana que parece que lo ha afectado algún virus de la Macaronesia a la garganta, y entonces no podía venir, como se suele decir, un andancio y ya está.

Manifestar, en primer lugar, nuestro apoyo a esta PNL, nos parece muy oportuna y sobre todo casi coincidente con la discusión final, casualmente el parlamento español de la Ley de Presupuestos Generales del Estado, donde ya había un acuerdo con los sindicatos previamente, ¿no?

A mí siempre me gusta recordar el origen de las cosas porque si no nos olvidamos de ellas y precisamente el origen de estos malos ocasionados a partir de febrero de 2012 vienen que en agosto-septiembre de 2011 se aprobó una modificación del artículo 135 de la Constitución que dio lugar a que luego hubiera carta abierta para hacer determinadas medidas y que, posteriormente también, alguien saliera más beneficiado y otros, muchos más, perjudicados. Entre los beneficiados, primero fueron aquellos que, de alguna manera, recibieron los millones de euros para el rescate bancario, posteriormente lo de la amnistía fiscal y después, en los últimos tiempos, también los de constructores del peaje de las autopistas.

Por tanto, digamos, que sí, que ha habido beneficiados en todo este proceso, pero luego, por el otro lado, hemos tenido muchísimos perjudicados. Y entre los perjudicados, en primer lugar... es que yo recuerdo que, en aquella época, estaba yo militando muy activamente en el sindicalismo y había gente que no se creía que aquello fuera a venir, aquella pérdida de derechos de manera tan brutal, y cuando planteábamos que cuando veas las barbas de tu vecino... tal... pon las tuyas a remojar, pues en este caso se comenzó por el funcionariado, se comenzó por los recortes y las reformas dentro del funcionariado y luego le llegó, al conjunto de la clase trabajadora, aquellos recortes y aquellas reformas.

Por tanto, de alguna manera, digamos que hemos sufrido en el conjunto de este país, la gente trabajadora, la gente asalariada, aquellas medidas que trajeron, que hubiera pérdida de derechos laborales, pérdida económica y despidos -que es lo fundamental que ha ocasionado-. En Canarias hubo en torno a unos casi tres mil despidos en Educación, llamémoslo no contrataciones, para ser más exactos, y lo mismo pasó en Sanidad que llegaron incluso a casi cuatro mil.

Por tanto, es fundamental el objetivo de recuperar las mil quinientas y pico horas que había, es decir, que la gente vuelva a recuperar su jornada laboral de 35 horas y que, pues, bueno, en la medida de lo posible esos avances siempre significan recuperar ocio y recuperar conciliación de la vida familiar y laboral.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Marrero.

Turno del Grupo Popular, señora Reverón.

La señora REVERÓN GONZÁLEZ: Gracias, presidente. Buenos días, señorías.

Ya le adelanto, señor Hernández, como ya le comenté, que vamos a votar a favor de esta proposición no de ley; pero también le tengo que decir que nuestro apoyo no implica que esta iniciativa, sinceramente, nos ha parecido un poco extemporánea, y le voy a explicar por qué. Y permítame además ordenar algunas de las ideas que usted ha puesto de manifiesto en su intervención.

Mire, señoría, ya se ha dicho, y lo volveré a repetir, la situación que atravesó nuestro país y la crisis económica tuvo trascendencia, entre otros aspectos, en el campo de las relaciones de trabajo, afectando de una forma muy intensa, por supuesto, al empleo del sector público; y todos, todos, señorías, tuvimos que hacer sacrificios para que nuestro país hoy se encuentre, y espero que así continúe, en la senda de la recuperación económica.

Para lograrlo, como se ha comentado, se tuvieron que adoptar muchas medidas, una de las cuales afectó -como se ha dicho- a la jornada general del trabajo del sector público, que se estableció en una disposición adicional de la Ley 2/2012, donde se establecía que el horario en el sector público no podía ser inferior a 37 horas y media semanales. Pero, como he dicho, la situación hoy es otra, y por eso ya hace un año que el Gobierno de España, concretamente el 18 de julio del año 2017, se comprometió a revisar sector por sector para decidir en qué ámbito de la administración se podría reducir la jornada a las 35 horas. Por tanto, su intención fue incluir esta medida en los presupuestos generales del Estado, y así se incluyó, presupuesto general del Estado que, en estos momentos, está pendiente de aprobarse en el Congreso.

Pero, como compromiso el señor Montoro, como bien dije, en el año 2017, hace un año el mes de julio, su compromiso se cerró el 9 de marzo de este año, donde se firmó el II Acuerdo para la mejora del empleo público y de las condiciones de trabajo, un acuerdo que se firmó entre todas las organizaciones sindicales más representativas del sector -UGT, Comisiones Obreras y SCIF- con el Gobierno del Partido Popular, por tanto me ha extrañado que la señora de Coalición Canaria diga que esto ha sido una operación de maquillaje. Realmente, cuando se firman acuerdos con los sindicatos, evidentemente esos acuerdos son vinculantes. Y, además, sí me gustaría decir que también se ha comentado que estamos ante un nuevo escenario, un nuevo escenario que propició el Partido Popular.

Por eso, entiéndame, que me ha parecido que esta proposición no de ley venía extemporánea, porque además se registró el 25 de mayo, pero, en cualquier caso, no es malo abundar en lo bueno, por tanto, yo creo que por eso vamos a apoyarla.

Y sí me gustaría terminar diciendo que en este acuerdo se alcanzó una cosa muy importante, y es que fueron las comunidades autónomas, a través de su negociación colectiva, las que pudieran acudir al horario de las 35 horas.

Por tanto, en manos está ahora del Gobierno de Canarias que esto sea una realidad.

Muchísimas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Reverón.

Llamamos a votación. (Suena el timbre de llamada a votación). (Pausa).

Señorías, ocupen sus asientos.

Ocupen sus asientos señorías. Votamos la proposición no de ley. Lanzamos votación. (Pausa).

44 presentes: 44 votos sí. Queda aprobada por unanimidad. (Aplausos).

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/PNL-0604 Sobre las 35 horas semanales del personal al Servicio Canario de la Salud y de las administraciones públicas.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico