Diario de Sesiones 147/2019, de fecha 29/1/2019
Punto 5

9L/I-0046 INTERPELACIÓN DEL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE MEDIDAS PARA MEJORAR LA PRESTACIÓN DE LOS SERVICIOS SANITARIOS, REDUCIR LAS LISTAS DE ESPERA Y LOS TIEMPOS DE DEMORA, DIRIGIDA AL SEÑOR CONSEJERO DE SANIDAD.

La señora PRESIDENTA: Señorías, continuamos, como había dicho, con la interpelación, la I-46, del Grupo Popular, sobre medidas para mejorar la prestación de los servicios sanitarios, reducir las listas de espera y los tiempos de demora.

Señor Antona, diez minutos.

(La señora presidenta abandona su lugar en la Mesa y ocupa la Presidencia el señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández).

El señor ANTONA GÓMEZ: Gracias, señora presidenta. Presidente. Muy buenos días, señor consejero de Sanidad.

Esto del cambio metodológico que anunció el comisionado de Transparencia me recuerda al nuevo cambio metodológico del CIS de Tezanos, que al final, por mucho cambio metodológico que se haga en la contabilidad de las listas de espera, yo creo que hoy vamos a destapar, y creo que es importante hacerlo, la realidad de las listas de espera, pero no porque me lo invente yo, porque se lo invente el Partido Popular, sino con informes rigurosos, como rigurosa quiero, señor Baltar, que sea hoy la interpelación que ha presentado mi grupo parlamentario.

Miren, desde que anunciamos la interpelación usted ha inundado los medios de comunicación de titulares, de contrataciones, de bajadas, incluso ha venido hoy con este montaje, que me parece muy bien, pero que al final yo creo que ayudamos muy poco, señor Baltar, a no decir el diagnóstico real, por muy dramático que sea, de la sanidad. Si nosotros seguimos acompañando de grandes titulares, de grandes montajes, pero no destapamos o destripamos la realidad desde el punto de vista sanitario, ayudamos muy poco a resolver la situación de la que vamos a, hoy, interpelar.

Miren, digo que mi grupo va a interpelar y nos vamos a basar en cuatro informes, no en uno, en cuatro. Primero, en el informe del Ministerio de Sanidad, donde habla de la lista de espera del Sistema Nacional de Salud a 30 de junio del año 2018. El segundo informe son los datos oficiales de su consejería, de la Consejería de Sanidad, a 31 de diciembre del año 2018. El tercer informe en que vamos a basar toda la interpelación para ser rigurosos en esta materia es el estudio sobre los servicios sanitarios de las comunidades autónomas. Y el cuarto informe es la auditoría, que la tenemos recién salida del horno, que usted ha filtrado algunas cosas de la auditoría pero no lo que interesa filtrar. Usted filtra algunas cosas, pero hoy le voy a decir yo lo que usted no ha filtrado y hay que conocerlo, porque, si no, estamos haciéndonos trampas al solitario sanitario, y eso es un flaco favor al Sistema Canario de la Salud.

Señoras y señores diputados, en Canarias cualquier canario espera más de seis meses como tiempo medio de demora para una intervención quirúrgica; en Madrid, un mes y medio. En Canarias, para ser atendido por un especialista, como tiempo medio de demora, está esperando un canario cuatro meses; en Madrid, menos de un mes. El gasto sanitario, señor Baltar, por canario es, en Canarias, de 1268 euros per cápita, por paciente, por ciudadano; en Madrid, 1215. Es decir, que tenemos incluso más recursos económicos por ciudadano que la comunidad autónoma de Madrid, pero, sin embargo, aquí tardamos cuatro veces más para ser atendidos por la sanidad pública en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Y vaya tomando nota de algunas preguntas, algunos interrogantes, que quiero hacerle hoy a ver si arrojamos luz a toda esta materia. ¿Por qué Canarias es la comunidad autónoma con las mayores listas de espera sanitarias de toda España? Miren, los servicios de urgencia están absolutamente colapsados. Hay gente durmiendo en camillas conectada a tubos de oxígeno en los pasillos, esperando por una cama o una habitación, y al otro lado su acompañante. El personal sanitario, señoras y señores diputados, señor consejero, está colapsado, estresado, viendo cómo están los servicios de urgencias. Las ambulancias, los servicios de ambulancia, tardan, en algunos casos, más de cinco horas en trasladar al paciente a su domicilio.

Además, por no contarle, señor consejero, que en Canarias tenemos un problema grave de crisis sociosanitaria, y usted lo sufre, el Sistema Canario de Salud. ¿Por qué?, porque no hay una coordinación con su consejera, que se sienta dos escaños más allí, o con los cabildos en materia sociosanitaria. Usted sigue soportando en camas sanitarias lo que son enfermos sociosanitarios, y esto es una falta de coordinación, de planificación, entre los departamentos de este Gobierno y los cabildos insulares.

Miren, y mientras que todo esto sucede, señor Baltar, usted anuncia que aumenta las camillas en urgencias, acaba de inaugurar 28 boxes en el hospital Doctor Negrín y está ampliando -dice usted- el servicio insular de Las Palmas, el Hospital Insular de Las Palmas, el Servicio de Urgencias. No me vuelva con las excusas, señor Baltar. Es verdad que siempre sacamos el comodín de los picos, los picos en la gripe, de los picos invernales, de los fríos, de los picos asistenciales en carnavales, pero cuando no estamos ni en carnavales ni en época de invierno siguen estando las urgencias saturadas, y usted no ha puesto en marcha, desde que es consejero, ni una sola medida para esa cuestión.

Pero, además, le diré más. En 2018, señor Baltar, por mucho que usted se ría -hay muchos pacientes que nos están oyendo a los que no les hace ninguna gracia-, en Canarias ha habido 3800 casos de gripe, en el año 2018, y no pretenda hacernos creer que con 3000 millones de euros usted no puede hacer frente a esos 3800 casos de gripe, para que usted se esconda en esa situación para hablar de la situación de la saturación de los servicios de urgencias.

Miren, los datos del año 2018 del Ministerio de Sanidad son demoledores, señor Baltar, ¡demoledores! Los pacientes que necesitan ser vistos por un especialista han aumentado en Canarias y ya van por 123 días de espera. No lo dice el Partido Popular, lo dice el informe del Ministerio de Sanidad, del Servicio Nacional de Salud. En octubre, en cirugía, en octubre del 2010, dirigiendo el Partido Popular la Consejería de Sanidad, había un tiempo de espera quirúrgica de 89 días y había 21 700 pacientes; hoy, señor Baltar, hay 25 000 pacientes esperando por una intervención programada quirúrgica. Esa es la realidad y esos son los datos por mucho que usted los quiera maquillar. Esos son los datos del Ministerio de Sanidad.

Le diré más: ¿usted, señor Baltar, cree que usted puede adelgazar las listas de espera solamente operando cataratas o quistes por las tardes? ¿Usted cree... que el plazo de garantía máxima para una cirugía de hernia discal es de un mes y medio y usted está tardando 180 días?, ¿es verdad o no es verdad este dato que le acabo de aportar? ¿Por qué no detalla usted, señor Baltar -y aquí está la pregunta que me gustaría que respondiera, señor Baltar-, por qué usted no detalla la lista de espera quirúrgica por procesos y según la complejidad o los mete todos en el mismo saco para decir "hemos bajado la lista de espera"? ¿Por qué no lo hace usted por procesos, como hay en otras comunidades, para saber muy bien cuáles son los procesos y la lista de espera quirúrgica en los diferentes procesos y complejidades? ¿Por qué no lo hace usted también así?

¿Se está bajando la lista de espera -le pregunto- de cirugías oncológicas como el pulmón, la mama, el páncreas, el hígado o la próstata?, ¿por qué no informa del número de complicaciones y de reingresos de estas cirugías?

Señor consejero, ahora le voy a dar un dato, que esto lo recoge el Servicio Canario de la Salud: en pruebas diagnósticas -y no son datos del Partido Popular, son del Servicio Canario de la Salud-, hay 1040 personas esperando por un escáner, y tanto en el Hospital Universitario como en el Materno Infantil se esperan más de seis meses en lista de espera; 1021 mujeres están esperando por una mamografía, 309 mujeres más que en diciembre del año 2017, y en el Hospital Universitario se están tardando cuatro meses en realizarlas. ¿Usted se imagina a una mujer que se encuentra un bulto en un pecho que tenga que esperar más de ciento veinte días para saber si tiene cáncer de mama o no? Hay 13 700 canarios que están esperando por una ecografía, 3200 canarios más que en el año 2017, datos del Servicio Canario de la Salud, esos de los que usted no filtra a los medios de comunicación. Por ejemplo, en el hospital universitario de Fuerteventura, en el hospital de Fuerteventura, tardan más de seis meses y medio en hacerles la prueba de ecografía.

Hay 3800 pacientes esperando por un ecocardiograma, 1200 pacientes más que en el año 2017. Para una endoscopia, señor Baltar, se están tardando nueve meses en el Hospital Universitario. ¿Usted se imagina a un enfermo de cáncer de estómago o de colon esperando cerca de un año para ser diagnosticado? Esa es la realidad que usted maquilla y que no traslada la crudeza a los medios de comunicación.

Para una resonancia magnética tiene usted a más de dos mil trescientos pacientes esperando, 1600 pacientes más que el año 2017.

En especialidades médicas, escuche bien, tiene usted 132 700 pacientes -no lo dice el Partido Popular, lo dice el Servicio Canario de la Salud-, 400 más que en diciembre del año 2017, 400 más que en el año 2017. ¿Cómo es posible -señor Baltar, apunte- que tenga 157 pacientes esperando a una consulta de cirugía general y digestiva en el Hospital Universitario y en el hospital de enfrente 1900? ¿O es que los procesos de incorporación de listas de espera son diferentes en el Hospital Universitario que en la Candelaria?, porque eso también lo tendría que explicar hoy aquí en esta interpelación.

Por el contrario, para una cita al dermatólogo tiene 11 100 pacientes esperando en los hospitales de Tenerife y la...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Un minuto más, señor...

El señor ANTONA GÓMEZ: ... que me gustaría que explicara hoy.

Tiene usted 145 pacientes esperando a que les vea un cardiólogo en la Candelaria y 1300 un poco más arriba, en el Universitario. ¿Cómo se explica que el Servicio de Cardiología en la Candelaria tenga estos pacientes en lista de espera y muchísimos más en el Hospital Universitario? ¿No siguen el mismo protocolo? ¿Tiene usted homogeneizados los criterios para incorporar en lista de espera? O en neurocirujanos: tiene esperando a 5000 personas, 1000 más que en el año 2017; o en oftalmología, tiene usted 8200 personas esperando en el Negrín y 1800 en el Insular. ¿Cómo se explica que en el Negrín haya 8200 en oftalmología y 1200 en el Insular?, ¿cómo se explica eso, si pertenecen a la misma área de salud y en el mismo Servicio Canario de la Salud? O el otorrino.

Por tanto, señor Baltar, por no entrarle en intervenciones quirúrgicas, tiene usted 25 000 canarios esperando para operarse, 3300 más que hace ocho años. La lista de espera de traumatología en el hospital...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Antona, se le acabó su tiempo.

Señor Baltar, su primera intervención.

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Muchas gracias, señor presidente. Buenos días, señorías.

(El señor consejero de Sanidad, Baltar Trabazo, hace uso de medios audiovisuales).

Bueno, pues, yo me iba a poner de verde por la tarde, porque es el color de la esperanza, pero veo que equivoqué la jornada, tenía que haberme puesto el verde por la mañana.

Mire, si usted está describiendo con proceso a proceso es porque por procesos lo publicamos. Pero yo creí que íbamos a venir a construir esta mañana y no a regar el garbanzo de su señoría para el mes de mayo. Y como yo no tengo que regarme el garbanzo para el mes de mayo, voy a darle tres o cuatro verdades, aprovechando, señora Ventura, vamos a hablar de los plazos y de las publicaciones, porque a veces es gestión versus publicación.

Y entonces, por recurrir a la interpelación -que creo que era bastante mejor que la intervención, me va a perdonar, porque el tono vamos a cambiarlo-, vamos a actualizar los datos que parece ser que a usted le faltan. Miren, miren para las pantallas, porque a ustedes es que les gusta hacer estas cosas.

La raya roja central es la que separa la parte en la que se fue el Gobierno socialista, tan transparente el consejero socialista, tan transparente, respecto de este consejero. El matiz es que desde el año 2016, desde el año 2015 a diciembre del 2016, subimos 3742 pacientes en espera, de los cuales 3651 eran de más de seis meses -que veo que a usted le preocupan mucho, y a mí también-, y la demora media subió dos semanas y media, 17,30 días; es decir, el 37,33 % de la lista de espera esperaba más de seis meses.

Por encima, el 50 % de los pacientes esperaba al menos 131 días, señora Ventura. Por publicarlo todos los meses no hacemos que los números mejoren. Las publicaciones están como herramienta de la gestión, se lo expliqué el mismo día. Lo digo para que lo recuerde para futuras ocasiones.

Si recuperamos la parte alta de la tabla, desde diciembre de 2016 a 31 de diciembre del 2018, miren, hemos bajado 9698 pacientes, un 28,2 % y casi un mes y medio de espera, 42 días de demora media. Pero es que los pacientes de más de seis meses han bajado 7008, 7008 pacientes menos esperan, que esperaban antes más de seis meses, es decir, un 55 %. Ya no es un 37,33 %, es un 23 %, el porcentaje de más de seis meses. Y nuestra mediana, el 50 % de los canarios... Deje de basarse en las informaciones de la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública. Se lo digo incluso por mi compañero y amigo Enrique Ruiz, consejero de Madrid, que hoy es vilipendiado en todas las portadas de los periódicos nacionales con una rueda de prensa de datos tergiversados de esa misma fuente que usted ha tenido a bien utilizar. Por cierto, fuente a la que solicitamos que colaborara con nosotros y no quiso colaborar. Por eso yo insisto: por favor, dejen trabajar a los representantes que nos han dado porque son realmente buenos. Porque, mire, todo tiene versiones. Si se trata aquí de venir a contar cosas, mire, año 2008, al PSOE le parecía que, con un gasto ejecutado de algo más de tres mil millones que había tenido la doctora Roldós, 593 personas de menos era una porquería. ¿Ve usted como todo tiene versiones?

Aquí tenemos que venir a resolver el problema de los pacientes. Yo no me reía de los pacientes, yo me reía de que usted les pise las comparecencias a sus compañeros de la tarde dedicando cuatro minutos a hablar de las urgencias, pero, bueno, para ser que no le molesta tanto la lista de espera que aprovecha para ir recorriendo cositas que cundan a efectos del garbanzo.

Por seguir con detalles de interés. Mire, la doctora Roldós, en el último semestre de su año, subió en 1300 pacientes la lista de espera, pasó de tener 20 063 pacientes a 21 322. Efectivamente es así, efectivamente es así. Pero nosotros en dos años hemos recuperado en 6000 pacientes lo que en esta legislatura se encontró nuestro presidente del Gobierno como lista de espera. Eso por hablar de los datos.

Yo creí que íbamos a venir a hablar de las soluciones y yo traía una explicación detallada de cómo abordamos la resolución de los problemas, porque yo no inundo nada de titulares, yo leo a veces los que usted hace con los millones, 16 millones, 14 millones, 15 millones... Yo he publicado, esta consejería ha publicado los datos de lista de espera el mismo día prácticamente que el año pasado. Ese es el titular. Busque usted otras fechas para la interpelación que le vayan mejor, insisto, para el tema de los garbanzos.

¿Cómo lo hicimos?: optimización de recursos, incremento de la capacidad resolutiva en atención primaria y, por último -y eso sí está muy vinculado a lo que decía o parece que insiste la auditoría que usted tiene con detalle hoy, yo no he podido leer con tanto detalle-, mejoras en los sistemas de información.

Respecto de la optimización de recursos, primero, ampliación de la utilización de las áreas de quirófanos, consultas y pruebas, incluidos los fines de semana.

Segundo, potenciación de la cirugía mayor ambulatoria. Por cierto, de esto hablaba en el año 2009 -luego se lo documento con notitas si quiere, las tengo aquí todas- doña Mercedes Roldós, pero no lo hizo. Lanzarote, Fuerteventura y La Palma se han abierto este año, en el 2018. El año pasado, se ha hablado... (comentarios desde los escaños). Perdone, doña Australia, el que sacó a la doctora Roldós fue él, yo trato de no evaluar jamás el trabajo de mis compañeros y mis predecesores, que bastante les llega. ¡Cómo duelen los números, señora! Sigamos. Segundo, potenciación de la cirugía mayor ambulatoria, insisto, idea que ya tuvo la doctora Roldós también y nosotros hemos generalizado a todo el archipiélago.

Tercero, el principio de movernos y no moverlos. El consultor, desplazar a los profesionales hacia las islas no capitalinas, tratando de evitar el bloqueo de los quirófanos en los hospitales terciarios y resolviendo la situación a la población en el sitio de origen, casos de neurocirugía torácica y demás.

Por último, el impulso del médico consultor, y en esto empato con el segundo punto, que era la resolución en atención primaria. Figura del médico consultor, ampliación del catálogo de pruebas diagnósticas en atención primaria, consulta telefónica, potenciación de la cirugía menor en atención primaria, realización de ecografías en los centros de salud y potenciación de la ecocardiografía digital.

Por irnos a un resumen respecto del esfuerzo y los profesionales, que son realmente los que son los responsables de esta mejora, ¿qué se ha hecho en los dos últimos años?: 81 especialistas más en las islas no capitalinas, 26 millones de presupuesto para estas líneas de desarrollo en atención primaria y 62 millones que irán este año a los programas para potenciar la accesibilidad.

Miren, créanme que he venido aquí a tratar de hacer un trabajo que resuelva la realidad de los ciudadanos. Agradezco a esta Cámara que haya nombrado un representante cada partido para trabajar con nosotros en cuestiones de lista de espera, porque realmente son un problema importantísimo y corazón del sistema. Ahora, creo -perdóneme-, creo que, por mucha directriz que le den donde corresponda, la sanidad tiene que ser dejada, ya, de ser utilizada como pelota de pimpón. Vamos a tratar de empujar todos para resolver el problema de los pacientes. Ya está bien de ciertas utilizaciones, de ciertas tergiversaciones y de ciertas manipulaciones. Transparencia es que los datos sean verdad y estén en su sitio, señora Ventura.

Muchas gracias, señorías, y buenos días.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Baltar.

Turno del señor... (La señora Rodríguez Herrera solicita intervenir).

Dígame, señora Ventura.

El señor ANTONA GÓMEZ (Desde su escaño): Gracias, señor presidente. Señorías...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señor Antona, un segundo, que la señora Ventura me ha pedido la palabra.

Dígame, señora Ventura.

La señora RODRÍGUEZ HERRERA (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

Alusiones directas, artículo 79.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muy bien. Al final de la interpelación le daré un minuto.

Señora Antona, ahora sí, tiene usted cinco minutos.

El señor ANTONA GÓMEZ: Gracias, señor presidente.

Mire, señor Baltar, aunque a usted le moleste, yo voy a seguir fiscalizándole y controlando la gestión sanitaria de su Gobierno. Aunque haya un solo paciente en lista de espera, el Partido Popular alzará la voz para la defensa de una mejor sanidad pública.

Usted viene con su libro de la autocomplacencia aquí estudiado y yo le he interrogado por un montón de cuestiones a las que usted no ha respondido. Le vuelvo a preguntar otra vez, señor Baltar, le vuelvo a preguntar otra vez, señor Baltar, por qué no detalla la lista de espera quirúrgica por procesos y según la complejidad; por qué hay unos procesos en lista de espera en el Hospital Universitario con una lista de espera y en el hospital de enfrente, a cinco minutos, otros criterios.

Y nosotros hemos hecho propuestas. ¿Recuerda aquel plan que hemos propuesto y presentado para luchar contra la lista de espera sanitaria, el que usted públicamente dijo que compartía en un 98 %? Y yo le respondí: me conformo con que copie el 50 %. ¿Ha copiado alguna de las medidas que el Partido Popular puso sobre la mesa para mejorar la sanidad? ¿Por qué un madrileño, teniendo los mismos recursos sanitarios, espera cuatro veces menos que un canario para ser intervenido o de una especialidad? ¿O usted va a venir otra vez aquí a hacer la autocomplacencia permanente que usted ha hecho en el día de hoy? ¿Le molesta que podamos fiscalizar su labor? Usted era la esperanza blanca de este Gobierno y en qué se ha convertido, señor Baltar, en qué se ha convertido.

Mire, le voy a decir una cosa. Ha hecho referencia al estudio de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública, que usted criminaliza, pero yo no he utilizado ningún dato de ellos. Ahora, le voy a utilizar un dato, que usted ha sacado en el día de hoy en el horno, de la auditoría, para hablar con rigurosidad, porque usted no ha aportado a los medios de comunicación algunas cosas que dice la auditoría y que usted ha escondido a la opinión pública. La página 14 de la auditoría dice que usted no incluye la lista de espera de consulta de los pacientes hasta que no se les asigna una fecha para la consulta, cuando el real decreto del año 2003 indica que se debe contabilizar la lista de espera desde la fecha en que es solicitada la consulta. Eso lo dice la auditoría, lo ha filtrado usted a los medios de comunicación. Página 16, señor Baltar -y leo textualmente-, dice: hasta que los pacientes no tienen cita no cuentan como pacientes en espera, pese a que está solicitada la consulta en el especialista. ¿Eso quién lo dice, el Partido Popular o ese comité de expertos que usted ha convocado en las universidades canarias? Pero esto no lo ha filtrado, no le gustan estos datos. Página número 16: cuando el hospital cancela una cita -miren lo grave, señorías-, cuando el hospital cancela una cita o el paciente la anula de manera justificada, los pacientes dejan de contabilizar en la lista de espera hasta que se les asigna un nuevo día. ¿Esto no se llama manipulación y maquillaje de las listas de espera? ¿Esto lo ha contado usted a los medios de comunicación, señor Baltar?

Página 17 de la auditoría, dicen los auditores, le recuerdan textualmente que, según el Real Decreto 605/2003, la lista de espera estructural debe contabilizar todas las entradas del registro de pacientes en espera de consultas, tengan cita o no. ¿Usted lo hace o incumple el Real Decreto 605/2003?

En la página 54 -vamos a filtrar esto también a los medios de comunicación-, en la página 54 dice que no se registran las cirugías que están pendientes de ser analizadas por Admisión.

Y dos temas que me parecen muy graves, señor Baltar. Escuche bien, porque esto me parece grave y espero que no venga con su libro de autocomplacencia y responda a lo que le voy a decir. Página 54, dice que los criterios para incluir a los pacientes en la lista de espera no son homogéneos. Ahora entiendo por qué los datos en el Hospital Universitario son en una cantidad y a cinco minutos de allí son en otra. ¿Usted me ha contestado a esto en su respuesta? No me ha contestado a esto.

Y dice algo más la auditoría, que yo le invito a que filtre también toda entera, con una falta de respeto que usted ha tenido a aquellos que han trabajado en las universidades filtrando el trabajo sin previamente haberse reunido con ellos, señor Baltar.

Pero le voy a decir otro dato. Parte de la información -mire lo que dice-, parte de la información de los sistemas de información de la lista de espera de pruebas o consultas no es fiable. Lo dice la auditoría, no es fiable, y no deberían hacerse públicos estos datos. ¿Qué tiene que decir a esto, señor Baltar? ¿Qué tiene que decir a estas partes de la auditoría, que usted no ha filtrado a la opinión pública pero muestran la crudeza de la manipulación y el maquillaje que usted hace con las listas de espera sanitarias? ¿Me puede responder, señor Baltar, o le seguirá molestando que yo ejerza legítimamente el control de la gestión sanitaria de su Gobierno? Respóndame a los datos. ¿Hay criterios homogéneos en la lista de espera, sí o no?

¿Podemos tener la libertad de elección los pacientes canarios para elegir en qué centro me puedo operar o qué especialista me puede ver...?

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señor Antona, un minuto más, pero ya ha consumido un minuto en su primera intervención.

El señor ANTONA GÓMEZ: ¿Está de acuerdo, señor Baltar, con el plan que nosotros hemos presentado en positivo y que usted no ha copiado o plagiado, aunque sean cinco de las diecisiete propuestas rigurosas que hemos hecho? ¿O usted va a acabar la legislatura con el libro de autocomplacencia, maquillando datos y no contando la realidad de las listas de espera sanitarias? Ahora, le voy a decir una cosa, señor Baltar: por mucho que a usted le duela -y he visto que le ha dolido-, con todo mi respeto y rigurosidad, señor Baltar, voy a seguir alzando la voz para aquellos pacientes que desesperan en una lista de espera sanitaria, para aquellos pacientes que inician un procedimiento y mueren antes de ser atendidos por el Servicio Canario de la Salud. Aunque a usted no le guste. Y no seré yo sospechoso de defender la gestión público-privada y la concertada, que creo que hay que ponerla al servicio de los pacientes. Pero usted debería ser riguroso y contar todo lo que los auditores, los expertos, le han dicho y que usted ha ocultado a la opinión pública.

Muchísimas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Antona.

Turno del señor consejero de Sanidad, señor Baltar.

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Gracias, señor presidente. Buenos días, nuevamente, señorías.

Bueno, pues, les pido disculpas si ha sonado a autocomplacencia lo que he dicho antes, pero yo no me estaba poniendo la medalla. Se la estaba poniendo a quien trabaja cada día por las tardes, los fines de semana y por las noches, pero veo que me he expresado mal. Le pido disculpas si entendió eso, pero, créame, no era autocomplacencia, no era autocomplacencia.

Ahora, no me diga usted que no utilizaba la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública. Está en los fundamentos de su... (Comentarios desde el escaño). Por favor, estoy hablando yo, discúlpeme, yo le he respetado...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señor Antona... Señor Baltar, déjeme que...

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Yo le he respetado...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): ¡Señorías!

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Yo le he respetado.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señor Baltar, un segundo, por favor.

Señor Antona, por favor, no interrumpamos al que tiene el uso de la palabra.

Puede continuar, señor Baltar.

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Disculpen que adopte este tono, pero es que no estoy acostumbrado. Nunca me habían tratado con esta agresividad, a pesar de que don Ignacio y yo tenemos cierta experiencia en pelearnos, pero no... No era este el tono, de verdad, señor Antona. Entiendo, insisto, que tendrá usted que hablar para determinada parroquia. Yo solo tengo que hablar de mis profesionales y su trabajo, y nuestros profesionales han conseguido unos resultados excepcionales. Y usted usaba esa fuente para los fundamentos de su interpelación.

Y, mire, tenemos más medidas: la actualización de las recomendaciones de indicaciones quirúrgicas, la estrategia de abordaje de la cronicidad, el proyecto de priorización, que es de lo que usted habla, porque a veces hablamos y hablamos y hablamos, pero con las desigualdades territoriales hay que tener muchísimo cuidado, porque tienen planteamientos difíciles y resoluciones muy difíciles, que son parte de esas consideraciones que usted hace ver. Yo no he filtrado esa auditoría, la habrá filtrado otro; yo no.

Pero, mire, pero, mire, pero, mire, hay un proyecto para la priorización en las listas de espera, de acuerdo con una monitorización y gestión de la prioridad basada en aspectos clínicos y psicosociales. Esto lo hablamos ya en una Comisión de Sanidad, ¿vale? Y existe incluso un proyecto de información profesionalizada y personalizada, sujeto a la norma de plazos. Y también se habló en una Comisión de Sanidad, a la que usted no asiste y, consiguientemente, entiendo que lo desconozca, pero se habló de ello.

Pero, mire, no me hable de determinadas cosas, porque yo nunca he alegado. Nosotros hemos hecho un esfuerzo y hemos bajado los números. Ustedes, con sus programas, cuando crecía la lista de espera en 1400, decían que era porque habían introducido mejoras en la sanidad. Mire, nosotros hemos introducido este año tan solo tres aceleradores lineales, un angiógrafo digital, cinco TAC, dos gammacámaras, siete mamógrafos, una sala de hemodinámica, 236 electrocardiógrafos, y no nos crece la lista de espera, decreció. Fíjese usted qué avance.

Y, segundo, nunca hemos ajustado la lista de espera de acuerdo con las reclamaciones al Estado. Podría llegar yo aquí ahora y decir que nuestra lista de espera habría bajado, no 10 000, 20 000, si nos dejaran usar los 300 millones, pero no. Miren, ustedes decían que con los 1400 millones que les debía el Estado no hubiesen subido los 1500. Entonces, señor Antona, vamos a repasar la historia y los programas.

Por supuesto que lo que aportó su representante se ha incorporado a los trabajos que tiene la mesa para la reducción de listas de espera, por lo menos una parte de ello. Y, si no, seguiremos trabajando, porque, créame, es excelente. Pero yo le recomendaría que en la próxima intervención se haga asesorar por él, porque es francamente importante.

Y, mire, no diga que no es usted sospechoso de barrer hacia los centros privados. Lo decía aquí la titular de su consejera de Sanidad: el final de las listas de espera pasa por los centros privados. Como total yo ya he llevado ese titular en la cabeza, pues, quiero decirle... (Comentarios desde los escaños ocupados por el GP Popular). Pero no, pero es que ustedes han dicho... (Prosiguen los comentarios). Mire, yo...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señores y señoras del Grupo Popular... Señor Baltar...

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Aquí realmente como...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Un segundo, señor Baltar...

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Me van a perdonar, yo venía...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señor Baltar, señor Baltar... ¡Señor Baltar!

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): No le oía, no le oía, perdóneme.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Señorías del Grupo Popular, por favor, respeten al que está en uso de la palabra, ¿vale? No se interpelen.

Gracias. Continúe, señor Baltar.

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo): Yo venía, créame, convencido de que de esta interpelación íbamos a sacar un nuevo foro de trabajo, de colaboración y de avance en un tema tan importante y tan grave, sobre todo ahora que en determinadas islas capitalinas hemos logrado que empiecen a bajar de forma muy significativa los datos y que están en marcha cuestiones que funcionan, en unos sitios mejor, en otros peor, porque no es autocomplacencia, es evaluación y resultados.

Veo que el tono, ojalá que no... lo he entendido de otra manera. Queda tendida mi mano, encantado de recibir cuantas sugerencias ustedes nos propongan.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Baltar.

Señora Rodríguez, me había pedido usted la palabra, por favor. Tiene usted un minuto.

La señora RODRÍGUEZ HERRERA (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

Señor Baltar, con todo mi cariño y mi respeto, hablaba anteriormente, en el punto anterior del orden del día, de transparencia. El Partido Socialista cree que es más transparente publicar las listas de espera cada mes que cada seis meses. ¿O me está diciendo usted a mí y al resto de canarios y canarias que es mejor esperar seis meses a ver cuándo nos toca o cómo evoluciona la lista de espera, a personas que están esperando por una operación, una hernia discal, una prueba diagnóstica? Nosotros creemos que no es así, señor Baltar, que la transparencia... Puede ser, ya no estoy discutiéndole casi ni los métodos que utiliza y que cada seis meses, cuando se publican esas listas, son creíbles, son veraces. Eso tendrá usted también que explicarlo y demostrarlo. Pero eso mismo, cada mes, señor Baltar. Eso es transparencia y es confianza de los ciudadanos, sobre todo cuando hablamos de salud, no tenemos que esperar seis meses. Por eso lo que planteaba no es una discusión, sino es un punto de vista y desde luego que desde el Partido Socialista mantendremos esa...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Rodríguez.

Tiene usted un minuto, señor Baltar.

El señor CONSEJERO DE SANIDAD (Baltar Trabazo) (Desde su escaño): Bien, señora Rodríguez, pues, con todo el cariño también, de corazón, le digo que permítame usted que la experiencia en gestión que le he demostrado con los cuadros acredite que a veces un exceso de publicidad a determinadas informaciones no es positiva para la gestión habitual. Lo dijimos en la primera Comisión de Sanidad, fue muy contestada por casi todos. Cada uno dirige con las herramientas, pero, créame, si nos tenemos que basar en los resultados, nuestra receta es la buena. La suya es la mala.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señor Baltar.

Queda finalizada esta interpelación.